Diario de Sesiones 120/2014, de fecha 23/4/2014 - Punto 3

8L/PNL-0331 PROPOSICIÓN NO DE LEY DEL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE LA VELA LATINA CANARIA.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Pasamos a la siguiente proposición no de ley. En este caso es del Grupo Parlamentario Popular, sobre la vela latina canaria.

Para la defensa de la misma, por parte del Grupo Popular, don Felipe Afonso, por tiempo de diez minutos, tiene usted la palabra.

El señor AFONSO EL JABER: Señor presidente. Señorías.

Tal como la conocemos hoy, la vela latina, la competición de la vela latina canaria, tiene al menos 110 años de los que exista constancia, aunque su presencia es muy anterior en nuestras costas.

Hoy en día la vela latina canaria es víctima de la indiferencia, cuando no la antipatía que transmite el Gobierno de Canarias. En este último año se han reducido las subvenciones en más de un 66 %, cuando el presupuesto consolidado de nuestra comunidad autónoma ha aumentado un 1,63. El recorte es del 80 % desde el año 2010. Para este año solamente hay 11.200 euros, menos de 1.000 euros al mes, exactamente 933 euros al mes. Un auténtico despropósito. Y, lo que es peor, la vela latina canaria carece en estos momentos de interlocutores válidos en el Gobierno de Canarias que quieran colaborar con este deporte. Por un lado, tenemos a un director general que se compromete a dar respuesta a determinadas demandas en cuarenta y ocho horas y lo que hace es, una semana después, salir en los periódicos atacando a la vela latina. Están en ese jueguecito impropio de un alto cargo. Por otro lado, a una consejera desbordada, más preocupada de sobrevivir políticamente que de resolver ningún problema de esta comunidad autónoma; y la vela latina también es víctima del despropósito, de todos los despropósitos que acechan a esta consejería. En fin, debe ser que el caballo de Atila también navegaba en la bahía de Las Palmas de Gran Canaria.

El Cabildo de Gran Canaria, el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, la Autoridad Portuaria de Las Palmas, la Fundación La Caja son, con partidas presupuestarias, más sensibles con la vela latina que el Gobierno de Canarias. El único de todos ellos presidido por un nacionalista es el peor que trata a este deporte autóctono y tradicional de Canarias, lo que es fácilmente explicable si se conoce bien a Coalición Canaria.

Por si fuera poco, nuestro Estatuto de Autonomía le da a la comunidad autónoma la competencia exclusiva en materia de deportes. Queremos más competencias pero no asumimos las responsabilidades de aquellas competencias que ya tenemos. Claro que en este Gobierno competencia y responsabilidad al parecer son dos cosas desiguales.

Queremos que el Parlamento inste al Gobierno de Canarias a comprometerse con la vela latina canaria, reconociendo su singularidad y su importancia histórica e impulsando políticas que velen por su futuro; que se apoye mediante subvenciones nominadas; que en los baremos, en las bases de convocatoria de subvenciones de deportes se tengan en cuenta las diferencias, las singularidades de los deportes autóctonos, ya que criterios como la dimensión nacional o internacional, las presencias en campeonatos nacionales e internacionales no valen, porque todo, todo lo que hace la vela latina y los deportes autóctonos, pues, son nacionales o internacionales, porque es el ámbito que existe aquí. Por lo tanto, no valen esos baremos y se deben adaptar a la realidad.

Queremos que los medios de comunicación públicos, la Radiotelevisión Canaria, divulguen, promuevan, con programas específicos, las regatas, así como el resto de los deportes autóctonos. Que se note que es una televisión autonómica, para estas cosas está la televisión autonómica, aunque para ello, para hacer programas de vela, pues, se tenga que llamar el programa La vela de Paulino o algo así. Da lo mismo, da lo mismo, lo importante es que se haga la divulgación, aunque las velas, todas las velas tengan la foto del presidente. Da lo mismo.

La pega surgió de la importancia y beneficio de llegar el primero a los barcos fondeados desde el muelle de Las Palmas para obtener las mejores mercancías en relación con los incipientes negocios, señor Perestelo, de carga y descarga de avituallamiento de finales de siglo XIX y principios del siglo XX. Pronto los "botes de turno" dieron paso a la vertiente lúdico-deportiva, tras la construcción del muelle de La Luz, desapareciendo así la necesidad de navegaciones de vela para tales fines.

El 24 de julio de 1904 se celebró la primera regata tal como la conocemos hoy, de la que existe, repito, evidencia histórica para celebrar la fiesta en honor al barrio marinero de San Cristóbal, aunque existen hitos anteriores que podemos concretar en los siguientes documentos. Así, por ejemplo, en el periódico local La Brújula, en 1874, se hablaba de la celebración de estos actos festivos para celebrar la conmemoración de la incorporación de Gran Canaria a Castilla, a la Corona de Castilla; también el periódico El Popular, que era un gran periódico, como fácilmente es imaginable, hacía referencia a esta jornada, repito, para celebrar la incorporación de Gran Canaria a la Corona de Castilla. Y, aunque al parecer en ese año al final no celebraron las pruebas, dos años después sí volvieron a los programas de fiesta, esta vez con mucha más fuerza.

El atractivo de la competición y la capacidad de innovación en la estrategia de regata y en las mejoras a la navegación han sido, entre otros, motivos que han posibilitado su continuidad en el tiempo, consolidándose como un deporte que ha vertebrado nuestra relación con el mar, desde la puesta en valor de nuestras tradiciones y nuestras costumbres.

La vela latina ha atravesado distintos periodos. Desde épocas de una intensa participación de botes, una media de en torno a las 20-21 embarcaciones, a la presente, que es reflejo de la crisis económica y que solamente existen 12 botes inscritos -la PNL dice 13 pero son 12 botes inscritos-.

El Partido Popular siempre ha expresado su apoyo al desarrollo de la vela latina canaria como manifestación histórica, cultural, deportiva, económica y turística y la promociona en esas instituciones donde gobierna. Que repito: el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, el Cabildo de Gran Canaria, la Fundación Puerto de Las Palmas, la Fundación La Caja promocionan más y aportan más económicamente a la vela latina que el Gobierno de Canarias, siendo este, en términos absolutos, mucho más importante económicamente y sobre todo siendo el competente, pero, repito, el único que preside un nacionalista es el que menos apoya este deporte autóctono.

Por otro lado, está la declaración de bien de interés cultural, que incluiría lo relativo a la dimensión cultural que la Unesco promueve a los deportes tradicionales y la fundamentación que posibilita un trato específico y adecuado para garantizar su pervivencia. Y con independencia de cómo concluya el expediente, en un sentido o en otro, lo esencial para nosotros es conseguir el fin que se pretende; o sea, la protección, conservación, investigación, difusión, fomento y transmisión de las mejores condiciones posibles a las generaciones futuras de la vela latina, así como su disfrute por los ciudadanos como objeto cultural y educativo y su aprovechamiento como recurso económico.

Los desproporcionados recortes que han afectado a la vela latina por parte del Gobierno de Canarias, a pesar de sus competencias para la promoción de nuestra cultura y para la promoción de nuestro deporte, es el mayor peligro que en estos momentos acecha a la vela latina. En el año 2010 aportaba el Gobierno de Canarias unos 54.000 euros; el año pasado, 34.000; este, 11.200. Repito: 903 euros al mes. Menos de los 20.000 de La Caja, 23-24.000 euros del ayuntamiento, 20.000 euros del puerto o los, aproximadamente, 70.000 euros que aporta el Cabildo de Gran Canaria.

Y, por otro lado, está la importancia de los deportes en las bahías, los deportes de mar, lo que tiene que ser uno de los grandes activos económicos de las islas Canarias; eso que denominamos "la economía azul". Hemos estado muy lejos de ello, muchas veces de espaldas, pero nuestras costas tienen realmente las condiciones necesarias para fomentar la economía azul, para fomentar este tipo de deportes. Basta recordar que el club más laureado del mundo, con siete medallas de oro, es un club canario, el Real Club Náutico de Gran Canaria.

Pero, en fin, menos de 1.000 euros al mes para un deporte como la vela latina es una vergüenza y demuestra la falta de aprecio que este Gobierno tiene hacia este deporte vernáculo.

Por eso, señorías, les pedimos que apoyen de manera unánime esta PNL y que pongamos en la mesa del Consejo de Gobierno el mandato de este Parlamento de ser sensible con la vela latina canaria, repito, competencia exclusiva de nuestra comunidad autónoma. Viene siendo hora de que este Gobierno asuma que competencia es igual a responsabilidad, en contra de lo que hace este Gobierno, que considera que una cosa es la competencia y otra muy distinta la responsabilidad.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

A esta proposición no de ley se ha presentado una enmienda del Grupo Parlamentario Mixto. Para su defensa, doña Carmen Hernández, por tiempo de diez minutos, tiene usted la palabra.

La señora HERNÁNDEZ JORGE: Gracias, señor presidente. Buenos días a todos y a todas.

Estamos ante una proposición no de ley que viene, pues, a apostar por un deporte, por una actividad, como es la vela latina, que nuestro grupo también comparte. No en vano, pues, recientemente hemos registrado, el 15 de abril, una proposición no de ley, dirigida a la Comisión de Deportes, con un contenido bastante similar a esta propuesta, aunque incorpora dos acciones que creemos que complementan la propuesta del Grupo Popular y que, por tanto, las hemos presentado por la vía de las enmiendas. También nuestro grupo, Nueva Canarias, ha presentado en el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria, donde gobierna, como todos saben, el Partido Popular, una moción en esta línea que ha sido aprobada. Por tanto, pues, respaldamos y compartimos la defensa de este deporte autóctono.

Sin duda la vela latina es una de las manifestaciones deportivas autóctonas con más arraigo en la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria. Es una actividad náutica y deportiva que tiene su origen entre finales del siclo XIX y principios del siglo XX como consecuencia de las regatas celebradas por embarcaciones dedicadas a faenas portuarias y de pesca. La fecha del 24 de julio de 1904 se toma como inicio de este deporte en la capital grancanaria con motivo de las fiestas patronales del barrio de San Cristóbal, por las noticias publicadas en la prensa de la época.

Según la Unesco, los juegos y deportes tradicionales forman la columna vertebral de una comunidad. Son parte del patrimonio intangible y un símbolo de la diversidad cultural de nuestras sociedades. Son, por tanto, un medio eficaz para transmitir los valores de la solidaridad, la diversidad, la inclusión y la conciencia cultural. La propia Unesco impulsa proyectos para proteger y promover estos deportes en el espíritu de la comunidad, además de unir a los pueblos e instalar un sentimiento de orgullo por las raíces culturales de una sociedad, y establece que la preservación y promoción de los juegos y deportes tradicionales es un aporte fundamental para la valorización de un campo tan importante y esencial para el patrimonio mundial cultural inmaterial.

En la Comunidad Autónoma de Canarias distintas leyes reconocen su importancia. Por ejemplo, en el capítulo II de la Ley 8/1997, de 9 de julio, Canaria del Deporte, en su artículo 17, establece que "la actividad de las administraciones públicas canarias estará inspirada en los siguientes principios rectores, con vistas a la recuperación, mantenimiento y desarrollo de los juegos y deportes autóctonos y tradicionales como parte integrante de nuestra cultura". Recoge este artículo la organización de actividades deportivas que contribuyan a fortalecer la identidad propia; el establecimiento de líneas de financiación preferente a las federaciones deportivas canarias que incluyan juegos y deportes autóctonos y tradicionales. Y además, en su artículo 18, define como modalidad a la vela latina canaria -de bote-.

Por otro lado, la Ley 4/1999, de 15 de marzo, de Patrimonio Histórico de Canarias, en su artículo 73, sobre el patrimonio etnográfico, lo define en su apartado 1: "El patrimonio etnográfico de Canarias está compuesto por todos los bienes muebles e inmuebles, los conocimientos, técnicas y actividades y sus formas de expresión y transmisión, que son testimonio y expresión relevante de la cultura tradicional del pueblo canario". En el apartado 2 h) incluye a la vela latina entre los elementos que integran el patrimonio etnográfico de Canarias.

Además, este deporte capitalino es un valor desde el punto de vista social y cultural para muchos jóvenes y mayores que disfrutan del mismo, pudiendo ocupar su tiempo en algo útil y que les apasiona. Sin ir más lejos, han existido experiencias de reinserción social, de inclusión de jóvenes con problemas a través de la participación en esta actividad deportiva.

También creemos que está infravalorada su capacidad de atracción para los turistas de cruceros, que podrían disfrutar de esa actividad en los días de auge, con una visita a una competición y a uno de los botes, siendo testigos de su preparación para la misma.

En este sentido, de cómo se puede potenciar y proteger este deporte, hemos presentado dos enmiendas de adición. Una de ellas plantea que el Parlamento canario insta al Gobierno de Canarias a que explote al máximo la imagen de la vela latina en campañas, promociones y documentos y que potencie el uso de las imágenes de este deporte en el exterior. Entendemos que la imagen de ese deporte, de la vela latina, es una imagen atractiva y que puede ser una imagen turística y de potenciación de la imagen de Canarias en el exterior. Y además también instamos al Gobierno de Canarias a realizar una apuesta por destacar el valor turístico de la vela latina y sus instalaciones a través de un encuentro con operadores turísticos para que conozcan y visiten las instalaciones y así potenciar su inclusión en los programas turísticos.

Esta enmienda viene a materializar algo que nos hemos marcado como objetivo y que la consejera de Cultura y Deportes ha manifestado también su acuerdo en este sentido, que es el binomio cultura...; o el trinomio: cultura, deporte y turismo. Que consideramos una combinación muy importante, interesante y además que, económicamente, prácticamente no nos supone un esfuerzo muy importante.

Gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señora diputada.

Para fijar posición en relación a la enmienda, por el grupo proponente, don Felipe Afonso, desde el propio escaño.

El señor AFONSO EL JABER (Desde su escaño): Muy brevemente.

Creo que las dos enmiendas van encaminadas a lo que habíamos dicho de defensa de la economía azul y de nuestras costas como potencial económico y de sus deportes. Y, por lo tanto, no tenemos ningún problema en aceptarlas.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Aceptadas las enmiendas y, por lo tanto, modificada la proposición no de ley en su texto original conforme a las enmiendas, para fijar posición por los grupos no solicitantes, por el Grupo Parlamentario Socialista, doña Encarna Galván, por tiempo de cinco minutos, tiene usted la palabra.

La señora GALVÁN GONZÁLEZ: Buenos días, señorías. Muchas gracias, señor presidente.

En el proyecto para la elaboración por parte de la Unesco de la Carta internacional de juegos y deportes tradicionales se reconoce cómo las diferentes culturas autóctonas del mundo han dado origen a una gran variedad de juegos y deportes tradicionales que son expresión de la riqueza cultural de una nación. Reconoce, asimismo, sus valores sociales y culturales, pues dice que contribuyen a una vida de entendimiento mutuo y comportamiento pacífico entre los diferentes grupos culturales y sociales, las comunidades y las naciones. Constituyen medios de expresión de su identidad y forman parte del patrimonio mundial de la cultura del deporte. Preservar y promover, por lo tanto, la práctica de esta diversidad constituye una tarea importante, por lo que es preciso fomentar su reconocimiento.

En este sentido, tenemos que decir que ya la Ley Canaria del Deporte se identifica con estos principios y reconoce a estos deportes tradicionales como una práctica integrante de nuestra cultura y mandata a las administraciones públicas a promoverlos y fomentarlos. Con lo que entendemos que la primera petición que formula esta proposición no de ley, reconocer y valorar la práctica de la vela latina, es algo a lo que vienen obligadas -por esta ley- todas las administraciones públicas de Canarias.

La vela latina es una práctica deportiva cuya belleza marinera es más fácil de captar que describir y a la que usted hoy, señor diputado proponente de esta proposición no de ley, ha hecho un flaco favor al pretender hacer chascarrillo o sorna con respecto al presidente del Gobierno de Canarias. Permítame que le diga, con todo el cariño y con todo el respeto, pero también con toda la seriedad que merece este asunto, que ha faltado usted al respeto al presidente de todos los canarios y ha faltado usted al respeto que merece a la vela latina. Una mala práctica, una mala táctica, si lo que usted pretende es lograr el consenso en torno a su propuesta. Sinceramente, creo que la vela latina no se merece el tono que usted ha empleado hoy al presentar su defensa en esta proposición no de ley. Habría sido mucho mejor que se hubiese usted limitado a leer el texto de la proposición escrita. No obstante, por encima de usted, la vela latina tiene importancia suficiente como para que nos la tomemos muy, muy en serio.

Sobre su historia ya se ha dicho, ya se ha hablado, y no voy a insistir demasiado. Es una práctica deportiva ya más que centenaria, que durante las primeras décadas de su existencia contó además con el patrocinio y el apoyo del Real Club Náutico de Gran Canaria, que durante más de veinte años se encargó de controlar y organizar las regatas de este deporte, dándole un impulso que ya, a partir de 1933, continuaría la sociedad deportiva Ahemon. Ya por ese entonces la vela latina se encontraba tan arraigada entre las tradiciones deportivas de los canarios que ni la paralización obligada por la Guerra Civil ni la que se debió a los factores económicos e ideológicos del nuevo régimen político instaurado en España lograron acabar con esa práctica deportiva, que ya resurgió con fuerza a partir de 1959 y que desde entonces se extiende hasta nuestros días.

Con esta introducción, quiero expresar nuestro reconocimiento y apoyo al deporte de la vela latina canaria, y lo haremos votando afirmativamente a esta proposición no de ley. Aunque aprovecho para manifestar algunas puntualizaciones.

Entendemos que el motivo principal que sustenta esta propuesta son las dificultades económicas por las que atraviesa este deporte. Unas dificultades a las que hemos aludido en reiteradas ocasiones y a las que no son ajenas todas las demás áreas de la vida pública en nuestra comunidad. No obstante, y a pesar de estas dificultades económicas, sí entendemos que puede resultar oportuno que en las próximas convocatorias pueda corregirse, en los criterios objetivos que rigen la concesión de las subvenciones, el factor corrector que pretende equilibrar las prácticas deportivas autóctonas con el resto de los deportes.

En relación a la proposición para la declaración como bien de interés cultural de esta práctica deportiva, se refiere usted e insta usted a las administraciones competentes, como usted bien conoce, este es un asunto, es un expediente, que tiene el Cabildo de Gran Canaria en su poder desde octubre del año 2012, en el que se registró la petición formulada por el Ayuntamiento de Las Palmas de Gran Canaria ya con un año de antelación. Entendemos, por tanto, que es este cabildo quien debe impulsar...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Tiene usted un minuto para concluir.

La señora GALVÁN GONZÁLEZ: Gracias, señor presidente.

...y trasladarlo al Gobierno de Canarias para su declaración. Esto sí que no es una papa caliente y, por lo tanto, puede impulsarse definitivamente hasta este Gobierno. Eso sí que es una muestra de indiferencia. Es un expediente que se demora demasiado y que, como el cabildo no acelere, pues, no va a necesitar hacerlo, puesto que en la modificación de la Ley de Patrimonio de Canarias que ahora mismo se está tramitando por parte del Gobierno se prevé la modificación del artículo 73 y, por ministerio de la ley, estos deportes y juegos tradicionales quedarán ya reconocidos como bienes de interés cultural con carácter inmaterial.

Por lo tanto, apoyaremos esta proposición no de ley y le sugiero que corrija el texto de la exposición de motivos. Se refiere usted al artículo 75 cuando debe decir artículo 73. E igualmente al principio de la misma habla usted de carga y descarga de avituallamientos; debería decir...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señora diputada.

Por parte del Grupo Nacionalista Canario, desde el propio escaño, don Isaac Castellano, tiene usted la palabra.

El señor CASTELLANO SAN GINÉS (Desde su escaño): Muchas gracias, señor presidente. Señorías. Señor Afonso El Jaber.

Sinceramente, preparé la intervención con respecto a esta proposición no de ley con una actitud completamente respetuosa, constructiva y conciliadora. Lamento profundamente que no haya sido compartida por usted, tal y como yo deseaba, pero, en cualquier caso, creo firmemente que uno debe convertirse en el cambio que desea ver en el mundo y, por lo tanto, no permitiré que mi tono se vea contagiado por el suyo.

No nos cabe la menor duda de que como representantes públicos tenemos la responsabilidad de salvaguardar la herencia cultural que nos enriquece y nos define como pueblo singular, incluyendo nuestra actitud cosmopolita y universalista. Eso implica nuestro deber de conservar, defender, investigar y difundir nuestro patrimonio en sus diversas manifestaciones. En este caso, lúdico-deportiva, en una actividad vinculada con ese mar que es tan importante para los canarios, como fuente de riqueza inagotable, si sabemos cuidarlo por supuesto, y puente que nos conecta con el mundo.

Pensaba darle, de forma cariñosa y figurada -si usted me permitía la licencia-, un pequeño tirón de orejas, pero, en cualquier caso, repito, repito, en cualquier caso, me voy a limitar a llamarle la atención sobre el contenido de su exposición de motivos, pues circunscribe la vela latina al ámbito de la ciudad de Las Palmas de Gran Canaria, ignorando la realidad de que esta práctica, aunque con otras modalidades, se desarrolla y tiene un fuerte arraigo en islas como Lanzarote o también Fuerteventura, pero, desgraciadamente, muchas veces en las intervenciones del Grupo Popular falta esa dosis de canariedad para entender Canarias en su conjunto.

Sí quiero hacer referencia a algunos puntos concretos de su proposición no de ley. Habla de subvenciones nominativas, de la necesidad de incrementarlas, y nosotros compartimos este objetivo, porque entendemos también que los deportes vernáculos, autóctonos y tradicionales deben ser apoyados, pero aun así tenemos que dejar claro que esta pretensión siempre quedará sujeta a la disponibilidad presupuestaria, porque en un escenario de restricción en el que este marco presupuestario se ve reducido de forma notable tenemos que tomar decisiones. Solo la Oposición se puede permitir el lujo de trabajar con un presupuesto sin límites; a nosotros nos corresponde tomar decisiones y establecer prioridades. Y repito: quizás todos deberíamos ser responsables para definir cuáles son en este momento, porque no podemos decir que se incremente el presupuesto en todas sus partidas, porque eso es sencillamente imposible.

Con respecto a las subvenciones que se recogen en el régimen de concurrencia competitiva, nosotros estamos de acuerdo con que se favorezca a los deportes tradicionales, pero también tengo que señalar que esto se ha venido haciendo en las diferentes convocatorias, incluyendo el criterio de juegos y deportes autóctonos y tradicionales, para la obtención de fondos y paliar así, en cierta medida, la imposibilidad de estas actividades de participar en competiciones de ámbito estatal e internacional. Sí que es cierto que podemos hablar de la necesidad de modular estos criterios para darles más o menos importancia o la introducción de otros criterios.

También habla de la Televisión Canaria. Yo me alegro, sinceramente, de que en este caso podamos compartir la visión del importante papel que puede jugar nuestra televisión en la difusión de nuestra cultura, este papel que no se entendería sin la vocación de servicio público de nuestra Televisión Canaria.

Y ya para concluir, porque el tiempo también se me acaba, quiero hacer también referencia al expediente de bien de interés cultural. Sí que es cierto que nosotros, por supuesto, defendemos que se siga adelante, pero también planteamos la posibilidad de que se sigan otras vías para conseguir el objetivo de esta declaración, como puede ser, si existe el consenso necesario, la incorporación de este aspecto en la futura modificación de la Ley de Patrimonio Histórico de Canarias que está prevista.

En cualquier caso, repito, por responsabilidad, el Grupo Parlamentario Nacionalista apoyará los términos de esta proposición no de ley.

Muchas gracias.

(El señor Afonso El Jaber solicita intervenir.)

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

¿A qué efectos, don Felipe?

El señor AFONSO EL JABER (Desde su escaño): ...haciéndome acusaciones que no son correctas, porque son dos deportes distintos, y precisamente por eso federaciones distintas, es como... Los dos se hacen en el mar, los dos son barquitos, pero cita el Optimist, cita la vela latina, cita...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Señor diputado...

El señor AFONSO EL JABER (Desde su escaño): ...(Sin micrófono.)

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): ...no tiene la palabra, porque no hay ninguna contradicción ni ninguna alusión personal...

El señor AFONSO EL JABER (Desde su escaño): ...(Sin micrófono.)

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): ...y, por lo tanto, no hay ninguna razón para darle la palabra.

Procedemos, señorías, a la votación de la proposición no de ley.

Señorías, votamos la proposición no de ley del Grupo Parlamentario Popular, sobre la vela latina canaria, con la adición de las enmiendas del Grupo Mixto, que fueron admitidas por el grupo proponente. Comienza la votación (Pausa).

51 señorías presentes: 51 votos a favor.

Queda aprobada por unanimidad.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas

Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico