Diario de Sesiones 12/2011, de fecha 25/10/2011
Punto 10

· 8L/PO/P-0088 Pregunta del señor diputado don Emilio Mayoral Fernández, del Grupo Parlamentario Socialista Canario, sobre reestructuración de los órganos directivos de la consejería, dirigida al señor consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad.

El señor presidente: Siguiente pregunta, del señor diputado don Emilio Mayoral Fernández, del Grupo Parlamentario Socialista Canario, dirigida al señor consejero de Educación.

Don Emilio.

El señor Mayoral Fernández (Desde su escaño): Muchas gracias, señor presidente. Señor consejero.

¿Tiene intención de reestructurar los órganos directivos de la Consejería de Educación? Y en caso afirmativo, ¿qué objetivos persigue?

El señor presidente: Gracias, don Emilio.

Señor vicepresidente del Gobierno.

El señor vicepresidente del Gobierno y consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad (Pérez García) (Desde su escaño): Señoría, la respuesta es que sí. Lo habíamos expuesto ya en anteriores comparecencias.

Desde luego, aunque no tuviésemos intención específica de acometer esto en el ámbito de la educación, simplemente por la integración de distintas áreas de gobierno en esta consejería, ya, solo por ello, hubiese sido necesaria una reforma en la estructura orgánica.

Pero, refiriéndome precisamente, exclusivamente, a la educación y a las universidades, sí hemos anunciado una reforma de esta estructura. Por varias razones: primero porque lleva más de 20 años con la misma estructura y creo que los tiempos han cambiado, y por supuesto el contenido de la gestión pública de los sistemas educativos también ha ido variando, y eso exige algunos ajustes importantes que nos hemos propuesto llevar a cabo. Siempre bajo la premisa de que no habrá más cuadros directivos, que es un objetivo del Gobierno que nos hemos trazado entre todos; y también desde la premisa de que lo que se va a buscar en este caso es una mejor respuesta a los propios objetivos de la política educativa que hemos avanzado por parte del Gobierno; o, lo que es lo mismo, en sintonía, en este caso concreto para las áreas que nos corresponden, con la propuesta general que ha hecho el Gobierno de Canarias en la propia reforma de su estructura orgánica.

En sustancia, vamos a mantener, como digo, las mismas direcciones generales en cuanto a número, vamos a mantener la misma estructura de viceconsejerías y la alteración se producirá básicamente en el contenido preciso de esas direcciones generales. Ya les anuncio que de entrada dos de ellas se dedicarán exclusivamente a la gestión de recursos e infraestructuras -recursos humanos e infraestructuras- y también de recursos materiales, y las tres restantes lo harán modificando su componente actual en materia de gestión educativa. Simultáneamente, llevaremos a cabo un proceso de traducir lo que era la herencia de las antiguas delegaciones del Ministerio de Educación a nivel territorial en direcciones del territorio, pero esta vez del territorio a nivel autonómico: una para la gestión de los recursos y otra para la educación. pero, insisto, siempre bajo la premisa de que esto ni supone incremento de la unidades directivas ni supone tampoco incremento en el correspondiente gasto.

El señor presidente: Muchas gracias, señor vicepresidente del Gobierno.

Don Emilio Mayoral.

El señor Mayoral Fernández (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

Efectivamente, como ha dicho, la estructura de la Consejería de Educación y sus órganos directivos ha variado poco a lo largo de estos últimos años. Recuerdo aquel primer equipo de educación con la Dirección General de Promoción Educativa, que es la que se integró posteriormente en Ordenación, actualmente, y la constitución de la Dirección General de FP. Esos son básicamente los cambios.

Y, bueno, en la estructura que usted plantea yo creo que hay que destacar principalmente el hecho de que las direcciones territoriales de Educación, herederas de aquellas antiguas delegaciones provinciales de Educación, por fin van a estar en un plano de igualdad, reconociéndose nuestro hecho insular, que hasta ahora se había mantenido todavía provincializado. Por lo tanto, creo que ahí es un tema que nos pone al día.

Y también, en cuanto al sistema del cambio, cambio de contenido, de las direcciones generales, en cuanto a lo que son competencias transversales, de infraestructuras y de personal, se refieren a todo el sistema y luego una especialización por dirección general, de Primaria, Secundaria, Formación Profesional y Enseñanza Superior, pues, también es otro esquema, que, bueno, que yo creo que se adapta también a las necesidades actuales del sistema educativo.

Pero me permite que plantee una duda en cuanto a este último reparto de la enseñanza superior, que es que se pretende ahí incluir los ciclos formativos de grado superior con las enseñanzas universitarias. Es verdad que ambas son enseñanza superior, pero también es verdad que los ciclos formativos de grado superior son Formación Profesional, y esto se quedaría desgajado de la Dirección General de Formación Profesional. No sé cómo ensamblaría en este caso las competencias o las funciones de los cargos directivos de esas dos direcciones generales. Y esa es un poco la duda en cuanto al esquema de la organización que nos plantea y que nos propone el señor consejero en este nuevo... Que efectivamente mantiene el mismo número de direcciones generales, pero me gustaría, porque no veo muy clara esta última distinción.

Muchas gracias.

El señor presidente: Muchas gracias, don Emilio.

Sí, sí, señor vicepresidente.

El señor vicepresidente del Gobierno y consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad (Pérez García) (Desde su escaño): Darle el propósito que nos movió y que nos mueve, que es modernizar lógicamente estas estructuras, aunque inicialmente puedan ser chocantes con las tradiciones. Pero tenga en cuenta que la enseñanza superior hoy en toda Europa no es exclusivamente universitaria. Es más, en el actual esquema de funcionamiento de la enseñanza superior nos encontramos posibilidad de titulación y paralelismo mutuo en cuanto a...

El señor presidente: Muchas gracias, señor vicepresidente.