Diario de Sesiones 144/2014, de fecha 11/11/2014 - Punto 22

8L/C-1716 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -VICEPRESIDENTE DEL GOBIERNO Y CONSEJERO DE EDUCACIÓN, UNIVERSIDADES Y SOSTENIBILIDAD-, INSTADO POR EL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE LOS RESULTADOS EDUCATIVOS DEL CURSO 2013/2014.

El señor PRESIDENTE: Pasamos, señorías, terminadas las preguntas, pasamos a las comparecencias. Veremos una por la mañana, la primera: comparecencia del señor consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad, instada por el Grupo Parlamentario Popular.

Tiene la palabra don Felipe Afonso.

El señor AFONSO EL JABER: Buenos días. Señor presidente, señor consejero, señorías.

Lo que no se evalúa ni se mide no se conoce. Lo que no se compara no se sitúa con objetividad en el momento en que se analiza. Pero si hay un sector que no debe tener miedo a conocer la realidad es precisamente el mundo de la educación, el mundo del saber, el mundo del conocimiento. La Consejería de Educación, que usted dirige, se resiste a dar muchos datos. A mí me ha negado varias veces, varias veces, los resultados de la PAU por centros, alegando que era crear competitividad entre los centros, que es un argumento bastante débil. Yo creo que es un derecho que tienen las familias y un derecho que tienen los alumnos a saber cuáles son sus resultados académicos.

También se opone a la petición de evaluaciones externas, realizadas en determinados cursos, como prevé la Lomce, y, por oponerse, ya hasta hemos salido de los estudios PISA para evaluar nuestro sistema educativo, realizado por la OCDE. Evaluar es la mejor manera de solucionar problemas, alumno a alumno, centro a centro. Señor Pérez, la modernización de nuestra sociedad pasa por la educación. La educación no es propaganda, la educación es el futuro.

Y se lo vuelvo a decir: el dato que resume su mandato es que cuando usted llegó éramos la decimosegunda comunidad española en fracaso, la quinta por detrás; ahora somos la tercera por detrás, antes estábamos a dos puntos de la media, ahora estamos casi al doble, al 3,9. Dice usted que es mérito suyo, yo creo más bien que es demérito. Para nosotros, un 23,6 de abandono a nivel nacional es inaceptable; para usted, un 27,5 en Canarias es para tirar voladores. Es la diferencia que hay entre los que queremos modernizar España, los que tenemos esa ambición, y aquellos que solo quieren bunkerizarse en su fracaso. Que seamos la segunda comunidad autónoma con la ratio profesor/alumno más alta de España demuestra lo falso de su discurso; o que tengamos más alumnos por ordenador que la media.

Es lamentable que los alumnos matriculados en el primer ciclo de Educación Infantil no lleguen al 0,9 del total nacional y, además, que esté bajando. También es una barbaridad que miles de demandantes de plazas de FP se queden sin ellas o teniendo que elegir una opción que no es la que han elegido ni en primero ni en segundo lugar; o que el peso relativo que tiene la Formación Profesional a distancia en este momento sea de 12 puntos más que cuando usted llegó, el 27,7%, alejándose de lleno de la media nacional, lo que significa que se está desnaturalizando. La Formación Profesional a distancia normalmente era para aquellas personas que, por ejemplo, eran peluqueras pero no tenían el título, bueno, pero es que ahora aprenden a cortar el pelo a distancia. Por lo tanto, yo creo que eso es desnaturalizar y solo es para decir que se responde a la gente. Se desnaturaliza y lo que hace es sustituir la formación presencial.

No puedo darles todos los datos ahora, gran parte se los daré en la segunda intervención, pero les voy a resumir algunos. La tasa de escolarización a los 17 años de los chicos canarios está en 6 puntos por debajo de la media nacional y la tasa neta de escolarización universitaria entre 18 y 24 años, 10 puntos por debajo de la media. Los porcentajes de suspensos son tan altos que deberían escandalizar permanentemente al Gobierno que tiene esa responsabilidad, y hablaré de ello más detenidamente en mi segunda intervención. Como muestra, algún botón. En el curso 2013/14, solamente el 71,78% de los alumnos que acabaron 6.º de Primaria lo hizo en el año en que les correspondía. Por lo tanto, el 28,22% no acabó 6.º de Primaria en el año en que les correspondía. Con 11-12 años ya con la estimación de las repeticiones de curso, el 28,22, con 11 o 12 años. Menos del 60% de los alumnos que terminaron la ESO, de los que la terminaron, lo hacen en el año en que les correspondía y, a pesar del abandono tan grande que existe al finalizar la ESO, el 37,8% de los alumnos matriculados en 2.º de Bachillerato no se titularon, y son chicos que ya llevan mucho recorrido, llegan hasta 2.º de Bachillerato. Pues, bueno, a pesar de eso, el 37,8 no se titula.

Preocuparse por estas cosas es lo que debería esperarse de un consejero de Educación comprometido e ilusionado con sus competencias. Si al principio de la legislatura hablábamos de cerca de treinta años de fracaso educativo, hoy, desgraciadamente, tenemos que hablar de más de treinta años de fracaso educativo.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, don Felipe.

El señor vicepresidente del Gobierno, don José Miguel Pérez.

El señor VICEPRESIDENTE DEL GOBIERNO Y CONSEJERO DE EDUCACIÓN, UNIVERSIDADES Y SOSTENIBILIDAD (Pérez García): Señor presidente, señorías.

Mire, yo venía a comparecer con la seguridad de que íbamos a contrastar, seguramente, algunos de los datos que le he escuchado a usted en algún medio de comunicación sobre los resultados del curso y de la legislatura.

Las buenas noticias en educación no son buenas noticias para usted; sin embargo, las malas noticias que usted cree dar, las malas noticias, fíjese por dónde, para nosotros son incluso buenas noticias. Y le voy a poner un ejemplo.

Si usted analiza la tasa de abandono escolar temprano en esta legislatura, verá que la iniciábamos en el primer año con el 31,5%. Es una tasa objetiva, la da el INE. A finales del 2013, la tasa se sitúa en el veintiocho coma dos y pico por ciento. Usted nos corrige y dice: no, no, no, es el 27,5; y yo le digo: gran noticia. Me alegro de que sea así. Gran noticia, ha bajado más. No, no es que haya bajado más, es que se ha cambiado el método de cálculo de la tasa, porque el ministerio ha adaptado a Eurostat los cálculos de la EPA del INE, y por eso notará usted que el resultado que la agencia ministerial que envía a Bruselas los datos educativos, ha mandado el veintiocho coma dos y pico y en el informe de cifras y datos del ministerio figura 27,5. Yo sigo manteniendo que es el 28,2, porque la comparo con la anterior metodología y, como es alta, me preocupa, aunque haya bajado con respecto al inicio de la legislatura. Y estoy convencido, y lo he dicho y lo he puesto por escrito, de que al finalizar este año la tasa rondará el 25%.

La pasada semana, en la Comisión General de Educación, la secretaria de Estado felicita al representante de Extremadura -que, por cierto, tiene peor tasa de abandono escolar que nosotros- por haber logrado en esta legislatura descender 5 puntos la tasa de abandono escolar. Nosotros vamos a estar por encima de ese descenso. Pero se lo digo para que vea lo que significan estas cifras. Lo que significan estas cifras es que la tasa de abandono escolar temprano, que es alta, ha ido descendiendo paulatinamente hasta el punto de que yo le digo ya por adelantado, por lo que tenemos de los tres primeros trimestres y de las ratios que cotejamos con otros últimos cuatrimestres, perdón, trimestres últimos del año, que, efectivamente, vamos a estar en torno al 25. Eso significará una caída de 6 puntos en la legislatura. Si usted pudiera conocer lo que supone caer 1 punto, solamente desde el punto de vista presupuestario, se daría cuenta de lo difícil que es bajar en España, en Canarias, en Extremadura, todas estas circunstancias. Por eso para usted lo que es un mal dato, 27,5%, corregido sobre el que yo doy, que es peor, para mí representa... ¡Hombre!, ideal, si usted quiere quedarse con ese, quédese con ese; yo me quedo con el veintiocho coma dos y pico, que es el que dio inicialmente la EPA y el que figura en los datos ministeriales.

Pero, mire, hemos tenido ocasión ahora de evaluar algunos de los resultados reales en cifras de las principales variables educativas, y le voy a dar algunos de ellos, porque si lo que le interesa es eso, yo se lo doy. Los resultados en cifras de las tasas de repetición desde el año 2011/12 al actual son las siguientes: en la Enseñanza Primaria -quizás es ahí más sencillo- pasan del 3,4 al 2,7; en la ESO pasan del 13,9 al 11,5; en Bachillerato pasan del 14,7 al 13,6; en la Formación Profesional de grado medio, del 13,6 al 12,5; en la Formación Profesional de grado superior, del 8,4 al 7,8; en las escuelas oficiales de idiomas, del 8,5 al 2,6; en las escuelas superiores no universitarias de artes plásticas y diseño, en las de grado medio del 13,9 al 10,5; y en el grado superior, del 17,1 al 16,7. ¿Qué significa eso?: que todos y cada uno de los niveles educativos han mejorado, y yo me alegro. ¿Y por qué me alegro?, porque no es el logro de este consejero -no se obsesione con eso, yo no presumo de esas cuestiones-, es el logro del conjunto de la comunidad educativa, de toda la comunidad educativa de Canarias, trabajando en el peor tiempo adverso, desde el punto de vista de los recursos, desde el punto de vista económico, que ha tenido España en el ámbito educativo desde que llegó la democracia. Esa es la realidad.

Le podía dar otras muchas más tasas, por ejemplo las referidas a las tasas de abandono del sistema educativo en cada uno de los niveles de la enseñanza no universitaria, y demostrarle que en todas han mejorado. Les puedo dar las tasas de las ratios profesor-alumno, las medias que tenemos, que dicen ustedes "es que no me las creo". Oiga, pues, en fin, vayan ustedes a explicarles a los funcionarios que dan cuenta de estos datos estadísticos que no se los creen. Nosotros no solo nos las creemos, es que sabemos lo que cuesta presupuestariamente mantener las ratios cuando nos obligan a subir, a incrementar las ratios, ¿o es que se han olvidado del decreto, real decreto de abril del año 2012?

Por lo tanto, si usted quiere que hablemos en positivo y aceptar críticas, yo estoy encantado. Si hay mejores caminos, yo encantado de escucharlos, pero que usted venga aquí a dar lecciones de cómo se mejoran estos resultados y a decir que han empeorado, es que es el colmo, el colmo, porque se tropiezan con los datos reales. Usted confunde poderosamente determinado tipo de tasas con otras, por ejemplo. Si yo tuviera que decirle cuál es el nivel de éxito de cada uno de los alumnos que se presentan, en función del número de alumnos que se presentan a los exámenes y aprueban, podrá comprobar fácilmente que en cifras absolutas y relativas los resultados de los alumnos canarios, insisto, en todos y cada uno de los niveles educativos, también han mejorado.

Podríamos discutir, ¿la tasa de abandono es alta?: sí, sí lo es, sí lo es; por eso esta comunidad se trazó un horizonte y lo pactó con el ministerio, para que a su vez lo pactara con Bruselas. ¿Sabe usted que el pacto que se tiene es que a final del año 2015, es decir, cuando terminemos dentro de un año, el abandono escolar temprano quede en Canarias en un 23,2%? Y usted me dirá: "es alto", y yo le diré también: "es alto eso". Ese es un pacto que se hizo hace años. Estamos en el camino de conseguirlo y le puedo asegurar que no es fácil. Pero, insisto, no se obsesione usted con la consejería y con el consejero. El mérito no va a ser mío, el mérito es el de la comunidad educativa, que, a pesar de los millones de euros que han dejado de venir a Canarias para la educación, ha conseguido mejores resultados que los que había en el inicio de la legislatura.

Y ahí los tiene, y yo encantado con usted de discutir de todos los datos que quiera, especialmente de los de abandono escolar temprano, porque usted me ha dado una buena noticia. La buena noticia es que ha bajado usted, utilizando el dato de Eurostat, del veintiocho coma dos y pico por ciento, el abandono escolar temprano, en 2013 al 27,5. ¡Mire qué bien!, pero yo, insisto, me sigo quedando con el veintiocho y pico del año pasado, porque es el dato que podemos fiablemente comparar con años anteriores. Y este año, insisto, vamos a estar rondando el 25%, 6 puntos menos que el dato con el que empezamos la legislatura.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, don José Miguel Pérez, señor vicepresidente del Gobierno.

Por los grupos que no solicitaron la comparecencia, Grupo Parlamentario Mixto, don Pedro Justo.

El señor JUSTO BRITO (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

El Grupo Mixto, cuando analiza las políticas de la Consejería de Educación -ya lo he dicho cuando hemos hablado otras veces-, tenemos una situación agridulce en cuanto a los resultados.

Nosotros somos conscientes de que actualmente hay a nivel del Estado un verdadero enfrentamiento ideológico en las políticas educativas, donde por un lado está la política que lleva el Gobierno central, que tiene una concepción con la que nosotros no estamos de acuerdo y que creemos que es exclusiva, elitista, que favorece la educación privada, etcétera, y otra concepción, que nosotros consideramos que es la que se defiende dentro de lo que puede o dentro de lo que quiere la Consejería de Educación del Gobierno de Canarias, que es una concepción más cercana a nosotros, entendiendo la educación como una cuestión inclusiva, globalizadora, etcétera.

Con respecto al análisis global, nosotros vamos a ser positivos porque creemos que hay que valorar positivamente la actuación de la consejería, empezando por la parte agria, y es que nosotros consideramos siempre que, aunque las políticas que lleva suelen estar bien dirigidas, consideramos que no se desarrollan suficientemente. Y en ese sentido le digo el dato global: entre 2011 y 2014 la consejería ha perdido 89 millones de euros en su presupuesto global. Nosotros somos también conscientes de que la motivación básica de esa reducción viene también por los dineros que no aporta el Gobierno de España.

Pero dentro de la valoración propia de la consejería nosotros creemos que hay elementos positivos. El primer elemento que yo creo que es positivo, que es un elemento genérico, es el del volumen de alumnos que hay escolarizados. Hemos conseguido o ha conseguido el Gobierno que haya más de trescientos cincuenta mil alumnos escolarizados, y a nosotros nos parece un dato muy positivo.

Un segundo elemento que nos parece positivo es que se han estabilizado las plantillas de profesores, incluso se han aumentado un poco -creo que 250 en el último año-, lo cual está muy bien porque todos sabemos que en el tema de educación las mejoras o posibles mejoras de las políticas incluyen mejoras en las plantillas, porque es el gasto fundamental que tiene la consejería.

Y luego nosotros valoramos los elementos redistributivos que tiene la consejería, donde incluimos ayudas a los libros, residencias escolares, las becas o la ayuda individualizada al transporte. Y queremos destacar los comedores, sobre todo porque, no siendo una política estrictamente de la consejería, la consejería ha hecho una cosa muy positiva, y es que ya tiene hecha una evaluación. Yo he leído la evaluación y la evaluación es bastante positiva, lo cual me parece muy bien, y yo creo que eso de que se evalúen las políticas es el elemento fundamental para poder llevar correcciones, modificaciones o añadidos de...

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, don Pedro.

Por el Grupo Socialista Canario, doña Rita Isabel Gómez Castro.

La señora GÓMEZ CASTRO (Desde su escaño): Gracias, señor presidente.

Vuelvo a repetir en este pleno que el PP lecciones al Grupo Parlamentario Socialista o, en este caso, al Gobierno de Canarias y a la Consejería de Educación, ninguna, ninguna mientras sigan con las actuaciones cuando gobiernan y cuando han gobernado en esta comunidad y cuando han gobernado y están gobernando ahora en el Gobierno central. Por lo tanto, todo con lo que vienen aquí forma parte del juego con el que nos tienen ya cansados en estos cuatro años.

En los peores momentos, como ha dicho el consejero, en los peores momentos, en España y en Canarias, desde el punto de vista económico y social, en educación en Canarias han sido cuatro años de buenos resultados educativos, le guste al PP o no le guste al PP, y es imposible que vengan a comparar en esta comparecencia porque los datos que tienen forman parte del guión que les han enseñado al inicio de esta legislatura y, por lo tanto, no tienen datos algunos sobre los que puedan avalar su discurso.

Y el esfuerzo, como ha dicho el señor consejero, es de la comunidad educativa, pero eso tampoco lo puede reconocer el Partido Popular, porque la comunidad educativa canaria y española ha sido ninguneada en estos cuatro años por la mayoría absoluta y prepotente del Partido Popular. Hemos hecho, se ha hecho, un esfuerzo en mantener, reforzar y aumentar la inversión y por ese hecho están los resultados. No como pretende el Partido Popular, o como ha pretendido el Partido Popular, con menos recursos mejorar los resultados. Eso es lo que ha querido y eso es lo que tenemos en el resto de comunidades gobernadas por los populares.

Señor consejero, ha presentado usted unos datos el sábado en el consejo escolar en Lanzarote y hoy los presenta aquí a petición del Partido Popular: mejora y se reduce el abandono escolar temprano en todos los niveles, mejora y aumenta la tasa de idoneidad y, por lo tanto, disminuye el número de repetidores en todos los niveles; mejora y se reduce la ratio profesor/alumno y mejora y se reduce el porcentaje de alumnado que promociona. Por lo tanto, buenos resultados aunque no estamos en el nivel que nos tiene que corresponder.

Pero, señor consejero, no se esfuerce en darle más datos al Partido Popular. No van a aceptar nunca, nunca van a aceptar buenos resultados. Primero, porque no les interesa la mejora del sistema educativo y, en segundo lugar, porque aceptar unos datos de mejora significa que la Lomce, esa panacea que se han inventado los populares, sería innecesaria, porque con el sistema que tenemos se puede avanzar en educación, como está demostrando Canarias y como han demostrado otras comunidades autónomas que sí son felicitadas por el ministerio.

Por lo tanto, seguir aguantando el juego del Partido Popular, pero seguir trabajando en la mejora del sistema, que es lo que nos lleva a estar en el Gobierno de Canarias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, doña Rita Gómez Castro.

Por el Grupo Nacionalista Canario, don Nicolás Gutiérrez.

El señor GUTIÉRREZ ORAMAS (Desde su escaño): Buenos días nuevamente. Buenos días, señor vicepresidente y consejero de Educación.

Cuando hablamos de resultados educativos, me viene a la memoria un artículo de opinión que leí hace algún tiempo. Opinaba doña Mari Luz Martínez Seijo, doctora en Planificación e Innovación Educativa, que personalmente le hubiese gustado leer y oír titulares relacionados con educación en sentido positivo, resaltando los logros educativos y no escuchar los titulares erróneos, catastrofistas o interesados. Ponía de ejemplo los resultados de los informes PISA. A la presentación de estos -señalaba-, nos hacen llegar a través de muchas vías lo mal que funciona el sistema educativo, poniendo el énfasis en los malos resultados y nunca en los logros conseguidos. ¿Por qué en lugar de decir que suspendimos en matemáticas no decimos que superamos a Estados Unidos o Suecia en matemáticas?, ¿o que superamos a Luxemburgo, Noruega, Italia en ciencias?, ¿o a Islandia, Israel o Eslovenia, en lectura?

Permítanme solicitar, señorías, el mismo tratamiento que da la doctora Mari Luz Martínez para el análisis de los resultados de nuestra comunidad en el curso 2013/14 por parte del Partido Popular. Ruego al grupo parlamentario que vea los resultados analizados, los avances que se han logrado en nuestra comunidad, valorándolos en la medida del esfuerzo que han significado, teniendo presente nuestro pasado pero siempre con la vista puesta en el Horizonte 2020. Señorías, los avances en educación son lentos y recoger sus frutos nos puede llevar en algunos casos hasta una década.

Desde Canarias estamos trabajando para que las bases educativas sean sólidas y en estos últimos años hemos asistido a la puesta en marcha de tres acciones de mucha importancia para nuestro sistema educativo. Me refiero al acuerdo de esta Cámara en el dictamen emanado de la subcomisión creada para el estudio de la educación en Canarias, con el apoyo de los cuatro grupos con representación, al pacto educativo propuesto a toda la sociedad por el Consejo Escolar de Canarias y, por último, a la Ley Canaria de Educación no Universitaria, esta última ahora recurrida por el Gobierno de España. Todas estas acciones van encaminadas a la mejora de los resultados escolares, entre ellos bajar las tasas de abandono escolar temprano, como bien se ha señalado. Recordar que la crisis ha empujado a muchos de nuestros jóvenes a las aulas. Esta es una acción causa-efecto: a mayor crisis mayor alumnado en nuestros centros educativos, especialmente en Bachillerato y Formación Profesional.

Nuestra apuesta debe ser poner las bases para que cuando comencemos a salir de esta brutal crisis nuestro sistema educativo no pierda nuevamente un elevado número de alumnado, atraído por los cantos de sirena de unas ofertas de trabajo en precario.

Señorías, nuestra apuesta pasa por tener más y mejor profesorado, con unas familias comprometidas con la educación de sus hijos e hijas y con una...

El señor PRESIDENTE: Don Nicolás, sí, muchas gracias, se terminó su tiempo.

Por el grupo solicitante de la comparecencia, Grupo Parlamentario Popular, don Felipe Afonso.

El señor AFONSO EL JABER: Señor presidente.

Señor consejero, le invito a dejar de esconder la cabeza. Le invito a utilizar las posibilidades del debate para algo más que para repetir eslóganes tan viejos y tan falsos que están descoloridos por la realidad. Le invito a mirar la realidad a la cara con gallardía. Los datos oficiales, la mayoría de su Gobierno, solo pueden inspirar autocrítica y el coraje de querer transformar la realidad.

Con 11, 12 años, 6.º de Primaria, más del 38% de los estudiantes canarios ya han repetido un curso. Dramático dato que estigmatiza desde la infancia. Y que no se resuelve bajando el nivel aún más. Bastante mal nos ponen los informes PISA en Primaria o, mejor dicho, bastante mal nos ponían cuando permitíamos que nos evaluaran. Ahora, al parecer, es mejor no evaluar. Se resuelve mejorando la calidad educativa, el aprovechamiento y el seguimiento individualizado, y para ello hay que evaluar. A pesar de ello o por ello, el 30% de los alumnos de 1.º de la ESO suspenden tres o más asignaturas al acabar el curso, cifra que llega al 32,8 -prácticamente uno de cada tres- en 2º de la ESO, tres o más asignaturas. En 3.º y 4.º mejora algo, dentro de la extrema gravedad. Así, en 3.º de la ESO, el aprobado general no llega a la mitad de los alumnos y el 27,4 suspende tres o más asignaturas. Finalmente, solo seis de cada diez alumnos que terminaron la ESO el curso pasado -de los que la terminaron, subrayo- lo hicieron el año en que les correspondía; por lo tanto, el 40% de los que la terminaron lo hicieron después del año que les correspondía. Estos son datos globales del sistema educativo de Canarias. Es una medida de todos los centros, incluidos, claro está, los que tienen mejores resultados e incluso los que tienen muchísimos mejores resultados; por lo tanto, hay otros con resultados peores. No se puede llamar a esta realidad productora de equidad sino todo lo contrario.

El abandono escolar temprano se aleja durante este mandato de la media nacional, hasta situarnos en el decimocuarto lugar de las comunidades autónomas del país que encabeza el ranking de abandono temprano de Europa y nosotros estamos en la parte final del país que encabeza el ranking de abandono temprano de Europa. Ya se sabe que el abandono educativo temprano es el porcentaje de población de 18 a 24 años que no ha completado el nivel de Secundaria, segunda etapa, y no sigue ningún tipo de educación o formación. Hemos pasado, a pesar de la crisis -la crisis que ha hecho que muchos chicos no abandonen ahora la formación para irse a la construcción-, a pesar de la crisis, hemos pasado de estar a 2 puntos de la media a casi el doble, a 3,9 puntos de la media. Usted se ríe pero es una desgracia para el conjunto de Canarias.

El paro juvenil ha mejorado un poquito las cifras formales de permanencia, pero en Canarias menos que en el resto de España. Por eso nos alejamos de la media. Aquí vamos peor que en el resto de España y aquí el responsable es usted. Si la acción de Rajoy es tan mala, pues, aquí vamos peor, y aquí el responsable es usted. Del 31 de diciembre de 2010 al 31 de diciembre de 2013, en Canarias se ha bajado en 2,9 puntos; en el conjunto de España, 4,8; o sea, se ha bajado en 1,9 puntos más que en Canarias. Y estos son los datos oficiales, los miren como los miren. Pero a los 17 años aún es peor, porque la tasa de escolarización es casi 6 puntos inferior a la media nacional, siendo la peor después de Melilla y Baleares e igual a la de Ceuta. Aquí normalmente nos acostumbramos a que Ceuta y Melilla estén por detrás, ni se nombraban, ¿no? Pues, bueno, siendo la peor después de Melilla y Baleares e igual a la de Ceuta. Alguien puede pensar que con esta criba a los 37.756 alumnos de Bachiller les iría muy bien, puesto que han superado muchas cribas. Pues no, así de los alumnos matriculados en 2.º de Bachillerato, alumnos que, repito, ya habían recorrido un largo recorrido, no titularon el año pasado, según sus cifras oficiales, el 37,2%. Y aunque las respuestas del Gobierno son más genéricas a las preguntas que les hacemos por escrito, porque todo esto está por escrito, con respuesta de su consejería, mejores son los resultados en los ciclos medios y superiores. El 77% de los alumnos matriculados en el ciclo de grado medio han titulado y no lo ha hecho el 22,51. En grado superior, ha titulado algo menos del ochenta y cuatro por ciento. En Formación Profesional la cantidad de alumnos que no consiguen plaza de primera o segunda opción de preferencia y la desnaturalización absoluta de la formación a distancia son factores realmente negativos, cuyo porcentaje sobre el total de la oferta se aleja de la media nacional de manera espectacular, insisto, desnaturalizándola y convirtiéndola, no en una alternativa para trabajadores con experiencia que buscan el título, sino en una alternativa a la falta de plazas presenciales.

Treinta y un años de fracaso educativo en Canarias no es capaz de inspirar en usted ninguna autocrítica. Ustedes son la máxima expresión del inmovilismo. Repito, unos, con 4 puntos menos de abandono escolar, dicen que eso hay que cambiarlo; otros, con 4 puntos más de abandono escolar, dicen que va fenomenal y genial todo. Esa permanente actitud de rechazo a cualquier innovación o reforma, responder con acritud a las críticas porque el sabio subconsciente les dice que ustedes son los responsables... Ustedes representan el statu quo del fracaso educativo y no toleran mirar más allá de sus propios ombligos, no sea que la realidad derrote a la propaganda. Como los peores gobiernos, no tiene otro objetivo que el de la publicidad y la propaganda e incluso el ofrecimiento... inversores en sostenibilidad se lo suman a educación, como han hecho estos días. Lo que es especialmente sangrante cuando se trata de la educación. Especialmente sangrante porque no es posible la modernización de Canarias ni un desarrollo equitativo de sus estructuras sociales sin un profundo cambio de los resultados educativos. No es posible, repito, un desarrollo equitativo de todas las estructuras sociales sin un profundo cambio de los resultados educativos, porque las medias, la media que les he dado de suspensos, son medias, hay algunos que están mucho mejor y otros que están mucho peor.

Sin una importante mejora de esos resultados, del aprovechamiento y de la adquisición de conocimientos y de competencias básicas, no mejorarán ni las cifras de empleo de manera importante ni la calidad del mismo. Y, sobre todo, no mejorará para la inmensa base de la pirámide, y sin esa mejora no hay avance de la equidad.

Sabido es que cualquier avance importante comienza elevando el listón del nivel más bajo. Sin avance en positivo del sistema no alcanzaremos ni la competitividad necesaria para abandonar los últimos puestos del empleo juvenil en Europa ni los primeros en desempleo ni dejaremos de tener una tasa de jóvenes que ni estudian ni trabajan que duplica la media europea. Y ante ese dato el Gobierno de Canarias ni se escandaliza ni se sensibiliza; simplemente, frío y distante con la realidad, le vuelve a dar a la máquina de la propaganda. No alcanzaremos las ratios europeas, ni en el mercado laboral ni en tantas otras cosas, y esas tantas otras cosas son tan importantes.

La larga y esperada modernización de nuestro país y, por lo tanto, de Canarias pasa por la educación. Entre más saber, entre más conocimiento, entre más capacidad crítica, más libres seremos y más progresará la sociedad en todos los aspectos. La historia demuestra que es así.

Como le hemos dicho muchas veces, nos negamos a que su fracaso educativo sea un motivo permanente de desesperanza para la sociedad. Desesperanza que ha de ser derrotada por las reformas y el cambio, y entre las reformas la de la educación se ha de poner al frente de la esperanza y la modernización de Canarias y de España, porque en ello, en ello, nos va el futuro.

Repito, de los alumnos matriculados en 2.º de Bachillerato no titularon el año pasado el 37,2%. Alumnos con 11 o 12 años, un porcentaje altísimo, un tercio, ya ha repetido curso. La cifra de tres o más suspensos en algunos cursos de la ESO supera un tercio de la plantilla. El empeoramiento del mercado laboral ha hecho que algunos jóvenes se queden, aunque sea formalmente, más en las aulas; luego los resultados son los que son. Pero en España, si lo relacionamos con nuestra comunidad autónoma, hemos duplicado la distancia con la media. Para algunos, las cifras nacionales son inaceptables, nos negamos a ellas y nos negamos a que tengamos esa maldición. Creemos que hay que cambiarlas. Para otros, estar a 4 puntos de la media, por lo visto, es un motivo de alegría; alejarse de la media lo llaman un éxito. La media lo que indica es el camino global, el camino de todos, y usted se aleja de la media. Cuando llegó, éramos la decimosegunda comunidad autónoma, teníamos cinco por detrás; ahora solo tenemos tres por detrás del país que está a la cola. Eso es lo que resume su mandato.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Gracias, don Felipe.

Para concluir la comparecencia, el señor vicepresidente del Gobierno, don José Miguel Pérez.

El señor VICEPRESIDENTE DEL GOBIERNO Y CONSEJERO DE EDUCACIÓN, UNIVERSIDADES Y SOSTENIBILIDAD (Pérez García): Voy a refutarle la mayor. Ha dicho usted que hay treinta y un años de fracaso educativo en Canarias. ¿Cómo se puede decir eso? ¡Treinta y un años de fracaso educativo en Canarias!, se supone que es que hemos retrocedido, es verdad, ¿no?, si es un fracaso de treinta y un años, hemos retrocedido o nos hemos quedado como estábamos hace treinta y un años. Yo se lo voy a negar, y se lo voy a negar en defensa no de este Gobierno, no de todos los demás gobiernos que han pasado por aquí, que también, sino en defensa de todos aquellos que han hecho posible que no haya treinta y un años de fracaso educativo en Canarias. ¡No diga barbaridades!, no diga barbaridades, esto no es así.

Mire, si fuese así, si los resultados fuesen los que usted intenta hacer creer, si los resultados no fuesen los que yo expongo en datos y cifras, ¿cómo se explica que el Gobierno de España deje tiradas a su suerte a las comunidades autónomas?, ¿abandone presupuestariamente, con todos los recursos, este año a las comunidades autónomas?, ¿haya dejado, en lo que llevamos de legislatura, centenares de millones de euros menos para la educación en Canarias en relación con lo que llegaba en 2011? ¿Cómo se explica eso? Si fuese cierto, ¿cómo se explica usted eso? Por tanto, autoridad para explicar y exigir y criticar tiene toda la del mundo; para dar lecciones ninguna, su partido, ninguna, ninguna.

Ahora bien, vamos a entrar en datos. Usted lo ha querido. ¡Claro que vamos a entrar en datos! Es que usted ve las cosas al revés. Esta es la curva del abandono escolar temprano en esta legislatura: 6 puntos menos cuando concluya este año, 6 puntos menos (mientras muestra un documento a la Cámara). Y me dice usted: "es que está alta, es que estaba alta". Claro que sí. ¿Y sabe lo que le digo?: que cuando había, además, bonanza económica -estoy pensando en el año 2001-2007- estábamos por encima del 36%, nosotros y muchas comunidades autónomas. ¿Y sabe por qué?, porque no es un problema del sistema educativo básicamente, no es un problema del sistema educativo básicamente. El abandono escolar temprano, que además se da fundamentalmente cuando hay época de crecimiento económico, tiene otros factores y, si no los lee y no los analiza, verá que entonces es imposible abordarlos.

El riesgo que tenemos es que, después de haber puesto más de diez mil plazas de Formación Profesional, creciendo, por ejemplo, las de grado superior presencial en más de un treinta y dos por ciento en esta legislatura, venga usted a cuestionar aquí que este Gobierno no ha hecho los deberes en esta materia, compromisos todos, porque si resulta que han podido ser bajadas estas tasas no lo es porque la gente quiera estudiar más, que también, es porque tienen donde ir a estudiar, porque si nosotros nos limitamos a mantener las bajadas presupuestarias educativas que nos llegan de quien tiene que abonar esta competencia, no se podía haber creado ni una sola plaza más, ni una sola plaza más, y se han batido todos los récords en esta legislatura de creación de plazas de Formación Profesional en todas las modalidades, presenciales y no presenciales, y ahí están las cifras. Y esto son buenas noticias.

Son buenas noticias que, efectivamente, tenemos a los alumnos de Primaria que en más de un setenta y uno por ciento han conseguido no repetir ningún curso, ¡ninguno! Me preocupa el otro tanto por ciento. Pero ¿es que sabe usted lo que había, en porcentaje sabe usted lo que existía? Por eso hemos mejorado, por eso he dado las cifras de mejora en repetición. Todos los indicadores de repetición, en Primaria, Secundaria, Bachillerato, Formación Profesional, escuelas de idiomas, han bajado en estos años, porque se han dedicado más recursos, con una particularidad: que son recursos propios del Gobierno de Canarias, que no son los recursos que tenían que venir. Porque le recuerdo y le reitero, aquí, en 2011, aparte de lo que venía, que era mucho más, muchas decenas de millones de euros más que lo que llega ahora para la educación canaria, para soportar esta competencia teníamos, además de todo, un plan específico que nos dotaba con 67,5 millones de euros el presupuesto, y si no repasen el 2011. ¿Qué nos llega hoy?, ¿dónde están aquellos 67,5 millones de euros, dónde están? No están, desaparecieron. Para colegios e infraestructura volaron todos, no queda nada desde el primer año. ¿Cómo ha habido que afrontar eso?, ¿cómo ha habido que responder a esas plazas?, ¿cómo ha habido que garantizar los profesores, las sustituciones de los profesores en tiempo y forma? Las sustituciones, cuando además tenemos un real decreto que prohíbe sustituir a un solo profesor que se ponga enfermo hasta diez días después de la baja presentada, diez días. ¿A usted le parece razonable esa norma, que en España para ahorrar dinero tengamos que estar esperando diez días para sustituir a un profesor o a una profesora, diez días después de que presente la baja en la Administración? Por eso no lo estamos cumpliendo, por eso no lo estamos cumpliendo.

Pero es que hay mucho más en los razonamientos que usted utiliza. Mire, hemos bajado las tasas de alumnos que no repiten ningún curso, y así es, y usted las ha dicho con toda tranquilidad, el problema es que no ha dicho la parte anterior, de dónde se viene, de qué tasa se viene.

E insisto, el abandono escolar temprano aquí está, esta es la bajada en Canarias, vamos a llegar a los 6 puntos. ¿Le molesta que bajemos 6 puntos? A mí me gustaría bajar más. Si tuviésemos más recursos, más meteríamos para la educación de adultos, para escuelas de idiomas, para Formación Profesional. Para Formación Profesional, claro que sí, y hemos batido todos los récords de oferta de plazas y de alumnos matriculados, y de alumnos matriculados, como nunca, por cierto, como nunca; en el peor tiempo, como nunca.

Nosotros nos planteamos un reto al inicio de esta legislatura, lo expuse en este Parlamento con toda rotundidad. En este tiempo de retroceso y de crisis, donde todo va cuesta abajo o para atrás, el reto que tiene el sistema educativo canario es no perder la generación de los que estudian y tratar de atraer a todos los que se han ido. Y lo hemos conseguido, de verdad, porque hemos mejorado el resultado, y es una buena noticia, y lo han hecho las maestras y los maestros, que han dedicado más tiempo y que han dedicado más esfuerzo si cabe a lograr este objetivo. Lo ha hecho la Administración, claro que sí, lo ha hecho un gobierno que ha tenido que detraer recursos de otras finalidades para dedicarlas a esto. Claro que ha ocurrido eso. Por eso los resultados hoy son mejores: tenemos mejores tasas de abandono escolar, mejores tasas en abandono del sistema, mejores ratios profesor/alumno, mejores tasas de repetición, mejores tasas de aprobados en función de los que se presentan realmente a las evaluaciones, mejores en números absolutos y en números relativos, en todas y cada una de las modalidades y de los niveles educativos. Ahí están. ¿Hay a quien le pueda molestar esto, hay a quien le pueda fastidiar esto? No lo entiendo.

Aceptaría que no hemos cumplido con nuestra obligación si el resultado de estas cifras hubiese sido el contrario, hubiésemos retrocedido en servicios complementarios a la educación, y, sin embargo, hoy el 64,5 de los alumnos canarios comen subvencionados en los comedores, el 20% gratis total, cuota cero. Hay 12.000 alumnos, más de doce mil alumnos, que desayunan en nuestros centros escolares, en el peor momento económico para nuestros presupuestos. No se ha mermado el transporte escolar, no se han mermado los servicios complementarios. Ahí están. Estamos sustituyendo al personal laboral, sustituyendo sus jubilaciones y sus bajas.

Esa es la realidad, esa es la realidad, independientemente de que haya luego normas, leyes, en las que podamos discrepar, pero la realidad de los datos es tozuda, y sé que a algunos no les gusta que mejoremos las ratios escolares, pero se mejoran, se mejoran. Y lo digo con la cara bien alta, pero lo digo no porque yo sea el principal responsable de esto, ¡no!, ni siquiera el Gobierno, es fundamentalmente la comunidad educativa la que ha logrado esto y me parece una mezquindad venir aquí a negarle ese mérito a la comunidad educativa diciendo que no ocurre tal cosa. ¡Sí ocurre!, aunque no les gusta a ustedes, sí ocurre. Sí ocurre que, efectivamente, hemos mejorado sustancialmente -y lo digo ahora otra vez, insisto, con la cabeza bien alta- los resultados de todas las medias principales del sistema educativo en Canarias. Y, mire, no lo sabía hasta que vimos los datos. Y ahora los tenemos y ahora lo digo. Así es.

Por tanto, siento que algunos que ven la realidad en negro, y además contribuyen para que sea así, no la quieran ver así, pero yo sí la veo. Si hubiese sido la contraria, lo hubiese dicho. No tengo ningún problema en reconocer los defectos que tenemos, ¡ninguno!, pero pido rigor a quienes hablan por el sistema educativo, y no venir aquí a dar lecciones que son incapaces de entender ustedes.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor vicepresidente del Gobierno, don José Miguel Pérez.

Señorías, suspendemos la sesión hasta las cinco de la tarde. Seguimos con la siguiente comparecencia esta tarde.

(Se suspende la sesión a las catorce horas y cincuenta y siete minutos.)

(Se reanuda la sesión a las diecisiete horas y un minuto.)

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 8L/C-1716 Sobre -Consejero de Educación, Universidades y Sostenibilidad-, sobre los resultados educativos del curso 2013/2014.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico