Diario de Sesiones 6/2015, de fecha 9/9/2015 - Punto 31

9L/C-0071 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERO DE PRESIDENCIA, JUSTICIA E IGUALDAD-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO PODEMOS, SOBRE LOS CRITERIOS DE NOMBRAMIENTO DE LAS DIRECCIONES GENERALES DE LA CONSEJERÍA, DADA LA ALARMA Y CRISPACIÓN SOCIAL QUE HA SUSCITADO.

La señora PRESIDENTA: De acuerdo con lo tratado aquí, acordado por la Junta de Portavoces, vamos a continuar con una comparecencia más, que sería la del Grupo Podemos, al consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad, sobre los criterios de nombramiento de la direcciones generales de la consejería, dada la alarma y crispación social que ha suscitado.

Tiene la palabra el grupo proponente, Podemos, por cinco minutos, la señora Noemí Santana.

Ruego silencio, por favor, para que la señora diputada pueda dirigirse a todo el hemiciclo, sin son tan amables.

La señora SANTANA PERERA: Bueno, a estas alturas, buenas noches señoras diputadas y diputados.

A petición del encuentro que hemos tenido aquí los portavoces, pues, he decidido exponer ahora esta comparecencia.

Hemos pedido desde nuestro grupo parlamentario, desde el Grupo Parlamentario Podemos, la comparecencia del consejero Aarón Afonso, consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad, porque entendíamos que era necesario que nos explicara los criterios que se habían establecido desde su consejería para hacer los nombramientos de los altos cargos y, especialmente, de las direcciones generales.

El otro día, el pasado miércoles, tuvimos una Junta de Portavoces, y uno de los miembros de la Mesa me preguntaba por qué en nuestra petición de comparecencia utilizábamos terminología como "alarma" y "crispación social", yo creo que a ninguno de los aquí presentes se nos escapa esto. Esto es un pequeño dossier de prensa de todo el espacio ocupado en los medios de comunicación de Canarias sobre el nombramiento de los directores generales de su consejería (mostrando un documento a la Cámara).

Por otro lado, también ha habido una cierta alarma social que se ha trasladado a las redes sociales y a otros ámbitos.

La crisis ha cambiado muchas cosas en la sociedad canaria y se impone un nuevo hacer en la gestión pública, en sintonía con las demandas políticas y sociales de la calle. Le suenan estas palabras, ¿no?, señor Aarón Afonso, porque son suyas.

Y nosotros estamos de acuerdo en todo esto, estamos de acuerdo en el contenido, pero no estamos de acuerdo en las formas. Yo creo que la ciudadanía aparte de palabras bonitas, que también le gusta mucho utilizarlas a nuestro señor presidente, el señor Clavijo, también lo que pide a sus representantes políticos es que trasladen esto a la realidad, con propuestas y acciones concretas. Y es por eso que la ciudadanía también demanda explicaciones, explicaciones sobre algunos nombramientos que parecen dudosos o sospechosos. Especialmente, parece que le preocupa a la ciudadanía y también le preocupa a nuestro grupo el nombramiento de la directora general de Relaciones con la Justicia.

El perfil de esa persona es un alto cargo, que fue alto cargo de sanidad con el Partido Popular, que ahí podríamos hablar de la profesionalización de los cargos de confianza en el sector público. Ya escuchamos al señor Clavijo, que sí, que tenemos un sociólogo, tenemos una licenciada en Historia, pero nosotros somos representantes elegidos en las urnas, no somos cargos de confianza técnicos para ayudar en la gestión del Gobierno en la Administración. También, por otro lado, esta persona es conocida en el desempeño de su cargo público por llevar a cabo ciertas políticas de privatización del sector sanitario. Y yo entendía que el compromiso de este Gobierno, en el discurso de investidura del señor Clavijo, y también por parte del Ejecutivo se ha mostrado esta predisposición, era apostar por lo público y por una sanidad pública gratuita, universal y de calidad, cosa en la que estamos totalmente de acuerdo. Y, por tanto, nos sorprende que hayan elegido este perfil.

Además, tampoco podemos dejar de hablar de que aún existen dudas y poco esclarecimiento en las causas con la justicia que ha tenido el perfil de la nueva directora general. Cuando nosotros le pedimos al señor presidente en las propuestas que presentamos, los cinco puntos, tolerancia cero con la corrupción, nos dijo que iba a ser tajante con la corrupción. Sin embargo, parece que no ha sido así, que no estamos empezando bien.

Entonces, ¿cree usted que es correcto y ejemplar el nombramiento de una directora general de Relaciones con la Justicia que ha tenido problemas con la justicia? ¿Se va a plantear usted la destitución de esta persona?

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Santana.

En nombre del Gobierno, interviene el consejero de Presidencia, tiempo máximo de diez minutos.

El señor CONSEJERO DE PRESIDENCIA, JUSTICIA E IGUALDAD (Afonso González): Gracias, señora presidenta. Buenas noches, señora Santana.

Ustedes, el Grupo Parlamentario Podemos, han pedido una comparecencia al área de Presidencia, Justicia e Igualdad del Gobierno de Canarias, y cito textualmente, "con motivo de la aclaración de los criterios de nombramiento de las direcciones generales de dicha consejería, dada la alarma y crispación social que han suscitado".

Como consejero del área debo empezar por señalar que vengo y vendré siempre al Parlamento a dar explicaciones, todas aquellas que requieran los grupos parlamentarios. Es obligación del Gobierno hacerlo y es nuestra intención cumplir al 100 % con este mandato, y estamos a su disposición para aclarar cuantos asuntos sean necesarios.

En cambio tengo que puntualizar, antes de entrar en materia, que no comparto en absoluto el planteamiento con el que traen al Parlamento esta cuestión. No es verdad que los nombramientos de las direcciones generales de esta área hayan causado alarma y crispación social. No la hay, y eso es evidente. Otra cosa son un par de críticas que se hayan vertido por ahí en algún medio de comunicación, pero de eso a hablar de alarma y crispación social hay una gran diferencia.

Ustedes están llegando al Parlamento por primera vez y reclaman la paternidad de la llamada nueva política, pero vienen con viejas formas, que en casos como este son inaceptables. No banalice, no retuerza los términos, no haga demagogia barata con este tema.

Alarma social es la que compartimos millones de personas que vemos con horror como muchas otras que hasta hace muy poco tenían una casa, un trabajo y una vida, hoy huyen con lo puesto para dejarse la vida en el mar o en recónditos parajes tras ser estafados por mafias. Son refugiados de guerra que viven una crisis humanitaria, una situación que se produce a las puertas de Europa, y que solo puede calificarse de auténtica barbaridad. Por supuesto, esto sí que crea alarma social.

O si necesita más proximidad para entenderlo, alarma social es lo que generó la injusta situación que vivió Josefa Hernández, que encendió una indignación generalizada en Canarias, que puso del mismo lado a la ciudadanía común, a los colectivos, a los partidos políticos y a las administraciones para encontrar una rápida solución a algo que nunca debió producirse.

Pero ahora, y ha quedado claro que su planteamiento está fuera de lugar, la reto a que salga ahí fuera, ahora mismo si quiere, y que coja a cualquier ciudadano que pase ahora mismo por la sede del Parlamento y simplemente al azar le transmitan si hay personas que estén alarmadas y crispadas por los nombramientos de esta consejería. Le aseguro que seguramente ni podrán recordar el nombre de cada uno de ellos, ya que acaban de llegar y no tienen tiempo de que se pueda haber evaluado las políticas que están haciendo o están desempeñando al frente de esas direcciones generales. De hecho, no sé si usted misma es capaz de recordar sus nombres, así que lo hago por usted: el director general de Transparencia, Participación Ciudadana y Relaciones Institucionales es Teófilo González; el de Juventud, José Manuel Téllez. El de Función Pública, José Gregorio Martín; el de Modernización y Calidad de los Servicios, Alejandro Parres; el de Telecomunicaciones y Nuevas Tecnologías, Francisco Javier García de la Torre; la del Instituto Canario de Administración Pública, Cándida Hernández; la del Instituto Canario de Igualdad, Marián Franquet, y la directora general de Relaciones con la Administración de Justicia es María Lourdes Quesada.

¿Y qué tienen en común todos esos nombramientos elegidos siguiendo un único criterio igual para todos? Se lo diré: ninguno es mi amigo personal; ninguno es pariente mío; ninguno se eligió bajo la influencia o la presión de partidos, organizaciones de poderes fácticos, familias políticas, lobbies, ni ningún otro tipo de colectivo ni organización de este estilo. ¿Y por qué se escogieron, entonces, justo estos nombres? Porque son las mejores personas para desarrollar la mejor política, para hacer mejor la calidad de vida de la ciudadanía canaria.

Pero evidentemente, sin perjuicio de que la pregunta haya sido genérica sobre las direcciones generales, usted solo estaba pensando en uno de esos cargos, como ha evidenciado el inicio de su comparecencia, y es, evidentemente, el nombramiento de Lourdes Quesada, que, como ya conoce de sobra, responde a su perfil técnico. Lo conoce de sobra porque lo he dicho yo ya muchas veces. Sé que se ha criticado por ahí que nadie diera explicaciones sobre este tema, pero eso es falso, sí se han dado, las he dado yo mismo. Tal y como ustedes han querido que venga hoy a darlas también a sede parlamentaria, debido a una designación que, como también he explicado, ni una ni dos veces, sino en muchas ocasiones, ha sido bajo mi criterio y responsabilidad.

Hablamos de una funcionaria de carrera del Cuerpo Superior de Administradores, Grupo A, Subgrupo A1, que ha trabajado de forma ininterrumpida en sucesivas legislaturas al frente de la administración autonómica desde el año 96, hace casi veinte años, tiempo en el que ha quedado más que demostrada su profesionalidad en las áreas de Vivienda, Educación, Sanidad y Hacienda. Entre otros puestos que ha desempeñado en estas dos décadas, tanto a iniciativa de Coalición Canaria como del Partido Popular, Lourdes Quesada ha sido secretaria general del Servicio Canario de la Salud, jefa de servicio de Planificación y Gestión Económico-Financiera del Instituto Canario de la Vivienda, jefa de sección de Régimen Jurídico de la Dirección General de Personal de la Consejería de Educación, Cultura y Deportes, y en la anterior legislatura jefa de servicio de la Oficina Presupuestaria en la Consejería de Economía, Hacienda y Seguridad.

Me pregunto si está al tanto de las funciones que debe desarrollar la Dirección General de Relaciones con la Administración de Justicia y qué metas se plantea el Gobierno conseguir en esta área en concreto; lo digo porque solo al tener claro ambas cosas se puede entender la enorme dificultad de hallar un perfil profesional adecuado, capaz de sacar adelante con éxito semejante reto. Esta dirección general tiene encomendada la gestión económico-presupuestaria de los programas en materia de Justicia. Ya irá adivinando que no basta que su responsable conozca de leyes, sino que también debe conocer de presupuestos, ya que se trata, como usted bien sabe, de dos materias muy complejas por lo general, que atraen a perfiles antagónicos. Los especialistas en derecho rara vez dominan las materias económico-financieras, y lo mismo pasa al contrario.

También tiene que dar continuidad y profundizar en la implantación de un modelo de gobernanza para la Administración de Justicia guiado por un sistema de dirección y planificación estratégica orientado a satisfacer las necesidades y expectativas de la ciudadanía y grupos de interés en el servicio público de justicia, así como a finalizar las acciones proyectadas en el Plan estratégico para la política de Justicia de Canarias 2012-2015, evaluar sus resultados y diseñar un nuevo plan para el período 2016-2019, en el que se desarrollen y materialicen en proyectos concretos las líneas estratégicas marcadas en el acuerdo de gobernabilidad suscrito para la presente legislatura.

Tendrá que culminar el diseño e implantación de la nueva Oficina Judicial y Fiscal, reorganizando las unidades de trabajo y reordenando los recursos humanos de forma que potencien el trabajo en equipo, así como la racionalización y optimización de los medios personales y materiales para una mejor, más moderna y ágil Administración de Justicia; avanzar en la tramitación de los nuevos edificios judiciales; mejorar el acceso a la justicia a los más desfavorecidos, agilizando el reconocimiento del derecho a turno de oficio y potenciando los puntos de encuentro familiar y las oficinas de atención a víctimas de delitos; fomentar la mediación como vía alternativa a la jurisdiccional y modernizar la prestación del servicio público de justicia, la tramitación electrónica de procedimientos con la implantación del expediente judicial electrónico, la mejora de la información y atención ciudadana, la agilización de plazos y la implantación de sistemas indicadores de calidad de los servicios de soporte de la actividad jurisdiccional, entre otros.

En definitiva, uno de los aspectos más importantes a resaltar es que tiene la responsabilidad de sacar adelante los programas, directrices e instrumentos para la modernización de la justicia, un objetivo clave de esta administración, que no hace falta que le explique cuán urgente es llevarlo a cabo y cuánto mejoraría la vida de la ciudadanía del archipiélago.

Hablamos de contar con una justicia mucho más ágil y eficaz, ni más ni menos. Es un objetivo estratégico fundamental para este Ejecutivo.

Por si no lo sabe, esta persona tiene formación especializada y experiencia profesional contrastada en materias como el perfeccionamiento en gestión presupuestaria, contabilidad, contratación administrativa, subvenciones, responsabilidad patrimonial, planificación y evaluación de políticas públicas, cuadros de mando integral y técnica normativa. ¿De verdad cree que ese perfil es inadecuado para desarrollar todas las tareas que le acabo de citar?

Puede que no sea la única persona que reúna toda esta experiencia y formación de manera simultánea en el archipiélago; no somos pretenciosos en ese sentido, pero puedo asegurarle, desde el profundo conocimiento que tengo del área de la función pública de la Administración canaria, que no es sencillo conseguir otro perfil semejante para llevar una tarea tan importante. Se trata, pues, de la mejor opción para ocupar la Dirección General de las Relaciones con la Administración de Justicia, y, como dije antes, es la mejor persona para desarrollar la mejor política, para hacer mejor la vida de la ciudadanía canaria.

Gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, consejero.

Grupo Mixto (El señor diputado rehúsa el turno de palabra). Grupo Nueva Canarias, señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Buenas noches ya y espero que este debate sea lo suficientemente fructífero para, al menos, los que aquí estamos, porque estoy convencido de que fuera ya prácticamente o absolutamente nadie nos estará escuchando, y creo que es una pena.

Me gustaría en el futuro, y no es marcar la tendencia ni las formas de responder del Gobierno, que el tono de dureza fuera un puntito menos duro o con menos acritud que el que hemos vivido en esta última intervención, o por lo menos así nos ha parecido.

Mire, desde Nueva Canarias, como es nuestra costumbre, lo hicimos así en la legislatura anterior y pretendemos seguir manteniéndolo en esta, no vamos a entrar en valoraciones personales de ningún miembro, de ningún cargo de este Gobierno, pero sí cuestionamos los perfiles de algunos miembros del mismo y fundamentalmente la lamentable imagen que han trasladado a la ciudadanía, y esa imagen la han trasladado ustedes con las desavenencias personales, hasta el punto de que el presidente del Gobierno ha llamado la atención a su socio de Gobierno, hoy el portavoz de Coalición Canaria llamaba periféricos a sus socios de Gobierno, del Partido Socialista, hasta el punto de que hoy, dos meses después de la elección del presidente del Gobierno continuamos sin tener toda la estructura de cargos del Gobierno elegida, y no responde, y ustedes saben que no responde, y a no haber encontrado el perfil adecuado, sino a los problemas internos que ustedes tienen.

La directora general de Justicia, como decía, no voy a entrar en los temas personales, pero sí es cierto que nos sorprendió esta elección por su pasado relativamente cercano al Partido Popular, y eso no fue algo que nosotros criticáramos inmediatamente, cada uno decide dónde está hoy o dónde tiene que estar mañana, fueron sus propios compañeros del Partido Socialista de Gran Canaria quienes levantaron la voz de alarma y quienes dijeron que, bueno, que a ellos nadie les había consultado pero que, evidentemente, no estaban de acuerdo.

Pero no ha sido el único elemento discordante que ha causado extrañeza en las elecciones. Hemos vivido el nombramiento de una directora de la Agencia Tributaria que dejó en vilo al Gobierno durante algunos días y que, finalmente, gracias a un informe jurídico que la habilitaba haciendo todos los malabarismos del mundo para que esto fuera posible... Hemos visto como alguien, cuando hablamos de perfiles, que se consideraba la persona idónea para dirigir la Agencia Canaria de Calidad Universitaria y Evaluación Educativa, al comprobar que no reunía los requisitos se la pasaba a ser directora general de Relaciones Exteriores, probablemente por considerarla la persona idónea para cubrir esa área. Hemos asistido a unas dimisiones más rápidas en la historia de la democracia y me atrevería a decir mundial con el caso del director general de Transporte, evidentemente, por problemas internos.

Yo creo que esto manifiesta claramente que desde el punto de vista político este Gobierno ha hecho, y sí creemos y defendemos, como ha hecho nuestra portavoz en la intervención anterior, a golpe de cuota de partido, mejor dicho, a golpe de facción de partido... Y, en definitiva, sean ustedes los que dejen de trasladar esa imagen constante en los medios de...

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Campos.

En nombre del Grupo Popular, señor Moreno.

El señor MORENO BRAVO: Muchas gracias, señora presidenta. Señorías.

Les voy a decir una verdad, una puntualización a los proponentes de esta iniciativa, la alarma social solo puede ser invocada cuando por parte de los poderes públicos, por acción o por omisión, se ha dado una respuesta timorata o inadecuada a un problema de trascendencia vital o esencial para los canarios. Y la verdad es que el contenido de esta iniciativa está muy lejos de esa pretendida alarma social, como puntualización. Me parece que es una iniciativa desmesurada, una crítica desmesurada a un nombramiento del Gobierno de Canarias y el Partido Popular, sea o no sea el agraciado de ese nombramiento, no está por esa labor, estamos muy lejos de estigmatizar a nadie y, además, sobre todo, cuando del agraciado o agraciada no ha existido respuesta judicial adversa pese a lo dicho aquí. Señorías, las meras sospechas, las conjeturas, no son más que aldabonazos lanzados contra los contrincantes políticos y son propias de una política de campanario que se debe desterrar de toda actividad política.

El Grupo Parlamentario Popular criticará sí, eso sí, aquí, ahora, antes, después los vetos, las huídas, la incorrecta reestructuración por parte del Gobierno de Canarias, los nombramientos de veintitrés días escasos, pero no estigmatizaremos a nadie. Y esto lo decimos sin alardes y sin postureos: la caza de brujas es propia de otras épocas, señorías.

Sí le criticaré señor consejero, tengo que hacerlo, no puedo evitarlo y aquí volvemos a lo anterior. Ahórrese el viceconsejero, aunque lo siga usted manteniendo, que es Pedro Herrera, compañero mío, lo puede usted cesar o cese a la directora general, pero no mantenga dos cargos que se solapan y que en el fondo no han aportado nada para el desarrollo de la Administración de Justicia.

Nada más y muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Moreno.

En nombre del Grupo Socialista, señor Álvaro Lavandera.

El señor ÁLVARO LAVANDERA: Gracias, señora presidenta. Buenas tardes de nuevo, señorías.

Señor consejero, como puede usted observar, resulta más relevante la política de nombramientos que la acción política de este gobierno, o los problemas de la ciudadanía, para aquellos que venían a rescatarnos todavía no sabemos de qué.

Comparece usted, señor consejero, bajo el sugerente título de "comparecencia sobre los criterios de nombramiento de las direcciones generales de la consejería, dada la alarma y crispación social que ha suscitado". Alarma y crispación social, señor consejero, una alarma y crispación social que ha determinado que esta sea la iniciativa de estreno del Grupo Podemos. Curioso estreno en el comienzo de su andadura, cuando menos curiosa interpretación de lo que se entiende por alarma y crispación social.

Parece que para algunos la alarma social no es la crisis humanitaria de los refugiados ni la preocupación del deterioro del Estado del bienestar y la defensa del mismo, sino los puestos. Y ya van varias: primero por tener un puesto en la Mesa, y ahora seguimos con el debate de los puestos. Parece que la nueva política de algunos se parece mucho a la vieja política de otros, yo, desde luego prefiero hablar de la buena política y de la mala política, en lugar de vieja y nueva. Y esto tiene mucho que ver con la mala, el hablar de los puestos y no de las políticas.

Señorías, es poco serio hablar de alarma social, un insulto a la inteligencia. Y es que algunos políticos confunden su mundo con el mundo, sus preocupaciones con las de los ciudadanos.

Pero hablemos de idoneidad, valorada a quien le corresponde hacer los nombramientos, al Consejo de Gobierno, y a quien le corresponde hacer la propuesta, al consejero.

Señor consejero, usted afirma que responde a un perfil independiente y profesional que nunca ha estado afiliado a ningún partido, y que antes de este nombramiento ha pasado por cargos de responsabilidad de la Administración pública canaria, en diferentes funciones y bajo diferentes direcciones, por su valía profesional y técnica; por lo que parece coincidir con el discurso de algunos partidos políticos como Podemos o Ciudadanos en lo que se llama despolitizar la administración y reforzar el trabajo de los funcionarios públicos, así que no deberían tener ningún problema al respecto. A partir de ahora nos toca controlar e impulsar al Gobierno, estoy seguro, señorías, que saben hacerlo mejor, que son capaces de ponerse a ello, y estar atentos al control del Gobierno, a la acción de cada director o directora general en cada función que le corresponda. En ese barco, señorías, nos encontraremos porque el Grupo Socialista estará con fuerza en esta tarea.

Señor consejero, mi grupo le desea a usted mucha suerte y acierto porque eso será bueno para Canarias y eso es lo relevante para los canarios y las canarias.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Álvaro Lavandera.

Por el Grupo Nacionalista Canario, señora Beato.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, señora presidenta. Señorías, señor consejero.

Nos sorprende, nos sorprende que la primera y única iniciativa del Grupo Parlamentario Podemos en el primer Pleno sustantivo de esta nueva legislatura sea solicitar esta comparecencia, con insinuaciones incluso machistas, denigrantes, aún más graves cuando quien la formula es una mujer. Sí, señorías, insinuaciones machistas.

Nos asombra, y permítanme la expresión, que teniendo dos balas en la recámara hoy una no la utilicen y otra sea para preguntar por el nombramiento de un alto cargo. Asombra que quienes dicen venir aquí a cambiar la realidad antepongan intereses partidistas al interés general de los canarios y de las canarias, creando alarma social donde no la hay, porque son ustedes los que crean la alarma social, son ustedes los que generan la crispación.

En el Grupo Nacionalista estamos centrados en mejorar la vida de las personas y en la defensa del interés público.

Señor consejero, nuestro grupo le pide que trabaje en la consecución de los compromisos que para el área de Presidencia, Justicia e Igualdad fueron formulados por el presidente en el Discurso de Investidura. Uno de esos compromisos es colocar a la ciudadanía como eje de la decisión política; mejorar la administración eliminando la burocracia, desarrollando una estrategia de simplificación administrativa que contribuya al impulso de la economía; la gestión de los recursos humanos y la aprobación de una nueva ley de función pública será fundamental, también lo será que Canarias asuma las competencias sobre la gestión del personal del área de Justicia, que, junto con un nuevo plan de inversiones en infraestructuras y el progreso en la modernización de la oficina judicial y fiscal, permita avanzar hacia una administración de justicia más eficaz y transparente.

El diseño y la implementación de políticas transversales de apoyo a la igualdad y a la juventud, competencias también suyas, dos de los colectivos más castigados por esta crisis, también han de ser una prioridad en esta legislatura.

Esto es lo que a nosotros nos interesa, que su gestión y sus políticas respondan a los intereses de la ciudadanía. Desde el Grupo Nacionalista Canario le pedimos, y le exigiremos si fuera necesario, que sus cargos estén centrados en trabajar para que esos objetivos de transparencia, participación, simplificación, mejora de la justicia y apoyo a la igualdad y a la juventud se hagan realidad.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora Beato.

Grupo proponente, señora Noemí Santana.

Tiene diez minutos, como tiempo máximo.

La señora SANTANA PERERA: Señor Afonso, cuando acabe mi intervención le voy a hacer entrega de este dossier de prensa, para que vea usted la cantidad de espacio en los medios que ha ocupado este nombramiento que ha hecho usted desde su consejería.

Opino que no es del todo descabellada la propuesta que ha presentado el Grupo Parlamentario Podemos, cuando desde su propio partido ha habido voces críticas con ese nombramiento. Hablamos, por ejemplo, del señor Ángel Víctor Torres, que además tiene una gran responsabilidad en su partido político, es secretario general del Partido Socialista en Gran Canaria, y, además, veíamos los días siguientes a hacer estas declaraciones el señor Ángel Víctor declaraciones también del portavoz del Grupo Socialista aquí en el Parlamento de Canarias, Iñaki Lavandera, diciendo que era totalmente normal que se generaran ciertas dudas en los nombramientos y que hubiera cierto debate en el interno del partido. Pero debe ser que dentro de la Cámara tenemos un discurso y fuera de ella otro.

Lo que sí que me parece totalmente demagogo es que usted trate de desviar el debate que traemos a esta Cámara sobre los nombramientos de las direcciones generales en su consejería, y desvíe el tema al tema de los refugiados de Siria, que a nosotros nos preocupa enormemente, pero si quiere debatimos esto cuando toque y no en una iniciativa de Podemos que nada tiene que ver con ello.

Por otro lado, también, nos sorprende no, no nos deja de sorprender la postura del Partido Popular. Claro, para ellos esto no es alarma social, para ellos es totalmente normal porque el Partido Popular ha hecho de la corrupción una forma de gobierno. Es así. Y tanto es así que si recordamos a los ministros y al Ejecutivo del señor Aznar muchos de ellos o están o han estado imputados.

También el discurso de la representante del Partido Nacionalista Canario, yo creo que era un discurso que ya traía escrito. Muchas veces me ha criticado a mí el señor Clavijo de que yo traigo los discursos cerrados, de que traigo los discursos escritos. Pues, yo creo que eso es lo que podemos trasladar de la señora representante del Partido Nacionalista Canario cuando me tacha a mí de machista. Yo creo que ella entendía que yo iba a utilizar en mi exposición la posición social o el estado civil, a lo mejor, de esa señora, pero no lo he hecho, claramente.

Por otro lado, me gustaría hacer referencia al discurso del señor Clavijo. En el discurso del señor Clavijo, ya lo dijimos antes, cuando Podemos le presentó sus cinco puntos, uno de ellos era la tolerancia cero ante la corrupción, él nos dijo que iba a ser totalmente tajante, pero vemos que no, qué mal empezamos: hemos nombrado como directora general de Relaciones con la Justicia a una persona que no tiene esclarecida del todo su implicación en causas de corrupción.

Por tanto, nosotros entendemos que no está cumpliendo con el compromiso que adquirió aquí ante la Cámara, ante los diputados y diputadas, que adquirió aquí en la Cámara ante la ciudadanía canaria en general.

Por otro lado, me habla usted, señor Afonso, de que el perfil de la directora general de Relaciones con la Justicia es el perfil idóneo, y yo no lo dudo. Nosotros cuestionamos si por los problemas que ella ha tenido con la justicia, sea o no la mejor persona.

Pero sí que yo le reto a que hagamos un proceso de selección. A mí me cuesta creer que en una sociedad como la canaria en la que hay un 30 % de desempleo, en una sociedad como la canaria en la cual nuestros jóvenes más preparados, la generación más preparada, están teniendo que emigrar a otros países para labrarse un futuro mejor, no encontremos perfiles adecuados. Nosotros, en Podemos, ya hemos sido ejemplarizantes en este sentido; nosotros, en el Cabildo de Gran Canaria, donde gobernamos con el Partido Socialista y Nueva Canarias, en nuestro proceso de cargos de confianza, pues, lo hemos hecho a través de un proceso abierto, de una selección abierta, y la verdad es que hemos tenido una experiencia muy buena y se la recomiendo. Si quiere le podemos ayudar para que haga usted lo mismo desde su consejería.

Por otro lado nos habla de que el perfil jurídico y técnico-económico, pues, son perfiles antagónicos; eso dígaselo usted a lo mejor a la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria, donde desde hace años se imparte un doble grado que es de Económicas y Ciencias Jurídicas. Por lo tanto, yo creo que no es tan descabellado encontrar un perfil técnico en estas dos materias, cuando ya se están impartiendo en nuestras universidades públicas.

Yo, cuando les escucho hablar, tanto a Coalición Canaria como al Partido Popular como al Partido Socialista, nos traen a la Cámara el mismo discurso, lo mismo que ocurrió con la Mesa de este Parlamento: nos dejaron fuera. Sí, usted mismo lo nombra. Lo mismo que ha ocurrido con la primera iniciativa de Podemos, que no es esta, sino la del rescate ciudadano, y que el otro día nos echaron abajo en la Mesa, porque entendían que no era necesaria, ya que existían otras comisiones que trataban la temática, otras comisiones que verdaderamente no están funcionando, porque si no, Canarias no tendría estas cifras de desastre económico y social sin paliativos que estamos teniendo, señora diputada.

Y, por último, quiero hacer referencia a un dicho que me viene ahora a la cabeza: la mujer del césar tiene que serlo y parecerlo, y esto se lo traslado al Partido Socialista, que me parece un partido totalmente deshonesto, un partido que hace las mismas políticas que vende, que es progresismo, que es otra cosa, pero vende las mismas políticas neoliberales del Partido Popular. Un Partido Socialista que, si tiene que cambiar un artículo de la Constitución a espaldas de la ciudadanía para priorizar el pago de la deuda antes que a las personas, lo hace. Un Partido Socialista que, si tiene que emprender los mayores recortes de la democracia de este país, lo hace. Un Partido Socialista que, si tiene que emprender una reforma laboral que recorta los derechos de los trabajadores y las trabajadoras, también lo hace. Y un Partido Socialista que hace los nombramientos incluso iguales, con las mismas personas, incluso, que el Partido Popular.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señora...

Sí, señor Moreno.

El señor MORENO BRAVO (Desde su escaño): Señora presidenta, al amparo del artículo 79.3 del Reglamento, quiero hacer uso de la palabra como consecuencia de las alegaciones efectuadas por la diputada o portavoz de Podemos, contra el decoro y dignidad de mi grupo y, además, como consecuencia de la posible afectación a la conducta de este diputado en mi intervención anterior, le ruego la palabra.

La señora PRESIDENTA: Tiene dos minutos, señor Moreno.

El señor MORENO BRAVO (Desde su escaño): Muchas gracias, señora presidenta.

Con todos los respetos, señora Santana, me ha dado la sensación, y no quiero entrar en polémicas, sinceramente, pero me ha dado la sensación cuando usted intervenía que levantaba sospechas sobre mi conducta en las críticas o no críticas hacia su iniciativa.

Por mi procedencia profesional le digo yo a usted que corrupción cero, pero cero patatero. Y los chorizos, sean de donde sean, del PP, que no tengo ningún problema en decirlo, del PSOE, de Coalición Canaria, de Nueva Canarias o de Podemos, o del Grupo Mixto, que ahora no hay nadie, donde les toca, con la responsabilidad civil y penal, ¿de acuerdo? Pero nada de ir levantando infundios o sensación de que los demás padecemos más corrupción o menos corrupción que ustedes, y que ustedes son los únicos que nos timbran y nos dan el carné de liberales, de responsables y de ajenos a la corrupción. No, señora Santana, no se lo permito y no estoy en absoluto de acuerdo.

Muchas gracias, señora presidenta.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor Moreno.

Cierra el turno el Gobierno.

El señor CONSEJERO DE PRESIDENCIA, JUSTICIA E IGUALDAD (Afonso González) (Desde su escaño): Gracias, presidenta.

Señor Campos, en la intervención no fue mi intención ser duro; posiblemente haya sido vehemente, vamos a ver si consigo ahora en la réplica no serlo tanto.

Señora Santana, lo que ustedes, al fin y al cabo, están criticando y donde quieren sembrar la duda es en una materia sobre la que la justicia no solo resolvió, sino que ya se pronunció.

Su participación, la de la señora Quesada, tanto en el concurso de hemodiálisis como en el de ambulancias, fue analizada en dos amplísimos y prolijos procesos judiciales que concluyeron con el archivo de ambas causas. Eso es un hecho, mientras que hablar de sospechas no pasa de ser una mera especulación inaceptable, habida cuenta de esas dos resoluciones judiciales.

Para explicarlo de forma sencilla le leeré un titular entrecomillado: "El sobreseimiento de la causa demuestra que era una conspiración". Se trata, como usted entenderá, de un testimonio de apoyo al término de la investigación judicial que concluyó con un auto que archivó la causa, al no existir, y cito también de forma textual, "suficientes indicios de la perpetración de los delitos investigados". ¿Sabe qué significa esto último? Pues, en efecto, que se trataba de un sobreseimiento provisional.

Ahora le leo el titular completo: "Garzón -estamos hablando de Alberto Garzón, Izquierda Unida- dice que el sobreseimiento de la causa de Tania Sánchez demuestra que era una conspiración". Lo firma EFE y lo publicaron varios medios el pasado 3 de julio. Tania Sánchez, como todos sabemos, forma parte de la lista del equipo de Pablo Iglesias, candidatura que compite en las primarias de Podemos para elegir al candidato del partido a la Presidencia del Gobierno de España. Iglesias, que se sepa, no cuestionó que el sobreseimiento de Sánchez fuera provisional a la hora de integrarla en su lista, al contrario, lo que se conoce es que publicó un tuit el mismo día, donde la felicitó y textualmente dijo: "...siempre ha sido ejemplo de valor y dignidad"; Iglesias tiene razón, tiene razón.

La doctrina sostiene de forma unánime el criterio de que este tipo de sobreseimiento tiene al sobreseído como inocente a todos los efectos. La figura del sobreseimiento provisional, según el Tribunal Constitucional, tiene lugar cuando faltan pruebas de cargo que sustentan la acusación. No se otorga, pues, de manera aleatoria ni voluntariosa. Por tanto, en el caso de que esto suceda, estaríamos ante la eventual reapertura del caso con este tipo de sobreseimiento que no puede darse sin la aparición de nuevos elementos fácticos, y, en todo caso, los autores jurídicos señalan que cierra la reapertura arbitraria, subjetiva y caprichosa del caso. Esto es verdad para Tania Sánchez que forma parte de las listas de Podemos al Congreso de los Diputados y lo es para cualquier otra persona. Sostener lo contrario es defender que hay dos varas distintas para medir según la situación y eso no tiene cabida en un estado de derecho. Si el archivo de la causa de Sánchez es incuestionable, también lo es el de Lourdes Quesada. Y si ustedes lo que quieren es resucitar la Inquisición, lo proponen, lo tramitan, pero hasta entonces, como no puede ser de otra manera, la ley es una sola y no se puede pretender valorar de manera distinta las resoluciones judiciales según le interese a su organización política, en este caso al Grupo Parlamentario Podemos. Ustedes son personas inteligentes y razonables, no caigan en esta demagogia, no pueden estigmatizar, como es obvio, solo porque el nombramiento no sea de su agrado.

Ya dije antes que ustedes vienen aquí con ganas de reivindicar con un invento propio, la llamada nueva política, pero llegan con las manos llenas de viejos prejuicios. Denunciaron con razón el enjuiciamiento mediático a dos de sus representantes más emblemáticas como lo son las alcaldesas de Madrid, Manuela Carmena, y de Barcelona, Ada Colau, que, tan solo por presentarse a las elecciones bajo formaciones asociadas a Podemos, fueron objeto de críticas desproporcionadas e infundadas por aspectos ajenos a sus ideas y actuaciones, como su forma de vestir, como alrededor de quienes se rodean para ejercer su actuación política o hasta por el corte de pelo; pero hoy de pronto se les olvida que es injusto juzgar a las personas por quienes son en vez de hacerlo por lo que hacen y, sin esperar ni siquiera a los cien primeros días de este Gobierno, ya se ceban con la señora Quesada como directora general de relaciones con la Administración de Justicia. Tengan la decencia de esperar a ver sus actuaciones antes de crucificarla, pues esto a quien realmente cuestiona es a ustedes como grupo parlamentario.

Muchas gracias.

La señora PRESIDENTA: Muchas gracias, señor consejero.

Señorías damos por finalizada la sesión de hoy. Se suspende hasta mañana a las nueve de la mañana que reanudaremos -por favor escuchen- a las nueve con las propuestas de resolución, con los turnos a favor y en contra y la votación de las mismas, y seguidamente las comparecencias que están fijadas en el orden del día y las PNL.

Muchas gracias por el trabajo de hoy. A las nueve, muchas gracias, señorías.

(Se suspende la sesión a las veintiuna horas y veinticinco minutos.)

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-0071 Sobre -Consejero de Presidencia, Justicia e Igualdad-, sobre los criterios de nombramiento de las Direcciones Generales de la Consejería, dada la alarma y crispación social que ha suscitado.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico