Diario de Sesiones 140/2014, de fecha 9/10/2014 - Punto 8

8L/PNL-0377 PROPOSICIÓN NO DE LEY DEL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE REBAJA DE IMPUESTOS EN EL ÁMBITO DE LA COMUNIDAD AUTÓNOMA DE CANARIAS.

El señor PRESIDENTE: Siguiente proposición no de ley, del Grupo Parlamentario Popular, sobre la rebaja de impuestos en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Canarias.

Hay una enmienda del Grupo Mixto.

Don Jorge Rodríguez, por el Grupo Parlamentario Popular, tiene la palabra.

El señor RODRÍGUEZ PÉREZ: Señor presidente, señorías.

La política fiscal desarrollada por el Gobierno de Canarias en los últimos años ha llevado a los canarios a soportar un esfuerzo importante, un esfuerzo fiscal importante, muy próximo al que soportan, por ejemplo, los andaluces en su comunidad autónoma, que está por encima de la media del resto de los españoles en sus comunidades autónomas. Es una evidencia que esta circunstancia está dificultando la salida de la crisis, está dificultando el desarrollo de nuestros sectores productivos y, desde luego, la creación de empleo en nuestra comunidad autónoma, al penalizarse la capacidad de consumo de las familias y al mantenerse una importante brecha tributaria.

Se trata, a nuestro juicio, de una política fiscal que provoca, que está provocando, una situación insostenible en la maltrecha economía de los ciudadanos y resulta ser una política, si me permiten decirlo así, improvisada, carente de objetivos, salvo el afán expresamente recaudatorio. Y todo esto provoca el retraso -cómo no- de la recuperación económica.

En una comunidad autónoma, señorías, con más de doscientos ochenta mil parados, de los que uno de cada tres no percibe ninguna prestación, y donde más de cuarenta mil familias, cuarenta mil hogares, tienen a todos sus miembros en paro, es inadmisible que tenga que soportarse tal carga impositiva de forma absolutamente indiscriminada.

Por su parte, las pymes -las pequeñas y medianas empresas- y los autónomos están desarrollando sus actividades económicas en unas condiciones fiscales de extrema dureza. La incentivación fiscal -no me lo podrán negar- es una de las medidas más eficaces y de mayor impacto, si cabe, para estimular la actividad económica. Recuerden que la Ley 4/2012 vino a agravar los problemas económicos y sociales de Canarias, haciendo de la subida impositiva el único, el único recurso, para el reequilibrio de las cuentas públicas. Sencillamente, se metía la mano en los bolsillos de los ciudadanos canarios.

Señorías, a las puertas del debate del próximo Proyecto de Presupuestos Generales de la Comunidad Autónoma para el 2015, el Grupo Parlamentario Popular propone unas sencillas medidas de alivio fiscal. Nos hubiese gustado ser más profundos, incluso hasta más radicales, en las medidas a proponer, pero nos parecía oportuno, al tiempo en el que nos encontrábamos, y encontrándonos, digo, a las puertas de la presentación por parte del Gobierno del proyecto de Presupuestos Generales del Estado y, por consiguiente, antes de que el Consejo de Gobierno aprobara tal proyecto, traer, proponer unas medidas o un conjunto de medidas que, a nuestro juicio, resultan ser bastante asumibles por parte del Gobierno de Canarias y que implicarían que los canarios, en general, así como las empresas, obviamente, cuenten con una mayor disponibilidad de renta para hacer frente a sus necesidades de consumo, de ahorro y de inversión.

Resumidamente -aunque sus señorías han tenido ocasión, imagino, de estudiarla, como mínimo de leerla-:

Rebaja de 2 puntos en el tipo general del impuesto general indirecto canario y de 1 punto en el tipo reducido; es decir, bajar del 7% actual al 5% en el tipo general y bajar del 3% del tipo reducido actual al 2%. Estamos, en todo caso, proponiendo retrotraernos a la situación fiscal que teníamos con anterioridad a la vigente Ley 4/2012.

Restablecimiento de la bonificación fiscal a los servicios de telefonía fija y móvil, que existía antes de la Ley 4/2012.

Rebaja de 1 punto en los tramos que gravan las rentas más bajas y las rentas medias-bajas o bajas-medias, hasta 17.707 y hasta 33.007 euros, en el tramo autonómico del IRPF; rebaja de medio punto en el siguiente tramo, que es hasta 53.407 euros, dejando igual el último tramo, el de las rentas más altas. Es decir, bajar al 11%, 13%, 18%, dejando igual el 22,58, en lugar del 12% actual, 14% actual, 18,5% y 22,58, que no se toca.

La siguiente propuesta de alivio fiscal es la supresión, permítanmelo decir de otra manera, la bonificación del 99,9% en el impuesto de sucesiones y donaciones, en la cuota tributaria correspondiente, obviamente.

Reducción del tipo de gravamen general del impuesto de transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados, pasando del 6,5% actual al 6%, que es el que teníamos anteriormente a la Ley 4/2012.

Señorías, esto es muy sencillo: no se puede ahogar más a los contribuyentes, hay que buscar la recaudación a través de la reactivación económica, no a través de la imposición fiscal. La incentivación, incentivar la economía y favorecer la atracción de nuevas empresas tienen que ser, lógicamente, los objetivos prioritarios del Gobierno para conseguir esa reactivación. Yo creo que sus señorías deben tener muy claro que solamente con medidas de estímulo se consigue el crecimiento. Dicho de otra manera, sin medidas de estímulo fiscal no hay crecimiento real, no hay crecimiento de empleo. Hay que bajar los impuestos, señorías, ya, sí o sí, a las empresas y a las familias, y hay que -permítanmelo decir de forma complementaria-, y hay que forzar a los bancos a dar crédito o no volveremos nunca a tener un crecimiento sólido y sostenido. La banca -lo diré- está viviendo del crédito barato del Banco Central Europeo, compra deuda pública muy rentable y cobra comisiones a la clientela, no arriesga absolutamente nada. No está haciendo su papel de financiar la economía real y así, claro, no saldremos de la crisis nunca. Hay que hacerlo ya, insisto, ¡ya, ya, ya!

Tenemos un grave problema social, tenemos un grave problema económico y ahí está la cifra de parados que en estos momentos mantenemos en Canarias. Y sin crédito no hay crecimiento, no hay inversión, no hay nada de nada.

Señorías, espero que tengan ustedes la oportunidad de manifestarse aquí al respecto de subir los impuestos, como casi se pretende, o simplemente, que los canarios lo agradezcan, bajar los impuestos ya.

Nada más, señor presidente.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

A esta proposición no de ley se ha presentado una enmienda del Grupo Parlamentario Mixto, que ha sido admitida por la Mesa. Para su defensa, don Román Rodríguez, por tiempo de diez minutos, tiene usted la palabra.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ: Señor presidente, señorías.

Este es un asunto de fondo, relevante. Esto es política en estado puro. Aquí es donde las opciones políticas se retratan. Y me sorprende que, en un debate de estas características, los partidos del Gobierno no hayan entrado al trapo y hayan dicho qué piensan. Supongo que lo que harán ahora es votar a favor o en contra. Me parece poco responsable que, en un debate que está abierto en el conjunto del Estado, que está abierto aquí, que lo ha abierto el presidente del Gobierno, que el Partido Popular, en legítima defensa de sus intereses, presente una propuesta de rebaja fiscal -que yo rechazo categóricamente en todos sus términos- y que los grupos que sustentan al Gobierno no fijen una posición política sobre qué se hace con la fiscalidad, más allá del debate que han abierto entre ustedes, ¿no? Me sorprende.

Yo he de decir que en este tema, que es donde, insisto, se ven los compromisos de verdad y con quién, voy a citar el artículo 31 de la Constitución española. Dice: "Todos contribuirán al sostenimiento de los gastos públicos de acuerdo con su capacidad económica mediante un sistema tributario justo inspirado en los principios de igualdad y progresividad y que en ningún caso tendrá carácter confiscatorio". Y en el punto 2, el gasto público -para eso son los impuestos- se realizará con asignación equitativa de estos recursos y su programación y ejecución responderá a los criterios de eficiencia y economía.

Aquí no paga todo el mundo y se incumple, de forma flagrante, el artículo 31 de la Constitución. El fraude fiscal en España es masivo y ha aumentado en 60.000 millones del año 2009 al año 2011, datos estimativos, porque los del fraude tienen que ser estimativos. No tenemos los datos del año 2012 y 2013, pero los expertos apuntan a que seguirá aumentando.

Es decir, primera consideración, aquí no paga un sector muy importante de los contribuyentes y los expertos sostienen que estamos hablando -escuchen bien- del 24,5% del PIB español: 250.000 millones. Ha aumentado en 60.000 millones en los últimos cinco años. Por lo tanto, la primera tarea indiscutible es perseguir el fraude fiscal, que pague todo el mundo, porque el 70% del fraude no está en los pequeños ni en los medianos, está en los grandes y en los muy grandes. Lo dicen los expertos, lo dice el Ministerio de Economía. De manera que el primer problema fiscal que tenemos en España, el más grave, el más impresentable, es el masivo fraude y en Canarias estamos los terceros por la cabeza, en fraude fiscal, en fraude laboral. Y, por lo tanto, a esto es a lo que hay que emplearse. Y por eso nosotros, en nuestra propuesta, decimos que lo que hay que hacer es perseguir el fraude, de verdad. No amnistiar a los defraudadores, sino perseguirlo, poner los medios necesarios, humanos y tecnológicos, para perseguir el fraude y ser implacables y generar una cultura de persecución a la ciudadanía del uso del fraude, que parece a veces premiado en nuestra sociedad.

Segunda cuestión. Vamos a ver, cuando usted le mide la tensión arterial a un paciente o el nivel de azúcar o cualquier otro parámetro biológico, está. No se discute si la glucemia es de 120 milígramos, lo que se discute es el tratamiento. Los datos no se pueden discutir, hombre, los datos son de Eurostat, y lo que dicen los datos de la Unión Europea es que nosotros, los españoles, tenemos 7 puntos menos de presión fiscal que los países de nuestro entorno, con la Unión Europea a 27. 7 puntos, riqueza nacional media y riqueza española. De manera que la presión fiscal de España está por debajo de los países de nuestro entorno y el gasto social, consecuentemente, también: 5,5 puntos por debajo, el gasto social, con los países de nuestro entorno, en términos relativos, en función de nuestra propia riqueza. De manera que falso, es una mentira, no se puede sustentar. Es solo un invento que tengamos más presión fiscal que nuestro entorno. Pero ¿de dónde se sacan ustedes eso?, porque es que no es verdad, tengo los datos de Eurostat y los utiliza el propio ministerio.

Y otra mentira. No hay nadie que pueda afirmar de manera categórica que se correlacione el crecimiento económico en función de la presión fiscal. Esto también es falso. Esa es otra idea conservadora y dominante que nosotros rechazamos. Tengo aquí la presión fiscal de los últimos años, no del año 2012 y 2013 porque no están publicadas. En el año 2011, la presión fiscal media de los países de la Unión Europea a 27 era el 31,41%... perdón, de España, y crecimos el 0,1. Miren ahora la presión media de la Unión Europea, 38,84; creció la economía el 1,7. En Alemania, con una presión fiscal del 38,67, creció el 3,3; en Francia, con el 43,39, creció 2 puntos. Y así sucesivamente. Es que eso no es verdad, es que eso no es verdad.

Los recursos públicos fiscales, que los tiene que poner todo el mundo y deben ser similares a los países de nuestro entorno, se pueden dedicar a gastar voladores, en cuyo caso, evidentemente, esto no es productivo, pero si los recursos públicos se captan debidamente, porque paga todo el mundo y se ponen al servicio de los ciudadanos, en economía productiva, en obra pública, en servicios públicos, eso genera demanda. Pero ¿cómo se puede decir que no genera demanda? Si tenemos países más desarrollados y más consolidados que nosotros, su sector público es, en términos absolutos, en Alemania es tres veces el nuestro, pero en términos relativos tienen 8 puntos por encima de nosotros en presión fiscal, en tamaño del sector público. Y te vas a las políticas de pensiones, a las políticas de vivienda, a las políticas de infancia, a las políticas de educación, a las políticas de infraestructuras y en todas gastan, en términos absolutos, mucho más y en términos relativos, bastante más.

De manera que eso no es verdad. Nosotros no estamos de acuerdo con eso, porque lo que ustedes dicen, que además no lo cuantifican -yo he hecho un cálculo a ojo de buen cubero-, no menos de 400 millones de euros cuesta esa rebaja. Le quitan un 40% al IGIC, le quitan un porcentaje al IRPF, que es el que no he podido aproximar, de manera que 350 millones más 150 millones menos que vamos a tener, porque hay menos déficit autorizado y además hay menos financiación autonómica, nos ponemos en 450 millones menos en el presupuesto del año que viene. ¿Y cómo pagamos a los médicos, cómo pagamos a los médicos? ¿Cómo mantenemos el personal educativo en los centros, que están las aulas masificadas? ¿Cómo hacemos la carretera de La Aldea, con imaginación, rezando? ¿Qué hacemos para cumplir con nuestro deber?

Los impuestos son esenciales y tenemos, primero, que exigir que los pague todo el mundo y perseguir el fraude de forma categórica, porque es una vergüenza, una desfachatez, que existan 250.000 millones sin control y que en Canarias esté en torno a los doce mil millones sin control. Y ahí se hace poco esfuerzo y nosotros somos los únicos que hemos presentado desde el primer año enmiendas para la persecución del fraude fiscal. Seguimos teniendo un inspector fiscal por cada 1.300 contribuyentes y los países que tienen el 45% tienen uno por cada 600, porque para que la gente pague en ocasiones la conciencia es determinante pero, en otras, es la disuasión de los profesionales que tienen esa obligación. Y por eso planteamos que hay que revisar al alza los tramos altos del IRPF. De verdad, no en propaganda que dura una semana, se lían en los periódicos y al final no se sabe ni la posición del Gobierno.

Exigimos que el IGIC se suba en los tramos altos, en los tipos incrementados, del 9,5 al 11 y del 13,5 al 15. ¿Pero sabe de qué productos estamos hablando aquí?: de coches, de relojes y de joyas. Pero, hombre, que paguen los que tengan perras pa comprar joyas y coches de alta cilindrada, ¡que paguen! Nadie va a dejar de comprar -la demanda elástica aquí no funciona-, nadie va a dejar de comprar un coche de 70.000 euros porque le cobren un punto y medio más del IGIC. Que paguen los ricos más porque tienen más, porque eso es lo justo. Y eso es lo que hemos dicho en todas las leyes de presupuestos y volvemos a repetirlo.

Y, además, hemos dicho que estamos obligados, si fuéramos coherentes con la ideología y con lo que hablamos, a crear nuevas figuras fiscales. Y nosotros hemos propuesto una aquí, que es la tasa turística. Tenemos un sector que está creciendo como ningún otro, que resiste la crisis, que aumenta el número de visitantes, que aumenta la facturación, que no está tirando del empleo de la manera debida, que no está tirando del empleo con la calidad debida. Lo dicen todos los analistas. Lo decía un hotelero importantísimo en Lanzarote el otro día en el Foro Global Sur, que no entendía hoteles al 95% de ocupación y el 30% de desempleo. Como mínimo, saquemos rentabilidad fiscal a ese tema. La tasa fiscal que nosotros proponemos a las estancias, de 1 euro por estancia, puede representar 80 o 90 millones. La tiene Nueva York, Viena, Barcelona, Marruecos, Turquía, Cuba, casi todos los países del Caribe, y aquí, como nos sobra el dinero, como nos sobra el dinero, para gastarnos 1.400 millones -decía el consejero en el papelito ese que nos presentó del balance de la ley turística-, 1.400 millones en inversión. No tienen un duro para invertir. Hay que sacar ese dinero para invertirlo en el sector turístico.

Y eso es lo que hace nuestra propuesta: apostar de verdad por una fiscalidad progresiva, justa, que se persiga el fraude y se sea...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Tiene usted un minuto para concluir, señoría.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ: No se puede defender reducir los impuestos 400 millones y gritar porque hay menos enfermeros o médicos. ¡No se puede! Pero tampoco se puede, tampoco se puede tener los servicios que tenemos, tener las inversiones que tenemos y no mover ficha por no se sabe qué; y menos se puede armar un lío en la opinión pública de que subo y bajo y contradicciones por arriba y por abajo y eludir un debate esencial.

Quien no esté en esto claramente, evidentemente, no está siendo claro con los electores. Nosotros defendemos la persecución del fraude, más progresividad fiscal, que paguen los que más tienen y hacemos propuestas concretas desde el principio y lo seguiremos haciendo, porque es lo lógico y lo que nos asimila a los países de nuestro entorno. Lo que nos aleja de los países de nuestro entorno son propuestas como las del Partido Popular. Esos están para el sur.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

Para contestar a la propuesta de enmienda del Grupo Mixto, por el Grupo Parlamentario Popular, don Jorge Rodríguez. Por tiempo de cinco minutos, tiene usted la palabra.

El señor RODRÍGUEZ PÉREZ: Señoría, don Román Rodríguez, le doy razón en algo: creo que esto provoca debate y es aquí donde realmente deben retratarse las posiciones ideológicas de los grupos presentes en la Cámara al respecto.

Sobre su enmienda, es evidente: cómo no vamos a estar absolutamente de acuerdo en relación con la lucha del fraude fiscal, pero es algo que ya hemos discutido o debatido varias veces en esta Cámara y se han adoptado resoluciones al respecto, y creo que por unanimidad. Con lo cual, creo que, en fin, no vale la pena en este momento o en este acto hablar más de esa parte de su texto.

Yo le animo, yo le animo, don Román Rodríguez, a que salga al atril de la calle, no a este, al atril de la calle, y les diga a los ciudadanos que usted está de acuerdo con subir los impuestos a los canarios (aplausos).

Yo creo que ha llegado un momento -y hoy es uno de esos momentos, señorías- en el que hay que mojarse, hay que opinar y hay que proponer, y nosotros lo estamos haciendo. Yo creo que deberán ustedes, aquellos que apoyan al Gobierno y el Grupo Mixto, deberán explicar a los canarios que quieren subir los impuestos a todos los canarios. Nosotros los queremos bajar, y aquí está la propuesta, pero parece que no es esa la intención del resto de los grupos: que quieren subir los impuestos y, por tanto, ya están diciendo realmente lo que piensan y lo que quieren hacer.

Miren, la reforma fiscal que proponemos constituye una reforma social importante, y yo creo que se trata de una reforma social como de las más importantes que hayan podido venir a esta Cámara en lo que va de legislatura. Yo creo que esta propuesta, por sencilla pero directa, tiene un grado social, un importante cariz social, porque se trata de un alivio fiscal importante que pretende, sobre todo, beneficiar a todos los ciudadanos por igual, pero especialmente para proteger a los que cobran menos, a los que tienen menor renta. Se trata, por tanto, de una propuesta con una clarísima orientación hacia la dinamización de la economía, hacia la creación de empleo. Dos cuestiones a nuestro juicio esenciales para atender las necesidades sociales.

Yo lamento de veras, lamento de veras, el discurso, en fin, que se ha hecho por parte del representante del Grupo Mixto. Y también, en fin, lamento ese discurso, a nuestro juicio, demagógico y desde luego falaz, falaz, de los grupos de esta Cámara, que se han atrevido en medios de comunicación a criticar, a destruir esta propuesta, achacándola en el sentido de que solo, solo, pensamos en la economía y en los que tienen evidentemente rentas altas. Es una gran mentira, señorías, una gran mentira. Cuando el Partido Popular legisla, protege las rentas medias, protege las rentas bajas y la realidad y los hechos creo que lo han demostrado hasta el día de hoy. Nos dan la razón, desde luego, y desmontan, desmontan las mentiras sobre todo de la izquierda. Mientras la izquierda destruye, el Partido Popular construye; cuando gobierna la izquierda, la economía se hunde y se destruye empleo y cuando gobierna el Partido Popular, pues, miren, ya lo ven, se crea empleo y la economía crece.

Estamos, señorías, ante una propuesta para el crecimiento, ante una propuesta para el compromiso con nuestros pequeños y medianos empresarios y desde luego es una propuesta para la esperanza para miles de canarios. Queremos, queremos, que los próximos presupuestos de la comunidad autónoma sean realmente una auténtica prueba de fuego, a ver si algo cambia en el Gobierno de Canarias o todo sigue como siempre.

Nada más, señor presidente.

(Aplausos.)

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

Para fijar posición en relación con la proposición no de ley, por el Grupo Parlamentario Socialista, don Emilio Mayoral, desde el propio escaño, tiene usted la palabra.

El señor MAYORAL FERNÁNDEZ (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

Yo creo que detrás del atril del señor Román en la calle debe haber otro que debe llevar usted, don Jorge Rodríguez, para explicar las razones por las cuales no tenemos medios suficientes en Canarias para atender los servicios esenciales y explicar los recortes que se les hacen a los ciudadanos. Y, vistos los dos atriles, después nosotros deberíamos ir con otro para explicar un poco por qué no vamos a aceptarle a usted esta proposición no de ley.

Mire, usted parte, en primer lugar, de la base de que durante estos tres ejercicios presupuestarios han obligado a las administraciones a aplicar un programa de control del déficit público, de contención del gasto, incremento del ingreso fiscal y que hoy, al parecer, ya esto se ha acabado y que podemos actuar en una rebaja de la presión fiscal. Que yo sepa, el déficit público el año que viene continúa en vigor, se sigue controlando y manteniendo; y, por lo tanto, no se ha eliminado. Y parece, usted, aquí dar a entender que, como ya esto se ha quitado, ya podemos actuar de distinta forma.

En segundo lugar, mire, yo estoy convencido de que a todo el mundo le encantaría que con menor número de impuestos se puedan hacer más cosas. El problema está en que los impuestos son el medio de distribución de la renta que permite hacer frente a gastos fundamentales de servicios sociales, educativos y sanitarios. Por lo tanto, mientras no consigamos un nivel de ingresos suficientes para ello, no podremos hacer frente a una bajada de impuestos. Si nos sobrasen, evidentemente, nadie estaría en contra de que se bajen los impuestos, pero hoy por hoy, cuadrar estos presupuestos, como usted bien sabe, a lo largo de todos estos años ha costado sangre, sudor y lágrimas. Por tanto, no podemos aventurarnos, a costa de cargarnos los servicios esenciales, a hacer una bajada de impuestos.

Y, bueno, al señor Román le diría que tampoco es porque sí, hay que subir los impuestos. Evidentemente, si fuera necesario para cubrir esos servicios esenciales, el Grupo Socialista estaría de acuerdo con usted, pero mientras podamos mantenerlos, como dice la virtud, en el término medio y con los impuestos que tenemos cubrir esos servicios esenciales -lo veremos con los presupuestos-, creemos que serían suficientes para mantener el nivel de gasto que esta comunidad necesita para cubrir esos servicios.

Gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

Por el Grupo Nacionalista, don José Miguel Barragán. Por tiempo de cinco minutos, tiene usted la palabra.

El señor BARRAGÁN CABRERA: Gracias, señor presidente. Señorías.

Ayer, aprovechando una de las intervenciones que tuvieron lugar en la Cámara, preguntaba al Partido Popular que cuál era la receta, la cuadratura del círculo, para justificar que pudiéramos bajar una cantidad de dinero que nos hace falta para cubrir los servicios mínimos esenciales; y la respuesta que nos dio el Partido Popular dice: cierren ustedes todo lo que es el sector público que tienen en la Comunidad Autónoma de Canarias. Y había cifrado eso en unos doscientos y pico millones de euros, así, a vuelapluma, en plan ligereza, y decía: eso es lo que vale.

El anuncio del Ministerio de Hacienda sobre el cumplimiento de los objetivos de déficit, sobre la reducción del sector público de Canarias, felicita a Canarias porque no solamente cumplió el cien por cien sino que llegamos a hacerlo todavía mejor, casi el 130% de las previsiones que teníamos previstas. Es decir, cumplimos lo que dijimos en cuanto al ajuste del sector público en Canarias.

Pero su propuesta, la propuesta que nos trae hoy aquí, para nosotros es irreal, es una propuesta irreal, y vamos a intentar explicar por qué.

Cuando se pusieron las medidas de la ley del 2012, fíjese que ya habíamos pasado 2008, 2009, 2010 y 2011 con un problema de déficit, con un problema de ingresos en la comunidad autónoma. Se tuvieron que aplicar medidas para mantener los servicios públicos esenciales, no para adoptar medidas de alegría. Y acuérdese de que desde el año 2008 hasta hoy, incluso el año que viene, esta comunidad autónoma necesita de financiación externa, tenemos que ir a los bancos a pedir dinero para equilibrar las cuentas públicas. Por lo tanto, ¿dónde está un escenario de recuperación en términos de que se pueden bajar los impuestos -por lo menos aquí, en esta comunidad autónoma-? Y a esto le tiene que unir usted 800 millones de euros menos en la financiación. Si los tuviéramos, si ese dinero estuviera en la comunidad autónoma, podría entender que, cubiertas las necesidades de financiación que tiene esta comunidad autónoma, pudiéramos revisar el sistema fiscal canario para ver qué cosas se podrían tocar. Pero esa no es la realidad. La realidad es que necesitamos dinero externo, aparte del que nos viene del Estado y del que recauda la comunidad autónoma, para mantener la estructura de esta comunidad autónoma, los servicios esenciales.

Fíjese que yo podría estar de acuerdo con usted en que no hay dinero, no hay dinero para inyectarlo en la economía.

Y le pongo los datos, porque va el tiempo rápido. ¿Usted dice que no dice en su proposición no de ley que se mantenga la fiscalidad actual del tramo de rentas más altas? Literalmente, léase la PNL suya, dice que se mantenga la fiscalidad actual del tramo de las rentas más altas. Lo dice literalmente.

Y además quiero comentarle dos cosas. Nosotros hemos intentado hacer un cálculo de lo que es su propuesta. Yo le recuerdo que ustedes tuvieron que subir, desde el año 2011, 41 impuestos, 30.000 millones de euros de recaudación, y ahora se están planteando una revisión del sistema fiscal en el IRPF, pero no tocan el IVA, y el IVA ha subido. Y usted viene a Canarias y dice: en España la cosa va bien, estamos haciendo la política que dice usted aquí que se está haciendo, pero el IVA no lo tocan. Pero lo que nos propone de bajar el IGIC son 285 millones, 285 en los tipos que usted ha marcado, de los cuales 133 tendrían que ir a las corporaciones locales, a esas que ayer, mirando hacia arriba, les intentaban explicar que se les iba a garantizar el sistema financiero en esas transferencias y delegaciones a las corporaciones locales.

Señorías, en el impuesto de actos jurídicos y documentados hemos calculado unos 10 millones y en el IRPF, que le mandamos al Estado para que hiciera la simulación esta que ustedes proponían, 64 millones de euros. Por lo tanto, estamos hablando de 425 millones de euros, esa propuesta, ahora mismo. No se puede afrontar. Y además le invito a que vea también, por ejemplo, la declaración del señor Montoro cuando Valencia intentó hacerlo. No se puede hacer -palabras de Montoro-, no se puede hacer por motivos políticos, si una comunidad se queja de que tiene graves problemas financieros, luego no puede hacer determinados anuncios alegremente. Y eso no va, en este caso, en Canarias, por nosotros, va por usted, que es el que hace anuncios alegres de bajar impuestos.

Y termino, si me da un par de minutos el presidente, recordándole simplemente que, como sabe, ahora van distintas autoridades para explicar el presupuesto general del Estado...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Sí, señor diputado, tiene usted un minuto para concluir.

El señor BARRAGÁN CABRERA: Gracias.

Le recomiendo que vea la intervención de Linde de Castro, gobernador del Banco de España, que es una de las primeras autoridades que va. Primero, debería saber que hay acuerdos en la Unión Europea para prestar dinero a los bancos de toda Europa, pero especialmente a los españoles, con una condición, que es que tiene que ir a las familias y a las empresas, a un determinado tipo de interés. Ya sabe que esa es una de las medidas económicas que se están haciendo en la política monetaria. Pero dice el Gobernador del Banco de España: ojo, mucho ojo, prudencia; y le leo -y termino, señor presidente-: la incertidumbre que rodea habitualmente, y en particular, la recuperación de la demanda interna -dice- hace aconsejable que las estimaciones del impacto de los cambios impositivos... exige hacer un seguimiento continuo de la evolución de la recaudación en 2015 que permita tomar medidas inmediatas en el supuesto caso de que no haya recuperación económica. El ministro De Guindos ha advertido de que hay una grave incertidumbre...

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (Cruz Hernández): Gracias, señor diputado.

(El señor vicepresidente primero, Cruz Hernández, hace sonar el timbre de llamada a la votación.) (Pausa.)

Señorías, procedemos a la votación de la proposición no de ley del Grupo Parlamentario Popular, sobre rebaja de impuestos en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Canarias, tal como ha sido formulada por el grupo proponente, al no admitirse la enmienda del Grupo Parlamentario Mixto. Comienza la votación (pausa).

51 señorías presentes: 21 votos a favor, 30 votos en contra y ninguna abstención.

Queda rechazada la proposición no de ley.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/PNL-0377 Sobre rebaja de impuestos en el ámbito de la Comunidad Autónoma de Canarias.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico