Diario de Sesiones 97/2017, de fecha 28/11/2017 - Punto 30

9L/C-1376 COMPARECENCIA DEL GOBIERNO -CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA-, INSTADA POR EL GRUPO PARLAMENTARIO POPULAR, SOBRE LA SITUACIÓN ACTUAL DE VISOCAN.

La señora PRESIDENTA: Vamos ahora, señorías, a ver la comparecencia 2.5 del orden del día, la comparecencia 1376, a instancias del Grupo Popular, al Gobierno, a la consejera de Empleo, en este caso, sobre la situación actual de Visocan.

Para su defensa, la señora Luzardo.

La señora LUZARDO ROMANO: Gracias, señora presidenta. Señora consejera, señorías. (Abandona su lugar en la Mesa la señora presidenta. Ocupa la Presidencia la señora vicepresidenta segunda, Tavío Ascanio).

Efectivamente, mi grupo parlamentario ha presentado esta comparecencia para hablar de Visocan.

Yo estuve buscando antecedentes en la legislatura pasada, y solo hablaron en comisión. No sé qué pasó que no hubo o no vi ninguna comparecencia en pleno. Nosotros consideramos que es muy importante saber cuál es la situación real de la empresa pública Visocan, porque, además, como sabe su señoría, el objeto fundamental, que es la promoción de vivienda, pues, en todo el archipiélago canario, esta función no se cumple. No se están haciendo viviendas, Visocan no está edificando.

Por lo tanto, es verdad que esta empresa surge del antiguo INI, en el año 1977, pero es a partir del año 1993 cuando ya quedó como única accionista la Comunidad Autónoma de Canarias. A partir del año 1997, amplió su objeto social, y se llama Viviendas Sociales e Infraestructuras de Canarias, y a partir del año 2001 se le reconoce como una sociedad instrumental, que está al servicio técnico de la Administración, de la Administración autonómica. Mucho ha llovido en estos veinticuatro años. Nosotros consideramos que esta es una sociedad que está mal gestionada, con una enorme deuda. Y, sobre todo, no cumple con su objeto social, que es promover viviendas.

La señora Rojas, en una comparecencia que vi estos días, decía que las funciones de Visocan eran comprar suelo, construir viviendas, vender viviendas, adquirir viviendas en el mercado privado y gestionar en alquiler estas viviendas.

Señorías, desde el año 2012, como es evidente, no tenemos plan de vivienda, a pesar de que hubo..., el día 30 de enero de 2014, se aprobaron por el Consejo de Gobierno en aquel momento las directrices para el Plan de Vivienda 2014-2017. Las directrices aprobadas eran para favorecer la creación de empleo a través de las actuaciones de rehabilitación y renovación de áreas urbanas degradadas y proteger a colectivos en riesgo de exclusión social, fomentando su acceso a la vivienda. Esto estaba muy bien, pero se quedó, como han visto, en papel mojado.

La señora Hernández también anunció el 20 de octubre de 2016 un nuevo plan de vivienda, porque, evidentemente, hacer un plan de 2013 a 2016 no era lógico, y estableció como objetivos que todas las familias pudieran acceder a una vivienda según sus recursos, a la vez que generar empleo en la construcción, en la rehabilitación y el mantenimiento del parque público.

Cesa la señora Hernández, y ahora usted, señora Valido, el mes pasado, nos presentó aquí un nuevo plan de vivienda que se elaborará en el año 2018, que entrará en vigor en el año 2019, cuya vigencia dijo que sería hasta el año 2022. Es decir, hasta la próxima legislatura, no entrará en vigor un nuevo plan de vivienda en Canarias. Canarias lleva desde el año 2012 sin política de vivienda. Está sin rumbo, casi dos legislaturas, sin elaborar este documento y plasmar en la herramienta más importante que tiene un Gobierno, que son los presupuestos, las medidas que conllevan su desarrollo. En materia de vivienda, hemos visto que para el año que viene suben 10 millones prácticamente las ayudas que se reciben del Gobierno de España.

Ya hemos hablado de la situación de pobreza y la necesidad que tienen muchas familias. Señora consejera, le quiero preguntar, porque es un tema que estaba desde el año pasado, si se ha cambiado por fin el decreto de adjudicación de viviendas por sorteo que criticamos y que puso en marcha su antecesora. Usted dijo el otro día, y me parece que es muy loable, que tiene una ruta clara y firme por parte del Icavi, pero ¿usted tiene claro si Canarias necesita dos entes para ejecutar la inexistente política de vivienda? El Gobierno tiene un Instituto Canario de Vivienda, según la RPT, con 200 trabajadores, y luego tiene Visocan, que tiene 50 trabajadores. Es decir, 250 personas con un capítulo I de 8,5 millones de euros, si sumamos los dos -1,6 más el presupuesto del instituto-, para hacer la política de vivienda.

Mire, dentro de todas las cuestiones que le quiero plantear, es que tengo especial interés, porque además tengo que reconocer que los vecinos, muchísimos, me han pasado información de cómo están sus casas, inquilinos, inquilinos que son adjudicatarios de Visocan. Y, sobre todo, quieren saber qué va a pasar con sus viviendas, porque algunos de ellos llevan más de veinte años pagando religiosamente el recibo de estas viviendas. Por lo tanto, a estas alturas, queremos saber si se van a entregar las viviendas a los adjudicatarios que llevan más de veinte años pagándolas. Y si no se va a hacer, que se diga.

Yo luego, en la segunda intervención, le sacaré los contratos que tengo, que se dieron en la época del señor... -lo miro, porque creo que estaba él de consejero-, don Antonio estaba de consejero en esa época (refiriéndose al señor Castro Cordobez), y se entregaron con mucha ilusión a muchísimas familias los contratos de adjudicación de vivienda con opción de compra.

Queremos saber, primero, si van a seguir pagando el IBI los arrendatarios, IBI que cobra todos los meses, como usted bien sabe, porque ya sé que lo establecieron en la ley que nosotros, el Partido Popular, votamos en contra. Establecieron por ley que tenían que pagar el IBI los adjudicatarios. Queremos saber también cómo está la situación de la deuda. Yo tengo alguna respuesta suya que establece que la deuda es hasta el año 2042, que la tiene contraída con diferentes entidades financieras. Y qué medidas ha puesto también en marcha para establecer, digamos, la principal dificultad que tiene Visocan, que es el impago de los alquileres. Tiene en torno a 9,2 millones de euros de impago de los alquileres.

En la segunda intervención también me voy a referir al capítulo de personal, porque, como sé, han firmado un acuerdo con los trabajadores de incremento de un 5 %, pero si usted mira la memoria que usted misma supongo que habrá hecho y que está en el presupuesto, se establece que no hay prevista ninguna subida salarial salvo la de alguna antigüedad concreta.

Y queremos también saber, señora Valido, por qué no cumplen con el artículo, con la cláusula número 4 de los contratos que establece que el mantenimiento de las viviendas le corresponde a Visocan, hasta tal punto que ni siquiera personas que tienen... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo). Sí, ya, termino esta primera intervención. Hay personas que tienen movilidad reducida que se han dirigido directamente a Visocan para que les hagan el cambio de una bañera por un plato de ducha y les dicen que no.

Y, por último, si se han adecuado los alquileres de Visocan. Como usted bien sabe, son de 250 a 450 euros. A mí me consta, porque además lo escuché en la radio y llamé a la señora, y luego le enseñaré el recibo, que una señora que recibe una PCI paga 356 euros de alquiler. Imposible de asumir. Y, claro, tiene deudas, pero es que, claro, esto es una bola. La señora, con una PCI, es imposible que pague el alquiler que pone la empresa Visocan.

Espero que responda a estas preguntas y en la segunda parte seré más extensa.

Gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Gobierno, tiene la palabra la señora consejera, doña Cristina Valido.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Buenas tardes, señorías. Señores y señoras diputadas. Señora Luzardo. Presidenta.

Estimada diputada, yo agradecería mucho, y se lo digo con cariño, que cuando usted quiera preguntas concretas de las cuales una buena parte no tienen nada que ver con la situación actual de Visocan... (ante las manifestaciones de la señora Luzardo Romano desde su escaño). Algunas no, porque usted me pide una comparecencia para conocer la situación de Visocan. Y yo le voy a hablar de la situación de Visocan y con eso algunas de sus preguntas quedarán contestadas. Pero ha hecho algunas que no quiero que diga que no le contesto, no me dará tiempo, pero que no dependen de Visocan. Y, además, ha planteado una circunstancia particular, individual, de algunas personas cuyo caso tendría que conocer y que, bueno, creo que tampoco es el objeto de una comparecencia en la que se pide conocer la situación de una empresa pública como es Visocan.

Mire, como todos saben, Visocan tiene serios problemas económicos. Nadie lo va a negar. Desde luego, desde su creación, ha jugado un papel fundamental en las políticas de vivienda, y eso es innegable. Pero nadie puede pretender que una empresa como Visocan no se vea afectada en un momento de crisis del sector inmobiliario enorme, de enormes recortes de convenios y de aportación pública que impiden que Visocan pueda seguir desarrollando su principal objetivo, que, efectivamente, era construir viviendas. Tanto es así que Visocan tiene que dedicar las últimas viviendas construidas a alquiler, porque no las vende. Las viviendas de promoción para venta no las vende, se acaba el crédito, los bancos no dan crédito, la gente no tiene posibilidades de comprar viviendas y tiene que dedicar el parque construido para vender a alquilar.

La actividad, por tanto, se ha centrado en los últimos años en explotación de viviendas de alquiler. Desde luego, con una cantidad de impagos importante, porque las familias que viven en las casas de Visocan son familias, como usted ha dicho, con enormes problemas para poder enfrentar el pago de los alquileres. Hay en este momento 324 viviendas de alquiler sin subvención, y hay 4528 viviendas de alquiler con subvención. Subvenciones que, todo sea dicho de paso, se ven reducidas con los ajustes que se producen a partir del 2011. Por tanto, el escenario que usted ha planteado de 2012 en adelante responde con claridad a una situación de escasa financiación para poder seguir desarrollando la construcción de viviendas y promoviendo viviendas de carácter social.

En esa situación, el acondicionamiento de viviendas, la reparación y el mantenimiento se han hecho también muy complicados. Y es cierto y tienen muchísima razón los inquilinos: el parque de viviendas necesita una inversión gorda. Llevamos muchos años sin recursos y sin dinero, ni para construir ni para reparar. Y es cierto que tenemos que empezar ahora -contamos con más recursos- a reparar ese parque público que no se ha podido mantener como tendría que haberse mantenido. Además, evidentemente, Visocan tiene la responsabilidad del cobro, de la gestión y de la adecuación de las viviendas cuando pasan de una familia a otra.

En el año 2016, se invirtieron en mantenimiento 541 000 euros. Este año se invertirá, aproximadamente, la misma cantidad respecto del presupuesto inicial, pero los convenios con el Estado nos permiten asumir nuevos compromisos, y ahora le diré dónde vamos a invertir fundamentalmente ese dinero.

Pero tenemos dos problemas económicos importantes, que son el núcleo de la dificultad de Visocan y que son los primeros que tenemos que resolver. Por un lado, la deuda que se mantiene del crédito ICO famoso, que debemos resolver; y, también, la morosidad. Esta situación, insisto, que ha llevado a tantas familias a no poder pagar alquileres, en ocasiones para cualquiera de nosotros incluso muy bajos, pero que no han podido enfrentar, ha generado un agujero importante en Visocan, porque este Gobierno decidió, ha decidido, que la gente que no puede pagar una vivienda de estas características no puede ser forzada de ninguna manera, aunque desde el año pasado se esté produciendo una notificación, un aviso, para regularizar la situación.

Es que debemos saber qué familias están en esa situación y no pueden pagar y qué familias, al amparo de este clima, han decidido no pagar. Porque, además, están convencidos de que el Gobierno no les va a mover. Y porque hay mucha gente que no está pagando porque no puede. Y se producen notificaciones y avisos que en ocasiones generan un estrés importante a quienes las reciben, y eso me lo han comentado miembros de esta Cámara, porque creen que es una especie de primera notificación para producir un desalojo, pero lo que necesitamos es actualizar todos los datos para poder probar y comprobar que no tienen recursos, y poder fijar la deuda a más largo plazo. Y, en el caso de las personas que no lo pueden demostrar, pues, hay que tomar las decisiones que hay que tomar.

El importe total de los impagados, en este caso, asciende a 5 671 469 euros. De ellos, 5 170 000 corresponden a arrendatarios de viviendas subvencionadas. Por tanto, personas que, si tienen la sujeción al alquiler, tienen una difícil situación económica.

En esta complejísima situación, recibimos una auditoría, que fue hecha en 2016, entregada en 2016, que nos obliga a regularizar el estado de las cuentas de Visocan, a resolver la morosidad y, también, a resolver el crédito ICO que arrastra la sociedad. Y en ese camino estamos. Hemos llegado a un acuerdo muy importante con Hacienda para liquidar el crédito ICO, y hemos negociado con Hacienda la devolución del importe que ellos adelantarán para poder devolver la liquidez que Visocan necesita para hacer aquello para lo que fue creada a lo largo de los próximos años, entre 2018 y 2024. Iremos liquidando, entre 2018 y 2024, con las cantidades prefijadas con Hacienda, de un millón entre el 2018, un millón el 2019, un millón el 2020. Y luego pasaremos a importes mayores, porque ya la empresa entrará en saneamiento con el plan de viabilidad que se ha realizado, y haremos ya aportaciones mayores, de 7 millones, 10 millones y una cuota final, bueno, una cuota final de 4 millones a Hacienda, que en este momento nos adelanta el importe para poder cancelar la deuda del crédito ICO.

Hemos, con la ley de crédito extraordinario, dotado a Visocan de una partida para poder hacer unos trabajos de censo por viviendas para revisar, de manera muy contundente, la ocupación, las circunstancias de las familias que están. Sobre todo, aquellas familias que no están respondiendo al abono. Y estamos procediendo también, como indicaba esa auditoría entregada en 2016, con las indicaciones que plantearon a la valoración de todos los activos inmobiliarios y a la rehabilitación del parque. Vamos a empezar, y vamos a empezar con grupos de viviendas importantes: 1834 en Las Palmas de Gran Canaria; en Telde, 772; en Santa Cruz de Tenerife, 907; y en La Laguna, 1002. En total, son 4500 las viviendas para las que ya en este ejercicio -y fruto del acuerdo alcanzado con el Estado- tenemos presupuesto para empezar su rehabilitación, y que son el primer paso de las obras de mantenimiento que el parque público nos exige.

Estamos, por tanto, dando cumplimiento a las indicaciones de una auditoría importante que planteaba este como paso fundamental para que Visocan siga siendo esa entidad instrumental que nos ayude a poner en marcha la nueva estrategia de vivienda de la que ya les he hablado y que se está trabajando con la Fecam. Es fundamental... (Corte del sonido producido por el sistema automático de control del tiempo).

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Tiene un segundo turno.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Gracias.

Es fundamental que saneemos Visocan, que resolvamos su situación, para que pueda, insisto, responder a los objetivos para los que fue creada.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Pasamos a la intervención de los grupos no solicitantes de esta comparecencia. En nombre del Grupo Mixto, tiene la palabra la señora doña Melodie Mendoza.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ (Desde su escaño): Gracias, presidenta. Buenas tardes, señorías.

Sabemos de la compleja situación de Visocan, pero, señora consejera, necesitamos que se adapte a las necesidades actuales de la población y se resuelva la escasez de viviendas públicas disponibles.

Se trata de personas que viven serios problemas con sus hogares. Hablamos de humedades, de desprendimientos de fachadas, de malos olores, de desagües, de vicios en la construcción, de garajes inoperativos... Desperfectos que no podrían o no deberían existir en viviendas públicas. Porque hay que tener un control, tanto en la construcción como en el mantenimiento de estas viviendas, si lo que queremos realmente es tener un servicio público de calidad.

Además, hablamos también de personas que no pueden afrontar el pago del alquiler, de la comunidad o de todos aquellos que reivindican la propiedad de sus casas después de varios años de entrega. ¿Qué soluciones se van a adoptar al respecto?

En Canarias, existen 4527 viviendas de Visocan. Hay 20 000 familias que residen en viviendas sociales en las islas. Pero es que también hay unas 10 000 que demandan una vivienda. Estas cifras demuestran que continúan siendo insuficientes las políticas de vivienda llevadas a cabo.

La política de vivienda debe ser un eje central de las políticas sociales del Gobierno de Canarias. Pero, por desgracia, es la asignatura pendiente de esta legislatura. Los problemas heredados y no resueltos acaban por salir mal. Y, en este caso, tras varios años sin solucionar los problemas de gestión de Visocan, se han agravado las dificultades de la población para el acceso a una vivienda digna.

Por eso apoyamos recientemente la fiscalización, por parte de la Audiencia de Cuentas, de la actividad económica y financiera de Visocan, para analizar las causas y resolver los problemas de esta empresa pública.

La política de vivienda en nuestras islas sigue necesitando de un gran impulso, pues aún queda mucho camino por andar, y es que aún estamos también a la espera del tan ansiado segundo plan de vivienda.

En el presupuesto para el 2018, aumenta la cantidad de la que disponemos en vivienda en 10 millones de euros. ¿Cuáles son las actuaciones que se van a poner en marcha con estos fondos adicionales? ¿Está previsto que si se aprueban los nuevos presupuestos del Estado lleguen a Canarias más fondos para vivienda pública? ¿Los fondos de financiación estatal que se aprobaron para 2017 se han ejecutado en su totalidad en Canarias?

Señora consejera, nosotros confiamos en que, cuanto antes, la situación de Visocan se reconduzca y no permitamos que una empresa pública acabe perjudicando a los que, por otro lado, acudieron a ella en busca de una vivienda.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Pasamos al representante del Grupo Parlamentario de Nueva Canarias. Tiene la palabra su señoría, don Luis Alberto Campos Jiménez.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ (Desde su escaño): Muchas gracias, señora presidenta. Señora consejera.

Cualquier territorio y cualquier organización política, como la del que le habla en este momento, una organización nacionalista, su máxima aspiración es obtener el máximo nivel competencial. Pues que sepamos que Canarias tiene competencias absolutas en materia de vivienda.

Cuando uno reclama competencias y luego las obtiene, lo que tiene que hacer es gestionarlas. Y, si probablemente no en esta legislatura, sino también en la pasada, podemos hablar de fracaso con mayúscula en muchas áreas en este Gobierno, ocupando los puestos, desgraciadamente, de cola en muchísimas áreas, pero si hay una en la que hemos fracasado rotundamente es en vivienda. Fundamentalmente, no por que hayamos fracasado en sus políticas, sino porque no ha existido política de vivienda. Por eso es lamentable que, prácticamente, el protagonismo en las últimas sesiones en este Parlamento ha estado ante la carencia del plan canario de vivienda y ante la situación de Visocan.

No hace mucho, se pedía la fiscalización en este mismo Parlamento de la situación de Visocan, una empresa cuyo objetivo fundamental era promover vivienda pública protegida, y se ha convertido y se ha quedado jugando exclusivamente el papel de casero, el papel de casero de miles de familias. En algunos momentos, con avisos de desahucio. Porque sí llegaron a producirse. Es cierto que esa tendencia, digamos, se ha atenuado en los últimos tiempos y hemos pasado a otra etapa que nosotros felicitamos.

Nosotros no nos colocaremos al lado de quien pudiendo pagar no lo hace. Pero sí que estaremos siempre al lado de quien no pudiendo pagar, en algún caso como el que estamos hablando, y en vivienda pública protegida, se le ha llegado a insinuar y se le ha llegado a plantear la posibilidad de perder su casa. Porque, si solamente ejercemos el papel de casero -es decir, el de cobrar, porque Visocan hace años que no promueve vivienda pública protegida, entre otras cosas, porque no hay recursos en los presupuestos-, al menos, tendría que cumplir con la otra parte que normalmente tienen que hacer los caseros, y es un mantenimiento perfecto de las instalaciones, de las viviendas y de los entornos en los que se encuentran. Por tanto, fracaso absoluto del Gobierno de Canarias en lo primero y fracaso absoluto en lo segundo, lamentablemente, en lo que se ha convertido.

Y es verdad lo que usted ha dicho: han fracasado también o ha dejado de llegar el dinero del Estado. Pero no nos vale, lo hemos dicho mil veces y lo volveremos a decir mil veces, señora consejera. Al final de donde usted se sienta, el presidente del Gobierno ha tenido la oportunidad, en numerosas ocasiones en esta misma legislatura, de destinar recursos a vivienda. Y lo dijimos muchos en este Parlamento, y el Fdcan fue una oportunidad, pero no era productivo, como decía su consejera de Hacienda. No era productivo invertir ni en educación ni en sanidad ni en vivienda. Luego, curiosamente, cuando vemos, cuando no se promueve obra pública, en este caso de vivienda, con necesidades enormes, con 10 000 personas registradas, pero porque hay muchas que ya no se registran sabiendo que no tienen necesidades reales, y digo que ese Fdcan posteriormente es puro cemento, y podíamos haberlo aplicado a la hora de construir o de adquirir vivienda pública protegida o de rehabilitar muchas de estas viviendas en su papel de casero, que es el que juega Visocan en los últimos años.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Grupo Parlamentario Podemos, tiene la palabra su portavoz, la señora doña Noemí Santana.

La señora SANTANA PERERA: Muy buenas tardes.

Señora consejera, en innumerables ocasiones hemos hablado ya de Visocan y de sus malas praxis: contratos irregulares, dejación en el mantenimiento y la conservación de la infraestructura del parque de vivienda pública de la comunidad autónoma, además de cómo han presionado a las familias para que pagaran sus cuotas -incluso, haciéndoles reconocer una deuda que, en muchos casos, se considera ilegítima-, dudosos cobros del IBI... También recordamos cuando compraron activos tóxicos por parte de la empresa Visocan. También, las amenazas de desahucios que han recaído en muchísimos de los inquilinos de alquiler público de la comunidad autónoma.

Nosotros, desde el Grupo Parlamentario Podemos, hemos presentado muchísimas iniciativas -no solo solicitudes de documentación, preguntas-, hemos traído a esta Cámara una proposición no de ley que se aprobó hace escasos meses y que regulaba muchísimo la gestión de Visocan, pero poco o nada hemos visto para cambiar las cosas en este sentido. También nos sumamos a la fiscalización de esta empresa pública. Y, por otro lado, también pedimos, solicitamos, la creación de una comisión de investigación sobre Visocan y todas estas irregularidades que antes le he comentado. De momento, se quedó en standby esa comisión de investigación, hasta que consigamos, por parte de la Audiencia de Cuentas, la auditoría de la empresa Visocan.

Mire, señora consejera, tras todas estas iniciativas, nosotros hemos llegado a una conclusión, y es que hay que liquidar Visocan. Nosotros entendemos que se deben gestionar estas competencias directamente por parte del Instituto Canario de Vivienda, porque está claro que la empresa Visocan ya está viciada, está viciada desde su raíz, desde su inicio.

Señora Josefa Luzardo, que es la proponente de esta iniciativa, son ciertas muchas de las cosas que señala, pero tampoco podemos evitar decirle que el Partido Popular también es corresponsable de la situación en la que hoy se encuentra la empresa Visocan, porque no olvidemos que, por ejemplo, la compra de activos swaps que mencioné antes, de estos activos tóxicos, se hace cuando el señor José Manuel Soria era vicepresidente de este Gobierno y consejero de Economía, ¡y es quien autoriza la compra de estos activos que han hecho perder a la comunidad autónoma 5 millones de euros! Así que tampoco se puede lavar las manos uno y echar la culpa a una persona ajena de, incluso, los problemas que uno mismo ha generado. Así que hay que ser un poquito también consecuente. Nosotros... (Corte del sonido producido por el sistema automático de control del tiempo).

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Grupo Parlamentario Socialista, tiene la palabra su señoría, la señora diputada doña María Teresa Cruz Oval.

La señora CRUZ OVAL (Desde su escaño): Gracias, presidenta. Buenas tardes, señorías.

Desde el Grupo Parlamentario Socialista, hacemos una apuesta decidida por Visocan como empresa pública al servicio de la ciudadanía, no al servicio de intereses políticos. Y que ejecute una verdadera política, una política real de vivienda. Nosotros entendemos que debe ser una empresa pública Visocan que haga lo que debe hacer, no lo que puede hacer. ¿Y por qué decimos "lo que debe hacer" y no "lo que puede hacer"? Porque en este camino nos hemos perdido. No nos olvidemos de lo siguiente: Visocan y política son las dos caras de una misma moneda.

Hemos querido, en los últimos tiempos, presentar los oscuros de Visocan, pero detrás de los oscuros de Visocan ha habido directrices políticas claras. Directrices políticas claras que hacían encomiendas de gestión que la propia fiscalización que ha hecho la Audiencia de Cuentas ha puesto en solfa. Ha adquirido los swaps famosos que ha dicho anteriormente el Grupo Parlamentario Podemos, que han puesto en grave peligro la apertura, seguir abierto Visocan. ¿Eso qué ha hecho?, eso ha hecho que no se dediquen sino a ser caseros, como decía antes Nueva Canarias, a que no se haya hecho una revisión de los alquileres.

Los alquileres fluctúan desde los 200 euros hasta los 450 euros. Necesitan que Visocan revise esos alquileres. Efectivamente, para ponerse al servicio de la ciudadanía. Estamos hablando de una empresa que ejerce malas prácticas. Malas prácticas no solo en esa revisión que tenía que hacer de los alquileres, sino malas prácticas cuando se procede a desahucios, perdiendo de vista que es una empresa donde tiene que primar el interés social frente a los intereses economicistas de una empresa privada; cuando se ha procedido a cortar agua, luz, a cobros un poco extraños de IBI. Estamos hablando de una empresa pública que necesita sí o sí una revisión.

Y la pregunta que le hace el Partido Socialista es la siguiente: cuando usted entró en enero, ¿encomendó a la empresa pública Visocan cuál era la estrategia política en materia de vivienda para que Visocan pueda, en los presupuestos, fijar esas prioridades que tiene usted en esa estrategia a seguir en estos dos años que quedan de legislatura?

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Grupo Nacionalista Canario, tiene la palabra su señoría, la señora diputada doña Dolores Alicia García Martínez.

La señora GARCÍA MARTÍNEZ: Gracias, presidenta. Señorías. Señora consejera, buenas tardes.

Desde el Grupo Nacionalista Canario, agradecer el detalle de su explicación. Y, sobre todo, su decisión para encarar una tarea que busca dotar de más eficacia al funcionamiento de Visocan, que, al fin y al cabo y para que todos nos entendamos, es un instrumento del Gobierno de Canarias para desarrollar acciones relacionadas con la promoción de viviendas protegidas en todo el archipiélago.

Este es un tema recurrente en este Parlamento. Hace apenas una semana, el 6 de octubre de este año, aprobábamos en comisión una iniciativa, planteada por el propio Partido Popular, orientada a que se fiscalice la gestión de Visocan durante los años 2014, 2015 y 2016 a través de la Audiencia de Cuentas. Y, desde el Grupo Nacionalista Canario, votamos a favor, pese a recordar que ya la propia Consejería de Hacienda realiza regularmente sus informes internos sobre esta y cualquier otra sociedad o entidad del Gobierno de Canarias, y que también lo ha hecho con anterioridad la Audiencia de Cuentas.

También recordábamos y advertíamos, y eso deben tenerlo en cuenta, que la exigencia sobre la aplicación de medidas previstas en la Ley de Arrendamientos Urbanos, que es la que lógicamente está sujeta a la actividad de Visocan, puede llevar a rescates de alquileres y desahucios. Evidentemente, la situación de Visocan, especialmente estos últimos años, ha sido muy complicada. Me atrevería a decir que igual que en todas las empresas y entidades públicas del sector de las inmobiliarias, porque, evidentemente, se han visto afectadas por los años de crisis económica y la incidencia que ha tenido sobre muchas familias que han visto muy complicado poder afrontar las mensualidades.

Hay que recordar que la situación llegó a ser tan complicada que incluso, hace ahora cinco años, tuvo que afrontar un ERE en su plantilla, por lo que además debió superar incluso una complicación añadida para la gestión de alrededor de cinco mil viviendas que, de una forma u otra, gestiona. (El señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández, se reincorpora a la Mesa y ocupa la Presidencia).

Ya ha anunciado el propio Gobierno -y usted misma hoy aquí- que actualmente se ha acordado un plan de saneamiento y equilibrio contable que entendemos que cambiará totalmente la situación complicada que venía arrastrando la empresa. Y reitero que debemos tener en cuenta el daño que la propia comunidad autónoma ha sufrido durante estos últimos años por el castigo que supuso el incumplimiento con la financiación, con los servicios básicos, por parte de la financiación estatal, y que, en el caso de Vivienda, llegó no solo a recortar nuevas aportaciones, sino a eliminar líneas de financiación ya comprometidas.

En definitiva, consejera, sí me gustaría que profundizara de manera más detallada en la situación y los recursos de Visocan por islas, y de sus previsiones para atenderla... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora García. Turno del grupo proponente, el Grupo Popular, señora Luzardo.

La señora LUZARDO ROMANO: Gracias, señor presidente, señorías.

Vamos a ver, en primer lugar, yo creo que aquí tenemos dos opciones: una es coger el toro por los cuernos y analizar cuál es la situación en la que está ahora Visocan y hacia dónde debe ir Visocan. Y, además, yo le he preguntado, señora consejera, si considera que se deben sostener dos organismos entre los cuales el número de empleados son 250 personas, con un capítulo I de 8,6 millones de euros. Eso para empezar. Porque, bueno, es que a lo mejor resulta que no es necesario tener dos entidades -una sociedad anónima por un lado y un instituto por el otro- para llevar la gestión que actualmente se está llevando y, además, como se está llevando la gestión.

Porque, mire, es verdad que los grupos parlamentarios nos apoyaron a un informe de fiscalización. Precisamente, porque, bueno, usted sabrá que yo estoy haciendo, como diputada del Grupo Popular, varias preguntas, porque a mí me llega la información, que, además, usted la ha de conocer mejor, porque es la presidenta.

Mire, es imposible que se haya firmado un acta de acuerdo con los trabajadores. Mire, la tengo aquí, 24 de octubre del 2017, que establece que la subida salarial va a ser del 5 %. Por cierto, esa subida salarial ya la han ganado algunos trabajadores que han ido a la vía judicial. Entonces, lo que está haciendo es reconociendo lo que ya han interpuesto en torno a diez trabajadores que han ganado esta resolución judicial. Entonces, si esto no está en el presupuesto, no existe. Yo me imagino que los trabajadores, que sabrán que estamos presentando esta comparecencia, dirán que les ha engañado el director que ha firmado con él, porque lo único que establece el presupuesto, en la memoria que usted dice, bueno, lo de contención del gasto de personal y los gastos generales, hombre, gasto de personal cuando va a contratar a un nuevo titulado superior, pues, no parece que sea una contención del gasto en el capítulo I de personal...

Además, usted conoce mejor que yo la empresa, tiene asesores laborales y fiscales. Sin embargo, contrata de manera externa el asesoramiento laboral y fiscal. Hombre, eso no parece... Cuando en la plantilla, como sabe, hay economistas y hay también letrados.

Hay más cuestiones: los viajes que también se realizan, que al final los viajes que se han hecho no han repercutido en la sociedad.

También paga un canon a una sociedad estatal de vivienda y suelo que parece que no aporta nada.

Hombre, hay otra cuestión: los trabajadores han ido al juzgado para que se ejecute su sentencia y encima ha tenido que pagar multas, porque no paga en tiempo y forma las sanciones que tiene. Hombre, yo creo que todo esto... Es verdad que lo que dice es que van a seguir hablando del convenio colectivo. Bueno, me parece muy bien, pero no pone que se va a abonar el 5 % de los salarios de los trabajadores.

Mire, yo creo que aquí lo que hay que hacer es decir exactamente, primero, además, si este acuerdo del 5 % tiene los informes correspondientes o si va a ser nulo de pleno derecho, porque no sé yo si la consejera de Hacienda lo ha visto, el acuerdo al que ha llegado la empresa Visocan, porque detrás de Visocan vendrán todas las empresas restantes, que dirán que por qué unas suben y otras no.

Mire, yo ya le pregunté también por el acuerdo que había hecho Visocan. Lo más extraordinario de estos dos años que yo llevo aquí era el convenio con la Sareb de 50 viviendas, que ya sabe que ha quedado como el rosario de la aurora. Le he dicho, y le enseño, una señora que sale en la cadena COPE, que además protesta porque paga 556,77 euros -lo tengo aquí porque me lo mandó por Whatsapp (mostrando un documento a la Cámara)-, esto lo paga la señora que recibe una PCI. Hombre, esto no es normal, alguien tendrá que tener el sentido común de que tienen que adaptar al alquiler los ingresos que reciben las personas. Y, además, establecen los ingresos brutos. Yo creo que debería revisarlo y que sean los ingresos netos, que es la cantidad que tiene la persona disponible, porque establece un 12 % o el 30 % del salario mínimo interprofesional.

Mire, además, yo creo que debería modificar y adaptarse que, por ejemplo, hombre, que cuenten hasta cuando los hijos reciben becas... Esto cuenta en tu contra, cuando a lo mejor reciben la beca porque no tienen recursos. No, es que todo esto, la verdad, esta casuística yo creo que es muy importante abordarla. Porque yo tengo la sensación de que los que están en las empresas o los que están en los cargos -en este caso, usted-, o sea, o no se enteran o no ven la realidad que vemos nosotros cuando alguien nos llama o cuando alguien nos dice qué es lo que pasa.

Mire, Comunidad de Madrid. Madrid aclara que los arrendatarios de viviendas sociales no tendrán que pagar el IBI. Ha modificado la ley, no lo tienen que pagar. Esto lo único que tiene que hacer usted es sentarse con los ayuntamientos. Por ejemplo, hay un ayuntamiento que tiene el IBI social, aunque luego, después, también es una panacea, porque tienen que solicitarlo..., los arrendatarios del 2016 lo solicitaron para recibirlo en el 2017, y esto no resuelve la cantidad que pagan cada mes los arrendatarios a Visocan.

Mire, Visocan ha pasado -le cuento- 2000, 2002, circular: contrato de opción de compra. Esto se lo dieron..., no, no, es que lo tengo aquí, contrato de opción de compra. Claro, no se puede engañar a la gente, no se le puede decir que "mire, usted va a tener la opción de ser propietario de su casa" y luego, después, transcurre el tiempo y, donde dijo "digo", dice "Diego".

Mire, le pongo otro ejemplo, viviendas que llevan veinticinco años de Jinámar -me pasaron ayer los contratos, me los pasaron ayer-. Estas viviendas, en su día, se dieron por 4 millones de las antiguas pesetas, que son 24 000 euros. Bien, pues, estas viviendas, a los veinticinco años de acceder, tenían que acceder a su propiedad. ¿Usted va a entregar las cuatrocientas..., creo que eran cuatrocientas cincuenta viviendas..., no, 504 viviendas de Jinámar a sus propietarios? Hombre, evidentemente, a los que hayan pagado. Yo sé que también hay algunos que no han pagado y hay algunos que incluso las tienen ocupadas. Pero los que han pagado, los que han cumplido con el sacrificio...

A mí me llamaba una señora ayer, a la que conozco desde hace mucho tiempo, de Jinámar, y me decía: "Pepa, es que tengo miedo, no me van a entregar la vivienda y llevo ya veinticinco años pagándola". Y me lo decía y la escuchaba con temor. O sea, diga usted: "oye, vamos a entregar las viviendas a las personas que llevan los veinticinco años y que han pagado religiosamente". Porque, ¿sabe qué pasa?, que es que Visocan ahora hace un recibo muy moderno, donde no establece el desglosado de lo que pagan los arrendatarios (mostrando otro documento a la Cámara). Pero, mire, pagan incluso por el alquiler del garaje, que no pueden abrir la puerta, porque les han dicho que no pueden acceder al garaje. No. Es que parece surrealista, pero es así. Pagan una cuota que es alquiler del garaje y no pueden acceder al garaje.

Y, además, le digo. Nosotros, yo creo que a estas alturas lo que tiene que hacer es decir si va a mantener dos empresas, si solamente va a tener una; además, qué va a hacer, a qué se va a dedicar; si va a adaptar los alquileres de 250 y 450 euros, si los va a adaptar a la realidad. Porque a mí lo que me sorprende es que las viviendas de San Matías, que, además, es en La Laguna, tuvieron mucha suerte, que yo, además, me alegro. Primero, porque van a conseguir que les haga el mantenimiento de sus viviendas o el arreglo de las humedades. Pero ese millón de euros está puesto para las viviendas de San Matías. ¿Qué pasa con el resto de viviendas que, como usted sabe, cada mes, religiosamente, ellos pagan -los arrendatarios- la cuota para el mantenimiento de sus casas y ni siquiera, ni siquiera, a las personas mayores, que tienen problemas de movilidad, Visocan les sustituye la bañera por el plato de ducha? De verdad, a mí me parece indecente que se cobre por parte de Visocan la cuota del mantenimiento de las viviendas y luego no se cumpla con... Además, eso sabe usted que está recogido en la cláusula número 4 de los contratos.

Por lo tanto, yo creo, además... Hay una cosa que me parece muy importante, o sea, al final, resulta que tiene la encomienda. Gracias a la encomienda de gestión del Icavi, Visocan tiene algo que hacer, porque, si no, nada más tendría las 5000 viviendas que posee. Pero es que resulta que usted, de las convocatorias que ha sacado este año de vivienda, ninguna está resuelta. O sea, es que no están entregadas, ni siquiera resueltas las ayudas de vivienda usada, que, si no recuerdo mal, salieron en el mes de marzo. ¿Qué es lo que pasa? Porque, claro, si las ayudas cuando salen es al final del año, usted entenderá... No en el caso de hipoteca..., de vivienda usada y de Hipoteca Joven, que eso era del año 2009, eso ya..., se han pasado años.

Gracias a que reciben las ayudas de alquiler, pero, claro, habrá también familias que necesitan la ayuda de alquiler y que no son, en este caso, arrendatarios de Visocan. Yo creo que las cosas deberían hacerse en tiempo y forma, y cuando usted pone en una resolución que en tres meses o en seis meses lo resuelve, pues, en seis meses se tiene que resolver. Me consta que han llamado por la tarde la semana pasada, con lo cual, deduzco que están trabajando por la tarde. Pero será por algo. Y no sé, y son 250 personas, dígame usted qué pasa. Porque no creo que ahora haya muchas más convocatorias que las que hubo el año pasado o el anterior.

Mire, por último, yo me he hecho eco, de las viviendas de protección oficial en régimen especial, de una plataforma, porque les escuché y hablé con ellos. Claro, es que tiene que ser duro que la gente tenga que constituirse en una plataforma, primero, para llegar a los medios de comunicación; segundo, para reivindicar sus derechos, porque es que Visocan les ha engañado: "Adjudicatarios de viviendas, transcurridos los veinte años o veinticinco que fue la amortización de su casa, se entregarán las llaves". No se han entregado las escrituras ni las llaves.

El mantenimiento de las casas no se cumple. Pero es que yo les he dicho: "vayan al juzgado. Si ustedes van al juzgado, tal y como están, además, ahora, afortunadamente, los juzgados, que son mucho más sensibles, es que van a ganar". O sea, es que usted imagínese que tenga que ir a una plataforma de las viviendas de Visocan para pedir el derecho de que le mantengan su casa con una cuota que paga mes a mes. Es que paga la cuota mes a mes. Es que, además, estas familias han ido y les ha pedido... Bueno, la directora general les dijo: "hombre, es que las viviendas no se pueden entregar porque, si no, no tendría sentido Visocan". Hombre, yo creo que le tiene que preguntar a don Antonio Castro si es verdad que esta documentación, que además yo estoy gustosa de entregársela, del año... (Corte del sonido producido por el sistema automático de control del tiempo).

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora Luzardo.

Señora consejera, para cerrar la comparecencia.

La señora CONSEJERA DE EMPLEO, POLÍTICAS SOCIALES Y VIVIENDA (Valido García): Señorías.

No puedo compartir más la preocupación que tienen ustedes por Visocan. Y, si me lo permiten, me dejarán decirles que incluso más. Porque, siendo su presidenta y máxima responsable, todo lo que no se resuelva y todo lo que no se haga será culpa mía. Por tanto, quédense con la tranquilidad de que si a alguien le preocupa la situación de Visocan es a quien les habla.

Es cierto que Visocan no ha cumplido en el mantenimiento, y lo dije en mi primera intervención. No hace falta que lo refuercen. No ha habido dinero. No ha habido dinero ni para construir ni para mantener un parque de viviendas enorme que, a lo largo de los últimos años, ha tenido problemas que Visocan no ha podido resolver.

Yo no voy a entrar a analizar ni a buscar culpables desde el 2002, cuando firmaron las viviendas. Sí, pero eso (ante las manifestaciones de la señora Luzardo Romano desde su escaño). La Audiencia de Cuentas ha revisado, hay unas auditorías, ustedes han pedido otra vez a la Audiencia de Cuentas... Y yo entiendo, confío en esos órganos de control que lo que se haya hecho mal, pues, se denunciará y cada uno tendrá que asumir sus responsabilidades. Pero lo que no puedo es ponerme a escarbar en todo lo que ha pasado desde 2002 y no tomar las decisiones que me corresponden en el 2017, cuando lo primero que me encuentro es una auditoría en la mesa que me dice que o resolvemos la tensión de tesorería o entramos en disolución.

Y eso es lo que hemos hecho: negociar con Hacienda un préstamo para poder liquidar un ICO de 27 millones, iniciar un censo de ocupación de viviendas y una revisión para ver, de todas esas personas, de esos más de cinco millones de euros de morosidad, qué corresponde a familias vulnerables, qué debemos asumir nosotros y qué corresponde a personas que han entendido que, como el Gobierno no desahucia, vamos a tirar, que, cuando ya haya que pagar, ya pagaré.

Y es verdad que se ha intentado, reclamando documentación y datos, actualizar la situación, para ser justos con todas las situaciones. Y no ha sido fácil, porque el 80 % ni siquiera ha contestado. Y por eso Visocan ha llegado a advertir de la posibilidad de desahucio, para que la gente se pusiera en contacto con Visocan y actualizara su información.

Y es verdad que hemos bajado una presión que estaba generando, como siempre, a los más honrados y a los que peor lo están pasando, un estrés tremendo. ¡Pero tenemos que perseguir el cumplimiento! Es de justicia que el que tiene que pagar y puede pagar pague y amortigüe esa enorme deuda que supone la morosidad, al margen del crédito que ya resolveremos nosotros con Hacienda.

Y antes le he hablado de grupos de viviendas importantes en cuatro municipios en los que vamos a empezar a actuar ya en rehabilitación, y estamos hablando de 4500 viviendas, y en todos estos sitios nos hemos puesto de acuerdo con los vecinos para priorizar las necesidades que tienen a la hora de ejecutar las obras. Y lo seguiremos haciendo, en un plan de rehabilitación y mantenimiento que va a suponer a Visocan un trabajo de, como mínimo, tres años más. Porque no se puede abordar todo el parque público en un solo ejercicio. Pero iremos rehabilitando, iremos resolviendo los problemas de mantenimiento que tienen, a la vez que depuramos el censo de ocupación y a la vez que intentamos resolver la situación económica de Visocan.

Yo creo, como he entendido al Grupo Socialista, que la apuesta por Visocan como instrumento público necesario es una apuesta importante. Y también creo que Visocan, si no lo ha hecho en los últimos años, ante la falta de inyección financiera, en los próximos tiempos, puede ser una herramienta muy útil para la construcción de viviendas o para la adquisición de viviendas. Y que lo podrá hacer mucho más rápido y mejor que ninguna consejería o Dirección General de Vivienda. Eso se lo puedo garantizar.

Pero, además, le digo una cosa: cuando usted dice que para qué queremos Visocan, o para qué queremos el Icavi, yo le digo que le pregunte usted a los trabajadores del Icavi qué están haciendo y si pueden asumir Visocan, porque usted misma ha dicho que no se han resuelto muchas convocatorias y que están trabajando por la tarde. Por lo tanto, no nos sobran trabajadores, no hay 250 y no se están tocando el ombligo. Y no pueden asumir Visocan ni Visocan puede asumir el Icavi. Creo que el Icavi tiene... ¡Usted me ha pedido mi opinión en este asunto, y se la estoy dando! El Icavi tiene un objeto muy claro, y Visocan tiene un objeto muy claro. Y creo que, si conseguimos resolver los problemas de Visocan, con todo lo que haya que transparentar y con todo lo que haya que denunciar, porque, desde luego, yo, yo nunca estaré aquí para ocultar cosas hechas en el pasado que ni sé. Responderé de las mías, de las que me toque a mí el tiempo que esté allí y de las decisiones que yo tome. Pero, desde luego, no se preocupe, que lo que se persiga o se detecte lo perseguiremos todos juntos.

Pero sí creo que Visocan necesita del músculo financiero que le permita demostrar sus posibilidades para responder a los problemas de vivienda. Y creo que el Icavi, que no tiene 200, que tiene 150 trabajadores, que está desbordado con todas las convocatorias que salen anualmente, no puede asumir ni ejecutar las políticas que puede hacer Visocan.

Mire, en los presupuestos, usted no ve el crecimiento del 5 % porque las empresas públicas asumen con cargo a su presupuesto el 5 % del incremento a los trabajadores. Yo la invito a que hable con responsables de otras empresas públicas para que se lo digan. No va en el presupuesto de la comunidad autónoma, es un acuerdo con las empresas públicas. Pregunte en Proexca, pregunte en otras entidades. El 5 % pactado en convenio en cada una de las empresas públicas lo soportaremos cada una de las empresas públicas. Entonces, no hay mentira, no hay ocultación, y lo que hay es que las empresas han de asumir en su presupuesto ese incremento.

Tengo que decirle que hay dos asuntos por los que me han hablado varios portavoces que son importantes, en los que estamos trabajando, aunque no puedo avanzar todavía gran cosa, que son... Es el asunto de pasar a propiedad viviendas que debieron haber pasado ya y que jurídicamente estamos viendo cuál es la situación para tratar de resolver ese tema. Y, por otro lado, estamos estudiando la repercusión de la bonificación del IBI. Y son dos temas en los que estamos trabajando y que, en cuanto tengamos más resueltos, pues, yo les podré informar. Pero, sobre todo, tendré la enorme alegría de informar a un montón de personas que están afectadas, bien por un asunto o por el otro; por el tema de la transmisión de la propiedad o por el IBI. Pero estamos trabajando en esos dos temas, aunque todavía no los tengamos resueltos.

Alguien me ha preguntado por los incrementos del presupuesto de vivienda, y van dirigidos, fundamentalmente -y aquí yo, igual que cuando hablo de los logros de Nueva Canarias en el Estado y los reconozco siempre-, Podemos hizo una negociación importante también, en materia de vivienda, en el presupuesto de Canarias, en su día, que ha supuesto también un incremento en la partida de vivienda a la que se ha hecho alusión. Y, fundamentalmente, va dirigida a apoyar el alquiler a personas jóvenes y a personas mayores y, en la medida en que podamos, una vez liquidemos la tensión financiera con el plan de viabilidad en la mesa, con Visocan, podremos establecer nuevas hipotecas y adquirir viviendas para ponerlas en el mercado, y ya estamos trabajando en desarrollar algunas construcciones.

Pero nos parece importante, de manera inmediata, en lo que se resuelve lo anterior, que personas mayores que, como se ha dicho aquí, tienen problemas en sus viviendas de accesibilidad -no es una bañera o un plato de ducha, que también, doña Pepa, es un problema de mayores que viven en el quinto piso, que no tienen ascensor, que tienen problemas con sus comunidades porque no se ponen de acuerdo para poner el ascensor y a los que hay que ayudar a poder alquilar una vivienda accesible para que estén en un lugar al que puedan entrar y salir sin nadie, prácticamente, que les lleve en brazos-, la situación de absoluta indignidad que viven muchos mayores en nuestros barrios.

Y, después, el tema de los jóvenes, la necesidad que tienen los jóvenes también de ayudas para poder alquilar. Yo no encomendé a Visocan ninguna estrategia en materia de vivienda. Lo que trabajé con Visocan, con la auditoría en la mesa, fueron las líneas para salvar Visocan, para que Visocan vuelva a hacer lo que queremos que haga, pero la estrategia la está trabajando la directora general con cada una de las islas y con la Fecam, que ya tiene un documento que está trabajando con ella y que, como me comprometí, cuando tengamos el documento visto por la Fecam y visto por la Fecai, lo veremos con cada uno de los grupos de este Parlamento. Y en esa estrategia necesitamos... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo. La Presidencia concede un minuto más).

Termino, necesitamos para esa estrategia a Visocan. Necesitamos a un Visocan que esté saneado y que tenga músculo financiero suficiente para poder promover las construcciones que tenemos que promover, o adquirir las viviendas que tengamos que adquirir. Eso no lo puede hacer la dirección general, eso no lo puede hacer el Icavi. Necesitamos que Visocan esté saneado, que salga de esta situación para que pueda ayudarnos a desarrollar esa estrategia para toda Canarias.

Muchas gracias.

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Gracias, señora consejera.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-1376 Sobre -Consejera de Empleo, Políticas Sociales y Vivienda-, sobre la situación actual de VISOCAN.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico