El Parlamento pide garantizar la inversión pública en infancia

El Parlamento de Canarias aprobó hoy, con el apoyo unánime del pleno, una proposición no de ley en la que se pide "garantizar la inversión pública en infancia, incluyendo medidas específicas que combatan la pobreza infantil y corrijan las desigualdades". En este sentido, se indica que este acuerdo "debe plasmarse en el aumento progresivo de los recursos destinados a la infancia en los presupuestos anuales de las diferentes administraciones".

12/11/2014 Prensa

La iniciativa aprobada apoya, además, la firma de un Pacto Canario por la Infancia, impulsado por Unicef Comité Español e invita a las administraciones públicas a adherirse al mismo.

En el debate participaron los diputados Román Rodríguez, por el grupo Mixto, Encarna Galván, por el grupo Socialista Canario, Flora Marrero, por el grupo Nacionalista Canario y Milagros Bethencourt, por el grupo Popular.

El texto presentado por todos los grupos parlamentarios propone crear “una comisión con representantes de todas las áreas de gobierno, coordinada desde la Consejería de Política Social, que emita un informe anual de evaluación del impacto sobre la infancia de los presupuestos de la Comunidad Autónoma, en aras de recortar la brecha social que está generando en los niños y niñas la actual crisis económica. Invitando también a los gobiernos insulares y municipales a realizar un análisis y seguimiento en los presupuestos destinados a la infancia y su evolución”.

Por su parte, el Parlamento se compromete a que “con carácter anual, y en el marco de la Comisión parlamentaria de Asuntos Sociales, se celebre una sesión sobre el estado de la situación de los niños/as en Canarias. Además, de cara a la próxima legislatura se propone la creación de una Comisión de Estudios sobre la Infancia en el Parlamento”.

Asimismo, la proposición no de ley propone “la elaboración de informes de situación de la infancia, con mecanismos de recopilación y análisis sistemático de datos, y en base a indicadores específicos desarrollados para medir el bienestar infantil desde un enfoque de derechos, con objeto de conocer en profundidad la realidad de este colectivo y poder hacer un seguimiento periódico tanto de la situación de la infancia y adolescencia como de las medidas implementadas”.

Desde la Cámara regional, se “reconoce la necesidad de elaborar planes municipales, insulares y autonómicos y/o políticas de infancia estableciendo prioridades y metas medibles basadas en las necesidades específicas de la infancia y se compromete a trasladar esta necesidad a las distintas administraciones”. De acuerdo con la proposición no de ley, “dichos planes deben disponer de las dotaciones presupuestarias necesarias para alcanzar los fines planteados”. En este contexto, insta al Gobierno de Canarias a concluir el proceso y poner en marcha el II Plan de Infancia.

En el ámbito de la educación, el Parlamento pide “a los gobiernos de Canarias y de España a favorecer las acciones dirigidas a garantizar una educación inclusiva y de calidad. Garantizando una oferta educativa en la primera infancia y las prestaciones adecuadas para los niños/as susceptibles de sufrir alguna limitación en su proceso de desarrollo. Incluyendo la mejora del sistema de becas para aquellas familias que no pueden hacer frente a ciertos gastos asociados con la escolarización de sus hijos”.

De manera paralela, la Cámara “reconoce la necesidad de crear y desarrollar estructuras de participación estables y continuadas a nivel municipal, insular y autonómico, que incluya la participación infantil y la participación de profesionales y colectivos involucrados en el trabajo de defensa y protección de los derechos de la infancia, y así se lo sugerirá a las administraciones correspondientes”.