El Parlamento pide por unanimidad un tratamiento singular para La Graciosa

El Parlamento de Canarias aprobó hoy con el apoyo unánime del pleno una proposición no de ley con una serie de peticiones al Gobierno de Canarias para asegurar que haya un tratamiento singular para la isla de La Graciosa que sirva para mejorar la calidad de vida de sus habitantes.

23/10/2014 Prensa

El debate contó con la participación de los diputados Fabián Martín, del Grupo Mixto, Manuel Fajardo, del Grupo Socialista Canario, Juan Pedro Hernández, del Grupo Nacionalista Canario, así como de la diputada del Grupo Popular Astrid Pérez.

El texto, presentado de forma conjunta por los grupos Nacionalista Canario, Popular, Socialista Canario y Mixto, “insta al Gobierno de Canarias a que colabore con el Cabildo de Lanzarote y con el Ayuntamiento de Teguise para la conformación de una pedanía en la isla de La Graciosa, entidad local menor sin personalidad jurídica, adscrita al municipio de Teguise”.

A su vez, se pide que se haga llegar al Gobierno de España la demanda de que “ante una modificación de la Ley 27/2013, de 27 de diciembre, de racionalización y sostenibilidad de la Administración Local, introduzca como supuesto singular de entidad local menor con personalidad jurídica el de una isla habitada: La Graciosa”.

Los diputados solicitan, así mismo, que se promueva con el Cabildo de Lanzarote y el Ayuntamiento de Teguise “el funcionamiento del Consejo de Ciudadanía de La Graciosa como una herramienta estable de participación ciudadana, necesaria para la gestión conjunta, entre colectivos e instituciones”.

También piden “impulsar la planificación de los recursos naturales y las modificaciones que se entiendan necesarias en el Plan Rector de Uso y Gestión (PRUG), así como de la reserva marina, para hacer compatible la vida de la población residente en La Graciosa y la conservación de los valores naturales, así como lo previsto en la disposición adicional quinta de la Ley 2/2013, de 29 de mayo, de renovación y modernización turística de Canarias”.

En este contexto, la proposición no de ley debatida y aprobada solicita a la Administración General del Estado que colabore con el Gobierno de Canarias, responsable de la conservación y ordenación de los espacios naturales de Canarias, “para garantizar a los ciudadanos de La Graciosa la realización de las diferentes actividades indispensables en el territorio de su propiedad: helipuerto, cementerio, caminos, agricultura, ganadería, gestión de residuos, implantación de energías alternativas, etc”.

Por último, el texto aprobado reclama “impulsar la constitución de un consorcio interadministrativo, en el que participen todas las administraciones implicadas, para la gestión de aquellas competencias que precisen un mayor nivel de coordinación. Las administraciones garantizarán la financiación de los diferentes servicios que atiendan las necesidades de la ciudadanía y de la conservación del entorno”.

Y también incluye que en la proyectada reforma del Estatuto de Autonomía de Canarias que se tramita en la Cámara, “quede clara la existencia de La Graciosa como isla habitada, sin perjuicio de su adscripción administrativa a Lanzarote”.

El Parlamento pide por unanimidad un tratamiento singular para La Graciosa.

El Parlamento pide por unanimidad un tratamiento singular para La Graciosa.