Diario de Sesiones 56/2012, de fecha 24/10/2012 - Punto 8

· 8L/PNL-0131 Proposición no de ley de los Grupos Parlamentarios Nacionalista Canario (CC-PNC-CCN) y Socialista Canario, sobre la subvención para la desalación de agua en Canarias.

El señor presidente: Siguiente proposición no de ley: del Grupo Nacionalista Canario y Socialista Canario, sobre la subvención para la desalación de agua.

Doña Claudina Morales, por el Grupo Nacionalista, tiene la palabra.

La señora Morales Rodríguez: Gracias, presidente. Señorías.

Si en la anterior proposición no de ley se llamaba a unas fotografías, a unos montajes fotográficos, de determinada manera, cómo podríamos llamar al asunto que traigo hoy aquí, a esta casa, y es el de la subvención a la desalación de aguas en Canarias.

Como ustedes bien saben, en los Presupuestos Generales del Estado, en la propuesta de Presupuestos Generales del Estado para el 2013, el Gobierno del Estado español ha eliminado de sus partidas presupuestarias en su totalidad la partida que históricamente venía destinada a ayudar a la desalación, a través de una subvención, a la desalación de agua en Canarias, para equilibrar los costes que tenemos del agua con otras zonas donde no tienen las necesidades que tenemos nosotros.

Y por eso traigo aquí esta proposición no de ley, porque entiendo que este Parlamento debe pronunciarse de forma unánime nuevamente. Y digo nuevamente porque ya, en el 2011, se presentó por parte del Partido Popular una proposición no de ley en el sentido...; y en esos momentos era menos grave, porque la proposición no de ley del Partido Popular lo que venía a decir es que en el 2012, en los Presupuestos del 2012, se contemplara la misma partida que tiene el 2010. En esos momentos estamos hablando de una partida de 9.700.000 euros y en estos momentos estamos hablando de la eliminación total de la misma. Por eso digo que traigo esta proposición no de ley, para que este Parlamento, una vez más, por unanimidad de todos sus miembros, exijamos al Gobierno del Estado que mantenga íntegra la partida que estaba presupuestada en el 2010 para la desalación de agua.

Señorías, voy a leerles un texto en el que dice lo siguiente y en el que voy a basarme para justificar esta proposición no de ley, y que igual a ustedes les va a sonar de algo, en el que dice, señorías: "Esta brusca caída de la subvención estatal, sin precedentes en la serie histórica, ha elevado, con razón, al sector de la desalación de agua en Canarias y estos mismos han advertido que esto traerá como consecuencia inevitable el incremento de la tarifa del agua potable en Canarias.

Señorías, no creo que haya que recordar la importancia y la trascendencia que un elemento como el agua potable posee para Canarias y para todos los canarios. Históricamente ha sido un recurso escaso, y es gracias a la introducción de medios y recursos para la desalinización en las últimas décadas por lo que hemos sido capaces de garantizar su disponibilidad. Conviene tener presente que en islas como en Lanzarote o Fuerteventura el 98% del agua que se consume es procedente de agua desalada de mar, con lo cual esto supone que en ningún sitio de España, en ningún sitio de España, sucede lo que sucede en islas como Fuerteventura o Lanzarote. Por ejemplo, en Almería el metro cúbico sale a 0,3 y en la isla de Fuerteventura sale a 0,6, y esto es porque el Cabildo de Fuerteventura ya aporta una subvención importante a la desalación de agua de mar.

Por tanto, señorías, no tenemos que perder de vista en esta Cámara la importancia de la desalación de agua en Canarias y lo que repercute en el balance de toda España. España es el quinto país de Europa en desalación de agua, precisamente por los datos de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Y no solo debemos atender a la desalación de agua potabilizada para el consumo humano sino, como decía, el agua desalada en Canarias repercute en todos los sectores estratégicos: los agricultores en el campo utilizan para regar agua desalada; el ganadero, para darle de comer al ganado, agua desalada; cuando se abre un grifo en un hotel del sector turístico de Canarias se consume agua desalada. Por lo tanto, esto es lo que ha hecho que el sector de la Asociación de Gestión de Agua Urbana en Canarias haya alertado de que esta caída drástica de la subvención del Gobierno de España en Canarias supone una amenaza para los ciudadanos, pero también para todos estos sectores estratégicos que he nombrado anteriormente.

Por lo tanto, esta preocupación, que entiendo que es compartida por todos y cada uno de los grupos de esta Cámara, ha sido de interés y debatida en múltiples iniciativas en el Congreso".

Sigo más abajo. Dice: "sin embargo, hoy, con independencia de las promesas de la ministra y felicitaciones de partido, el resultado es que la restricción efectiva -en esta intervención que estoy leyendo ponía el 30%, ahora estamos hablando del 0%- a la desalación de agua desalada hoy es una realidad, y esto, señorías, va a ocasionar, y es lo que nos tiene que preocupar, un incremento en el recibo del agua en los hogares canarios. Esto es y no de otra cosa de lo que estamos hablando, porque conviene recordar, porque he oído muchas veces en esta Cámara lo que dan de sí dos diputados en Madrid... No, miren, esto no tiene nada que ver con 2, 3 o 4 diputados en Madrid; esto es un derecho que tenemos. Esto es un derecho que no tenemos que conquistar y que viene reflejado en el Régimen Económico y Fiscal de Canarias, refrendado en el Estatuto de Autonomía y reflejado en la Constitución española, porque tenemos unas características diferenciadas con el resto del territorio peninsular.

Por lo tanto, no vengo aquí a ver lo que unos consiguieron, el otro pidió; esto es un derecho que tenemos los canarios. Y, por lo tanto, señorías, creo que esta deuda de más de 4 millones de la que se hablaba en su momento tiene que tener el apoyo unánime de esta Cámara para solicitar al Gobierno de España que se compense inmediatamente. Porque, como decía, no estamos hablando de cualquier cosa, estamos hablando del agua, algo necesario para la vida en Canarias.

Una proposición que únicamente reclama el cumplimiento de nuestro Régimen Económico y Fiscal y que podamos evitar una subida a los hogares canarios en el recibo del agua. Porque, como ustedes saben, ya les ha subido el recibo de la luz; como ustedes saben, el hogar canario tiene a más de 3 y 4 miembros de su familia en paro. La subida del recibo del agua sería algo imperdonable, señorías.

Por lo tanto, estoy convencida de que nadie en esta Cámara hoy puede hacer oídos sordos o mirar para otro lado a algo que nos corresponde por derecho y algo que tenemos que reclamar todos juntos, hombro con hombro.

Somos conscientes de que en el 2010 ya nos quitaron parte de la subvención y vamos a hacer ese sacrificio, pero en la medida en que no consigamos esta subvención igual que en el 2010 estaremos diciendo hoy aquí, las personas que voten en contra, que están siendo corresponsables con la subida inevitable del recibo del agua en los hogares canarios. Ahora estamos hablando de la vida de los canarios, de los sectores estratégicos de Canarias, estamos hablando del agua, algo que nosotros necesitamos desalar casi por imperativo legal".

Bueno, señorías, esto que acabo de leer no es de mi cosecha, es la defensa que hacía la señora Montelongo González cuando presentaba una proposición no de ley el 28 de septiembre del año pasado. Fíjese usted, hace exactamente un año. Esta proposición no de ley venía porque, como decía al principio, se había reducido la partida presupuestaria que había para la desalación de agua de casi 15 millones de euros que había a 9.700.000 euros. Con esa reducción, teníamos esta intervención y por supuesto, en la defensa de los intereses de Canarias, todos los partidos aquí presentes, los que en aquel momento estaban gobernando, también el Partido Socialista, nosotros y ustedes votaron a favor de esta proposición no de ley. Pues creo que si en esos momentos estábamos preocupados, ahora mismo realmente estamos, no estamos preocupados, estamos yo creo que sintiendo, los canarios estamos sintiendo que estamos siendo abandonados por parte del Estado. Desde luego no sé si porque no hay nadie capaz de explicarle cuál es la situación de esta tierra y cuál es la diferencia de esta tierra, que lo dudo mucho, o porque adrede están estrangulando esta tierra.

Lo cierto es que estamos en una situación, ya digo, en la que o esta Cámara se pronuncia con contundencia acerca de este asunto o realmente, de verdad, la labor que como políticos estamos haciendo aquí dejaría mucho que desear.

Espero que el Partido Popular demuestre en esta Cámara, la sensibilidad que tenía en el 2011 la siga mostrando hoy, en el 2012. Porque, si no, señores del Partido Popular, va a parecer que ustedes han utilizado los problemas de Canarias, las dificultades de los canarios y a los canarios para hacer una campaña electoral, pero no desde luego como un objetivo de trabajar por esta tierra. Han utilizado entonces a los canarios como un arma electoral, pero desde luego no con la intención luego de trabajar por nuestra tierra y por la defensa de los intereses de nuestra tierra.

Desde luego creo que si de todo lo que hemos debatido hoy, esta proposición no de ley... Creo que son muy importantes las proposiciones no de ley que hemos presentado. Es muy importante el respaldo. Porque además estamos entrando en un momento en el que además se están vulnerando temas tan importantes como es nuestro Régimen Económico y Fiscal, que desde luego hasta ahora por lo menos había visos de respetarlo, por lo menos en la forma. Estamos asistiendo a una degradación de las relaciones entre la política de Estado y Canarias. Y creo que esta proposición no de ley...

El señor presidente: Tiene un minuto, doña Claudina, puede tener un minuto para terminar.

La señora Morales Rodríguez: Gracias, presidente.

Lo que intentamos primero es defender los intereses de los canarios, por lo que significa a ello lo que son las subvenciones a la desalación del agua en Canarias, pero también que el hecho diferencial canario se tenga en cuenta por el Estado, que no se tomen estas decisiones arbitrarias, que se nos reconozca nuestro Régimen Económico y Fiscal, que se tenga respeto a esta Cámara y que se tenga respeto a los canarios, en definitiva.

Así que, señores diputados, fundamentalmente a los señores del Partido Popular, espero que sean valientes y que apoyen esta proposición no de ley, porque estarían dejando mucho que desear como grupo parlamentario que defiende los intereses de esta tierra.

El señor presidente: Muchas gracias, doña Claudina Morales.

Para la defensa de la enmienda, el Grupo Parlamentario Popular, doña Astrid Pérez.

La señora Pérez Batista: Buenas tardes.

Yo, con todos mis respetos al Grupo Parlamentario Socialista y de Coalición Canaria, yo creo que esta PNL la han hecho con los ojos cerrados, al igual que el vicepresidente del Gobierno, cuando está a favor de las prospecciones petrolíferas.

Miren, desde el año 1983 se subvenciona la desalinización del agua del mar en Canarias a fin de abaratar el precio final del agua potable y tratar de aproximarlo al precio medio del agua en la Península.

El Partido Popular de Canarias, consciente de la importancia de la subvención a la desalinización del agua en Canarias, y a pesar de la difícil y especial coyuntura económica que vive nuestro país, ha presentado una enmienda, a través de nuestro grupo parlamentario, en el Congreso de los Diputados en la que solicitamos que se implemente la partida a la desalación del agua en una cuantía de aproximadamente 4 millones de euros. Este incremento de la partida para la desalinización era prioritaria para el Partido Popular y por ello hemos instado a nuestros diputados, a nuestros senadores e incluso al propio Gobierno del Estado para que la subvención a la desalación sea una realidad. Y existe ese compromiso, existe ese compromiso por parte del Gobierno del Estado, por lo que a nadie le quepa ninguna duda en esta comunidad autónoma de que el objetivo del Gobierno de España se dirige no solamente a garantizar la suficiencia y calidad de los recursos hídricos, sino muy especialmente, y desde el punto de vista energético, a impulsar todo el proceso de abastecimiento del agua potable.

En lo que respecta a la iniciativa parlamentaria que estamos debatiendo, el grupo parlamentario no puede estar en ningún caso de acuerdo con lo que se plantea. No podemos votar en ningún caso la proposición no de ley de los Grupos Nacionalista y Socialista. Y la razón es muy sencilla: la exposición de motivos está plagada de falsedades y de inexactitudes. También es cierto que es lo que suele ser habitual en las iniciativas parlamentarias de los Grupos Socialista y Coalición Canaria que apoyan a este Gobierno.

Señorías, estamos de acuerdo en que la subvención a la desalación del agua ayuda, en efecto, a los costes que genera la producción del agua, fundamentalmente a los costes energéticos, pero no es menos cierto que las nuevas tecnologías y su implantación ayudan considerablemente a abaratar los costes de producción y, como consecuencia, a un abaratamiento del precio del agua al consumidor.

Ustedes también en esta PNL, y además creando una alarma social importante, han planteado que, si desaparece la ayuda a la desalación, el recibo del agua aumentaría en un 50%, pero, miren, señorías, han olvidado ustedes contar a los ciudadanos de Canarias, pero fundamentalmente a los ciudadanos de Lanzarote y de Fuerteventura, que si las empresas públicas que gestionan el agua, el agua pública, que han estado dirigidas y administradas en los últimos 15 años por Coalición Canaria y el Partido Socialista, hubieran hecho inversiones en infraestructura tecnológica, que no las hicieron, en instalaciones energéticas, el coste de la producción del agua sería muchísimo menor.

Miren, en estos últimos días he oído manifestaciones en los medios de comunicación y me ha parecido que a Coalición Canaria y el PSOE les falta memoria histórica, que tanto les gustaba a ustedes, y es bueno que juntos ahora hagamos un ejercicio histórico y miremos hacia atrás. En el año 2006 la subvención a la desalinización del agua era de 36 millones de euros. Óiganlo bien, señorías de Coalición Canaria y del Partido Socialista, 36 millones de euros. En el año 2007 el Partido Socialista, lógicamente con el voto favorable e inestimable de Coalición Canaria, reduce la subvención a la desalación a la mitad. Miren, a la mitad. Explíquenles eso a los ciudadanos canarios. Nosotros sí se lo vamos a explicar. 16.900.000 euros aproximadamente. En los ejercicios 2007, 2008 y 2009 la cuantía de la subvención era esa, 16.900.000 euros. En el 2010, de nuevo el PSOE, gobernando en minoría, redujo, también con la necesaria e inestimable ayuda de Coalición Canaria, la subvención a 13,9 millones de euros. Pero es que de nuevo, en el año 2011, el PSOE, otra vez con el voto favorable e inestimable de Coalición Canaria... Y además en este caso presentaron incluso una enmienda que les rechazó el Partido Socialista. Así y todo levantaron la mano y votaron a favor de la reducción, que dejó la subvención en 9,7 millones de euros.

Señorías, por más que pretendan hacer creer a los ciudadanos lo contrario, han sido el Partido Socialista y Coalición Canaria quienes históricamente más han reducido la subvención a la desalación del agua en Canarias. ¡En estos cuatro años, señorías, han reducido ustedes nada más y nada menos que la friolera de 26 millones de euros, el 75% con respecto al ejercicio del 2006! En esos ocho años han gobernado ustedes, ustedes, los que defienden los intereses de Canarias.

Por otro lado, y ya que quieren ustedes debatir sobre las políticas en materia de aguas que se han desarrollado en Canarias, aprovechemos la oportunidad y vamos a profundizar en las políticas que ha desarrollado la institución que en esta comunidad autónoma tiene las competencias en aguas, que es el Gobierno de Canarias. Y vamos a referirnos, no a estos últimos 15 años, en que Coalición Canaria ha tenido la competencia directa en la gestión de la política de aguas, miren, en los últimos 6. En el año 2008 estos señores firmaron un convenio con la Administración General del Estado para el desarrollo de actuaciones en materia de aguas, por un importe de -oigan bien- 307 millones de euros para los ejercicios 2008 y 2010. De los 307 millones de euros, 129 estaban en el capítulo I, de inversión, e invirtieron -no se lo creerán pero es cierto- 84 millones de euros. Pero, miren, los otros 177 estaban en el capítulo VII para la anualidad 2010: ¿saben cuánto invirtieron, de los 177 millones de euros? Es de risa: 16 millones de euros. ¡Ni el 9% de los 177 millones de euros!

Sí, señorías, es vergonzoso, pero lamentablemente es verdad. Esa es la gestión en materia de aguas que hace el Gobierno de Canarias. Este es un ejemplo de la importancia que el Partido Socialista y, fundamentalmente, Coalición Canaria le dan al agua. Y va a ser verdad lo que dijo Paulino el otro día: a Canarias, ni agua. ¡Ya se encargan ustedes de que efectivamente a Canarias ni agua, señorías!

Pero es más, igual de importante o mucho más que recibir una ayuda a la desalación es no perder en la red la mitad del agua subvencionada que producimos, y en esto Lanzarote sabe mucho. Lanzarote, de tirar el agua subvencionada, sabe mucho. Mire, nunca podrá haber una buena gestión del agua si no se trabaja desde la gestión de la demanda y desde la aplicación de medidas drásticas de ahorro y de eficiencia. Hace algunos días escuchaba a la diputada nacional de Coalición Canaria, Ana Oramas, calificando la subvención de la desalinización como los 4 millones de la vergüenza y de la humillación. ¿A qué vergüenza y humillación se refiere Coalición Canaria? ¿Quizá se refiere a cuando en esos años 2006 al 2011 -que jugábamos en la Champions League, que había brotes verdes, que los que decíamos que había crisis éramos unos antipatriotas, que éramos el sistema financiero más seguro del mundo-, cuando ustedes, en esa época, bajaron ustedes la subvención a 26 millones de euros? Sí, vamos a dejar el Plan Canarias a un lado. Ahora, este Gobierno, con mucho esfuerzo, en una época de crisis profunda, el Gobierno de Canarias, que también está ajustando el gasto, de 4 millones de euros, está haciendo un esfuerzo el Gobierno del Estado y la señora Ana Oramas llama vergüenza y humillación.

Mire, vergüenza y humillación, señorías, lo que sintieron los ciudadanos canarios cuando vieron a Coalición Canaria aprobando los Presupuestos del PSOE en minoría. Vergüenza y humillación, señorías, lo que sentimos los conejeros por la gestión de la empresa pública del agua de Lanzarote, que, siendo un monopolio, han dejado, ustedes dos, que son los únicos que la han gestionado, una deuda de 42 millones de euros. Se les llena la boca al Partido Socialista y a Coalición Canaria hablando de la importancia del agua en Lanzarote y en Fuerteventura, diciendo que si el PP llega va a subir el agua el 50%, pero la única realidad es que cuando ustedes gestionan el agua, que lo han hecho en estos años, la hunden, simple y llanamente, señorías, la hunden. Y de esto saben mucho algunos diputados del Partido Socialista y de Coalición Canaria y algunos miembros del Gobierno que tienen embargado su patrimonio por la mala gestión de la empresa del agua y del agua subvencionada.

Y, mire, señoría, el Partido Popular no va a aceptar lección alguna ni de Coalición Canaria ni del Partido Socialista sobre la gestión del agua.

Y, mire, ¿sabe la última vergüenza y humillación que sí hemos sufrido, y le doy la razón a la señora Oramas?: cuando descubrimos que de los 60 millones de euros que llegaron a Canarias en el ejercicio 2011 del Convenio de infraestructuras hidráulicas, el Gobierno de Paulino Rivero no fue capaz de ejecutar más de 20.

Señorías, diputados de Coalición Canaria y del PSOE, la historia está escrita. Pueden encubrirla, pueden encubrir la historia en los medios de comunicación, pero desde luego no pueden cambiarla. El eslogan de "hagan ustedes lo que yo no hago" permítanme que, por decencia y por vergüenza política, no lo compartamos con ustedes, y entiendo, empiezo a entender por qué el pueblo canario cada día les da menos apoyos en el Congreso de los Diputados.

Y, por último, permítanme agradecer públicamente al ministro José Manuel Soria, el ministro de Industria, Turismo y Energía, que sigue trabajando por los intereses de Canarias y que, teniendo en cuenta la grave situación económica que el Partido Socialista nos ha dejado, ha podido conseguir este incremento en las partidas de las islas para subvencionar los costes de la desalinización del agua.

Muchas gracias.

El señor presidente: Doña Claudina Morales, para fijar la posición con respecto a la enmienda del Grupo Parlamentario Popular.

La señora Morales Rodríguez: Gracias, presidente.

La verdad es que estamos asistiendo a una especie de esquizofrenia política dentro del Partido Popular.

Yo estaba leyendo, de verdad que se lo leí íntegramente, lo que decía en el 2012 el Partido Popular en una proposición no de ley. Que, por cierto, no se atrevió a defender la enmienda, estoy convencida, porque es que no, no, no hay cara para tanta cosa. O sea, leí textualmente lo que decía el Partido Popular en el 2011, septiembre, un año. Resulta que ahora dicen todo lo contrario. Señores, ¿qué pasa, que antes estaban en la Oposición y ahora están en el Gobierno? ¿Ustedes pueden, ustedes, subirse a esta tribuna, señora diputada, y querer tener la credibilidad de alguien, de alguien de esta Cámara o de fuera de esta Cámara, con ese discurso que ha hecho, cuando ustedes, hace escasamente un año -estamos hablando de septiembre-, estaban solicitando a esta Cámara, porque dependían los hogares canarios de una medida, de una reducción de 4 millones, y están ahora diciendo que van a poner una partida de 4?

Mire, lo que es impresentable es que el Partido Popular, el Gobierno del Estado español, reduzca la partida presupuestaria a cero, a cero, para la desalinización del agua.

Y, señores diputados, no es algo que nos dé el Estado porque qué bueno es el Estado con nosotros, es que está en nuestro Régimen Económico y Fiscal, está en nuestras leyes, en nuestro acervo y está en el artículo 14, y lo primero que tiene que hacer esta Cámara -el Partido Popular, el Grupo Mixto, el Partido Socialista y el Grupo Nacionalista- es defender nuestro acervo, nuestras leyes, que para eso las tenemos, para defender los intereses de todos los canarios, y ustedes eso no se lo pueden saltar aquí como si nada pasara. Señores diputados del Partido Popular, tengan un mínimo de dignidad, porque están representando a muchos canarios que han depositado la confianza en ustedes.

Miren, ¿saben cuánto reciben Ceuta y Melilla para la desalinización de agua? Eso sí, metida en el Ministerio de Administraciones Públicas. Sí, señor, mírense las partidas, señores, por favor, y vengan aquí a decir verdades. ¡8 millones de euros para 160.000 personas que tienen Ceuta y Melilla! ¿Sabe cuánto tendríamos que tener los canarios, cuánto tendríamos que tener los canarios para tener la misma inversión que Ceuta y Melilla por persona, sabe cuánto? Tendríamos que tener 100 millones de euros y estamos pidiendo que se nos mantengan los 16 que teníamos en el 2010. ¡Por favor, por favor!

Y perdónenme porque es que de verdad no entiendo lo que está pasando aquí. Miren, no se puede justificar de ninguna de las maneras. ¿Y saben cuál es la única?: están intentando asfixiar a Canarias. El Partido Popular, el partido que está gobernando en el Congreso de los Diputados y en el Senado, tiene 6 diputados y 6 senadores. ¿Saben cuántos tiene Canarias del Partido Popular?, 17. Pues 6 diputados... (Corte del sonido producido por el sistema automático de control del tiempo y la Presidencia le concede un tiempo adicional.) hace que Ceuta y Melilla tengan 8 millones de euros y 17 diputados, con los votos de los canarios para defender sus intereses, no tienen sino 4 millones de euros, que dicen que van a presentar en una enmienda para este año.

Miren, señorías, están asfixiando a Canarias. Les voy a decir cosas que no tienen que ver con los Presupuestos y que ustedes están haciendo para nuestra tierra. Carreteras, convenios firmados, el Estado sube la partida un 24%; en Canarias la bajan un 68%. No son cuestiones presupuestarias, es una cuestión que tiene que ver con asfixiar a esta tierra. A Baleares se les bonifican las tasas aeroportuarias, a Canarias se las eliminan. Canarias no está en Turespaña, por mucho que diga la diputada anteriormente, la eliminan de Turespaña y meten a comunidades del Partido Popular que no representan ni un 1% de la actividad turística en todo el Estado español. Y le sigo diciendo una ristra de cosas, que porque no tengo tiempo, que el Partido Popular está haciendo con esta tierra, que ni siquiera dependen de los Presupuestos Generales del Estado. ¿Y saben lo que es peor?: con la complacencia de todos ustedes.

El consejero Domingo Berriel decía ayer que hay desviación de poder. Señorías, la desviación de poder...

El señor presidente: Doña Claudina, por favor, desde el escaño, y para el Diario de Sesiones, díganos qué pasa con la enmienda.

La señora Morales Rodríguez: (Contesta sin micrófono mientras se dirige hacia su escaño.) No aceptamos la enmienda.

El señor presidente: De acuerdo.

No, que con tanto debate... Discúlpeme, si lo había dicho, no la oí.

No se acepta la enmienda.

Fijación de posiciones. Grupo Parlamentario Mixto, don Fabián Martín.

El señor Martín Martín (Desde su escaño): Muchas gracias, señor presidente.

Intentaré desacalorar un poco el debate pero no por ello quitarle importancia a una cuestión fundamental para todos los canarios.

Tuvo el Grupo Mixto, a través de este diputado que les habla, la oportunidad de formular una pregunta en el último Pleno, en este caso a la consejera de Industria del Gobierno de Canarias, sobre la desalación o la desalinización de agua en Canarias. En aquel momento hablamos, tanto el PIL como Nueva Canarias, sobre la realidad del sector público y del sector privado vinculada al ciclo integral del agua en Canarias. Hablábamos de que no es uniforme y de que el mayor nivel de exigencia -recordábamos- respecto a los requerimientos de la producción y el abastecimiento se concentra especialmente en las islas orientales, en Fuerteventura y en Lanzarote, donde el 100% del agua consumida en diferentes sectores tiene como único origen la potabilización, la desalinización. Esta circunstancia quedó, como bien recordaban los interpelantes anteriores, reflejada en la redacción de la Ley 19/94, de Modificación del REF, en cuyo artículo 11 se explicita la necesidad de establecer un sistema de compensación que garantice en las islas Canarias la moderación de los precios del agua desalinizada o reutilizada.

Si recordamos o hacemos un rápido repaso a las partidas presupuestarias, presidente, señorías, destinadas a este capítulo en los últimos años por parte de los diferentes gobiernos de diferentes signos políticos de la nación, vemos que han ido disminuyendo progresivamente desde los casi 17 millones de euros con los que se contaba en el año 2009 hasta el borrador para el próximo ejercicio, donde la partida queda anulada. Todo ello con la connivencia de todas las formaciones políticas, a excepción de las del Grupo Mixto, que a día de hoy se sientan en este arco parlamentario.

Con este escenario económico, las repercusiones van a ser rápidas y claras. Podremos hablar a bote pronto de un aumento en el precio final del metro cúbico de agua que paga el consumidor, pero también de un aumento del precio final de productos de bienes y de servicios que desde esta isla, desde este territorio, son generados día a día.

En general, desde el Grupo Mixto, desde el PIL y desde Nueva Canarias, lo que queremos es reflexionar y evidenciar la eliminación de políticas vertebrales para un territorio con dificultades para producir al mismo nivel de coste que otras partes del Estado. Pero también queremos reflejar la falta de sensibilidad con cuestiones que, lejos de debates políticos coyunturales, circunstanciales, están imbricadas, a Dios gracias, en la legislación que afecta a Canarias y directamente relacionadas con las necesidades más básicas de los canarios y también de las empresas canarias.

Es por todo ello, señor presidente, señorías, por lo que con esta exposición no cabe más que incidir en la exposición que se ha hecho de esta proposición no de ley y aprobarla, como es casi de obligado cumplimiento.

Muchas gracias.

El señor presidente: Muchas gracias, don Fabián Martín.

Por el Grupo Parlamentario Socialista Canario, doña Belinda Ramírez.

La señora Ramírez Espinosa: Gracias, señor presidente. Muy buenos días, señorías.

Señora Pérez, la diferencia entre el Partido Socialista, entre el actuar y la intención del Partido Socialista y el Partido Popular, en las decisiones que han tenido en cuanto a las subvenciones para la desalación de agua de mar, es que el Partido Socialista nunca ha tenido esa intención o esa mala, nefasta intención, de dejar la partida presupuestaria a cero. Nunca, señora. Por lo tanto, eso es lo que nos preocupa. Nos preocupa y no entendemos esas drásticas decisiones del Gobierno estatal en cuanto a esta subvención para la desalación de agua de mar en las islas. Decisiones que son un atropello y que perjudican una vez más a Canarias y que, en lugar de acercarnos, nos alejan todavía más del precio del agua en la Península. Y nos preocupa porque parece ser que el Gobierno del Estado no sabe, no tiene idea o tiene una idea completamente equivocada del problema que tenemos en Canarias, donde la dependencia del agua desalada en islas como Lanzarote, Fuerteventura y Gran Canaria es total. Llega al 100% y es una dependencia total, no solo para el consumo humano, puesto que es también total para el sector primario y es total para la industria turística. Por eso nos preocupa, nos preocupa la actitud del Gobierno del Partido Popular. Estamos hablando de una partida que siempre ha existido, en mayor o en menor medida, porque es verdad, es verdad que ha sufrido reducciones en estos últimos años. Ya en el 2011 se redujo a casi 10 millones de euros. Un drástico recorte, decía el Partido Popular; efectivamente, también coincidíamos desde el Grupo Parlamentario Socialista en que era un drástico recorte. ¿Pero y entonces ahora? ¡Ah, antes eran ricos, claro!

Si aquel fue un drástico recorte, señorías, la consignación presupuestaria para 2012 fue un auténtico hachazo, que se dejó en 4,8 millones, y todavía faltaba por llegar lo peor. Y, lo más preocupante, la consignación presupuestaria para esta partida en los Presupuestos Generales del Estado de 2013.

Como preocupante ha sido también la actitud del Gobierno del Partido Popular ante esta asignación presupuestaria. Primero fueron los recortes, dejando a cero la partida presupuestaria para tal fin; del hachazo de los 4 millones de euros para 2012 pasó a un fulminante cero. Después vinieron las contradicciones, mientras los ministros de Medio Ambiente y de Industria anunciaban su intención de estudiar la partida, el secretario de Estado confirmaba, de una manera rotunda y clara, que no habría ayudas para la desalación de agua en las islas en los Presupuestos Generales del Estado y que esta partida no variaría durante su tramitación en las Cortes Generales. Lo que ya ponía de manifiesto que las intenciones desde un primer momento no eran buenas, señorías. Y, finalmente, parece que tenemos que celebrar y agradecer que sus señorías del Partido Popular se hayan fajado -según palabras de algún representante del Partido Popular en sede parlamentaria- en conseguir que el Gobierno central haya accedido, haya accedido, a incluir esos 4 millones de euros. Que, por cierto, según nos informaba ayer la señora consejera en esta sesión plenaria de ayer, el Gobierno de Canarias aún no tiene constancia formal de que se haya rectificado.

Por lo tanto, señorías, no quieran hacer ver que esto ha sido un logro, porque si no es porque toda la sociedad canaria pone el grito en el cielo ante esta aberración del Gobierno del Partido Popular, si no es por las quejas de las distintas empresas, asociaciones del sector y de las instituciones canarias, el Gobierno del Estado hubiese seguido adelante con sus Presupuestos, con esa primera partida cero para la desalación de agua en Canarias. Lo ponen de manifiesto, lo que acabo de decir, las contradicciones entre unos y otros y las palabras del secretario de Estado. Es más, es que si no es por esa presión aún no habrían convocado las ayudas del año anterior. Y esto es lo grave, que esa situación no se tenía que haber dado, no se tenía que haber producido, señorías. Es grave la intención que hubo de dejar esa partida a cero desde el primer momento, que todavía se agrava aún más considerando que tenemos un ministro canario que aprobó quitar esa ayuda en Canarias, mientras que para Ceuta y Melilla se mantienen las mismas cantidades del año anterior, con 150.000 habitantes menos.

Por lo tanto, señorías, es necesario que esta subvención a la desalación de agua de mar en Canarias se garantice y se amplíe en la cuantía suficiente para garantizar a su vez no solo la suficiencia y la calidad del agua, de nuestros recursos hídricos, sino que se abarate el precio final del agua potable.

En septiembre del 2011 su grupo parlamentario manifestaba en esta misma Cámara que esto no era algo que teníamos que conquistar, sino que era un derecho que teníamos los canarios, atribuido por el Régimen Económico y Fiscal, como manifestaba la señora Morales hace un momento. Por lo tanto, yo les insto a que vuelvan sobre sus pasos y rectifiquen.

Señora Astrid, desde el Grupo Parlamentario Socialista sí hemos sido siempre conscientes de la disminución llevada a cabo en esta partida por el Gobierno...

El señor presidente: Un minuto, doña Belinda.

La señora Ramírez Espinosa: Gracias, señor presidente.

Por supuesto que somos conscientes, pero eso no fue óbice para mostrar nuestra disconformidad. Como ya le decía, hay una diferencia entre el actuar del Partido Popular y el actuar del Grupo Parlamentario Socialista. La diferencia es que el Grupo Parlamentario Socialista nunca ha sido sumiso ni ha dicho amén como sí lo es y como sí hace el Partido Popular ante las decisiones del Gobierno central para con Canarias. Sí, señoría. Y, de hecho, lo demuestran en la presentación de esa enmienda, con la cual lo único que se pretende es que agachemos la cabeza ante lo que pretende el Estado, una enmienda en la que pretenden dejar 4 millones de euros. Pero es que además es una cantidad que condicionan a la disponibilidad presupuestaria, con lo cual ni siquiera, ni siquiera se darían garantías de que se mantuvieran esos 4 millones de euros. Y además la condicionan también a que sea con las limitaciones establecidas por la legalidad europea. Utilizan el argumento de que la Unión Europea aboga por eliminar la subvención a fondo perdido que ha manifestado el Gobierno de España y, señorías, la consejera de Industria lo recordó ayer en esta misma sala: la normativa europea dice que esto es así, pero salvo en aquellas regiones donde hay un déficit estructural, como es el caso de Canarias.

Por lo tanto, es una enmienda injusta. Es injusta no...

El señor presidente: Ahora sí se acabó, doña Belinda.

Señorías, vamos a votar la proposición no de ley de los Grupos Nacionalista Canario y Socialista Canario, sobre la subvención para la desalación de agua en Canarias. Se vota la proposición no de ley, puesto que no ha sido admitida la enmienda del Grupo Parlamentario Popular. Comienza la votación (Pausa).

Resultado de la votación: 46 presentes; 31 a favor, 15 en contra y ninguna abstención.

Queda aprobada.

Muchísimas gracias, señorías. Buenas tardes.

Se levanta la sesión.

(Se levanta la sesión a las quince horas y once minutos.)

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/PNL-0131 Sobre la subvención para la desalación de agua en Canarias.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico