Diario de Sesiones 37/2008, de fecha 11/6/2008
Punto 14

'· 7L/PO/P-0328 Pregunta de la señora diputada doña Francisca Luengo Orol, del Grupo Parlamentario Socialista Canario, sobre el sistema de promoción de la autonomía personal y atención a la dependencia, dirigida al Gobierno.'

'El señor presidente: Siguiente pregunta, de la señora diputada doña Francisca Luengo Orol, del Grupo Parlamentario Socialista, sobre el Sistema de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a la Dependencia, dirigida al Gobierno.'

'Señora Luengo, tiene la palabra.'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.'

'Pero voy a leer la pregunta, si usted lo estima bien, en el sentido que ha sido formulada por la diputada que le habla, como figura en el Registro de la Cámara.'

'¿Por qué el Gobierno de Canarias ha prescindido de los ayuntamientos, de los cabildos, de las organizaciones no gubernamentales y de los agentes económicos y sociales a la hora de implantar en Canarias el Sistema de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a la Dependencia?'

'Muchas gracias.'

'El señor presidente: Gracias, señora Luengo.'

'Señora consejera de Bienestar Social, señora Rojas de León, tiene la palabra.'

'La señora consejera de Bienestar Social, Juventud y Vivienda (Rojas de León) (Desde su escaño): Muchas gracias, señor presidente.'

'Señoría, señora diputada, coincido con usted en una cosa: a la hora de implantar la Ley de Dependencia en Canarias, porque ya es una realidad, la implantación de la Ley de Dependencia en Canarias; pero no puedo estar de acuerdo ni tan siquiera con el enunciado de su pregunta, puesto que no solo estamos trabajando con los ayuntamientos, los cabildos, las asociaciones, el Cermi, los sindicatos, todos los agentes sociales, y todo ello bajo el marco y el paraguas del Consejo General de Servicios Sociales.'

'Muchas gracias.'

'El señor presidente: Gracias, señora consejera.'

'Señora Luengo, tiene la palabra.'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.'

'Mire, señora consejera, yo la he oído hoy en la Cámara decir a doña Rosa Rodríguez, la diputada del Grupo Popular, que va a iniciar un proceso de descentralización administrativa. Creo que eso es verdad. Por tanto, señora consejera, lo primero que tiene que decir públicamente es que se ha equivocado.'

'La pregunta viene, la pregunta viene, porque los hechos dicen otra cosa. Yo le estoy diciendo continuamente la gran desorientación en la que está usted inmersa en su departamento, el desnorte que tiene su departamento en cuanto a la Ley de Dependencia, señora consejera.'

'Mire, primer paso que da. Cada paso que da usted lo encharca. Primero, los fondos que vienen del Estado, a diferencia de su antecesora, doña Marisa Zamora, que sí creó servicios nuevos, usted se ha quedado con el dinero. Segundo paso, el decreto que regula el reconocimiento del derecho a la dependencia en Canarias, y la Administración es eminentemente procedimientos escritos, no basta hablar, como usted dice, del Consejo General de Servicios Sociales, es el procedimiento, y en ese procedimiento, donde los ciudadanos le solicitan a usted el reconocimiento y las prestaciones, obvia a los ayuntamientos y cabildos, ni los menciona, ni los menciona. Pero lo que sí hace es política con ellos, culpándolos, como dice hoy, de que el cabildo llega tarde, haciendo política con el sufrimiento humano y con una deslealtad institucional que no tiene nombre, señora consejera.'

'Yo le voy a decir: ¿usted desconoce al día de hoy la Ley de Servicios Sociales, de Canarias, la de 1987? Pues esa ley pone a los ayuntamientos en la puerta de entrada de los servicios sociales. ¿Usted desconoce la Ley de Cabildos, que nos separa del sistema continental? Tienen las competencias en servicios sociales especializados, y usted ha prescindido, usted ha vuelto a centralizar en usted todo el sistema de la Ley de Dependencia, que hace ese decreto ilegal por oponerse a esas leyes e ineficaz, porque si usted ha computado, como yo he hecho, lo que tarda en tramitar un expediente en ese decreto, un año, teniendo mucha suerte. Luego, muchas de las personas dependientes morirán en el intento, señora consejera. Si es verdad lo que usted ha dicho a la representante del Partido Popular, derogue el decreto, vuelva a empezar, dígalo públicamente, señora consejera, señora consejera, y siga la pauta que le dice el Grupo Socialista. Pero, además, le digo: inste a las ONG, inste a los agentes sociales, porque todos ellos, incluso las órdenes religiosas, son importantes para implantar el sistema en Canarias. De lo contrario, está como está usted hasta el día de hoy: haciendo aguas por todos los lados.'

'Muchas gracias.'

'(Aplausos.)'

'El señor presidente: Gracias, señora diputada.'

'Señora Rojas de León, señora consejera, tiene la palabra.'

'La señora consejera de Bienestar Social, Juventud y Vivienda (Rojas de León) (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.'

'Señora Luengo, ¿ha estado usted últimamente fuera de Canarias?, ¿ha estado usted fuera?, porque es que realmente no se ha enterado de nada.'

'Mire una cosa, señora Luengo, no le voy a pedir a usted cordura y serenidad para la implantación de esta ley, porque ya veo que no va a ser posible, y llevo 10 meses pidiéndosela, pero afortunadamente el Gobierno de Canarias, que es quien realmente tiene que estar por encima, sí que la tiene. Mire, ha dado usted nada más que de enero a esta parte de seis a siete ruedas de prensa, de seis a siete ruedas de prensa, y todas ellas para lo siguiente. Primero para decir, por ejemplo -como está diciendo hoy-, señorías, que nos hemos quedado o que me he quedado con 7,5 millones de euros que nos ha dado el Estado el año pasado, en el 2007. Señorías, como ustedes se podrán imaginar, supongo que todo el mundo entiende que no me he podido quedar con 7,5 millones. Lo primero que sabe es que está perfectamente justificado al ministerio y que en estos momentos todas las personas dependientes de Canarias que están cobrando están cobrando de ese dinero y, además, con carácter retroactivo. Primera afirmación errónea suya. La segunda, hablando de los agentes sociales, ¿por qué le digo que usted no ha estado en Canarias?: porque precisamente hemos modificado el decreto en el que solo los trabajadores sociales de los ayuntamientos podían hacer esos informes sociales. Y lo hemos modificado, señoría, y me gustaría que usted estuviera al tanto de lo que se ha aprobado el jueves pasado en el Consejo General de Servicios Sociales, que, además, ya que tanto le preocupa, su obligación es estar al tanto.'

'Por último, señoría, yo espero que usted sea capaz de pedir disculpas a la opinión pública por todas las afirmaciones erróneas que ha ido haciendo al respecto de la Ley de Dependencia, porque mientras esta consejera sí ha tenido la responsabilidad y la prudencia de incluso no contar a la opinión pública cuáles son las debilidades de esta ley, precisamente para no generar falsas expectativas, cosa que usted ha hecho lo contrario, lo último ha sido que en la última comisión parlamentaria la diputada me acusa de que no atiendo a las mujeres que, a su vez, atienden a las personas dependientes y que además las maltrato porque no les pago esa prestación. Señoría, usted tiene que decirle a la opinión pública canaria que la Ley de Dependencia no paga prestación a las personas que atienden a los dependientes. ¡Es a las personas dependientes a quienes paga la ley! ¡Esa es una debilidad de la ley! Es a las personas dependientes, y las personas dependientes son las que pagan a su vez el servicio que reciben, como pueda ser la ayuda de un familiar. Por lo tanto, señoría, yo sí espero esas disculpas públicas suyas.'

'Y estar, desde luego, de acuerdo con usted en lo siguiente: la Ley de la Dependencia, señorías, en Canarias ya es una realidad. Está implantada a pesar de la poca financiación y previsión del Estado -no les voy a contar hoy porque no tenemos tiempo-, del Estado para esta ley y también a pesar del Partido Socialista Canario.'

'Muchas gracias.'

'(Aplausos.)'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): ¡Señor presidente!'

'El señor presidente: Sí, dígame, señoría.'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): ¿Me puede dar un minuto para aclarar? No, no, sí, yo creo que es un tema importante...'

'El señor presidente: No, no...'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): ...porque he dicho "que se ha quedado con ello", y yo quiero aclarar que quedarse con ello no es que se lo lleve la señora consejera.'

'El señor presidente: No, señora Luengo...'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): ¿Entiende? No es que se lo lleve la señora consejera, como ella ha querido dar a entender.'

'El señor presidente: Yo le ruego...'

'La señora Luengo Orol (Desde su escaño): Aclarar eso.'

'El señor presidente: Claro, efectivamente, yo le ruego, señora Luengo, y además como compañero de Mesa se lo pido, en el turno de preguntas no hay posibles alusiones, son dos personas que intervienen. En cualquier caso, si usted tiene algo que alegar, puede solicitar en otro momento del Pleno, pero en el turno de preguntas está acordado que solo se ven las preguntas. Si hay otra cosa que aclarar, puede ser en otro momento, por los procedimientos establecidos en el Reglamento.'

'Muchas gracias.'