Diario de Sesiones 140/2018, de fecha 28/11/2018 - Punto 3

9L/C-2078 COMPARECENCIA DEL SEÑOR CONSEJERO DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES, SOBRE LAS MEDIDAS PARA ORDENAR Y MODULAR, DENTRO DE PARÁMETROS SOSTENIBLES, EL CRECIMIENTO DE LA OFERTA TURÍSTICA E INCENTIVAR LA RENOVACIÓN DE LA PLANTA ALOJATIVA EXISTENTE TAL COMO ESTABLECE LA LEGISLACIÓN TURÍSTICA VIGENTE, A PETICIÓN DEL GRUPO PARLAMENTARIO NUEVA CANARIAS (NC).

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Continuamos con la siguiente comparecencia al señor consejero de Turismo, Cultura y Deportes, sobre las medidas para ordenar y modular, dentro de parámetros sostenibles, el crecimiento de la oferta turística e incentivar la renovación de la planta alojativa existente tal como establece la legislación turística vigente.

Grupo proponente, el Grupo de Nueva Canarias, señor Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ: Señor presidente. Señorías, buenos días.

La economía es lo que determina el progreso, el desarrollo, las condiciones de vida de la gente. En Canarias la situación de la economía, pues, tiene una apariencia y una realidad, y hay que volver a repetir, para que tomemos conciencia de ello, que la sociedad canaria en relación a las sociedades estructuradas, organizadas políticamente en el conjunto del Estado pierde peso relativo. La riqueza per cápita media de nuestra comunidad para el año 2017 está en el 81,7 % de la media española, y Funcas -entre muchos analistas de esta materia- dice que en el año 2019 la renta per cápita media de Canarias estará por debajo del 80 % de la media española. Es decir, Canarias se empobrece, retrocede. En el año 2000, comparándonos con el resto del Estado, estábamos en el 97,7. No solo no avanzamos, sino que desconvergemos, retrocedemos. Finalizaremos el año 2019 con una renta per cápita media por debajo del 80 % de los referentes más próximos, que son el resto de los territorios del Estado español. Pero, además, esa riqueza en retroceso se reparte peor que en ninguna parte; no hay ningún territorio del Estado español que tenga una distribución tan injusta de la riqueza que tenemos. Nos colocamos a la cabeza de todos los registros socioeconómicos peores, desde la pobreza al paro, a los bajos salarios y, por supuesto, malos servicios públicos. Esta es la fotografía de nuestra realidad.

En la estructura económica hay un sector que domina, que concentra lo sustancial de la actividad económica: el turismo representa el 36 % del producto interior bruto de Canarias y el 40 % del empleo. No solo no retrocedemos en la concentración de actividades económicas, sino que mejoramos, avanzamos; cada vez hacemos menos cosas y de forma más intensa. Digamos que eso de la diversificación es una palabra, es una consigna, si ustedes quieren, pero la realidad es que cada vez concentramos las actividades económicas sobre menos asuntos, y el turismo es el gran ejemplo, que no decimos que no, solo faltaba que este sector, encima, no tuviera el peso que tiene porque el empobrecimiento sería mayor, pero también hay que reconocer que el turismo, este modelo turístico, no nos está haciendo crecer con la media del Estado español ni nos está permitiendo mejorar la equidad, la justicia social, el reparto de renta, a ser una sociedad más equilibrada; y esos datos incontestables.

Creo -no digo que solo-, creo que la falta de política turística es una de las claves de lo que nos pasa, y no porque no tuviéramos política turística en esta tierra, que la hemos tenido, en este Parlamento. A finales de los noventa concluíamos los representantes del pueblo de Canarias, de todo orden y condición, que no se podía seguir con un modelo sin control, sin referente, sin estrategia, sin intervención de los poderes públicos, y decidimos redefinir el futuro del sistema turístico y, con ello, en gran medida, el futuro de la economía. Y tomamos decisiones: la ley de medidas urgentes, de junio del año 2001, es el primer paso que paraliza el planeamiento; las leyes de directrices. Y luego las leyes 6/2009, 2/2013 y 9/2015; tres leyes que hacen gobiernos dirigidos por Rivero que en definitiva defendían, cierto es que con menos intensidad, fuerza y convicción que las primera normas en la materia, un razonable modelo de contención del crecimiento de la planta nueva, un estrategia de trabajo en favor de la renovación y de la diversificación.

Pero creo que hoy estamos sin política, sin estrategia... Bueno, sí, la del mercado, la de la barra libre, la de contar turistas. Y, para rematarlo, un fenómeno que irrumpe con fuerza el año 2014, el año 2015, 2016 (corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo)... vacacional. No solamente hemos abandonado, renunciado, a tener una intervención planificada, ordenada, desde los poderes públicos en relación al modelo turístico tradicional, estableciendo, bueno, estableciendo no, eliminando cualquier límite, control y dirección, sino que sobre un nuevo fenómeno sobrevenido, como el alquiler vacacional, campa a sus anchas en nuestra tierra. 135 000 camas, según los estudios del Gobierno, de las que solo 18 000 estarían regladas, el resto estarían exactamente fuera de la legalidad. Esto es lo que tenemos: descontrol, ausencia de intervención, barra libre, en un sistema turístico que, menos mal, a pesar de todo eso, sigue siendo el único sector que tira de la economía, de una economía que tiene los parámetros que dije al principio.

Señor consejero, ¿qué está haciendo usted?

El señor VICEPRESIDENTE PRIMERO (De la Hoz Fernández): Muchas gracias, señor Rodríguez.

Turno del señor consejero de Turismo, Cultura y Deportes.

El señor CONSEJERO DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES (Castellano San Ginés): Muchas gracias, señor presidente. Señorías.

Lo cierto es que tengo que empezar discrepando, casi tengo que manifestarle también la falta de comprensión con respecto a algunas de las afirmaciones que realiza. Porque primero hace una reflexión genérica acerca de la economía canaria, después reconoce que, afortunadamente, el turismo ejerce de motor de nuestra economía, porque si no la situación sería diferente; y, por otra, como siempre suele hacer en esta Cámara, atribuye el éxito turístico de Canarias a factores exógenos en los que el Gobierno parece ser que no ha tenido nada que ver. Yo siempre digo que el destino turístico lo conformamos entre todos los que estamos en esta tierra, no solo el Gobierno de Canarias, pero también, también el Gobierno de Canarias. Y sé que en muchas ocasiones se dice que nadie es profeta en su tierra. No espero su reconocimiento en esta Cámara porque yo creo que los posicionamientos que se manifiestan desde esta tribuna obedecen a una lógica, a una táctica electoral que, sin duda, siempre está presente en los debates.

Pero lo cierto es que, afortunadamente, y lo tengo que decir, estoy orgullosísimo del equipo con el que cuento en la consejería, y, afortunadamente, repito, el trabajo que vienen realizando de forma reiterada es reconocido por los profesionales del sector, a los que, sinceramente, también les tengo una gran estima. El éxito turístico de Canarias no es fruto de la casualidad; Canarias no se limita a contar turistas. Canarias hace un trabajo, además, que es tradición; una tradición en la que usted, señor Rodríguez, también formó parte de los gobiernos de Coalición Canaria que supieron entender que el desarrollo sostenible de nuestra principal industria pasa por el, digamos, por avanzar a través de la ordenación y pidiendo un crecimiento descontrolado.

Hace una afirmación, la ha hecho varias veces en esta tribuna, acerca del peso del turismo. Siempre en muchas ocasiones se habla del turismo como un monocultivo. Usted ha vuelto a introducir ese elemento. Pero ignora una de las grandes virtudes del turismo que también ponen de manifiesto algunos estudios que ha utilizado para poner sobre la mesa los datos.

Usted dice que el 40 % del empleo depende del turismo, el 35 % de nuestro PIB también, pero lo que ignora es la... una parte de la argumentación que lo que viene a decir es que, en cuanto al PIB, por cada euro de valor añadido que se genera en la industria turística, hay una generación de valor añadido adicional del 52 %. Eso significa que, si bien es verdad que el peso del sector turístico es mayor, también lo es, también es cierto que constituye una oportunidad inmensa para impulsar el resto de actividades económicas que se desarrollan en nuestro archipiélago.

Por lo tanto, no veamos ese aspecto como algo negativo, entre otras cosas, porque cuando usted habla de ese 35 % hace alusión a efectos directos y efectos indirectos también sobre otros sectores económicos de nuestro archipiélago.

Pero, como le decía, la gestión sostenible del territorio es una de las cuestiones que ha ocupado a la Comunidad Autónoma de Canarias en la normativa y actuaciones realizadas por parte del Ejecutivo. Leyes territoriales y turísticas han puesto especial énfasis en un crecimiento sostenido y sostenible, que mejore el destino sin dañarlo. Desde la ley de ordenación turística de Canarias, hasta la Ley de renovación y modernización turística, pasando por las directrices de ordenación del turismo de Canarias. Una historia que conoce, porque, señor Rodríguez, como dije anteriormente, también forma parte de ella. Tradición que, afortunadamente, se mantiene en Canarias. (El señor vicepresidente primero, De la Hoz Fernández, abandona la Presidencia, que es ocupada por la señora vicepresidenta segunda, Tavío Ascanio).

La sostenibilidad del modelo turístico canario hace necesario evitar el crecimiento desordenado, al mismo tiempo que desarrollamos las medidas necesarias para enfrentarnos al reto que supone la competitividad de un sector como este. La Administración, además, ha desarrollado proyectos que ponen en valor el atractivo turístico de nuestros recursos naturales. Todo ello en un afán de conjugar la actividad económica con la preservación del territorio. Estamos en un mundo cambiante y complejo, de creciente intensidad competitiva; de ahí que desde el Gobierno de Canarias creamos fundamental la puesta en marcha de medidas que potencien la mejora del destino, tanto desde el punto de vista público como desde el punto de vista privado. Insisto: debe hacerse de manera conjunta. Los cabildos tienen mucho que decir, tal y como establece la Ley de renovación y modernización turística o la propia Ley del Suelo y los Espacios Naturales, como también tienen mucho que decir las administraciones locales. Todo desde esa colaboración interadministrativa con el sector privado. Solo a través de esta cooperación, repito, podemos alcanzar los objetivos que nos planteamos.

En cuanto a la Ley de renovación y modernización turística, cuya modificación está caminando en el presente en esta Cámara, establece una serie de incentivos para la renovación y la modernización de los establecimientos turísticos. Como sabe, en concreto, esta norma establece incentivos a la renovación, incentivos a la edificabilidad, incentivos en forma de plazas adicionales. Del mismo modo, establece planes de modernización, mejora e incremento de la competitividad, que son, en cualquier caso, los cabildos y los ayuntamientos los que deben autorizar estos incentivos.

Dentro de los incentivos por renovación y... Bueno, como me queda poco tiempo y me planteó varias cuestiones, creo que parte de la información se la podré dar en la segunda intervención, porque hay aspectos que no quiero dejar pasar.

Porque manejamos cifras, por parte del Observatorio Turístico, de plazas autorizadas. Según este Observatorio Turístico, Canarias tenía, en 2017, 434 090 plazas alojativas; un año antes, el año 2016, eran 427 354; mientras que en 2016 eran 421 845.

En lo que se refiere a renovación, si miramos los tres últimos años, constan los siguientes procesos de renovación con y sin incentivos: en lo que se refiere a los procedimientos de renovación con incentivos, nos consta en 2015 que se produjo uno en Gran Canaria, con unos incentivos totales de 258 plazas. En 2016 constan cuatro proyectos, uno en Gran Canaria y tres en Fuerteventura, con un total de 1627 plazas. Mientras que en el año 2017 constan cuatro procedimientos en Fuerteventura, con 524 plazas otorgadas mediante los incentivos. El número total de procedimientos ha sido de nueve en estos tres años, con unos incentivos totales de 2409 plazas, de las que se han materializado en los proyectos un total de 411.

En lo que se refiere a los procedimientos de renovación sin incentivos, aunque en este sentido tengo que hacer una aclaración, porque la ventana donde se señala si se acogen a incentivos o no los procesos de renovación no es obligatoria, por lo tanto, la información puede no ser del todo fidedigna, aunque sí los propios procesos de renovación. En el año 2015 el total de procedimientos de renovación fue de veinticuatro, de los que diez fueron en Gran Canaria, dos en Tenerife, uno en Lanzarote y otro en Fuerteventura. En 2016 el número de procedimientos de renovación fue veinte, de los que dos fueron en Fuerteventura, nueve en Gran Canaria y uno en Tenerife. El año pasado fueron un total de veintitrés, uno en Fuerteventura, cinco en Gran Canaria, dos en Lanzarote y cinco en Tenerife. Y este año hay un total de veintidós procedimientos de renovación, tres en Fuerteventura, dos en Gran Canaria, dos en La Palma y quince en Tenerife. En definitiva, el sector sigue apostando por nuestro destino, mejorando los espacios turísticos.

En cuanto al REF, otra materia que también contribuye al impulso de nuestra competitividad y a la renovación de los espacios es... podemos hablar de los incentivos regionales y de la RIC. Están los incentivos regionales, que recogía el anterior REF y que mantiene este, y que tramita el Ejecutivo pero otorga el Estado. De ellos pueden beneficiarse, como saben, los proyectos de inversión que tengan por objeto la construcción, modernización o ampliación de establecimientos turísticos de alojamiento, así como las instalaciones complementarias de ocio que cumplan los requisitos y criterios establecidos y que posean carácter innovador, especialmente en lo relativo a las mejoras medioambientales, y que mejoren significativamente el potencial endógeno de la zona.

En este punto se ha conseguido algo importante en el nuevo REF, recientemente aprobado, y es que baje el importe mínimo para renovación con incentivos, lo que hará posible que se puedan acoger más proyectos y se ha establecido que en ningún caso la reserva de inversiones de Canarias se pueda invertir en la adquisición de inmuebles destinados a la vivienda con fines turísticos. En total, desde el año 2013, y en lo que se refiere a la provincia de Las Palmas, el total de subvenciones concedidas asciende a 73 896 302 euros, mientras que la provincia de Santa Cruz de Tenerife, el primer proyecto que consta con este tipo de incentivos es de 1996 y, desde entonces, el total de subvenciones que se han concedido asciende a ciento dos millones, seiscientos ochenta y dos mil... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo. La Presidencia le concede un tiempo adicional).

Tendré oportunidad de detallar más aspectos relacionados con esta orientación política -evidentemente con el tiempo disponible poco puedo abordar-, pero, desde luego, señor Rodríguez, creo que ni el escenario ni la orientación política de este Gobierno tienen nada que ver con la caricatura que usted muchas veces pretende dibujar cuando se sube a esta tribuna.

Somos conscientes de que el destino lo hacemos entre todos, somos conscientes, además, de que tenemos que avanzar por esa senda de sostenibilidad a la que hacía referencia, y por ese motivo, porque estamos planificando con todas las administraciones y con todos los agentes, estamos desarrollando también el plan estratégico de Canarias para el turismo, con la participación de, esperamos, de más de quinientas, mil quinientas personas, que también orientará el desarrollo turístico en el futuro inmediato.

Muchas gracias y, en cualquier caso, en el segundo turno podré responder a otras cuestiones.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Pasamos a la intervención de los grupos no solicitantes de esta comparecencia.

En nombre del Grupo Mixto tiene la palabra el señor diputado don Jesús Ramón Ramos Chinea.

El señor RAMOS CHINEA: Muchas gracias, señora presidenta, buenos días, señor consejero.

Bueno, yo creo que el señor Rodríguez lo tenía muy claro cuando presentó esta petición de comparecencia, yo creo que lo que él quiere saber es si existe una estrategia turística por parte del Gobierno, y realmente hacia dónde camina esta estrategia. A mí la verdad que en su primera intervención no me ha quedado claro, y yo espero que en su segunda intervención logre convencerme y realmente pueda creer que existe una estrategia turística al respecto.

Pero, mire, una estrategia turística luego tiene que tener una legislación que la respalde. Y le pongo, por ejemplo el alquiler vacacional; es que con el alquiler vacacional estamos creando una auténtica regulación Frankenstein porque estamos cogiendo ordenanzas municipales, les estamos dando competencias a los cabildos que, en muchos casos, muchos de ellos, no pueden legislar en este sentido, pues, por falta de medios; tenemos el decreto del Gobierno autónomo y ahora estamos esperando también por una legislación del Gobierno estatal. A mí lo que realmente me preocupa es que no podamos darle una solución a estas personas, que muchas de ellas tienen unas rentas complementarias que son esenciales para poder llegar, incluso, a fin de mes.

Luego tenemos otros problemas: se han elevado los precios del alquiler debido a este fenómeno, y, también, pues, la falta de viviendas para el alquiler residencial. Luego, también quiero preguntarle qué sucede con los PMM; un instrumento, una herramienta que en principio surge para modernizar nuestros espacios turísticos más obsoletos y seguimos con el mismo problema. O, luego, qué sucede también con el plan de infraestructuras turísticas, con el retraso que llevamos actualmente en muchísimas obras. También cuántas Pymes o autónomos se han acogido a esos incentivos de los que usted hablaba para renovarse, porque tengamos claro que la mayoría de los canarios son propietarios de pequeños establecimientos y no de grandes cadenas hoteleras.

También me gustaría preguntarle qué se está haciendo para que el empleo desde el sector turístico sea de calidad; seguimos teniendo el mismo problema, el mismo abuso, que siguen sufriendo las camareras de piso día tras día. También qué planes o previsiones tiene su consejería para, en caso de una posible eventualidad, el turismo se resienta lo menos posible. Me refiero a ejemplos que han sucedido en la, por ponerle un ejemplo, en la prensa inglesa, sobre amenazas de erupciones volcánicas en nuestras islas o incluso amenazas de ataques terroristas. Imagínese usted que, por desgracia, suceden. ¿Cuáles son los planes que tiene el Gobierno para mitigar de alguna forma esas posibles consecuencias que puedan haber? Porque la realidad es que en nuestro grupo tenemos miedo que pasemos de estar contando turistas a contar parados, y eso la verdad que es algo que nos preocupa, señor consejero.

Como le he dicho, espero que me convenza en su segunda intervención de que realmente hay una estrategia turística, muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Pasamos a la intervención del Grupo Parlamentario Podemos.

En su nombre tiene la palabra la señora diputada doña Natividad Arnaiz Martínez.

La señora ARNAIZ MARTÍNEZ: Gracias, presidenta.

El sector del turismo en Canarias hoy es clave, es una de las principales fuentes de ingreso para la población por ser el sector más productivo, pero ya hemos denunciado en numerosas ocasiones que el reparto de la riqueza que se genera a través de esta actividad es del todo injusto y profundamente desigual.

Compartimos que la oferta alojativa necesita de una renovación si queremos apostar por un turismo de calidad y sostenible, pero la realidad es que tanto las administraciones como los propios promotores privados han estado más obsesionados en crear nuevos espacios turísticos como una solución para rejuvenecer las áreas turísticas consolidadas, y consumiendo, además, así, más territorio; han estado más interesados en eso que en renovar.

Nosotros creemos que la estrategia, en este sentido, desde luego, consiste en abordar el reciclaje; debemos alejarnos de la expansión urbanística, por los peligros que esta conlleva -la depredación de nuestros recursos naturales, la especulación del suelo, la merma cultural y un largo etcétera- y debemos centrarnos en la transformación sostenible del modelo de desarrollo en la limitación cuantitativa de la oferta alojativa y la intervención sobre los espacios públicos de las zonas más visitadas.

Ahora bien, lo que nos planteamos es a quién se pretende beneficiar con esta renovación. Desde luego, sobre los espacios públicos no tenemos ninguna duda: deben ser renovados para el disfrute de las canarias y del turismo también, y, por supuesto, atendiendo a la Ley de accesibilidad, que nunca se cumple, incluso en las obras nuevas. ¿Pero qué ocurre con los espacios privados, a quién se pretende beneficiar subvencionándolos, a los pequeños propietarios o quizás a las grandes empresas?

Desde luego, se pretende beneficiar a los mismos que hablan de la baja productividad en sus establecimientos hoteleros mientras están pagando salarios de miseria a sus trabajadores, a los que han convertido la crisis en su particular agosto y a los que han motivado los cambios de la legislación canaria, asegurando tener millones y millones de euros para invertir en Canarias, pero en hormigón.

Entre los objetivos de la modernización turísticas están inducir la regeneración de la ciudad turística conforme a un modelo sostenible y de calidad, y también reactivar la actividad económica. A pesar de estos objetivos, en Fuerteventura, por ejemplo, vemos que con tres planes de este tipo -dos en Corralejo y uno en Morro Jable- la reactivación de la actividad económica no se cumple. En ambos núcleos continúa la precariedad y la pobreza, y aun siendo dos zonas eminentemente turísticas; sin embargo, los empresarios de los hoteles no están trasladando tampoco su mejoría a la ciudadanía.

Por eso nos gustaría saber qué medidas tienen para que la riqueza que genera el turismo en nuestro territorio revierta a la ciudadanía y así cumplir con los objetivos de estos planes y que no se quede concentrada en manos de unos pocos, que es lo que está pasando ahora.

Gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Pasamos a la intervención del Grupo Parlamentario Popular. En su nombre, tiene la palabra el señor diputado don Miguel Jorge Blanco.

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): Gracias, señora presidenta.

Se sube el señor Rodríguez a la tribuna y nos habla, nos da un discurso, una intervención, que nos recuerda más al año 2000 que al año 2019, hechos totalmente diferentes, situaciones realmente diferentes entre una y otra, pero el señor Rodríguez sigue anclado en su discurso del año 2000 en su intervención.

Luego se sube el señor consejero y tampoco nos cuenta nada, no dice cuál es el modelo turístico, nos quedamos todos mirando para los celajes, porque el Gobierno de Canarias lo único a lo que ha puesto toda su suerte es a un plan estratégico turístico que nadie conoce todavía, renunciando a lo que es más importante, que es una modificación legal en su conjunto de toda la legislación turística.

Hemos tenido la suerte de que antes de esta comparecencia se hayan presentado las enmiendas al proyecto de ley de modificación del 4 c), 4.2 c), de la ley turística, de la Ley de Renovación, y ahí hemos visto cuál es la estrategia del señor Rodríguez y de su grupo parlamentario, que es que la oferta turística crezca un 1 % en cada una de las islas durante los próximos años.

Yo le hago una pregunta, yo no quiero partícipe de eso, ¿quién va a decidir cuántas camas turísticas o a quién le damos las camas turísticas si hay más peticiones de las -por ejemplo, en Gran Canaria- 1300 plazas que serían? ¿Quién se las va a dar? ¿Usted, señor Rodríguez? ¿El Gobierno de Canarias? ¿Se va a hacer un concurso? ¿Con qué criterios? ¿Con qué condiciones? ¿Por qué tenemos que intervenir? Yo no quiero, y mi grupo parlamentario, desde luego, no quiere ser partícipe de adjudicarle a unos sí y a otros no el crecimiento turístico a través de esta modulación, que me parece contraria, es absolutamente contraria a la legislación tanto europea como nacional.

Por tanto, este es un modelo fracasado, que no tiene ningún tipo de virtualidad realizarlo después de las sentencias del Tribunal Constitucional y de la legislación tanto del 2006 europea como la del 2009 de trasposición nacional.

Por tanto, señorías, yo creo que es una buena oportunidad, señor Rodríguez, y le invito a ello, y a todo el resto de los grupos parlamentarios, a que en la discusión en la ponencia parlamentaria en la que todos los grupos parlamentarios hemos ofrecido una serie de enmiendas u ofertado una serie de enmiendas de modificación a este proyecto de ley, ahí podamos discutir y que la modificación legal que salga, bueno, pues, en fin, se apruebe lo que la mayoría parlamentaria establece, evidentemente. Pero me temo, señor Rodríguez, por ahí no van los tiros.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Grupo Parlamentario Socialista tiene la palabra su señoría la señora diputada doña Rosa Bella Cabrera Noda.

La señora CABRERA NODA: Gracias, señora presidenta. Buenos días, señorías.

Señor consejero, yo ya he perdido la cuenta de las veces que hemos venido a hablar aquí de política turística, de la normativa turística, y siento decir que no constato ningún paso destacable hacia adelante. Entonces, yo creo que una vez más comprobamos la necesidad de corregir la maraña legal que se ha generado en estos últimos quince o veinte años en Canarias, que lo que han hecho ha sido producir consecuencias perjudiciales para nuestro territorio con la aparición de desequilibrios estructurales y desajustes en la sostenibilidad de cada espacio insular. Todo ello viene a decir que Canarias necesita un nuevo modelo turístico basado en términos de eficiencia y eficacia que eviten situaciones que perjudiquen nuestro entorno y nuestro destino.

La Ley de Renovación y Modernización Turística recoge en su controvertido artículo 4.2, apartado a), unos criterios indefinidos de excelencia y ecoeficiencia que no sabemos muy bien -yo creo que nadie sabe- en qué consiste, puesto que el reglamento que aprobaron mediante decreto se olvidó de ello. Y, así, suma y sigue.

Llegados a este punto no podemos seguir incidiendo en la dimensión cuantitativa, hay que priorizar otros aspectos para considerar nuestro liderazgo, tales como la sostenibilidad, la calidad del producto y los servicios ofertados, entre otros, lo que nos lleva a insistirle en la fijación de unos parámetros que ofrezca seguridad jurídica por un lado, y logren el necesario equilibrio social y territorial por el otro.

Nada más, muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): En nombre del Grupo Nacionalista Canario tiene la palabra su señoría la señora diputada doña Nereida Calero Saavedra.

La señora CALERO SAAVEDRA (Desde su escaño): Señor presidenta, buenos días.

Supongo que todos coincidimos en la clave, ya más que repetida en esta Cámara, pero que es importante recordar: primero, renovación y aumento de la calidad y ocupar más suelo solo como última opción. Y quería recordar esto porque, evidentemente, herramientas como los planes de modernización o los incentivos han significado un importante aliciente en muchas zonas turísticas que ya comenzaban a mostrar, pues, signos más que evidentes de obsolescencia. Pero precisamente estos planes se caracterizan por la colaboración público-privada y la implicación de varias administraciones, una sola parte, pues, poco puede lograr sin el resto.

Y quisiera comenzar preguntándole por su valoración sobre estas herramientas, consejero, porque da la impresión de que tuvieron un impacto muy importante en algunas zonas, pero que en otras no terminan de arrancar. En Fuerteventura tenemos experiencias de éxito, a pesar de lo que otros han dicho, como, por ejemplo, Corralejo, el Castillo-Morro Jable, pero también experiencias en las que ha sido imposible, como es el caso que usted bien conoce de Costa Calma.

Nos preocupa también la proyección, consejero, estamos desbordados en Sanidad, en movilidad, en saneamiento, en seguridad; igual hemos tocado techo ya o al menos para este momento y no queremos entenderlo. Crecer más a un ritmo que no podría asumir ningún territorio no nos hará vivir mejor, y creo que esto ya lo hemos debatido y lo sabemos.

La prioridad no es crecer, esto ha cambiado mucho; es hora de reordenar la oferta, ver lo que realmente hay en el mercado, en qué condiciones está, mejorar la calidad de las infraestructuras, tener garantizados los servicios, mejorar la formación y lograr un reflejo real de mejora en las condiciones laborales y en los salarios, y no seguir creciendo para seguir igual o peor. Me atrevería a decir que, salvo excepciones, no se debería ocupar más suelo; el límite de capacidad alojativa en Canarias en este momento o ya está aquí o está muy cerca y en algunas áreas, como todos sabemos, está incluso desbordado. Además, con la evolución que está teniendo el mercado internacional mucho me temo que en dos-tres años volveremos a sufrir con la recuperación de esos mercados competidores, volveremos a la bajada de precios y a recibir, en el mejor de los casos, al mismo número de turistas, pero por la mitad de dinero. La clave, repito, debe ser la renovación turística en torno a la calidad y no la ampliación de número de plazas, porque con 15 millones de turistas y unas islas que son líderes en el mundo en ratio turista/habitante, hay que pensar en clave de capacidad de carga y de límites de crecimiento si queremos seguir defendiendo como objetivos la calidad, la protección del territorio y el liderazgo turístico que tenemos.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Para una segunda intervención tiene la palabra en nombre del Grupo Parlamentario de Nueva Canarias su portavoz el señor diputado don Román Rodríguez Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ: Señorías.

Con la portavoz de Coalición Canaria estoy de acuerdo en el enunciado, mucho más de acuerdo de lo que dice el consejero. El pequeño problema, que esas preocupaciones suyas que debieran ser del Gobierno y son de la sociedad canaria, este Gobierno no hace absolutamente nada; esos son los mandatos de las leyes que ustedes han ido derogando, esas son las preocupaciones que este Parlamento decidió por unanimidad los últimos veinte años, pero eso, coincidiríamos casi palabra a palabra, no tiene nada que ver con lo que dice el consejero y, sobre todo, con lo que no hace el consejero.

Es evidente que el turismo es determinante, estructurante, decisivo, justamente porque sin esta actividad estaríamos en la pobreza y en la miseria, por esa razón hay que cuidar, dirigir, controlar y ponerlo al servicio de la mayoría, justamente porque es insustituible, ¡claro que sí! Esta es la actividad que a lo largo de nuestra historia nos ha permitido crecimiento y bienestar sin depender de factores externos. Tenemos capacidad para competir en esta actividad, pero no es neutral el modelo, es determinante orientar el modelo hacia los intereses endógenos de la sociedad canaria, hacia la sostenibilidad de verdad. ¿Cómo pueden hablar de sostenibilidad quienes en estos momentos permiten que tengamos regladas o semiregladas seiscientas y pico mil camas? ¿Cómo pueden hablar de sostenibilidad los que se dedican a contar turistas y a considerar un éxito más gente? ¿Dónde está escrito que eso sea bueno para nuestro futuro? ¿Sabes cuáles son las consecuencias del modelo desregulado, sometido solo a los criterios del mercado, del capital, de la minoría? Pues es todo lo que usted ha anunciado: aeropuertos, puertos, carreteras que se quedan pequeñas; servicios público tensionados; suministros que hay que producir, hay que producir energía, alimentos, seguridad.

¿Cómo nos podemos quejar de los atascos, de que no saneemos el agua que utilizamos los mismos que provocan un modelo imposible de controlar? Aquí no hay un modelo turístico, aquí el modelo turístico lo establece el capital, los intereses de la minoría, que legítimamente utilizan los márgenes que la legislación les permite para colocar sus intereses particulares y minoritarios, pero un país que se precie tiene que diseñar su futuro, tiene que articular su futuro; y en este Parlamento tienen que salir las leyes que defiendan los intereses de la mayoría social. No puede ser lo de la reserva de inversiones. Hemos sido nosotros, con incomprensión de Coalición Canaria, y ni les cuento Montoro y Rajoy que se lo estuve que explicar: no estamos de acuerdo que la reserva se utilice para el alquiler vacacional porque ese es un producto turístico que genera poco empleo, baja calidad, compite de forma desleal y desplaza a la población residente. ¡Eso está ahí por nosotros, a pesar de ustedes! ¡Por nosotros! Usted se enteró después de publicado, porque ni siquiera participa de los debates trascendentes que en esta tierra tenemos para articular las leyes y las normas que regulan las cosas. Pero no me extraña, no me extraña que ustedes hayan colocado al turismo al nivel que lo representa usted, de la insignificancia, de la insignificancia.

Mire, el anterior presidente les hace a ustedes buenos cada día que pasa; el anterior presidente hacía, de forma frecuente, intervenciones públicas, aquí y en la sociedad, en relación a la renovación turística. Hizo unas jornadas en Fuerteventura, comprometía... Hizo un informe evalautorio, que, por cierto, que usted no ha hecho ninguno. De manera que el turismo, al menos en la anterior legislatura, aparecía como una preocupación política de los dirigentes del Gobierno. Este presidente ha hablado más de los e-sport que del turismo. Se hace algún viajillo a alguna feria, esto hay que hacerlo. La promoción está muy profesionalizada, y está bien. Por cierto, también está bien la conectividad, entre otras cuestiones, el presidente Rivero puso en marcha el fondo de desarrollo de vuelo, que ha sido un buen instrumento.

Pero de lo que estamos hablando es de la organización del modelo, de la apuesta por la renovación. Las cifras que usted ha dado de renovación de camas son ridículas, patéticas, y además han estado en manos exclusivamente de los intereses particulares de los turoperadores. Los incentivos y la estrategia de renovación se han paralizado en seco desde que ustedes gobiernan desde el año 2015 hacia aquí, se han paralizado en seco. La cifras que ha dado son de vergüenza.

No se puede articular un futuro de un país sostenible con un modelo de desarrollo sin ningún tipo de control, porque lo que nos está pasando es producto de las decisiones que estamos tomando. Es que aquí había un modelo de contención, aquí había un modelo de contención decidido por unanimidad en este Parlamento, y ustedes lo han ido descafeinando, y en la próxima ley que discutamos aquí en materia turística lo desmantelan absolutamente. Y aquí digo al resto de las fuerzas políticas, porque con ustedes yo perdí la esperanza, perdí la esperanza hace bastante tiempo, y los hechos me confirman que poco se puede hacer con quien abandona el futuro de esta tierra a lo que digan el capital y los mercados; pero también digo que aquí hay gente que se preocupa y se alerta y se golpea el corazón con una torreta de alta tensión o con una escollera, pero que luego, cuando hay que decidir lo que articula el futuro, lo que determina la economía, lo que determina el modelo de desarrollo, o no tienen opinión o se dejan guiar por la derecha política y liberal, que tiene legitimidad para defender lo que quiera.

El señor Miguel Jorge y nosotros estamos en Las Antípodas, no vamos a coincidir nunca en esa manera de concebir la sociedad y el futuro, por eso ellos son de derechas y trabajan para quien trabajan y nosotros somos de izquierdas y trabajamos en un modelo distinto, absolutamente distintos, ambos legítimos. Y veremos, veremos, veremos las consecuencias de un modelo y otro. Las consecuencias del modelo desarrollista sin control sometido a los intereses solo del capital son los atascos, son las aguas al subsuelo, a la marea, son el deterioro de los servicios públicos, es la tensión que estamos viviendo en una sociedad sin articulación.

Y encima aparece un nuevo fenómeno, que es el alquiler vacacional, que está distorsionando el mercado turístico. Le hemos exigido al mercado turístico calidad en las instalaciones, ecoeficiencia, que luego (ininteligible) los reglamentos. Ahora repasaré los incumplimientos flagrantes de las leyes descafeinadas de los últimos años, que al menos mantenían ese discurso, al menos mantenían ese discurso. ¿Pero qué han hecho sobre el alquiler vacacional? Nada. El decreto de Paulino, también en la anterior legislatura, deprisa y corriendo, al menos trataba de contener este fenómeno. 135 000 camas en suelo turístico. ¿Pero cómo les podemos exigir a los inversores turísticos calidad, ecoeficiencia, seguridad, espacio, diversificación, cuando permitimos que cualquiera pueda hacer esta actividad sin ningún control, ni de calidad, ni de ningún orden? Este Gobierno no ha hecho nada en relación al modelo turístico tradicional y no está haciendo nada en relación al alquiler vacacional.

Por eso nosotros en esa ley que discutiremos el próximo día proponemos lo que siempre hemos pensado, y aquí conseguimos las mayorías pertinentes en su día, que no fue fácil, que no fue fácil conseguir la unanimidad en este Parlamento para contener el crecimiento, para parar. Pero ahora estamos igual que antes de la moratoria, igual que antes de la contención, de las directrices, de un modelo sostenible, diversificado, basado en la renovación, en la cualificación, y no en la cantidad. Y en ese otro modelo están ustedes. Hay gente que tiene un discurso que podemos compartir, pero hay una práctica que es la desregulación.

Mire, no han traído aquí el estudio de capacidad de carga, que usted se comprometió. No han traído aquí... No han hecho los reglamentos de estándares turísticos, los han incumplido de manera flagrante. Han incumplido la evaluación de la ley del año 2015, que es obligada, está en la ley; ustedes no han hecho ni siquiera los mandatos de la ley. Ustedes se han limitado a ir a las ferias, a ir a las ferias, y se han limitado a contar los turistas. Y así no hay futuro.

Y sé que hay cabildos más responsables que otros y que articulan mecanismos de contención. Pero el país se dirige desde aquí, Canarias se dirige desde aquí. No me vale que pueda haber algún territorio más consciente pensando en el futuro. Aquí es donde hay que hacer las cuestiones y es donde hay que dirigir el futuro de Canarias, y ustedes no tienen política turística.

Nosotros vamos a presentar, hemos presentado ya, enmiendas para establecer estrategias de control y de diversificación y de apuesta de la renovación, como siempre, en la ley turística en discusión. Y también hacemos propuestas legales para contener, para limitar, para regular con rigor el alquiler vacacional. En este Parlamento seguramente perdamos. Tengo la esperanza -yo diría que casi la certeza- de que en el próximo Parlamento perderán ustedes, los de la derecha, los desarrollistas, los de siempre, los que nos han llevado a los atascos, a mandar agua al litoral y al subsuelo, a no tener ningún futuro y a depender exclusivamente de las coyunturas internacionales. Porque lo que estamos haciendo depende en función de variables que no controlamos. Y lo que decimos desde una posición de construir un futuro en común...

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Tiene un minuto, señor.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ: ... el modelo turístico. Desde aquí hay que articular las infraestructuras, los servicios y la convivencia. Y el modelo turístico que ustedes defienden es el de la barra libre, el de la desregulación, el de..., el que nos trae los problemas que luego nos quejamos de ellos. Por eso hay visiones y hay ideología y hay intereses. Nosotros no estamos con ese modelo y lo vamos a combatir, ahora, lo hicimos en el pasado, lo hacemos ahora y lo haremos a partir de mayo. Construiremos, si es posible, una mayoría de progreso para cambiar cosas como esta. También las torretas, también la escollera, pero ni la escollera ni las torretas determinan el futuro de Canarias, el modelo turístico sí, y hoy hemos abandonado el que teníamos y no tenemos ninguno. Sí, el del mercado, el de la desregulación, el de sálvese quien pueda, y ahí no estamos.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Para finalizar esta comparecencia, en nombre del Gobierno... Sí, señor Jorge.

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): (Ininteligible) la palabra.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Disculpe. Le ruego deje terminar al consejero y después le doy la palabra, y si me especifica la razón se lo agradezco.

Señor Castellano, don Isaac Castellano San Ginés, tiene la palabra en nombre del Gobierno.

El señor CONSEJERO DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES (Castellano San Ginés): Muchas gracias, señora presidenta.

Señor Rodríguez, le tengo que confesar una cosa: su nivel político, su nivel de oratoria, siempre me ha provocado cierta admiración. Pero así como le digo esto, le tengo que decir que hoy me ha decepcionado profundamente. Me ha decepcionado porque en su intervención ha sido tremendamente irrespetuoso con mi persona y con lo que represento. Pero le digo también una cosa: no voy a bajar a ese lodazal al que ha pretendido convertir a este Parlamento. Este Parlamento no se lo merece, y por lo tanto creo sinceramente que solo voy a entrar en las consideraciones políticas, en los argumentos que ha puesto sobre la mesa. Lo otro sencillamente lo voy a obviar. Voy a ser fiel a esa sentencia que dice que uno es dueño de sus silencios y esclavo de sus palabras. En este caso algunas cosas me las prefiero callar.

Hablamos de estrategias turísticas de Canarias. Espero, señor Ramos Chinea, que en esta ocasión pueda conseguir convencerlo, y es que el desarrollo turístico de Canarias, yo siempre lo he dicho, y lo reitero en una nueva ocasión, es una historia de éxito, porque a pesar del retrato que ha pretendido dibujar el señor Rodríguez, Canarias es un ejemplo de cómo se puede ser líder en una industria tan competitiva como el turismo, líderes en pernoctaciones en el ámbito de la Unión Europea, con el desarrollo armonioso de una actividad que realizan hombres y mujeres profesionales del sector, dentro de una forma armoniosa con el territorio, y eso lo pone de manifiesto, repito, porque hemos hecho compatible ese liderazgo con el reconocimiento de siete reservas de la biosfera, cuatro parques nacionales, tenemos una inmensidad de nuestro territorio protegido, y eso no es fruto de la casualidad; eso, repito, es porque hemos sido capaces de unir a unos recursos naturales absolutamente extraordinarios, la labor que vinieron desarrollando, y lo digo muchas veces y por eso quiero reconocerlo a pesar de ese retrato tan oscuro que algunos pretenden realizar, el trabajo que profesionales, en el ámbito público y privado, desarrollan para que ocupemos y mantengamos la posición, que en la actualidad mantenemos.

En algunas de sus afirmaciones, por cierto, señor Rodríguez, decía que nunca iba a coincidir con el Partido Popular, pero también tenemos que hacer un poco de memoria acerca de cómo transcurrió el debate de la Ley de renovación y modernización turística, porque sus planteamientos, los suyos, señor Rodríguez, cambiaron mucho cuando se debatió esa ley. Usted pasó de defender el mantenimiento de la moratoria de crecimiento cero a defender una ley, de la mano del Partido Popular, planteada por el Cabildo de Gran Canaria, con ese Partido Popular con el que no, usted dice que no, coincide, que lo que pretendía precisamente, señor Rodríguez, señor Rodríguez, y espero que en este caso haga honor a la verdad, era abrir la mano más de lo que planteaba la ley de renovación y modernización turística.

Usted dice que nunca va a coincidir, pero en aquel momento, por intereses, por intereses tacticistas, por eso de decir que Coalición Canaria no defiende los intereses de todas las islas, usted sí vino de la mano con una propuesta con el Partido Popular, con el Partido Popular con el que dice que nunca va a coincidir. Curiosas amistades hace la política.

En cualquier caso, señor Ramos Chinea, le digo que nosotros apostamos por el incremento de la cadena de valor asociada al turismo, por la diversificación de mercados, por la diversificación de segmentos de clientes, por tener un conocimiento más preciso de aquellos que visitan Canarias y que pueden hacerlo en el futuro, y de ser capaces de conectar las motivaciones de los turistas con los recursos amplios de los que disponemos en nuestro archipiélago, porque de esa forma, precisamente, conseguiremos uno de los grandes objetivos que nos planteamos, que es la extensión de los beneficios del turismo, no solo desde el punto de vista territorial, que también lo hacemos, considerando a Canarias como, en su totalidad, como un destino cuyos recursos turísticos se reparten por todo el territorio, sino también extender los beneficios del turismo a todas las capas de la sociedad.

En esa línea vamos avanzando, y no solo en la de crecer en número de visitantes, porque, además, lo que viene a demostrar lo que está sucediendo en el presente ejercicio es que, a pesar de contar con un número de turistas inferior a los del año pasado, estamos siendo capaces de mantener dos variables que son básicas, la de facturación, asociada al sector turístico, y, por otra parte, la creación de empleo. Porque, sí, el sector turístico sigue contribuyendo a la creación de empleo.

Se plantea, han planteado en el debate, incluso ha habido un cruce de argumentos acerca del fenómeno del alquiler vacacional. Este Gobierno ha puesto una propuesta sobre la mesa, incluso la publicó antes de que el trámite lo exigiera. Ahora bien, durante el debate diversos grupos parlamentarios plantearon dos cuestiones: una, que era aconsejable incorporar algunos elementos por vía legislativa, que compete a esta Cámara, estoy de acuerdo, además, con ese posicionamiento; y, por otra parte, la posibilidad de extender el debate con respecto a lo inicialmente planteado, de la Ley de renovación y modernización turística.

Me consta que algunos grupos parlamentarios están trabajando en esa línea, en la línea de incorporar elementos relacionados con el alquiler vacacional en esta ley y, por lo tanto, se hace aconsejable que, teniendo un decreto actualmente vigente, seamos capaces de avanzar en paralelo, en el sentido de que la ley, este proyecto de ley y el decreto de alquiler vacacional avancen a la vez para que no entren en contradicciones, porque lo que sí que no tendría ningún sentido es que avanzáramos en la regulación vía decreto para después contradecir lo que pueda decir la ley. Por lo tanto, lo aconsejable, repito, hemos sido valientes, hemos puesto nuestra propuesta sobre la mesa, pero también entendemos que los grupos parlamentarios tienen que posicionarse con respecto a este fenómeno y que el decreto no puede hacer otra cosa que desarrollar lo que los diferentes grupos parlamentarios planteen.

Pero, repito, nosotros hemos hecho un planteamiento que lo que persigue, precisamente, es que el crecimiento de este fenómeno que, señor Rodríguez, no es nuevo; lo que sí es nuevo son las formas de comercialización, lo que sí que perseguimos, por supuesto, es que, primero, seamos capaces de aprovechar sus virtudes, el aprovechamiento de rentas asociadas al turismo por el conjunto de la población, pero también limitemos o eliminemos los riesgos que nos plantean, algunos de los cuales se han puesto ya sobre la mesa.

Con respecto a los planes de mejora y modernización, hay 19 de estos planes aprobados, 5 se están redactando, y es verdad, hay que reconocerlo, que su avance se ha producido con una suerte dispar. Algunos han funcionado, algunos son ejemplares y otros, sencillamente, podemos decir que están atascados, si bien es cierto que sobre esta materia podría avanzar seguramente mucho más la consejera de Política Territorial, en cuanto que la propia ley atribuye la competencia de estos planes a esta consejería.

Tampoco soy partidario de ofrecer una visión tan negativa acerca de los empresarios, a los, que puedo estar completamente seguro que no plantean ni defienden una crisis económica, todo lo contrario, los negocios prosperan en escenarios de crecimiento, y, por lo tanto, dudo que cualquier empresario medianamente sensato apueste por la crisis como modelo de crecimiento y en el que se pueda obtener algo positivo, eso es sencillamente... A veces se hace una lectura excesivamente negativa sobre aquellos que han contribuido a posicionar Canarias en el lugar que ocupa, y eso es algo que evidentemente no vamos a hacer.

Después, en cuanto a precios, es cierto, se hacía, se intentaba vislumbrar lo que podía ser, lo que podía suceder en el futuro. Nosotros decimos que el futuro es volátil, incierto, complejo y ambiguo, que en ese escenario de volatilidad, de inestabilidad, tenemos que ser capaces de adaptarnos de forma constante. No se aprecia, de momento, una reducción de precios significativos, y lo cierto es que en un escenario en el que el clima en Europa no ha sido tan hostil, por decirlo de alguna manera, en un escenario de recuperación importante de los países de la cuenca mediterránea, en algunos casos con cifras que llegan a los tres dígitos, en un escenario de una quiebra importantísima para Canarias como Monarch, que aportaba 500 000 turistas a nuestro archipiélago, 650 000 plazas aéreas. A pesar de todas estas circunstancias y a pesar de mensajes que decían que Canarias contaba con más de dos millones y medio de turistas prestados, podemos decir que el año 2018, desde el punto de vista, va a ser un buen año; repito, va a ser en número de turistas el segundo mejor año de nuestra historia, manteniendo muy buenas cifras tanto de...

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Un minuto, señor consejero.

El señor CONSEJERO DE TURISMO, CULTURA Y DEPORTES (Castellano San Ginés): Muchas gracias, señora presidenta.

En facturación, como en generación de empleo.

Algunos quieren creer que esto es fruto de la casualidad, que esto obedece solo a factores exógenos. Yo siempre digo que esto es el fruto del trabajo que realizan unos excelentes profesionales, y por eso estamos trabajando en el plan estratégico de Canarias para el turismo, porque somos perfectamente conscientes de que el destino lo definimos entre todos, que el relato acerca de lo que somos lo tenemos que construir entre todas las partes, y en este aspecto, un aspecto central, que nosotros decimos en ese plan estratégico que la sostenibilidad no es no debe ser solo un objetivo, debe ser un elemento identitario de nuestro destino, va a seguir siendo un eje central y va a seguir orientando la política turística del Gobierno de Canarias.

Muchas gracias a todos.

(El señor Jorge Blanco solicita intervenir).

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Sí, sí, señor Jorge Blanco.

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): Sí, gracias, señora presidenta.

Quería tomar la palabra en relación a la intervención del señor Rodríguez con anterioridad.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): ¿En relación?

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): El 448.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): ¿Diga?

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): El 79, señora presidenta.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Gracias, señor portavoz.

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): ¿Puedo hablar?

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): ... palabra.

El señor JORGE BLANCO (Desde su escaño): Gracias, gracias, señora presidenta.

He pedido la palabra por inexactitudes que creo que ha habido sobre mi conducta o sobre mi grupo parlamentario en relación a la intervención en el mitin político que el señor Rodríguez se despachó en la tribuna.

Bien, creo recordar que me iba a decir, cuando estábamos hablando de los distintos modelos, que nosotros trabajábamos para los que trabajaban. A mí me gustaría que aclarara cuál... esa afirmación, señor Rodríguez, porque, francamente, no se puede subir a la tribuna y decir ese tipo de cosas alegremente.

Mire, yo tengo la plena seguridad de que usted trabaja para el interés general, es cierto que con modelos diferentes que el mío, pero me preocupa que usted dude que yo no hago eso que usted hace para sí, porque denota ciertamente también una pobreza intelectual por su parte.

Mire, señor Rodríguez, nosotros no hemos tenido la Presidencia del Gobierno de Canarias nunca, no ha habido ningún presidente del Partido Popular en Canarias, usted sí lo ha sido y, por tanto, el grado de responsabilidad probablemente sea usted... el de usted mayor que el nuestro.

Y otra cosa le digo, señor Rodríguez, y con esto acabo, señora presidenta, y gracias por su... por dejarme el uso de la palabra. Mire, a usted como responsable político... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Tavío Ascanio): Como evidentemente ha reabierto del debate, tiene un minuto el señor Rodríguez.

El señor RODRÍGUEZ RODRÍGUEZ (Desde su escaño): ... el suyo de homilía.

Mire, yo sé perfectamente en el espacio política en el que usted se mueve y es tan legítimo como el mío, y lo he dicho; usted defiende un modelo de sociedad que yo no comparto y que combato y que vamos a procurar, democráticamente, que los que piensan como usted y yo creo que trabajan para sectores sociales determinados, a usted le interesa más quedar bien con los sectores empresariales que con la gente excluida, esa manera de ver las cosas, pues, tiene a gente que vota y gente que no vota. Nosotros en la isla donde usted era más fuerte ya le hemos ganado, y le vamos a ganar y lo sabe. ¿Por qué? Porque ese modelo no interesa a la mayoría social.

En cualquier caso, sobre el modelo turístico tendremos una oportunidad en torno a la ley, usted defiende una posición, yo otra y, desgraciadamente, aquí hay gente que no defiende ninguna.

Más información
Otros formatos
Iniciativas tratadas
  • 9L/C-2078 Sobre Del Sr. Consejero de Turismo, Cultura y Deportes, sobre las medidas para ordenar y modular, dentro de parámetros sostenibles, el crecimiento de la oferta turística e incentivar la renovación de la planta alojativa existente tal como establece la legislación turística vigente.


Parlamento de Canarias · C/Teobaldo Power, 7 · 38002 S/C de Tenerife · Mapa · Tel: 922 473 300 Fax: 922 473 400
Glosario de términos · Mapa de contenidos · Aviso jurídico