Diario de Sesiones 98/2013, de fecha 12/11/2013 - Punto 23

· 8L/C-1228 Comparecencia del Gobierno, instada por los Grupos Parlamentarios Nacionalista Canario (CC-PNC-CCN) y Socialista Canario, sobre consecuencias para el desarrollo económico y social de los recortes presupuestarios del Gobierno de España en los ejercicios 2012, 2013 y en el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2014.

El señor presidente: Entramos en el punto tercero, de las comparecencias. Primera: del Gobierno, instada por los Grupos Nacionalista Canario y Socialista Canario, sobre consecuencias para el desarrollo económico y social de los recortes presupuestarios del Gobierno de España en los años 2012, 2013 y en el proyecto de Ley de Presupuestos del Estado para 2014.

Don José Miguel González Hernández, por el Grupo Nacionalista Canario (Pausa).

Don José Miguel González tiene la palabra.

El señor González Hernández: Gracias, señor presidente.

Vamos a repartirlo, yo voy a hacer la comparecencia inicial y luego será el portavoz del Partido Socialista el que intervendrá en segundo lugar.

No quisiera, después del tenso debate anterior, centrarme en el tema sino en un hecho concreto. O sea, creo que esta comparecencia tiene una enorme oportunidad; yo he asistido a una serie de reuniones la semana pasada, cuando se presentaba el presupuesto por usted mismo, señor consejero, y por otros consejeros, y me llamaban mucho la atención las incoherencias que oía. Y yo creo que es importante que aquí se pongan de manifiesto las incoherencias.

Por ejemplo, se consideraba el presupuesto del año 2014 como si estuviéramos en una especie de limbo y no se tenía en cuenta ni el medio que le rodea ni los condicionantes que había. Así, por ejemplo, no se consideraban las limitaciones profundas que una política restrictiva del gasto y de reducción de las disponibilidades presupuestarias planteaba a la comunidad autónoma, y así parecía que se hablaba del presupuesto como si estuviéramos en el vacío. No era nada normal, por ejemplo, cuando todos sabemos que la reducción de recursos ha producido una disminución de la actividad económica por la caída de la inversión y la caída del gasto corriente, hace que se recaude menos, que baje la tributación, y, sin embargo, se oían palabras de que por qué no se aumentaba el gasto, por qué no se gastaba más en esta partida, en la otra partida. Por ejemplo, a título anecdótico, cuando se hablaba del presupuesto, se decía: "solo sube usted el empleo en 10 millones de euros", y resulta que las transferencias del Estado habían disminuido 17, con lo cual se estaba haciendo un esfuerzo de 27. Por ejemplo, esa es una de tantas incoherencias.

Por otro lado, me pareció ridículo -lo digo sinceramente- un comentario donde pretendía discutir si se comparaban los presupuestos iniciales o no y si al presupuesto inicial había que sumarle lo del crédito extraordinario, como si fuera un mérito gastarse más dinero. Yo no veo, que sea mayor o menor el presupuesto no tiene ningún sentido, lo importante es que lo que se haga es lo que se debe hacer, no lo que cuesta.

Por ejemplo, se pasa por alto, aunque se lo dijo usted reiteradas veces, que el 61% de los ingresos vienen del Estado y que, por lo tanto, si esos ingresos del Estado caen profundamente, pues, el presupuesto, es muy difícil de aumentar nada. Por lo tanto, tiene que haber una política muy clara, muy restrictiva, de priorización, de disminución del gasto corriente consuntivo, que no tiene nada que ver con los servicios esenciales, y centrarlo en los servicios esenciales, que son los que la sociedad demanda, y tendremos que abandonar, sin duda, otros temas, que nos gustaría hacer pero que estoy seguro de que no se pueden hacer.

Por ejemplo, yo no sé si el Partido Popular lo sabe o intenta engañar a la gente u ocultarlo, que las transferencias que el Estado da para los servicios esenciales han disminuido en el 2,1%, o sea, recibimos menos dinero, y que el resto de la financiación estatal cae nada menos que un 13%. Bueno, se olvida que Canarias -mire que usted las veces que lo ha dicho- es la comunidad menos endeudada y, sin embargo, todos sabemos lo que pasó con la distribución del déficit tolerado: a Canarias peor, menos porcentaje, con la teoría de que el que se porta bien hay que castigarlo, parece, en vez de ayudarlo. Pero... ¡bueno! No hablo, no hablo ya de los convenios, del incumplimiento de temas firmados, escritos, refrendados por el Consejo de Ministros.

Y todo esto hace que cuando se considera el presupuesto -y este es el objetivo concreto de la comparecencia que le solicitamos a usted, señor consejero-, ponga usted de manifiesto qué es lo que pasa, qué efectos de verdad, absolutamente claros, manifiestos y demostrables, tiene la política presupuestaria del Estado sobre el Presupuesto de la Comunidad Autónoma. Y eso es lo importante, porque eso nos compromete, nuestro compromiso, y estamos cumpliendo, a base de grandes esfuerzos, en mantener los servicios esenciales, pero hay otras cosas que no podemos atender. Y lo que no se puede es engañar al pueblo canario diciendo "es que el Gobierno no quiere hacer esto", por lo que habría que decir, "yo, Partido Popular, le he dicho al Gobierno que no lo haga, porque le he quitado los recursos para hacerlo". Y esa es la verdad, señor consejero.

Espero su comparecencia.

El señor presidente: Muchas gracias, don José Miguel González.

Por parte del Gobierno, el señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad, don Javier González Ortiz.

El señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad (González Ortiz): Buenas tardes, presidente. Señorías.

Pues, don José Miguel, al fin y al cabo siempre son las cifras las que definen las políticas y, por lo tanto, las que tienen los efectos, las que producen finalmente los efectos.

Estamos hablando de 1.400 millones de euros, la pérdida de recursos motivados por las cuentas estatales para Canarias que se ha producido en los últimos tres ejercicios, y contando 2014. Tres Presupuestos, 2014, 2013 y 2012: 1.400 millones de euros. 1.400 millones de euros que se unen a los 2.100 millones que en estos tres años habremos perdido por el sistema de financiación, que no nos olvidemos que, como usted bien dice, es el que sufraga los servicios públicos esenciales. Eso, para llegar a la media, no para estar por encima de eso. Sumemos a eso otros 443 millones de euros que hemos dejado de recibir por el incumplimiento de la Ley del REF, y vayamos sumando: 1.400, 2.100, 443. Son unas cantidades desorbitadas que dañan gravemente el desarrollo económico y social del archipiélago, evidentemente. Ese es el principal efecto que tienen estas acciones del Partido Popular, del Gobierno central: dañar el desarrollo económico y social del archipiélago, porque, como usted bien dice, más del 60% de los recursos e ingresos de la comunidad autónoma, como los de la mayoría de las comunidades autónomas, provienen de las transferencias del Estado.

No nos olvidemos de que el Estado es, además, el que debe ser el garante de la distribución equitativa de los recursos entre territorios y ciudadanos a lo largo y ancho del Estado, y no sucede así. Por tanto, nos vemos obligados nosotros a restar partidas de otras, restar fondos de otras partidas, de otras acciones, para apuntalar los servicios públicos esenciales. Hablaremos después sobre esa dicotomía necesaria en la actuación, ¿no? A pesar, por tanto, de las acciones del Gobierno del Partido Popular, estamos intentando contener, sostener y, por tanto, apuntalar los servicios públicos esenciales en la medida de nuestras posibilidades. Estamos hablando de un gap, de una diferencia de más de 730 millones de euros, de lo que recibimos en ese sentido y lo que destinamos a las políticas sociales, que son 4.342 millones de euros, ¿no? Por lo tanto, ahí está, si estuviésemos en la media del sistema de financiación, podríamos, por tanto, hacer frente a esa circunstancia.

Es decir, la primera consecuencia que han tenido los tres presupuestos a los que hace referencia la comparecencia para las islas es, por lo tanto, la eliminación o la reducción de otras políticas para suplir, aunque solo sea en parte, esta profunda ineficiencia entre la diferencia de financiación y el gasto en el ámbito social.

Y la segunda -y no menos grave- es que estas cuentas públicas, el conjunto de las actuaciones derivadas de las decisiones del Gobierno del Partido Popular atentan contra el desarrollo de Canarias, y lo hacen de múltiples formas, porque además de no cumplir con su obligación de atender la sanidad, la educación y los servicios sociales no contemplan en su justa medida la lejanía y la insularidad, incumplen la inversión comprometida, dan la espalda al desempleo y ahondan en las diferencias entre los territorios y entre los ciudadanos. Ese es el elemento más grave. Unas diferencias que cada vez son mayores para Canarias, y lo son en las cantidades destinadas a los recursos esenciales, así como a la inversión pública, un área fundamental para generar empleo. Evidentemente, por tanto, tiene afecciones sobre el PIB y sobre la capacidad de crecimiento de la comunidad autónoma.

Es decir, todas estas cifras, una vez más, cuantifican, por tanto, el impacto de las decisiones del Gobierno central. Hunden la inversión un 56% en estos presupuestos, un 56% la suma de los tres presupuestos. Y lo hace de una forma totalmente indiscriminada, porque vamos a recibir, como ya dije antes, 443 millones de euros menos en el ámbito de la financiación, de la inversión, de la media recibida por el conjunto de las comunidades autónomas, 443 millones de euros. Solo en el 2014 los canarios recibiremos, cada canario recibirá 60 euros menos que el resto del conjunto, de la media de los españoles. Y si nos comparamos con aquellos territorios que están más beneficiados, la diferencia llega a 400 euros. Hay 400 euros de diferencia en lo que se invierte en determinados territorios y lo que se invierte en Canarias, para poner una referencia.

Por tanto, señorías, esto demuestra que no es un problema de escasez de recursos, que es mentira, que no es un problema de escasez de recursos. Es una cuestión de discrecionalidad y arbitrariedad, en un reparto que no tiene en cuenta indicadores lógicos y naturales que tendrían que tenerse en cuenta, como la renta, la población, la tasa de paro. Pero, además, lo que es más grave es que inciden una y otra vez en el tiempo, son reiterados; por lo tanto, no intentan compensar nada sino tan solo intentan perjudicar de forma reiterada a la Comunidad Autónoma de Canarias.

No hablemos ya de los artículos 95 y 96 del REF, porque los están convirtiendo en papel mojado. Necesitamos trabajar en lo que se ha acordado en esta Cámara de blindar en el ámbito constitucional nuestro REF para salvaguardarlo de las decisiones discrecionales por parte de los gobiernos centrales y, por tanto, para intentar que se cumpla esa ley y que, por tanto, corrija los desequilibrios y la discrecionalidad con la que se está actuando.

Mire, datos llamativos. El Fondo de Compensación Interterritorial, que se creó, evidentemente, para ayudar a la inversión, para compensar a aquellas comunidades autónomas que peor lo estaban pasando, en solo tres años ha disminuido en 65 millones de euros y, por tanto, la consecuencia no es otra que menos inversión y, por tanto, más desempleo. Y la relación de los recortes para las islas es más que extensa, la conocemos todos, y, por tanto, no solo en las cantidades sino aquello que produce ese recorte que se está produciendo.

Señorías, en empleo hemos pasado de 222 millones de euros en el presupuesto del año 2011 a 69 millones en el 2014. 222 millones a 69 millones: eso supone una pérdida del 67% en solo tres años. ¿Qué implica eso? Pues implica, por lo tanto, que solo en este año, derivado de la acción de la eliminación del PIEC, hay 54.000 desempleados que pierden sus derechos; pierden, por tanto, oportunidades y retroceden en sus opciones de acceso al empleo, y eso es lo que sí nos preocupa. En empleo debemos trabajar de forma conjunta.

Pero es que, además, en el ámbito de las políticas sociales, por poner unos ejemplos, aquellos, repito, que cohesionan el conjunto del territorio, en sanidad la reducción ha sido más que considerable. Están eliminándose todos aquellos programas específicos que tenían de cooperación desde el ministerio con el conjunto de las comunidades autónomas. Pero, mire, pero es que en educación la situación no es menos distinta, ni mucho menos, es todavía quizás en algunos aspectos, si quieren, más grave, porque desaparecen todos los programas de cooperación territorial, destinados a un elemento fundamental, y es conseguir los objetivos educativos de Europa 2020. Estamos hablando de programas como Inglés para Jóvenes, las ayudas a los libros de texto, la mejora de la formación del profesorado o actuaciones contra el abandono escolar. 32 millones de euros que han desaparecido de forma completa en el ámbito educativo. No hablemos ya de lo que implica la eliminación de los 40 millones de euros en infraestructuras educativas, la cantidad de personas que trabajaban en las reformas y construcción de esos colegios. 40 millones que han desaparecido. En definitiva, total, 72 millones de euros en el ámbito de educación, y estamos hablando de un elemento fundamental. Hablaba antes de empleo pero hablaba también de formación, de formación de nuestros chicos y nuestras chicas para prepararnos para el futuro. Y, por tanto, esas son las consecuencias y decíamos antes las graves afecciones que sobre la cohesión social puede tener el conjunto de las decisiones que está tomando el Gobierno central para con Canarias.

Pero es que sigue disminuyendo en el ámbito de la dependencia. Nos hemos visto obligados nosotros a suplementar en este presupuesto con 3 millones de euros para intentar cumplimentarlo. Pero es que además han desaparecido los programas de atención a inmigrantes, el traslado a menores extranjeros o la desaparición, por tanto, de programas para la protección de la infancia. Todas esas cuestiones se han ido eliminando por parte del presupuesto.

No hablemos ya, a partir de ahí, del ámbito social, del ámbito general. Pero hablemos, por tanto, ahora de cuál es la afección sobre los sectores productivos. El principal sector de Canarias, el turismo, desaparecen los 50 millones de euros de infraestructuras turísticas; pero es que desaparecen y se obvian para mejorar la competitividad y para mejorar la promoción los convenios de promoción con Turespaña; no se asigna cantidad alguna a los convenios de rehabilitación turística ni a los planes de mejora de los destinos. Esas son acciones llevadas a cabo por el Gobierno central y, por tanto, cuáles son las implicaciones que tienen, ¿no?

Sector primario. Pues desaparición por completo de las partidas en el ámbito del Posei por parte del Estado, una vez más dejados a su suerte y que sea el Gobierno de Canarias el que intente suplir en parte, con los escasos recursos, el apoyo al sector productivo primario.

Pero si seguimos tratando, por ejemplo, de cuál es la diferencia de trato entre unos y otros, hablemos de las infraestructuras hidráulicas, ni que decir tiene cómo ha descendido ese convenio y cómo se han ido teniendo que recortar y ampliar y postergar determinadas actuaciones imprescindibles en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Canarias. Pero les recuerdo que se ha consolidado, una vez más, la disminución de los 17 millones de euros de hace tres años a los 4 millones de euros para la ayuda a la desalinización o el transporte de mercancías. Es decir, una y otra acción.

Hablemos de carreteras, 462 millones de euros en tres años del convenio firmado, 462 millones de euros menos que se han restado de un convenio firmado. Y esto a lo que está atentando es no solo al empleo actual sino a la mejora de la competitividad futura de la economía canaria.

Esto, en definitiva, señorías, son las afecciones que están teniendo las decisiones del Gobierno central desde el ámbito presupuestario en la Comunidad Autónoma de Canarias.

El señor presidente: Muchas gracias, don Javier González, señor consejero.

Para turno de fijación de posiciones, don Román Rodríguez, Grupo Parlamentario Mixto.

El señor Rodríguez Rodríguez (Desde su escaño): Señor presidente, señorías: muy buenas tardes.

Mañana tendremos oportunidad de hablar de la ley de presupuestos de Canarias y de cuáles son los elementos que la colocan en los términos que mañana discutiremos, donde un aspecto es el presupuesto general del Estado y su orientación; otro aspecto es la financiación autonómica; otro aspecto es el salvaje ajuste fiscal que impuso una reforma constitucional que nos va a acompañar durante décadas y que va a comprometer el futuro del sector público y también de la economía privada.

Mucho tiene que ver lo que mañana discutamos aquí también por la política de ajuste fiscal. Esa salvaje estrategia basada esencialmente en recortes de gasto público, en recortes de derechos, en las llamadas reformas estructurales, que tienen una consecuencia: empeorar las condiciones de vida de la mayoría para favorecer a las minorías. Todas esas son las condiciones que hacen que mañana discutamos aquí una ley de presupuestos que no va a servir para la reactivación económica, que no va a servir para mejorar el empleo, que no va a servir para mejorar la sanidad, la educación o los servicios básicos.

Mañana lo veremos, don José Miguel González, en profundidad: por qué tenemos esta dichosa ley de presupuestos y cómo se comparten las responsabilidades entre la ley de presupuestos del Estado, la financiación autonómica, el famoso ajuste fiscal, la reforma constitucional y un largo etcétera de despropósitos que han colocado a los presupuestos públicos de esta comunidad y de otras a los pies de los caballos y que no va a servir para mejorar las condiciones de vida de nuestra gente.

Mañana, desde luego, mi grupo dejará clara cuál es la posición del contexto económico, de las consideraciones y valoración de esta ley de presupuestos, de cuáles son sus previsiones de ingresos y su orientación del gasto, y expresaremos, por lo tanto, en profundidad, lo que hoy es solo una aproximación.

Muchísimas gracias.

El señor presidente: Muchas gracias, don Román Rodríguez.

Por el Grupo Parlamentario Popular, el señor Jorge.

El señor Jorge Blanco (Desde su escaño): Gracias, señor presidente. Señorías, señor consejero.

Mire, cuando uno habla de marginación, cuando habla de abandono, habrá que contraponerlo con algo, contra qué o contra quién. Y los datos en este caso son implacables: mientras los ajustes en Canarias en el año 2012 fueron del 19%, en el resto de España, del 24%; mientras los ajustes del presupuesto del 2013 en Canarias fueron del 5,9%, los del resto de España, del 16%; mientras los ajustes del presupuesto del año 2014, que entrará en vigor, son del 5,1% para Canarias, para el resto de España son del 8%.

Mire, todas las comunidades autónomas se quejan, todas, todas, señor consejero, y ese es el mejor ejemplo de que no existe conspiración o no existe marginación de ningún lado. Otra cosa es que a ustedes les interese decir que sí existe, pero en eso yo no puedo hacer nada. ¿Cuál es la alternativa, señor González?, ¿cuál es la alternativa que usted propone aquí? ¿La del Partido Socialista, la de más gasto público para financiar, por ejemplo, planes de Zapatero de 13.000 millones de euros para reducir el paro, sin resultado práctico alguno? ¿La de cheques bebé de 2.500 euros para todos los niños que nacen? ¿La devolución de 400 euros, como promesa electoral, que costó en época de recesión la friolera de 6.000 millones de euros para las arcas de todos los españoles? ¿Más déficit público, más deuda a pagarse con precios más caros? Estas son las recetas del PSOE, a las que parece, señor consejero, que ustedes se han abonado.

Y el Grupo Nacionalista alentando el enfrentamiento. ¿Sabe por qué, señor consejero? Porque, en definitiva, el enfrentamiento y el victimismo es la esencia de su proyecto político. De eso vive Coalición Canaria y los grupos nacionalistas. Su supervivencia política reside en alentar y promover el discurso de la desafección, poniendo en riesgo, sin duda, la estabilidad institucional, que es muy necesaria para salir y para ofrecer una imagen de seriedad y credibilidad en el exterior.

Eso es lo que está pasando, señor González, y yo les pido, como representante del grupo que gobierna en España, no se puede volver a la barra libre del gasto, señor consejero, como pretenden ustedes, no se puede gastar sin escrúpulos, como se hacía antes. Eso hoy no es la alternativa. La alternativa es la reducción del gasto público y no una amenaza, como pretenden ustedes, para la recuperación económica y social de España y de Canarias. No es bueno vivir de fantasías, señor consejero, y sí de realidades. Por eso el Partido Popular le reclama que no se pongan enfrente sino aquí al lado, para remar todos y salir juntos de la crisis.

El señor presidente: Muchas gracias.

Por los grupos solicitantes de la comparecencia, don Manuel Fajardo, por el Grupo Parlamentario Socialista Canario.

El señor Fajardo Palarea: Buenas tardes, señorías.

Yo no sé si hubo barra libre o no, pero desde luego algunos se jartaron de tomar gin-tonics y cubalibres, entre ellos aquellos que gobernaban y que ahora critican la barra libre, la barra libre para las comunidades autónomas, pero que gobernaron en Canarias dieciocho años y cuatro meses. Entonces no entiendo lo de la barra libre.

En segundo lugar, "todos protestan". Es verdad, todos protestan, pero a algunos les admiten las enmiendas, los que las presentan, porque a otros no se las admiten porque no las presentan. Ese es el gran problema que tenemos con el Partido Popular en Canarias, esa es la gran diferencia que tenemos con el Partido Popular de Canarias.

Señor consejero, señorías, en primer lugar, quería aclarar el porqué de esta comparecencia en el día de hoy, señor Ortiz. Habrá quien piense que volver a tratar la incidencia de los presupuestos generales del Estado para 2014 en esta Cámara tras el profuso debate que mantuvimos en el último pleno, a petición del Gobierno, pueda parecer redundante, pero lo cierto es que las razones que motivaron la decisión del Gobierno de traer este asunto mediante comunicación a la Cámara, así como el procedimiento para revertir el castigo que sufren las islas en las cuentas nacionales, están más vivos que nunca, y ahora lo explicaré. No en vano el proyecto de ley de presupuestos generales del Estado se remitirá estos días a la Cámara alta, donde todavía mantenemos la esperanza de que pueda reconducir una situación generada por el Gobierno de España, a la que el Partido Popular canario no parece muy dispuesto a ponerle solución.

Señorías, a estas alturas, a estas alturas del procedimiento, pocas esperanzas nos quedan de que la bancada popular rectifique algo su actitud, pero espero que cuando menos los argumentos que voy a exponer a continuación les remuevan un poquito las conciencias.

Señorías, hace dos semanas les ponía ejemplos de cómo es posible defender los intereses de esta tierra y seguir apostando por las políticas del Partido Popular. Como recodarán, les ponía, por ejemplo, del PP de Aragón, que en el 2013 obtuvo 90 millones de euros vía enmiendas a los presupuestos generales del Estado; o les hablaba de los presidentes del PP en la Comunidad de Madrid o la Valenciana, que reclamaban una revisión urgente del sistema de financiación. Incluso les puse el ejemplo del presidente balear, que llegó a calificar los presupuestos generales del Estado como muy injustos.

Hoy, después de conocer el informe de la ponencia de los presupuestos generales del Estado para 2014, aprobado en el Congreso, podemos constatar que las posibilidades de exhibir con orgullo el carné de militante del PP y trabajar para mejorar la situación de una región son cuestiones completamente compatibles. Le voy a poner unos ejemplos, señor consejero.

Enmienda en el Ministerio del Interior, es simbólica, 100.000 euros para Córdoba. ¿Quién la gobierna?: el Partido Popular.

Enmiendas en el Ministerio de Fomento para carreteras; la primera, 500.000 euros, para hacer un acceso al polígono de Tambre, en Santiago de Compostela, y comprometido 1.100.000 euros para 2015. Más de lo mismo. Segunda, 500.000 euros para el enlace de la A-7 con l a A-30 a la altura de Murcia, y comprometidos 3.550.000 euros hasta 2017. Aceptada por el Partido Popular. Esto empieza a oler a chamusquina. Tercera, 500.000 euros para el enlace de Fuengirola, como no podía ser de otra forma, gobernada por el Partido Popular, y comprometidos -atiendan- 5 millones más hasta 2017. Cuarta enmienda de Fomento: un millón... -por cierto, aquí no veo ni la carretera de La Aldea ni la glorieta de Mácher-Playa Quemada, no veo ni una carretera de Fuerteventura: ¡no veo nada de Canarias!-. Cuarta: 1.700.000 euros para carreteras en Melilla. ¡Punto neurálgico de las conexiones de las carreteras españolas, Melilla! Por cierto, gobernada también por el Partido Popular. Quinta enmienda: 100.000 euros y comprometidos 3 millones más hasta 2016 para el acceso al aeropuerto de Málaga -municipio de residencia de doña Celia Villalobos, aquella de "Manolo, tráeme el coche"-.

Así podría seguir un buen rato, señor consejero, pero he preferido detenerme en el trato que reciben en los presupuestos generales del Estado las islas Baleares, estas en las que el PP habla de un presupuesto injusto. Al incremento en la dotación para sus carreteras con respecto al 2013 en más de 60 millones de euros -ahora son 100 millones de euros- que ya aparecían consignados en el proyecto de ley -obteniendo unas islas lo que se les niega a otras-, a pesar de estar pactada, la nuestra, desde el 2006, hay que sumar una enmienda al articulado, y esta no tiene parangón. Concretamente, la enmienda presentada por el Partido Popular y admitida en ponencia dice lo siguiente: "Disposición adicional quincuagésima cuarta-bis, nueva -dice-: se autoriza al Gobierno para que, en el marco del Plan Nacional de Calidad de las Aguas, Saneamiento y Depuración 2007-2015, lleve a cabo las actuaciones necesarias para la financiación de proyectos para la reforma o nueva construcción de depuradoras en la Comunidad Autónoma de las Islas Baleares, mediante la suscripción de los oportunos convenios". Fin de la cita.

Antes de entrar a valorar el contenido exacto de esta nueva disposición adicional quincuagésima cuarta-bis, a mí me parece sintomático leer cuál es la disposición adicional quincuagésima cuarta sin bis. ¿Y saben sus señorías cuál es la quincuagésima cuarta sin bis? Pues dice: "Plan Integral de Empleo de Canarias: durante el ejercicio 2014 queda en suspenso la aplicación de la disposición adicional quinta de la Ley 56/2003, de 16 de diciembre, de Empleo". Sintomático, ¿verdad, señorías?, señorías representantes del PP en Canarias. Después de la disposición adicional que suprime el PIEC, se crea una nueva disposición adicional bis para que el Gobierno de España haga y deshaga lo que considere necesario para dotar de financiación las inversiones en obras hidráulicas que necesitan las islas Baleares. Esto no es un maltrato, esto no es una discriminación; esto es que algunos presentan enmiendas y otros no; a algunos se los aceptan y a otros no. Este es el peso de algunos y el peso que no tienen otros.

Señorías, ya quisiéramos el mismo tratamiento con las inversiones comprometidas por el Estado para las islas, para el PIEC, para la subvención a la desalación, para el Convenio de Carreteras, para las infraestructuras turísticas, para los convenios de cooperación educativos. Incluso para el Convenio de Obras Hidráulicas en Canarias, para el que el propio Gobierno del PP comprometió en octubre, señor consejero, del 2012, mediante una modificación del original, más de 30 millones para el 2014, y ahora para el que nos mandan menos de 22 millones.

Y mientras todo esto pasa, ¿qué pasa?: los diputados y diputadas del PP en Canarias, preocupados en proteger la imagen de su líder, pero no los intereses de Canarias. Esto es lo que realmente está pasando con los presupuestos generales del Estado y no vamos a cejar en el empeño, hasta que no termine de aprobarse este presupuesto, de seguir denunciando lo que estamos denunciando.

Y en cuanto al sistema de financiación, que hablamos el otro día, se ha dicho casi todo lo que se ha dicho. Es que don Ignacio González -no don Ignacio González que tenemos aquí, el presidente de la Comunidad de Madrid- incluso dijo que había que revisar el sistema de financiación, porque tenía que revisarse al principio del 2014. Usted ha dado datos, que yo no voy a repetir, en cuanto a la disminución del Fondo de Garantía de Servicios Públicos, en cuanto a la disminución del Fondo de Suficiencia Global, en cuanto al Fondo de Compensación Interterritorial del ejercicio corriente, el Fondo de Compensación Interterritorial, ejercicio cerrado. Lo único que subió, como usted sabe, señor consejero, es la liquidación del Fondo de Competitividad.

Señorías del PP, este reparto del que tanto abominan es el que ustedes, con sus votos en el Congreso y su actitud complaciente con el señor Soria, están empeñados en mantener. Y, señorías, los diputados y diputados del Partido Socialista hemos intentado revertir estos supuestos. Hemos presentado enmiendas para carreteras -nos han dicho que no-, hemos presentado enmiendas para desaladoras -nos han dicho que no-, hemos presentado enmiendas para el PIEC -nos han dicho que no-. Es que incluso, señor consejero, hemos presentado una enmienda, los diputados socialistas, para que nos dejen endeudar a menor interés que en el Estado, si podemos hacerlo fuera del Estado, y nos dicen que no, y mañana vamos a votar una PNL en la que se habla de que paguemos menos y que paguemos deuda, y tuvieron una oportunidad de oro para que pudiéramos ahorrarnos 7,5 millones de euros.

Miren, yo voy a terminar. Yo creo que este discurso es un discurso que viene de si se tiene o no tiene interés por defender los intereses de Canarias. Yo creo que cuando se recorta en dependencia se está recortando a los dependientes canarios; cuando se recorta en educación, se recorta a las personas que quieren tener educación en Canarias; cuando se recorta en sanidad, se recorta para el búnker de Gran Canaria, se recorta para las personas que necesitan una sanidad pública y universal; cuando se recorta, cuando se recorta, por ejemplo, en el tema de los convenios, se afecta a la movilidad, a la conectividad y al empleo en Canarias; y cuando se suben las tasas judiciales, se crea una justicia para pobres y otra para ricos.

El señor presidente: Un minuto.

El señor Fajardo Palarea: Sí.

Decían: "pidiendo, pidiendo y pidiendo", y nosotros estamos haciendo, haciendo y haciendo. Yo creo que estaban conjugando otro verbo en Madrid, que empieza por jota y que termina también en gerundio, porque desde luego no han hecho absolutamente nada.

Y nos decían: "no vamos a salir en la foto", y lo primero que hicieron fue sacarse una foto.

Les pido coherencia, aunque es muy difícil, es muy difícil pedir coherencia cuando hoy, hoy, hoy, en Lanzarote, nos han hecho -lo pongo como ejemplo-, nos han hecho una oferta para gobernar, o han hecho una oferta a Coalición para gobernar, diciendo que hay que respetar a la mayoría de los ciudadanos, y si extrapoláramos esa oferta a la isla de La Palma -lo pongo solamente como ejemplo-, en la única, en la única institución donde gobernaría el Partido Popular en la isla de La Palma sería en el Ayuntamiento de Santa Cruz de La Palma (Rumores en la sala).

Nada más.

(Continúan los rumores en la sala.)

El señor presidente: ¡Señorías!

Muchas gracias, don Manuel Fajardo.

Señor consejero de Economía y Hacienda, don Javier González Ortiz.

Señorías -por favor, señor consejero-, señorías, ¡silencio, por favor!

El señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad (González Ortiz): Gracias, señor presidente.

Estábamos hablando de cuáles eran los efectos que tenían las decisiones desde el punto de vista político, desde el punto de vista político, que se traducen y se trasladan, por tanto, a los presupuestos generales del Estado, y a partir de ahí unas cifras frías qué implican sobre el conjunto de los ciudadanos.

Y como se producen discusiones sobre si esto son o no decisiones y sobre de dónde son motivadas las decisiones... Mire, también se producen otras decisiones del Gobierno central que igual no afectan directamente al bolsillo de los ciudadanos pero sí afectan, si me lo permiten, incluso hasta a la dignidad, como el empecinamiento del Gobierno central en exigirnos el certificado de residencia, por poner algún ejemplo de decisiones que se llevan en las leyes que no tienen que ver, que no tienen que ver con el bolsillo, sino tienen que ver con la dignidad.

Pero, bueno, vamos a hablar de las cuestiones económicas, que estamos intentando. Mire, yo les recomendaría -aparte de más respeto- a los diputados del Partido Popular, les recomendaría la lectura de lo que se llama el Plan de Estabilidad del Reino de España y sus dos actualizaciones, enviado por el Gobierno central a la Unión Europea, y se lo recomiendo especialmente a las señorías del Partido Popular, porque, bueno, puede que duden de lo que yo diga, pero por lo menos espero que no dudarán de aquello que firma el Gobierno del Partido Popular. Miren, en ese documento queda clarísimamente demostrado -se expresa así- que es la Administración General del Estado, el Gobierno central, el que mantiene un mayor déficit, y lo mantiene por encima del 5%, el último, e incumple sistemáticamente los objetivos de estabilidad; que tiene una deuda de 800.000 millones de euros, que prevé pagar 36.000 millones de euros solo en intereses. Pero, a pesar de todo eso, lo peor de todo es que dice, traslada, expresa, que el esfuerzo se les sigue exigiendo a los ciudadanos, porque ellos no están dispuestos a hacer ningún esfuerzo, ninguno, absolutamente ninguno. Es más, dice que arreglan una parte del problema, una parte importante, exigiendo a las comunidades autónomas la reducción en las políticas en sanidad y educación, porque les traslada a las comunidades autónomas la responsabilidad de hacerlo, ¿no? Esa es la política del Partido Popular.

Porque, señor González, hablaba usted de cuáles eran los condicionantes del presupuesto, y evidentemente el presupuesto tiene unos condicionantes. Tiene el condicionante del objetivo de estabilidad, el máximo, hemos ya acudido al máximo en los presupuestos de la comunidad autónoma para, como bien le dije antes, intentar compensar algunas de las realidades. Si disminuyen las transferencias corrientes del Estado, pues, evidentemente la situación sabemos a lo que afecta.

Pero, sobre todo, ¿cuáles son esos efectos?, porque, evidentemente, uno de los efectos que tiene sobre el producto interior bruto, sobre el crecimiento de la economía, por tanto, la posibilidad ligada a la generación de empleo, tiene que ver con la caída de la inversión, evidentemente, y tiene que ver con la caída del consumo, tiene que ver con la caída del consumo público también, que es una de las medidas que en su conjunto estamos considerando. Porque les decía antes que, evidentemente, con una caída de ingresos como la que tenemos, tenemos que plantearnos esa dicotomía, ¿no?, y ese equilibrio fundamental para lograr generar el mantenimiento de los servicios públicos esenciales, sin poder olvidarnos, como estamos intentando hacer este año, a pesar de los embates del Gobierno del Partido Popular, intentando meter medidas de reactivación económica, algunas, pequeñas, pero algunas, las que podemos, ¿no?, dentro de las limitaciones, ¿no? Y evidentemente tenemos la limitación, como decía antes, del endeudamiento. Lo hemos planteado, es decir, "oiga, mire usted, ¿es preocupante el crecimiento del endeudamiento en Canarias?", bueno, menos preocupante que en el conjunto de las comunidades autónomas, de todas las comunidades autónomas, que somos la comunidad autónoma menos endeudada. Hemos hecho bien la tarea a lo largo de la historia. Es decir, ahora podríamos endeudarnos más para reactivar mucho más la economía, si nos dejaran, si tuviésemos un tratamiento justo en el conjunto de ese reparto.

Por supuesto, por tanto, estamos empezando a analizar esas afecciones que tienen los incumplimientos, los menores ingresos, las menores transferencias del Estado en el producto interior bruto de Canarias y, por tanto, como decía antes, en la capacidad de crecimiento.

Mire, es fácil hallar el porcentaje. Si nuestro PIB está en torno a los 40.000-41.000 millones de euros, aproximadamente, unos 1.300-1.400 millones de euros suponen casi un 3% de media entre los años 2012, 2013 y 2014; es decir, las decisiones del Gobierno del Partido Popular han afectado al crecimiento de la economía canaria en torno a un 3% de su producto interior bruto. Esa es la realidad objetiva, pura y dura, de la pregunta, de la solicitud de comparecencia que han solicitado los Grupos Nacionalista y Socialista de esta Cámara.

Señor Rodríguez, mañana hablaremos del presupuesto, por lo tanto, y a partir de ahí haremos las consideraciones pertinentes.

Señor Fajardo, evidentemente, como usted bien decía, hay unas formas u otras de actuar; hay unas formas u otras de demostrar cuál es la voluntad política. Y no solo la voluntad política del Gobierno sino la voluntad política de los representantes legítimos de los ciudadanos canarios en el Congreso y en el Senado. Esa es la expresión de la voluntad, la expresión de la voluntad política y el compromiso que tienen en este caso los diputados y diputadas del Partido Popular son nulos, son cero; es decir, es tan igual que la voluntad y el compromiso político que tienen en cuanto a la presentación de las enmiendas para favorecer a la comunidad autónoma canaria. Porque les recuerdo que cuando aparecen los presupuestos el año pasado ya hicieron algunas referencias de "vamos a enmendar, vamos a solicitar enmendar". Como el resultado fue nulo, este año, sí, es verdad, fueron más precavidos; este año se contuvieron un poco más en las manifestaciones públicas sobre la mejora de los presupuestos. Hicieron algunas reuniones supuestas en el ámbito de Madrid a ver si les dejaban presentar las enmiendas; desgraciadamente, por lo que se ve, no se las dejaron presentar.

Porque, señor Fajardo, evidentemente, no es un problema de recursos. Dinero para carreteras hay: si hay 60 millones de euros más para carreteras en Baleares, hay más dinero para carreteras. No es un problema ni siquiera de la deuda, como han argumentado: ¿por qué sí en Baleares y en Canarias no?, ¿por qué sí en Baleares y en Canarias no? Esa es la gran pregunta que tenemos que hacernos todos, que se hacen los ciudadanos: ¿por qué sí en Baleares y en Canarias no? ¿Por qué sí el presidente de la Comunidad de Madrid plantea un puñetazo en la mesa y le exige al señor Rajoy que modifique el sistema de financiación, por poner un ejemplo, y aquí ustedes no tienen la valentía de, mire usted, vamos a hacerle caso al señor Rajoy, no podemos modificar el sistema de financiación, pero, mientras, vamos a destinar más recursos a Canarias para ayudarle a salir de la situación en la que está? No, no, no, lo que hacen es aplaudir cuando se cargan un derecho de la ley estatal de empleo, que es el Plan Integral de Empleo de Canarias, durante muchos años. Eso es lo más triste de todo eso, eso es lo más triste de todo eso.

Porque, señor Jorge, mire, yo voy a tomar sus palabras, las palabras de las que usted, desde el estrado, llegó a decir "súmense", pero ¿a qué nos sumamos, a qué? Mire, desde el Gobierno de Canarias, una y otra vez, le hemos pedido sentarnos en una mesa -al Gobierno central- para tratar cuál es la cantidad que podemos destinar en el Convenio de Carreteras. Si entendemos las dificultades económicas, las tenemos todos. Nosotros tenemos la responsabilidad de gobierno y, por tanto, entendemos esa dificultad. A lo que no estamos dispuestos es a agachar la cabeza cuando en Baleares sí hay dinero para carreteras y en Canarias no. En eso es en lo que no estamos dispuestos a agachar la cabeza. Usted lo que nos pide es agachar la cabeza y no, señor Jorge. Tendía la mano. ¿Lealtad institucional?, toda la del mundo, toda la del mundo. Eso sí, sumisión no, lo he dicho una y mil veces. Toda la lealtad del mundo para el Gobierno central, pero sumisión no. Es decir, "esto es lo que hay y se callan porque sí", no. Porque, miren, es que ni siquiera los diputados del Partido Popular de determinadas comunidades autónomas se callan, y la pregunta es por qué ustedes sí se callan.

El Gobierno de Canarias, una y otra vez, desde la lealtad institucional, cosa que no tienen otros, cosa que no tienen otros, una y otra vez, está dispuesto a sentarse a hablar, sentarse a hablar. Como cuando le solicitamos sentarnos a hablar para la emisión de deuda en valores extranjeros, que nos está costando 7 millones de euros más en intereses al año y no les ha dado la gana, sin ninguna sola justificación. ¿Eso es lo que ustedes plantean?, ¿esa es la lealtad institucional que ustedes plantean?, ¿eh?, ¿Esa es? No, ustedes plantean la sumisión. Y la pregunta es ¿por qué los diputados del Partido Popular en Baleares no tienen esa misma sumisión?, ¿por qué no? ¿Es que los diputados del Partido Popular en Baleares tienen una mayor consideración, compromiso social, con sus ciudadanos de Baleares, señor Jorge?

Por eso, una y otra vez, a pesar de la mala educación... -por lo que se ve, los recortes en educación han llegado a más de uno (Comentarios en la sala). Están teniendo serios estragos los recortes en educación afectando a personas ya mayores-.

El señor presidente: ¡Por favor, señorías!

Don Javier, vaya concluyendo, por favor.

El señor consejero de Economía, Hacienda y Seguridad (González Ortiz): Si me dejaran, señor presidente.

Gracias.

Por eso, señor Jorge, yo lo que le digo es que, mire, que hagamos un planteamiento serio, que hagamos un planteamiento leal; que el problema sí es un problema de cómo se distribuyen los recursos, no es un problema de escasez. ¿Por qué explicamos o cómo explicamos que haya comunidades autónomas que uno, dos y tres años seguidos reciban en torno al 14% de la inversión del total del Estado español cuando representan el 5% de la población? ¿Cómo lo explicamos, señor Jorge? ¿Eso qué es, de qué es derivado? ¿A qué se debe? ¿Cómo explicamos a los ciudadanos canarios que se recorta el Plan Integral de Empleo de Canarias y desaparece? Que, como bien dijo el señor Fajardo, en una y otra, es decir, cuando se apruebe esa ley y vean una y otra disposición, una cargándose el Plan de Empleo de Canarias y la otra otorgándole más recursos a Baleares, ¿cómo les explicamos que hay que tener lealtad institucional?, ¿cómo se lo explicamos, señor Jorge?, ¿cómo se lo explicamos? Les decimos qué, ¿que es que los canarios tenemos, una vez más, que agachar la cabeza y aceptar lo que dicen?

Mire, señor Jorge, señor Jorge, le digo, desde la más absoluta lealtad institucional del Gobierno de Canarias, intente usted trasladar, trasladar a unos y a otros que el Gobierno de Canarias está dispuesto a trabajar en esa línea, una y otra vez. A lo que no está dispuesto es a agachar la cabeza frente a las distribuciones injustas de los recursos.

Muchas gracias.

(Ocupa un escaño en la sala la señora secretaria segunda, Montelongo González.)

El señor presidente: Muchas gracias.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/C-1228 Sobre -Gobierno-, sobre consecuencias para el desarrollo económico y social de los recortes presupuestarios del Gobierno de España en los ejercicios 2012, 2013 y en el Proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado para 2014.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso Legal · Protección de datos personales