Diario de Sesiones 80/2013, de fecha 28/5/2013
Punto 6

· 8L/PO/P-0922 Pregunta del señor diputado don Manuel Marcos Pérez Hernández, del Grupo Parlamentario Socialista Canario, sobre el criterio del Gobierno de España para el reparto del techo de déficit a las comunidades autónomas en 2013, dirigida al señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad.

El señor presidente: Siguiente pregunta, del señor don Román Rodríguez... Vamos a saltarnos, para no estar parados, pues no está en su escaño en estos momentos.

Señor diputado don Manuel Marcos Pérez Hernández, del Grupo Parlamentario Socialista Canario, dirigida al señor consejero de Economía.

Don Manuel Marcos.

El señor Pérez Hernández (Desde su escaño): Gracias, presidente.

Sí, señor consejero, la pregunta hace referencia al criterio del Gobierno de España en el reparto de la flexibilización del déficit.

Hemos estado escuchando estos días todo un conjunto de despropósitos, un Gobierno de la nación desnortado que ni siquiera es capaz de acordar con los presidentes de sus comunidades autónomas el criterio idóneo para el reparto del déficit. Es, por lo tanto, una cortina de humo para tapar algo más grave, y es que es un reparto injusto el que se plantea. La Unión Europea ha querido corregir el rumbo y da una flexibilidad mayor para la obtención del objetivo del déficit y el Gobierno de España, por tercera vez, lo que hace es reservarse para sí la mayor parte de esa flexibilización. Sabiendo además que las comunidades autónomas son las responsables del 36% del gasto público del Estado en los servicios esenciales; sabiendo además que esa posibilidad permitiría a muchas comunidades autónomas corregir algunos déficits que ahora mismo se tienen.

Por lo tanto, señor consejero, nosotros le preguntamos acerca de cuál es su criterio. Entiende nuestro grupo parlamentario que en estos momentos lo que corresponde es que el objetivo del déficit, ese objetivo que se ha querido sacralizar, es muy importante que ahora Europa mantenga esa flexibilidad. Nosotros entendemos que las comunidades autónomas tienen que disponer de un tramo mayor de esa flexibilidad. Nuestro partido a nivel nacional ha hecho una oferta concreta de incrementar y darles, por lo tanto, a las comunidades autónomas mayor capacidad para el objetivo del déficit de este año en el que nos encontramos.

Nuestro planteamiento es, si conseguimos que eso se corrija así, desde luego entendemos que esa mayor disponibilidad con la que va a contar Canarias se destine fundamentalmente al impulso de nuestra economía, para políticas activas de empleo, para reforzar las políticas de exclusión social, pero mucho nos tememos que el PP, marcado como está en esta maraña y disputa entre sus comunidades autónomas, no tenga eso como principal objetivo. Y, por lo tanto, nuestro apoyo es para que el Gobierno negocie, en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, negocie un reparto singularizado del déficit para Canarias, teniendo en cuenta nuestras especiales circunstancias.

Gracias, presidente.

El señor presidente: Muchas gracias, don Manuel Marcos.

Señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad, don Javier González, don Javier González Ortiz.

El señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad (González Ortiz) (Desde su escaño): Gracias, presidente. Señorías, buenas tardes. Señor diputado.

Pues evidentemente es un auténtico despropósito cómo se ha llevado todo este proceso por parte del Gobierno central. Se están discutiendo cuestiones, en cuanto al posible reparto de ese mayor objetivo de estabilidad, digo, cuestiones que nada tienen que ver con cuestiones objetivas sino simplemente con atender a determinadas circunstancias políticas, dejando al margen realmente de lo que se trata.

Mire, porque es verdad, como usted bien dice, que la discusión actual está nuevamente en cómo repartimos el exceso del déficit entre las comunidades autónomas, pero es que hay un error mayor, y es cómo se reparte el exceso del déficit entre el Estado y las comunidades autónomas. De hecho eso lo acordamos en el Consejo de Política Fiscal y Financiera, petición expresa que fue aceptada por el señor Montoro, pero se ha ido diluyendo; es decir, nuevamente el Estado lo que hace es reservarse para sí la mayor parte del exceso del déficit. Porque además lo que se demuestra, y no debemos olvidarnos, es que es el Estado el que no ha hecho los ajustes, es decir, la ampliación del objetivo de estabilidad provocó nuevamente que, teniendo aún más déficit autorizado el Estado español, ni siquiera fuese capaz de cumplir.

Pero, mire, siendo eso grave, esta discusión que se está produciendo en estos momentos entre las comunidades autónomas, hay cuestiones más graves todavía. Como, por ejemplo, que el Estado está impidiendo a la comunidad autónoma financiarse en los mercados. Le ha negado la posibilidad de emitir deuda en valores extranjeros, aduciendo determinados criterios enormemente cuestionados. Lo que está provocando es que a la comunidad autónoma, con ese déficit autorizado, autorizado por el Consejo de Ministros, o esa nueva ampliación del objetivo del déficit, digo, lo que está impidiendo a la comunidad autónoma es acudir a esos mercados internacionales. ¿Qué provoca, por tanto? Pues que tenga que negociar exclusivamente con la banca nacional. ¿Situación final? Pues con la banca nacional, en función del principio de ...(Ininteligible.) financiera dictado por el tesoro español, se negocian créditos a 250 puntos básicos por encima del precio del tesoro. Si pudiésemos negociar con las entidades internacionales, y tenemos una oferta de una entidad americana por 500 millones de euros, podríamos negociar con 100 puntos básicos por encima del coste del tesoro. Esto supone, en definitiva, que está obligando a los canarios, por una negativa absurda, a pagar en torno a 7,5 millones de euros más al año en intereses.

¿Cree usted que, discutiendo como estamos discutiendo de cuestiones importantes, es esa, una vez más, una actuación coherente por parte del Estado? Yo creo que no. Creo que está nuevamente cometiendo un error y una injusticia con esta comunidad autónoma.

El señor presidente: Muchas gracias, señor consejero, don Javier González.