Diario de Sesiones 16/2011, de fecha 13/12/2011 - Punto 30

· 8L/PNL-0041 Proposición no de ley de los Grupos Parlamentarios Popular, Nacionalista Canario (CC-PNC-CCN), Socialista Canario y Mixto, sobre paralización de las obras y del proyecto de infraestructuras en la montaña de La Muda.

El señor presidente: Vamos a ver una proposición no de ley, según me comunican los compañeros de la Mesa, que es la 41: de los Grupos Popular, Nacionalista Canario, Socialista Canario y Mixto, sobre paralización de las obras y proyecto de infraestructuras en montaña de La Muda.

Parece que hay un acuerdo de defensa de cinco minutos cada grupo para defensa de la moción, se comparten el tiempo.

Grupo Mixto, don Román Rodríguez.

(Abandona su lugar en la Mesa el señor presidente. Ocupa la Presidencia el señor vicepresidente primero, Cruz Hernández.)

El señor vicepresidente primero (Cruz Hernández): Don Fabián Martín, por el Grupo Mixto.

El señor Martín Martín: Muchas gracias, señor presidente.

Esta es una proposición no de ley que se presenta por consenso de todas las formaciones políticas, con lo cual yo creo que se puede ahorrar en mucho el debate.

Una cuestión que afecta de manera específica, en este caso, a la isla hermana, en este caso de Lanzarote, de Fuerteventura y que viene refrendada por una serie de acuerdos, bien plenarios, de cabildos, de ayuntamientos o incluso de Senado.

La proposición no de ley en su texto explicita de manera muy evidente a quién se insta, en este caso al Gobierno de Canarias, para que se dirija al Ministerio de Defensa para reclamar la paralización inmediata de unas obras en el parque, en el espacio natural protegido de Vallebrón, que parece ser que es una reivindicación conjunta de todas las instituciones locales y, especialmente, del cabildo, como así lo ha hecho recoger en su acuerdo plenario de fecha 25 de febrero y además apoyado, una vez más, el 25 de noviembre de 2011.

A su vez lo que se pretende es apoyar la declaración de Canarias como Zona internacional de cultura de paz y derechos humanos.

Con lo cual, si todos los grupos parlamentarios lo tenemos a bien apoyar, pues, el Grupo Mixto también lo hará con su voto.

Muchas gracias.

El señor vicepresidente primero (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

Por el Grupo Parlamentario Socialista Canario... ¿Interviene el Grupo Parlamentario Socialista Canario? Don José Ignacio Álvaro Lavandera, por tiempo de cinco minutos, tiene la palabra.

El señor Álvaro Lavandera: Gracias, señor presidente. Buenas tardes, señorías.

Para mí, como majorero, un honor y una gran responsabilidad el poder intervenir sobre este asunto.

Como ya se expone en los antecedentes de la proposición no de ley, las solicitudes realizadas desde el Gobierno de Canarias y el Cabildo de Fuerteventura reclamando la paralización de las obras que se están realizando en la montaña de La Muda, dentro del ámbito del paisaje protegido de Vallebrón, ya han sido realizadas, que, no por ello, tenidas en cuenta. Solicitudes realizadas desde el razonamiento y la conciencia de la importancia de la seguridad, ofreciendo alternativas. Unas alternativas que deben ser escuchadas, estudiadas y asumidas por Defensa, a la vista de los planteamientos lógicos y consensuados realizados por las administraciones de Fuerteventura.

Y permítanme que me detenga un minuto para poner en valor el lugar del que hablamos. Vallebrón representa una unidad geomorfológica de relieve en cuchillo, característica de Fuerteventura, de gran belleza y valor paisajístico. Alberga el vértice de La Muda, que, con sus 690 metros, es una de las mayores alturas de su entorno, constituyendo un punto de referencia de importancia para el territorio que ocupa.

Este espacio fue declarado por la Ley 12 de 1987, de Declaración de Espacios Naturales de Canarias, como paraje natural de interés nacional de Laderas de Vallebrón, y reclasificado por la Ley 12 de 1994, de Espacios Naturales de Canarias, como paisaje protegido, ocupando una superficie total de 1.679,6 hectáreas.

Señorías, el concepto de defensa nacional se fundamenta en la Constitución española y vincula a toda la sociedad en la salvaguarda de la soberanía e intereses nacionales. Concierne a todos los componentes del Estado, a los ciudadanos como individuos, a la sociedad articulada a través de todos sus elementos constitutivos y a los poderes públicos. Es por ello que la seguridad nacional es una responsabilidad colectiva, de las administraciones públicas y de la sociedad, una responsabilidad en la que las fuerzas armadas tienen, obviamente, un papel relevante, al igual que los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado.

Pero, señorías, sin querer entrar en este momento a debatir el importante papel de nuestras fuerzas armadas, conviene incidir, al igual que lo hace la proposición no de ley que hoy debatimos, en la moción aprobada por el Senado, en julio del 2010, a iniciativa del Grupo Socialista, por la que se insta al Gobierno a respaldar el impulso de las administraciones autonómicas, insulares y locales para hacer realidad el proyecto de creación en la Comunidad Autónoma de Canarias de una Zona internacional para la cultura de paz y derechos humanos. Una iniciativa basada en la Ley 27/2005, de Fomento de la Educación y la Cultura de la Paz, y en el plan de derechos humanos del Gobierno de España.

Señorías, la cultura de paz sitúa, en primer lugar y en primer plano, los derechos humanos, el rechazo a la violencia en todas sus formas y la adhesión a los principios de libertad, justicia, solidaridad y tolerancia, y Canarias, con esta iniciativa, quiere convertirse en un espacio internacional de referencia para la cultura de paz. La Zona internacional para la cultura de paz y los derechos humanos se propone como el puente y el lazo de hermandad entre los pueblos, los Estados y las personas, sirviendo de espacio para la reflexión y la generación de ideas, propuestas, actuaciones y experiencias dirigidas a materializar y hacer efectivos los derechos humanos en todos los ámbitos sociales, económicos y culturales. Una declaración tal vez incompatible con la realización de determinadas actividades, como son las maniobras militares, que con demasiada frecuencia se producen en el territorio, costas y aguas de Fuerteventura.

Y permítanme la licencia aquí de recordar, aunque no sea objeto de este debate, la demanda histórica de la población de Fuerteventura y en especial del municipio de Pájara para el cierre inmediato y definitivo del campo de tiro ubicado en dicho término municipal y su catalogación como suelo de protección natural de especial y alto valor paisajístico y su declaración de espacio natural, ya sea autonómico o nacional.

Muchas gracias.

El señor vicepresidente primero (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

Por el Grupo Nacionalista, don Nicolás Gutiérrez, por tiempo de cinco minutos, tiene la palabra.

El señor Gutiérrez Oramas: Gracias, señor presidente. Buenas tardes, señorías.

En primer lugar, como majorero, quería dar las gracias a los portavoces de los grupos parlamentarios, a los presidentes y a todos ustedes, señorías, por haber firmado esta proposición no de ley que se presenta y que se debate esta tarde en este Parlamento de Canarias, dando un ejemplo de coherencia y de solidaridad con nuestra isla. Gracias a todos en su nombre.

Con las características que se acaban de señalar por el compañero del Partido Socialista, creo, evidentemente, que a nadie le debe extrañar que los majoreros queramos defender nuestro territorio. Ha hecho referencia a la montaña de La Muda, que es lo que nos ocupa, y también al campo de tiro de Pájara. Se ha hecho un pequeño esbozo de lo que significa para los majoreros lo que es Vallebrón y lo que es la montaña de La Muda. Por lo tanto, creo que tenemos derecho, con la colaboración de todos ustedes, a defender nuestro territorio.

Les pido memoria, como dice Yeray Rodríguez, en una de sus muchas décimas espinelas que canta últimamente, y les pido memoria para decir que el pueblo de Fuerteventura se ha opuesto desde el principio a las obras que se han realizado, que están realizadas ya, en la montaña de La Muda. Supongo que muchos de ustedes recordarán -y si no se lo recuerdo yo- aquel eslogan que se convirtió en un referente no solo en la isla sino en toda Canarias: La Muda habla. Esperemos que esta vez seamos capaces de llevar hasta el Ministerio de Defensa y que el Ministerio de Defensa tenga en cuenta lo que se viene solicitando, como bien se ha dicho anteriormente, por el cabildo, asociaciones de vecinos y lo que son las instituciones de la isla de Fuerteventura. No volvamos a dejar muda a La Muda. Permitamos que hable y permitamos que el Ministerio de Defensa tenga en cuenta lo que se le está pidiendo.

Lo que quiere hacer el Ministerio de Defensa, según lo que ha comunicado al Cabildo Insular de Fuerteventura, es asfaltado y hormigonado de una carretera de 2.230 metros de longitud y 4 de anchura, una plataforma de 600 m2, una segunda plataforma de 346 m2 y una zona de estacionamiento de 544 m2. Un total de 1.400 metros que se unen a los que se encuentran ya vallados de 728.

Estamos hablando, como bien ha dicho el compañero, de un espacio que para los majoreros es significativo: el cuchillo de Vallebrón. Por lo tanto, creemos que es importante y por eso el agradecimiento que les hago a todos los grupos de la Cámara, que hayan apoyado y que estén apoyando esta proposición no de ley. Lo único que estamos pidiendo es que se traslade lo que es la instalación de estas antenas. Estamos hablando de que existen ya zonas adecuadas, con lo que son las infraestructuras, las carreteras, para llegar hasta ellas, y que, por l o tanto, el Ministerio de Defensa lo que haga es un traslado y la instalación de estas nuevas antenas, que parece ser que van a ser 11, según han comunicado verbalmente.

Por lo tanto, creemos que es importante tener en cuenta las solicitudes que se están haciendo de parte de las instituciones de toda la isla. Como bien se ha dicho, el Pleno del Parlamento de Canarias, el día 22 y 23 de marzo de 2011, aprobó una PNL también, la 292, en la que se instaba al Ministerio de Defensa para que no se realizaran obras nuevas. Sospechosamente, el día 21 de noviembre comenzaron esas obras.

Esta iniciativa, por lo tanto, repito, va dirigida, no a que no se instalen las antenas, a que se instalen en los sitios en los que ya el cabildo ha hecho un plan de actuación y que, por lo tanto, pone a disposición, no solo eso, sino la realización de alguna infraestructura para que puedan servirse de ese espacio. Recordar que algunas instituciones, como Radio Ecca o el Consorcio de Abastecimiento de Aguas, han retirado ya material de la montaña de La Muda para intentar recuperar ese espacio, reconvertirlo en una zona de descanso para uno de los senderos que cruzan la isla y que está potenciando ahora mismo el Cabildo de Fuerteventura.

Repito, gracias a todos por apoyar esta iniciativa, en nombre del pueblo de Fuerteventura.

El señor vicepresidente primero (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

En nombre del Grupo Parlamentario Popular, doña Águeda Montelongo, por tiempo de cinco minutos, tiene la palabra.

La señora Montelongo González: Gracias, señor presidente.

Señorías, también como majorera me sumo a esta iniciativa para defender los intereses del pueblo de Fuerteventura y de la isla de Fuerteventura.

Miren, como ustedes saben, la isla de Fuerteventura es una isla muy llana, rodeada de playas maravillosas y con un entorno y con una orografía muy llana. Sin embargo, las cuatro, cinco, seis, siete montañas que hay en Fuerteventura, cada una tiene una historia y ha venido a esta Cámara. Hemos traído a esta Cámara la montaña de Tindaya, hemos traído a esta Cámara la montaña de Tebeto, hemos traído a esta Cámara la montaña Rayada, hemos traído a esta Cámara la montaña Verodes y hoy, por segunda vez, viene la montaña de La Muda.

Estamos todos de acuerdo en que en un paisaje protegido, si existen alternativas donde poder ubicar unas instalaciones, pues, se busquen. Eso es de sentido común. Ahora bien, nosotros, desde el Grupo Popular, sí que no queremos demonizar, como muchas veces se hace, al Ejército, porque hay algo que está por encima de todo, y es una cuestión, la defensa nacional, y sobre todo en una situación geoestratégica como la que tienen las islas Canarias.

Dicho esto, hay que recordar que, si bien en los años 90 había quienes se encadenaban y tuvieron que ser retirados incluso por la Guardia Civil por colocar esas antenas en la montaña de La Muda, no se encadenaron cuando se colocó la antena para Radio Ecca; no se encadenaron cuando se colocaron las instalaciones del propio Consorcio de Abastecimiento de Aguas. Los mismos que se encadenaban luego lo permitieron. Con ello solo quiero decir que no hay que demonizar al Ejército. El impacto es exactamente igual, una antena de Radio Ecca que una antena del Ejército. El impacto es exactamente igual, en un espacio natural protegido, una caseta del Consorcio de Abastecimiento de Aguas de Fuerteventura que la del Ejército. Bien es verdad, bien es verdad que con consenso y diálogo se ha conseguido que Radio Ecca y el propio Consorcio de Abastecimiento de Aguas de Fuerteventura hayan buscado otros emplazamientos y se esté buscando una situación mejor. Y eso es lo que estamos pidiendo, en este caso, al Ministerio de Defensa: que se estudien alternativas, que las hay. Hay espacios donde se pueden ubicar y donde se puede seguir garantizando la colocación de esas antenas, que, como digo, señorías, son asuntos importantes para el interés de la defensa nacional.

Por lo tanto, no creo que haya que buscar o sacar de contexto algo que es algo natural y de sentido común. No entiendo que se aproveche o que se hagan discursos de la excesiva militarización de Fuerteventura. Creo que estamos yéndonos a tiempos pretéritos, gracias a Dios ya superados para algunos. Por lo tanto, creemos que lo que hay que pelear, no solamente es desde este Parlamento, sino también instar al Gobierno de Canarias. No hemos oído levantar la voz del Gobierno de Canarias, con el presidente al frente, ante el Ministerio de Defensa, que estoy convencida de que a partir del día 20 va a tener una mejor recepción todo lo que llegue desde Canarias, para que de verdad, de verdad, la montaña de La Muda siga conservando o siga teniendo ese paisaje tan bonito, tan significativo y de un gran y alto valor paisajístico, no solamente para todos los majoreros, sino para los 2 millones de turistas -a los que estamos próximos a llegar- que nos visitan.

Por lo tanto, sumarnos -cómo no- a esa negociación para que se busque un emplazamiento y, por supuesto, sumarnos para que Canarias sea esa Zona internacional de cultura de paz y de derechos humanos. ¿Habrá gente más noble que la canaria? Yo creo que no, esa declaración nos la merecemos y debemos de estar ahí donde nos merecemos: en la Unesco.

Muchísimas gracias.

El señor vicepresidente primero (Cruz Hernández): Gracias, señora diputada.

Señorías, pasamos a votar la proposición no de ley de los Grupos Parlamentarios Popular, Nacionalista Canario, Socialista Canario y Mixto, sobre paralización de las obras y del proyecto de infraestructuras en la montaña de La Muda. Se inicia la votación (Pausa).

Señorías presentes, 44; votos a favor, 44.

Se aprueba por unanimidad.

Señorías, se suspende la sesión hasta mañana a las nueve y treinta de la mañana.

Se levanta la sesión.

(Se suspende la sesión a las veinte horas y treinta minutos.)

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/PNL-0041 Sobre paralización de las obras y del proyecto de infraestructuras en la Montaña de la Muda.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico