Diario de Sesiones 35/2020, de fecha 23/6/2020
Punto 10

10L/C/P-0386 COMPARECENCIA DE LA SEÑORA CONSEJERA DE DERECHOS SOCIALES, IGUALDAD, DIVERSIDAD Y JUVENTUD, SOBRE LA POBREZA JUVENIL EN CANARIAS A LA VISTA DE LA CRISIS GENERADA POR EL COVID-19, A PETICIÓN DEL GRUPO PARLAMENTARIO SOCIALISTA CANARIO.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Y empezamos el punto 2, las comparecencias en pleno. Y vamos a iniciar estas comparecencias con dos comparecencias que están acumuladas, dirigidas a la señora consejera de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud. Una presentada por el Grupo Sí Podemos Canarias, sobre la situación de la juventud en Canarias, y la segunda, presentada por el Grupo Socialista Canario, sobre la pobreza juvenil en Canarias a la vista de la crisis generada por el COVID-19.

Todos tienen el guion pero, bueno, les recuerdo que en este caso los turnos, se inicia una intervención por cada uno de los grupos solicitantes por un tiempo de cinco minutos, primero el Grupo de Sí Podemos Canarias y luego el Grupo Socialista Canario; luego interviene el Gobierno, por tiempo de diez minutos; un turno de fijación de posiciones de los grupos no proponentes, por tiempo de cuatro minutos, inicia el Grupo Mixto, la Agrupación Socialista Gomera, Nueva Canarias, el Popular y el Grupo Nacionalista Canario; un turno de réplica de los grupos proponentes, por tiempo de siete minutos; y un nuevo turno y último de réplica por parte del Gobierno, con un tiempo de diez minutos.

Entonces iniciamos esta comparecencia conjunta y el primer turno para Sí Podemos Canarias.

La señora DEL RÍO SÁNCHEZ: Buenos días a todos y a todas. Señora presidenta, señora consejera.

Vamos a hablar de juventud en esta Cámara, que nos parece un tema muy importante, a menudo olvidado, y que creemos que en este Gobierno... Que hoy cumplimos un año y felicito a todas las personas que están aquí en este pacto, a estos cuatro grupos parlamentarios que lo hacemos posible, porque, bueno, yo creo que se va avanzando. No ha sido un año muy fácil que digamos, las cosas se nos han complicado mucho más de lo podríamos imaginar en el peor de los casos, pero creo que estamos dando respuestas interesantes. Y en esas respuestas que se están dando hay que darles respuesta a todos los sectores de la población.

Cuando hablamos de juventud, no hablamos de un bloque de población homogéneo. Son múltiples los factores que la atraviesan y que la condicionan, desde la propia edad, entre los 14 y 30 años, el género, la clase social, el entorno familiar, el ámbito territorial... Esto tiene especial incidencia en nuestras islas también, porque no es lo mismo vivir en un territorio fragmentado como Canarias (abandona su lugar en la Mesa la señora vicepresidenta primera, González González. Ocupa la Presidencia la señora vicepresidenta segunda, Dávila Mamely), vivir en una isla capitalina o en una isla no capitalina, en medios rurales, etcétera. Consideramos una riqueza la pluralidad y diversidad de las formas y modelos de vida, pero no así la desigualdad de derechos y discriminaciones que, como consecuencia de ellos, pueden darse.

Por eso nos preocupa que desde esta consejería y desde la Dirección General de Juventud, y desde el Gobierno en general, se aborde como un auténtico reto remover los obstáculos que afectan o dificultan la formación, el desarrollo, la emancipación y, en definitiva, el derecho a una vida plena y feliz de nuestra gente joven, no solo porque son el futuro, sino sobre todo porque son el presente de nuestra población y como tal tenemos la responsabilidad de atenderlos y de cuidarlos.

Vamos a dar unos datos. La población joven total de Canarias es de 356 290 personas, más o menos, de las cuales 179 198 son varones y 177 092 son mujeres. Son, por tanto, el 16,96 % de la población canaria. Por su parte, en el conjunto nacional el colectivo joven representa el 15,5 de la población. A su vez, la población joven de Canarias representa el 4,9 del total de la población de 15 y 20 años. La mayor parte de los jóvenes de Canarias tienen una media de edad de entre 25 y 29 años. Y el dato más escandaloso es que contamos con un 48 % de paro juvenil, que se dice pronto. Fecha de agosto del 2019, antes de que esta crisis explotara: imagínense cómo pueden ser estos datos ahora con lo que ha ocurrido y con la destrucción de empleo que ha habido.

Ante esta situación, entendemos que como medidas urgentes hay que poner en marcha planes de choque de formación y generación de empleo y, mientras tanto, para quienes no tienen nada, ayudas al alquiler y acceso a prestaciones como la PCI, ingreso mínimo vital o la renta ciudadana cuando se ponga en marcha, para que puedan sobrevivir hasta que encuentren un empleo digno o les sirva de complemento económico a la escasa remuneración que muchas veces obtienen de empleos precarios, a tiempo parcial, porque la verdad es que la juventud, nuestra gente joven, los chicos y las chicas son quienes más engrosan las filas de eso que llamamos precariado, desgraciadamente.

Hay que trabajar también con medidas a medio plazo. Una estrategia de juventud, una nueva ley canaria de juventud que sea moderna y ambiciosa, que mejore la realidad de las personas jóvenes, que atienda a sus necesidades de formación, empleo, cultura y ocio y, por fin, tras tantos años, poner en marcha el primer plan canario joven. Necesitamos políticas transversales e integrales de juventud con las que se comprometan todas las áreas del Gobierno y ello implica impulso, pero sobre todo implica voluntad; voluntad, compromiso político y mucho trabajo en un sector de la población a menudo, con demasiada frecuencia, olvidado.

Tenemos unas cuantas propuestas económicas que vamos a hacer y que desarrollaremos más en la segunda parte, que queremos que se hagan desde el Parlamento y esperamos que se tengan en cuenta: mejorar los presupuestos de juventud, necesarios recursos que permitan medidas para luchar contra el desempleo juvenil -y ahí tenemos a la consejera- y que impulsen primeras oportunidades y combatan la precariedad; aumentar también la partida destinada al Programa de Garantía Juvenil, que nos parece muy importante, por la que el tercer sector contrata a jóvenes que acaban de terminar la carrera universitaria o la Formación Profesional, y durante un año, con un salario, y que empiecen a cotizar ya con un poco de dignidad; y, tercero, Injuve, sabemos también que antes de que empezara la pandemia se estaba trabajando en el Injuve en un plan de choque por el empleo joven y que contaba con seis jóvenes, tres por provincia, trabajando en una guía de servicios y recursos a la juventud que era muy interesante. Una guía que será una herramienta al servicio del Gobierno de Canarias... (se produce el corte del sonido por el sistema automático de cómputo del tiempo y la Presidencia le indica que prosiga y finalice su intervención) de mi segunda parte.

Quería preguntarle, bueno, nos quedan muchas cosas para después, pero en concreto en qué situación se encuentra en este momento la Garantía Juvenil, si me puede responder, y después ya hablamos de más cosas.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señora diputada.

Ahora, por tiempo de cinco minutos para el otro grupo proponente, el Partido Socialista, el Grupo Socialista. Cuando quiera, señor Godoy.

El señor GODOY SUÁREZ: Muchas gracias, presidenta. Buenos días, señorías.

Es cierto, como dice la compañera María del Río, que se habla poco de los jóvenes en las diferentes instituciones, pero por suerte, desde que en esta Cámara somos muchos los jóvenes que estamos presentes, no solo de mi grupo parlamentario, sino también del resto de grupos parlamentarios, se habla más de política juvenil, y es ahí lo importante de que los jóvenes comencemos a conquistar nuestros espacios, empecemos a conquistar también las instituciones para que se nos ponga en el foco de las políticas. Porque es que en el anterior mes de noviembre ya mi grupo parlamentario también trajo aquí una comparecencia, una solicitud de comparecencia de la consejera para hablar sobre el estado de los jóvenes, a propuesta de mi grupo parlamentario, y hoy, siete meses después, volvemos a hablar de los jóvenes en esta Cámara cuando vivimos nosotros una situación, una realidad, aún más dura después del COVID-19. Y es que en algo menos de diez años, señorías, una generación completa se ha visto revuelta por una crisis económica del año 2008 y una crisis económica ahora del año 2020. Por aquel entonces jóvenes que acababan sus estudios y se veían incapaces de encontrar trabajo son los mismos jóvenes que hoy pierden sus contratos precarios y, lamentablemente, la ruleta comienza a girar y volvemos al punto de partida.

Si de algo ha servido esta crisis sanitaria también es para evidenciar aún más las grandes desigualdades que existen en nuestro país y acrecentarlas más si cabe. Con esta crisis, señorías, hemos visto que hay otros tipos de pobreza diferentes a lo que estamos acostumbrados. Hemos visto lo fácil que se vuelve vulnerable una persona o una familia con tambalearse un poco su vida. Muestra de ello es la situación que viven los jóvenes de nuestro país y de Canarias, y es que antes de la crisis producida por el COVID a nivel mundial los jóvenes y las jóvenes ya vivíamos situaciones muy complicadas para desarrollar nuestro día a día.

Decía antes que estamos acostumbrándonos ahora a nuevos conceptos y a nuevos perfiles de pobreza, y es que la sociedad ha cambiado bastante. Cuando una persona no tiene acceso a gas, luz, agua, son las instituciones las que ponen medidas económicas y acciones para intentar dar estos suministros a las familias. Y hemos visto también con esta crisis lo importante que es el acceso a internet para muchas familias y especialmente para muchos jóvenes. Internet y los medios electrónicos para acceder a él se han convertido, como decía, en imprescindibles para intentar seguir nuestro día a día un poco más normal por el COVID-19, porque el virus nos confinó en casa y muchos jóvenes especialmente han tenido que seguir sus clases virtuales (La señora vicepresidenta primera, González González, regresa a la Mesa y pasa a ocupar la Presidencia), los profesores también, con tareas, con clases, pero también los trabajadores jóvenes hemos visto como tenemos que hacer nuestro trabajo desde casa, reuniones o trabajos, tareas, etcétera, y es aquí que hemos visto como algo tan sencillo como el acceso a internet se hace vital. Al igual que se ha evidenciado para muchos jóvenes la falta de recursos para poder alimentarse en su día a día. Antes teníamos todos la anécdota de, cuando nos íbamos a estudiar, que sobrevivíamos con un táper que nos daban nuestros padres o nuestras madres durante toda la semana, pero ahora esa situación ya no es porque queramos sino porque nos vemos abocados a ello.

Según los datos del INE, el 17,6 % de la población de Canarias vive en situación de pobreza, ya que sus ingresos se encuentran por debajo de los 509 euros. Muchos de ese 17,6, lamentablemente, son directamente jóvenes con empleos precarios, además de los jóvenes que se ven afectados también por la situación de sus familias. Somos nosotros, los y las jóvenes de Canarias, los que aguantamos una doble vertiente de la pobreza en nuestra tierra.

Tal y como recoge el informe del Consejo de la Juventud de España, en el año 2016, antes de la crisis del COVID, los y las jóvenes ya teníamos la mayor ratio de pobreza con un 36 %, frente al total de la población, que representa el 34,5 entre la sociedad mayor. Esto va directamente ligado, señorías, a la falta de oportunidades y de empleo precario. En el caso de los jóvenes que sufren contratos precarios, es prácticamente imposible llegar a final de mes si se encuentran independizados y, si no están independizados y no tienen que asumir el pago del alquiler, a lo mejor pueden salir haciendo milagros. A lo mejor tenemos que dejar de encomendarnos a algunos santos y empezar, a lo mejor, a canonizar a los jóvenes, porque hacemos verdaderamente algunos milagros para poder llegar a final de mes.

Durante los últimos años de la crisis económica, la pobreza severa y relativa de los jóvenes no hizo más que aumentar llegando a niveles del 30 %, es decir, 2 millones de jóvenes en nuestro país viven en pobreza relativa; 2 millones de jóvenes que se ven incapacitados y sufren en su día a día viendo truncados cada vez más sus planes de futuro, que se retrasan sine die. El empleo, el acceso a la vivienda o la educación se hacen más complicados en las situaciones actuales. Muchos jóvenes durante la crisis han perdido o perderán su empleo a causa del COVID-19. En muchos casos estos empleos iban dirigidos a pagar sus estudios o a colaborar en casa.

Un informe publicado hace unas semanas por el Banco de España sobre las perspectivas económicas en nuestro país alertaba de que el empleo en España sufriría un fuerte retroceso debido a la gran temporalidad que tenemos... (se produce el corte del sonido por el sistema automático de cómputo del tiempo y la Presidencia le indica que prosiga y finalice su intervención).

Decía, empleos precarios que especialmente sufrimos los y las jóvenes, gracias, cómo no, una vez más, a la reforma laboral del Partido Popular, que piden que se derogue o que se cambie por consenso social cuando ellos hicieron justamente lo contrario, precarizándonos a los jóvenes y en contra del criterio de los sindicatos de nuestro país. Y es que la falta de ingresos hace que muchos jóvenes se cuestionen poder seguir estudiando por no poder hacer frente al pago de las matrículas universitarias y gastos que ello conlleva, mientras que otros abandonan su vida independiente para volver a casa de sus familiares o dejan en el camino sus proyectos de emprendimiento.

El ingreso mínimo vital aprobado por el Gobierno de España va a ser una efectiva medida para poder ahondar un poco más en la desaparición de esa pobreza juvenil y unos informes que prepara el Gobierno de España, en los que dice que a partir del próximo 26 de junio, cuando se empiecen a hacer efectivos los pagos de este ingreso mínimo vital, unas doscientas cincuenta y cinco mil personas directamente se verán afectadas, la mitad de estas personas serán menores de edad, que sus familias no tienen ni un solo...

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Turno ahora para la consejera de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud, por tiempo de siete minutos.

La señora CONSEJERA DE DERECHOS SOCIALES, IGUALDAD, DIVERSIDAD Y JUVENTUD (Santana Perera): Para comenzar, me gustaría dar las gracias a los grupos solicitantes, tanto a Sí Podemos como al Grupo Socialista, porque creo que está en juego el futuro no solo de la generación presente sino también de las generaciones futuras, y más en un momento donde todos los paradigmas han cambiado con este golpe tan duro que nos ha dado la emergencia sanitaria, social, incluso hasta humanitaria, provocada por la COVID-19.

Creo que hablar de pobreza de nuestra juventud es hablar de la pobreza de nuestra sociedad, y esto en varios sentidos. Y no lo podemos perder de vista, porque si lo perdemos de vista esto se va a convertir en la norma de futuro. Vamos a condenar a los que ahora están comenzando a vivir, por así decirlo, a que sus perspectivas de vida sean peores que las perspectivas que tuvieron sus padres y sus madres, incluso peor que las que tuvieron sus abuelas y abuelos. Y esto sinceramente es muy difícil de digerir, que vaya a ser así la situación de nuestra sociedad. Por eso hay que trabajar y poner todos los instrumentos, todas las herramientas que tengamos a nuestra disposición, para que esto no sea una realidad.

Hay jóvenes que vienen sufriendo una crisis yo diría cuasi permanente, ya que desde el año 2008, con la crisis que se sufrió por la especulación de algunos, por la burbuja inmobiliaria, aún sigue coleteando a día de hoy, pasados ya más de diez años. Incluso, ahora que parecía que esas jóvenes golpeadas por la crisis del 2008 empezaban a ver esa luz al final del túnel, a introducirse en el mercado laboral, de repente, una vez más, se han vuelto a ver sorprendidas por esa incertidumbre que les da este tipo de situaciones y que para muchos y muchas esta crisis va a suponer no saber si van a poder seguir conservando su empleo, las chicas y chicos que estaban estudiando no saber si van a poder continuar con sus estudios y que a lo peor tienen que dejar de lado incluso estos estudios para buscarse un trabajo para ayudar en casa. Un trabajo que va a ser precario, sin lugar a dudas, visto como está la situación a día de hoy.

Por lo tanto, nosotras estamos trabajando en este sentido, y lo estamos haciendo también de manera transversal. Nos acompaña también la consejera de Economía y Empleo, que también está haciendo su parte en este sentido. Se está trabajando en el Gobierno para que esta juventud sí que tenga perspectivas de futuro. Nuestra directora general, Laura Fuentes, tiene como prioridad el trabajo en dos vertientes: una, la formación y otra, como hablamos, el empleo. Hay que acompañar, formar y orientar a nuestra juventud y ayudarla a buscar un trabajo, pero un trabajo que sea digno, que no vuelvan a buscarse alternativas fáciles y precarias, como se hizo años atrás, porque esta es nuestra obligación como sociedad. Las políticas de juventud, en el contexto que vivimos de crisis económica y social, son más necesarias que nunca, es más necesario el diálogo real y tangible con las jóvenes y además con los profesionales de políticas de juventud y representantes políticos.

Mientras se trabaja en un sistema de indicadores de juventud, desde el observatorio, que por fin se puso en funcionamiento después de años y años anunciándolo, pero parece que ese observatorio nunca llegaba, por fin... También tuvo que llegar el pacto de las flores para que este observatorio fuera una realidad. Por lo tanto, mientras el observatorio pone su máquina al 100 % de funcionamiento, mientras tanto, lo que tenemos son los datos que nos reflejan las estadísticas públicas, y los últimos datos de paro en la población juvenil de que disponemos a día de hoy son los de la EPA del primer trimestre del 2020. La tasa de paro de las personas jóvenes de 16 a 30 años se sitúa en un 28 %, mientras que el llamado paro juvenil, el que afecta a personas más jóvenes aún, de 16 a 25, es de un 39 % para este trimestre, que es justo el trimestre anterior a la emergencia sanitaria del COVID. Por lo tanto, lo que la lógica nos lleva a deducir es que probablemente se hayan agravado estos datos.

La situación es grave y, por lo tanto, debemos poner, como decía, en funcionamiento todas las herramientas que tenemos.

Solo me queda un minuto y me queda mucho por decir, pero, como la diputada de Sí Podemos, doña María del Río, me hizo una pregunta muy concreta...

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Perdón, consejera, le tengo parado el tiempo, disculpe. No le quedan cincuenta y seis segundos, le quedan tres minutos, porque me equivoqué y le he dado siete minutos, como si no fuera una comparecencia conjunta. Yo ahora le paso y le pongo los tres minutos más. Tranquila.

La señora CONSEJERA DE DERECHOS SOCIALES, IGUALDAD, DIVERSIDAD Y JUVENTUD (Santana Perera): Vale, vale, porque, vamos, me estaba viendo agobiada y decía, "madre mía, todo lo que me queda por decir y qué poco tiempo para poder expresarlo". Entonces, bueno, ya que vamos con un poquito más de espacio de tiempo, pues, puedo introducir más conceptos.

La Dirección General de Juventud lo que ha comenzado es un trabajo transversal y colaborativo con las distintas consejerías y también no solo dentro del Gobierno de Canarias sino con distintas instituciones, como cabildos y municipios. Es un trabajo en el cual todos son conscientes de la dificultad que tenemos por delante. Por un lado, tenemos los planes de formación para jóvenes que han terminado sus estudios y que, lógicamente, ahora va a ser imposible que puedan conseguir trabajo, o casi imposible, o para aquellos y aquellas cuyos estudios quedaron suspendidos por la emergencia sanitaria.

Durante el estado de alarma... (corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo) durante el estado de alarma, además, se organizaron ocho talleres de desarrollo personal, que fueron, por supuesto, de forma telemática, en los cuales participaron más de doscientos cincuenta jóvenes de todas las islas. Que eso también es importante porque también hablábamos de las diferencias que pudieran existir en el acceso al trabajo o en el acceso a la formación dependiendo de la isla en la que vivieras. Creo que si algo nos ha enseñado esta emergencia sanitaria, algo positivo y enseñanza a sacar en positivo, es a usar estas herramientas telemáticas, que nos ponen a todos, a todos y a todas, al mismo nivel.

250 jóvenes han participado y esto demuestra que se caen por su propio peso los argumentos de aquellos que dicen que nuestra juventud no está motivada, que no quiere formarse. Pues aquí les demostramos que sí, que hay muchísimas jóvenes con ganas de tomar las riendas de su futuro y estar lo más preparadas posible para afrontar las distintas realidades y los distintos escenarios que les vengan por delante, para comerse el mundo, como a nosotros nos gusta decir. Y, sin duda, nosotras, por parte del Gobierno de Canarias, estamos ofreciéndoles esta formación a aquellos que nos la solicitan.

Vamos a destinar 250 000 euros a este motivo, a la formación, por parte de la Dirección General de Juventud. Porque está muy bien el ocio, el entretenimiento, que a veces se utilizaban como único recurso ante las políticas de juventud, pero yo creo que a nuestros jóvenes lo que más les importa no es pasárselo bien en un concierto o en un taller de ocio; creo que a los jóvenes les importa lo mismo que le importa al resto de la ciudadanía: el tener una vivienda digna, el tener un trabajo digno, el tener derecho a la formación, indistintamente de si su familia tiene recursos o no los tiene, que puedan tener acceso a esa educación hayan nacido donde hayan nacido. Eso es lo que preocupa a los jóvenes, como nos preocupa al resto de la sociedad.

Me preguntaba por el plan de garantía juvenil. En la contratación directa de jóvenes de nuestro programa de garantía hemos invertido un 1 100 000 euros y se contrata de forma digna y estable durante un año a unos cuarenta jóvenes. Bueno, creemos que está bien pero a nosotros, sinceramente, nos sabe a poco y por eso también la directora de Juventud se ha reunido con la consejera para intentar ampliar el plan de garantía juvenil, que esperemos que también podamos ir viendo sus frutos...

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, consejera.

Turno ahora para los grupos no proponentes, por tiempo de cuatro minutos.

Inicia el Grupo Mixto, la señora Vidina Espino.

La señora ESPINO RAMÍREZ: Gracias, presidenta.

Señora Santana, la crisis sanitaria generada por la pandemia del coronavirus ha golpeado también a los jóvenes de Canarias; sin embargo, hasta ahora casi se desconocían las medidas que había adoptado su consejería para ayudar a este colectivo. Sabemos que su departamento puso en marcha esos talleres online a los que usted hacía referencia, centrados en la gestión de emociones, de la autoestima y del liderazgo para los jóvenes, en los que llegaron a participar unos doscientos cincuenta jóvenes. Entre ambas convocatorias ustedes también, el 19 de abril, abrían un espacio de "palique" a través del Instagram de la Dirección General de Juventud. Desconocemos el resultado, qué inquietudes le transmitieron los jóvenes de Canarias, si nos las puede también comentar.

Pero nos extraña, sinceramente, que durante este tiempo su gran prioridad haya sido acompañar a los jóvenes en sacar su mejor versión en talleres online. Nada se le ha escuchado de los problemas a los que se han tenido que enfrentar muchos jóvenes de Canarias para seguir su formación vía telemática o las dificultades que se han encontrado para el pago de las matrículas de sus estudios. Es más, resulta cuando menos llamativo que la Dirección General de Juventud haya estado completamente ausente de las diferentes medidas urgentes que se han ido tomando para paliar los efectos del COVID-19.

Sabe usted que el desempleo juvenil roza el 40 % de la población de este colectivo, que muchos estudiantes tienen problemas, como digo, para seguir un aprendizaje a distancia, y nos gustaría saber en concreto qué ha hecho su departamento por esos jóvenes canarios durante estos últimos tres meses para evitar que la crisis les golpeara con dureza y con fuerza, más allá de esos talleres online para sacar la mejor versión de uno mismo. ¿Porque cree usted que realmente con ese tipo de políticas se puede hacer frente al incremento de las desigualdades en un colectivo tan heterogéneo como es el de la juventud de Canarias?

Como digo, no le hemos escuchado tampoco ni una sola palabra sobre esos jóvenes que tuvieron que regresar a sus islas no capitalinas y que se vieron obligados a abandonar también sus estudios.

Todas estas cuestiones generan desigualdad y le recuerdo que su departamento dirige las políticas de juventud y tiene que velar por que esta situación, esta crisis, no les golpee con tanta dureza, deben ustedes velar para que la juventud de Canarias se sienta protegida. Porque también esta pandemia del coronavirus, una vez más, ha vuelto a demostrar que los jóvenes, que son en su mayoría los que tienen esos contratos temporales y precarios, son los primeros que en caso de crisis son expulsados del mercado laboral. ¿Qué ha hecho en concreto su consejería para evitarlo en las distintas medidas urgentes que ha aprobado el Gobierno de Canarias?

¿Se ha preocupado usted, por ejemplo, de aumentar la cuantía de las becas para estudiantes en Canarias? Becas que fueron recortadas por el Gobierno del pacto de las flores en los últimos presupuestos de la comunidad autónoma. Dijo la dimitida consejera de Educación entonces que era porque no había demanda. Perdone que esta diputada nunca creyera ese argumento teniendo en cuenta las dificultades que atraviesan las familias de las islas.

Y, señora consejera, me preocupa muy mucho cuando usted utiliza la palabra "transversal", porque es su palabra favorita cuando usted intenta diluir responsabilidades, en este caso con la consejera de Empleo. Me preocupa porque la ha pronunciado dos veces en su discurso anterior. Le quiero recordar que usted es la única responsable de las políticas de juventud de este Gobierno.

Gracias.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, señora Espino.

Turno ahora para el Grupo Parlamentario de la Agrupación Socialista Gomera. Don Casimiro Curbelo, por tiempo de cuatro minutos.

El señor CURBELO CURBELO: Buenos días. Buenos días, presidenta. Señorías, consejera.

Yo creo que la situación y el diagnóstico no puede ser peor para los jóvenes, ¡no puede ser peor!, porque si ya en la crisis del 2008 venían siendo sufridores en el ámbito social como los más, desde luego ahora con la situación económica que vive nuestro país... Y fíjense qué curioso: a veces los jóvenes canarios y los jóvenes españoles tenían una salida, que era ir a otros países, a Alemania, Inglaterra -cuántos conocemos de esos jóvenes que iban a esos lugares-, y que ahora tendrán muchas más dificultades, porque esos países están inmersos también en la reconstrucción económica y social. Por lo tanto, el diagnóstico no puede ser más complejo, más complicado.

Pero yo creo que hay que hacer cosas para salir de esta situación. Lo que hay que hacer es proponérselo, y para proponérselo debemos definir acciones y además también definir algunos medios.

Es verdad que cuando se habla de turismo, se habla de un plan de reactivación económica, pero de la juventud, si en ese pacto que firmamos no abrimos un hueco para las políticas activas de empleo, para la formación, para la vivienda, para las becas, predicamos... ¿Las políticas transversales?, indudablemente, pero, miren, se olvidan, mucho, no me canso de repetirlo una y otra vez, de la cooperación institucional entre el Gobierno, los cabildos y los ayuntamientos, porque además no es igual la realidad de un joven en una isla como Tenerife o Gran Canaria que la realidad de un joven en una isla como La Gomera y El Hierro y no es igual la realidad de estos jóvenes en las islas mencionadas si viven en la ciudad, en la capital, o en el campo, es totalmente diferente.

Por tanto, yo creo que tenemos que partir de una realidad, y es que ya veníamos... Que no se utilice la juventud como elemento político para acusar a unos y a otros, y especialmente al Gobierno, porque además, entre otras razones, solo tiene la criatura un año. Digo todo esto porque venimos de un paro estructural y precario, de altas tasas de desempleo, de bajos salarios, el monocultivo del turismo...

Lo que sí es bueno, consejera, es que definamos algunas políticas. No voy a hablar de las tasas, porque serían infernales, las tasas de desempleo de los jóvenes, pero yo creo que algunas políticas para repensar y reorientar. Ahora hay que repensar y reorientar, porque el empleo es una ocupación, debe ser una ocupación esencial y pública para coordinar esfuerzos, como antes señalaba.

Pero hay algunas cosas que a mí me gustaría plantear.

En primer lugar, hay que trabajar en programas de cara al Día Internacional de la Juventud ya, porque si -y va a ocurrir-, si todos no van a encontrar empleo, al menos que tengan una capacidad para durante este tiempo de recuperación económica poder orientar algo su futuro, digo algo, porque es muy complicado. No soy catastrofista, soy realista con lo que acabo de describir.

En definitiva, jornadas técnicas en cada una de las provincias para activar a los jóvenes, en cada una de las islas, para activar a los jóvenes, con programas de empleo, formación, vivienda... (se produce el corte del sonido por el sistema automático de cómputo del tiempo y la Presidencia le indica que prosiga y finalice su intervención).

Sí, termino muy brevemente.

Sí, digo que programas en los términos que estoy expresando; igualmente implementar la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible; poner en práctica los programas de garantía juvenil y dar más publicidad para la inscripción, porque hay tantos jóvenes que no se enteran, yo no sé si la información llega adecuadamente. Poner, insisto, en marcha programas juveniles de estas características, impulsar las políticas activas de empleo e impulsar también el asociacionismo juvenil y los consejos de la juventud. Y, en definitiva, también, señora consejera, asignar algunos recursos o bien al Gobierno para que haga una política en todas las islas o bien a cada una de las islas para desarrollar alguna actividad vinculada a los jóvenes, que tan importante y necesaria es.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, señor Curbelo.

Turno ahora para el Grupo de Nueva Canarias. Doña Carmen Hernández Jorge, por tiempo de cuatro minutos.

La señora HERNÁNDEZ JORGE: Gracias, señora presidenta. Buenos días, señoras y señores diputados y diputadas.

Hablamos de un sector muy especial de la población. Los jóvenes son los que desde ya están recogiendo el testigo en ámbitos trascendentales para el proyecto de comunidad que llamamos Canarias y creo que nosotros como representantes públicos estamos obligados a trabajar para ofrecerles no solamente soluciones a sus problemas sino también brindarles esperanza y un panorama positivo. Yo no puedo imaginar una juventud más triste que aquella a la que se le roba la esperanza. Por tanto, estamos obligados a trabajar para brindarles condiciones y para generar también un panorama positivo.

Desde luego esto no puede ir aparejado a obviar una realidad para ellos y ellas, es reflejo de la situación general que las cifras dibujan de nuestro archipiélago, sin duda enormes retos de presente y de futuro.

El de la juventud, como se ha dicho hoy aquí, engloba diversos aspectos, desde la cuestión demográfica, el ocio, el tiempo libre, pero también pasando por temas trascendentales, como es la salud, la sexualidad, la participación, los valores o la diversidad. En una intervención tan corta no podré dedicarme a todos estos aspectos y, por tanto, voy a centrarme en tres cuestiones que considero que son tremendamente fundamentales: la educación, el empleo y la vivienda.

Educación, porque con educación y con formación les damos a nuestros jóvenes oportunidades, y en este sentido creo que la política de becas debe jugar un papel fundamental. Muchos de nosotros y nosotras pudimos acceder a estudios superiores gracias a las políticas de gobiernos progresistas basados en las políticas de becas. Por tanto, creo que eso es un elemento fundamental, sobre todo cuando además en medio de esta crisis hemos visto como podemos dejar fuera del sistema a aquellos que no tienen opción a la formación digital o a los recursos digitales.

Sin duda también es muy importante la colaboración de todas las administraciones. Ya se ha dicho hoy aquí, yo también soy una gran defensora de la cooperación interadministrativa. Yo sé que es difícil salvar los egos administrativos, y hay que decirlo claro, muchas veces nos pueden los egos administrativos, es decir, el querer ponernos la flor o el protagonismo de una acción, pero debemos ser en esto generosos, responsables y saber que eso no es lo mejor para los ciudadanos. Lo mejor para los ciudadanos es que las administraciones trabajemos de la mano de manera coordinada, con comunicación permanente y con una actitud yo diría generosa.

Decía que la agenda social del Gobierno de Canarias, o quería decir, por mucho que tenga que estar modificada por la pandemia del coronavirus, en ningún momento debe servir para alejarnos de un elemento fundamental, que es transformar de manera efectiva la situación de la juventud de nuestra tierra. Traía una serie de datos importantes que ponían en evidencia el problema que tenemos con la emancipación, que tiene mucho que ver con la falta de empleo, que a su vez sabemos que tiene mucho que ver con una tierra que no genera oportunidades de empleo, antes del coronavirus ni durante y ahora después más difícil. Esto tiene que ver con el modelo económico del que nos hemos dotado y que, aunque nadie quiera romper, porque reconocemos que es un modelo, pues, es lo que sabemos hacer mejor, que es el monocultivo del turismo, sabemos que no podemos darle respuesta a toda la población solo a través de ese modelo económico y, por tanto, estamos obligados, de una vez por todas, a apostar por una diversificación económica de manera real y efectiva, más allá de los discursos.

Tenemos un problema serio con la política de vivienda. Usted decía antes, un paro juvenil del 40 % y unos alquileres desorbitados. Nos decía el otro día el consejero de Vivienda que, en un diagnóstico que ha hecho el Estado sobre los territorios y las diferentes comunidades donde el mercado de la vivienda está más tensionado, Canarias salía como un territorio donde efectivamente el precio... (se produce el corte del sonido por el sistema automático de cómputo del tiempo y la Presidencia le indica que prosiga y finalice su intervención) el precio de la vivienda está absolutamente desorbitado. Los datos de imposibilidad de emancipación, en toda España y también en Canarias, son tremendamente preocupantes. Hablamos de un 70 o de un 80 %, depende de la edad. Eso es terrible, el que un joven de 25, 27, 30 años... Algunos de nosotros con 27 años ya teníamos empleo estable y ya nos habíamos independizado, con 27 años, o ya estábamos dando clase con 26, y no somos de tres siglos anteriores sino que todavía pertenecemos a generaciones recientes. Quiero decir que el panorama que se les está brindando a los jóvenes es desalentador, pero estamos obligados a remover -lo decía la portavoz de Podemos- todos los obstáculos administrativos, sociales y económicos para darles oportunidades a nuestros jóvenes y para lanzar desde aquí hoy un mensaje esperanzador. Esta tierra es una tierra de oportunidades y vamos a trabajar juntos...

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, señora Hernández.

Turno ahora para el Grupo Popular, don Poli Suárez, por tiempo de cuatro minutos.

El señor SUÁREZ NUEZ: Gracias, señora presidenta.

En Canarias debemos construir sociedades más inclusivas, solidarias y cohesionadas, en las que la pobreza y la exclusión social, en sus diferentes facetas, desaparezcan o se reduzcan a la mínima expresión.

Decía Zapatero, el que fuera presidente del Gobierno de España, que el problema de los jóvenes en España era un drama estructural, y yo siempre me negué a aceptar esa afirmación. El problema está en la ineficacia de los gobiernos, en el alejamiento de las administraciones hacia las políticas de juventud, porque quien mire a los jóvenes de lejos no se da cuenta de la ceguera que le afecta.

Cuando hablemos de los jóvenes, lo debemos hacer desde una perspectiva amplia y, si me lo permiten, ambiciosa. Las tendencias demográficas, las relaciones familiares, la educación, el mercado de trabajo, la inclusión social, la participación y el bienestar, entre otros datos, deben ser analizados contando con los jóvenes. No podemos actuar sin contar con ellos, pero sobre todo lo que no podemos hacer es dar la espalda a la realidad de nuestros jóvenes y, tristemente, parece que este Gobierno se está olvidando de que los jóvenes representan el presente y el futuro de esta tierra.

Debemos recuperar a nuestros jóvenes. Generaciones completas llenas de talento que se nos han ido y que se seguirán yendo si no cambia la situación, por falta de oportunidades y de futuro para ellos en Canarias. No podemos consentirlo. Ellos son la mejor apuesta y nuestra mejor inversión y tienen que encontrar en el Gobierno de Canarias a su principal aliado para tener las mejores oportunidades en formación, empleo y estabilidad personal.

Han sido fallidas las políticas de juventud que se han desarrollado por el Gobierno de Canarias hasta ahora, que se explica por ser Canarias la comunidad con una de las mayores cifras de desempleo juvenil de toda Europa, en donde menos jóvenes logran emanciparse de España. Por cierto, en el mal llamado pacto de la reconstrucción de Canarias, como denunciaban las Nuevas Generaciones del Partido Popular, no se hace ninguna mención política específica para los jóvenes canarios. Esto es una muestra del interés de este Gobierno por los jóvenes. Por eso mismo la primera acción que desde el Partido Popular proponemos en materia juvenil debe ser la aprobación de una nueva ley canaria de juventud.

El Partido Popular de Canarias propone, a partir del reconocimiento del marco de competencias en materia de juventud de las diferentes administraciones públicas, especialmente de las entidades locales, cuya colaboración es fundamental, poner en marcha, de forma inminente, una agenda de oportunidades para nuestros jóvenes, que recoja en un solo documento todas las acciones transversales que nosotros creemos que tendrían que llevarse a cabo.

No podemos obviar que la realidad de Canarias es compleja y diferenciada para los jóvenes de las islas no capitalinas, jóvenes que por su situación de la doble insularidad... No podemos seguir manteniendo con estas políticas de juventud una Canarias y unos jóvenes de dos velocidades.

En materia de empleo, también proponemos... Si me permite un minuto más, señora presidenta (la Presidencia le indica que continúe). Vale. Gracias, presidenta.

Decía que en materia de empleo... (corte del sonido por el sistema automático de cómputo del tiempo) hablar de que el paro juvenil en nuestra comunidad autónoma supera el cuarenta por ciento y necesitamos estabilidad mediante incentivos y subvenciones a la contratación de jóvenes por cuenta propia o ajena.

En educación, debemos hablar también del apoyo a estudiantes universitarios y de Formación Profesional. La implantación del bilingüismo en las aulas canarias sigue siendo una asignatura pendiente en nuestra tierra. Por eso es importante que Canarias sea el referente en la comunidad educativa de todo el país.

En vivienda, debemos trabajar también el presente y futuro de los jóvenes de los ochenta y ocho municipios, dándoles la oportunidad de acceder a una vivienda digna.

Por lo tanto, señorías, hay mucho que hacer. Los más de trescientos sesenta mil jóvenes que viven en nuestra tierra están esperando por nosotros. Pongámonos a trabajar para ellos.

Gracias.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, señor Suárez.

Último turno de los grupos no proponentes. Para el Grupo Nacionalista Canario, doña Jana, por tiempo nuevamente de cuatro minutos.

La señora GONZÁLEZ ALONSO: Gracias, presidenta. Buenos días, señorías. Buenos días, consejera.

El compañero David Godoy decía que había habido una comparecencia en noviembre y la pregunta que me hago es, ¿y hasta ahora qué se ha hecho?, ¿en qué están trabajando?, ¿qué políticas activas están llevando a cabo? A ver si empezamos a observar menos y hacer más políticas activas, que llevan once meses en el Gobierno.

Después del COVID es necesario realizar las políticas activas, pero también es verdad que el COVID ha venido y nos ha cambiado la realidad. Entendemos que es fundamental que se haga un diagnóstico de la juventud en Canarias, además le proponemos que se haga por dos tramos de edades, porque son distintas: por un lado, los jóvenes de edades comprendidas entre 16 y 25 y un segundo tramo que sea a partir de 25 hasta los 30. Además entendemos que este diagnóstico es necesario que se haga escuchando a los y las jóvenes. Hay que darles la hoja a ellos para que -y a ellas- nos digan cuáles son sus mayores preocupaciones.

El Grupo Nacionalista lo ha venido haciendo y nos preocupa enormemente porque, además de hacer ese diagnóstico, se pueden empezar a hacer políticas activas ya que ayuden a paliar los efectos de la crisis que está generando el COVID en la juventud.

Nos preocupan especialmente los estudiantes y las estudiantes de las islas no capitalinas que tienen que desplazarse para cursar sus estudios superiores a las islas capitalinas y no disponen de recursos económicos. Las becas de la Consejería de Educación vienen llegando en diciembre y nos encontramos con muchas situaciones familiares en las que los padres y las madres están afectados por ERTE, los mismos estudiantes no tienen posibilidades de hacer la campaña de verano para poder iniciar el curso en septiembre. ¿Ha pensado usted en esto?, ¿qué políticas va a llevar para ayudar a esos jóvenes a afrontar el curso universitario, de septiembre a diciembre, hasta que llegue la beca de educación?

En el segundo tramo, los jóvenes a partir de 25 años, nos preocupa desde el Grupo Nacionalista el acceso y la estabilidad laboral. No son problemas nuevos, pero sí que se vienen a acentuar después de la crisis. ¿Hay alguna medida de apoyo a la emancipación de jóvenes, pero alguna medida concreta que vaya a poner en funcionamiento?

También nos gustaría preguntarle por programas que se comenzaron a hacer en la legislatura anterior, porque estaban hablando de la Garantía Juvenil, que se enmarca en un programa operativo de empleo juvenil que comenzó a aplicarse en 2014 hasta 2020, con un Fondo Social Europeo; o programas como el proyecto Jóvenes Puntales, que tenía como objetivo dinamizar y mejorar las condiciones de vida de la población fomentando el asociacionismo colectivo; o programas europeos como Erasmus+ o Excelencia Canaria+.

Me llama la atención el diputado Casimiro Curbelo -que ahora no se encuentra-, porque hacía mención a una serie de políticas y programas que ya se venían desarrollando por el Gobierno anterior. Nos podía haber dado el apoyo a nosotros y hubiéramos continuado con esas políticas.

Y no quiero terminar sin mandar mucho ánimo a todos los y las estudiantes que en breve se van a enfrentar a la prueba de la EBAU y que en esas condiciones y con el calor que nos está apretando será muy difícil, por toda la incertidumbre, y les mando mucho ánimo.

Gracias.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Turno ahora de réplica para los grupos proponentes.

Inicio con el grupo Sí Podemos Canarias, por tiempo de siete minutos.

La señora DEL RÍO SÁNCHEZ: Bueno, hay realmente muchas propuestas que intentaremos que nos dé tiempo a trabajarlas al final, porque sí que se han hecho muchas cosas, a pesar de estar en una pandemia, que yo creo que a alguna gente se le ha olvidado, a pesar de haber estado tres meses confinados, metidos en nuestras casas, que lo que más se podía hacer es lo que se ha hecho: hacer proyectos telemáticos, formación, palique, cosas, asumiendo que hay una brecha digital y que, efectivamente, no se llega a todo el mundo. Pero es que hemos estado tres meses en las casas, ¡a ver si lo recuerdan algunas señorías que me parece que tienen muy mala memoria! Esto lo recordaremos todos y aparecerá en los libros.

Y después, ¿hablar de políticas transversales cuando se habla de juventud?, por supuesto que sí, por supuesto que sí. Es que Educación, si no habla de juventud, ¿de qué habla Educación, por favor? ¿Para qué tenemos una nueva consejera, que estoy deseando que llegue para felicitarla? Tenemos una Consejería de Educación para trabajar, Educación que tiene que ver con juventud. Tenemos políticas de empleo, tenemos políticas de vivienda. Aquí hay cuatro áreas como mínimo que tienen que ver, cuatro consejerías que tienen que ver con la juventud. Claro que hay que hacer políticas transversales, porque, si no, no funciona. Y no vale tener las direcciones generales de Juventud escondidas dentro de Presidencia, como se tenían antes, y no hacer casi nada, y no poner leyes sobre la marcha y no poner a trabajar a la gente, que en la legislatura pasada apenas se habló de juventud porque no había ni una sola propuesta. Hay que hablar de juventud y hay que hablar desde todas las consejerías, y mucho. Insisto, porque es el presente.

Y que es necesario incluir a nuestras jóvenes en todos los procesos de participación, escuchar sus voces, sus distintas miradas en los procesos de diseño de las políticas públicas que tenemos que hacer, en los programas de empleo y de vivienda, en la implementación de la Agenda 2030, que es superimportante, sobre los Objetivos de Desarrollo Sostenible; que es necesario luchar contra todo tipo de discriminación, y eso lo tenemos que hacer también entre todas las consejerías, contra el estigma por razones raciales, culturales, estéticas, de orientación sexual o de identidad de género. Que hoy, por cierto, vamos a hablar también y que es importante que nuestras jóvenes y jóvenes, también los de los colectivos LGTBI, en esta semana, que estamos en la semana del Orgullo, puedan estar en la calle, fuera de los armarios, sintiéndose orgullosas y libres, orgullosos y libres, sin ningún tipo de discriminación. Les queremos, los queremos fuera de los armarios.

El escenario que nos deja la pospandemia nos obliga a hacer una revisión de prioridades, por supuesto que sí, y de métodos para desarrollar programas, servicios, acciones y políticas de juventud, y no puede ser que de nuevo sea la juventud la que pague y la que cargue en sus espaldas el precio de esta crisis. Miren, hace unos días hablaba en Lanzarote con un grupo de jóvenes de entre 16 y 24 años, preocupadas por su presente y por su futuro. Dos de ellas eran estudiantes y otras dos trabajadoras en precario, una a tiempo parcial en la hostelería, que ya se había incorporado, y otra cobrando un ERTE. La verdad es que la impresión que me dio, me dejaron..., y por eso lo quiero meter aquí, porque estoy pensando en ellas hoy cuando hablo en esta comparecencia. Era muy triste porque ambas, las cuatro, estaban hablando, porque en la anterior crisis, y hablaban de la anterior crisis, que les truncó parte de su infancia y adolescencia y de sus comienzos de juventud, y ahora que empezaban a recuperarse, que las más mayores tenían empleo, decían: "y ahora estamos en esta situación". ¿Y no les parece tan triste que estas niñas, con estas edades, hayan sufrido ya dos crisis económicas que les afectan tanto a sus vidas, a sus familias y a todo su entorno, a su presente y a su futuro? Realmente tenemos que mimarlas, tenemos que cuidar mucho, porque no toda la población, no todos los momentos históricos han sido tan víctimas de crisis como las que están viviendo nuestros jóvenes de ahora, y eso marca. Y después tendremos que analizar también las consecuencias que ha tenido a nivel psicológico, que estamos hablando poco todavía, de estos tres meses de encierro, para mucha de nuestra gente joven más vulnerable, que han sufrido y que irán saliendo cosas, que tendremos que trabajar también, en esa recuperación a nivel emocional y psicológico de muchas personas muy golpeadas.

Tenemos que reivindicar no solamente el derecho a estudiar de universitarios y, por supuesto, la educación obligatoria, la secundaria o el bachillerato, también la educación no formal, así como las redes de voluntariado y la solidaridad, que desempeñan un papel importante en este proceso de la gente joven. Y no olvidemos que existen periferias y desigualdad, tanto por género como territoriales, como dijimos antes, que añaden a los problemas comunes, que no es lo mismo ser hombre o ser mujer, que no es lo mismo ser mujer que ser mujer trans, vivir en una isla no capitalina o en un entorno rural o vivir en una gran ciudad. No es lo mismo. Son factores a tener en cuenta en la elaboración de estas propuestas políticas. Canarias debería ser una tierra de posibilidades para el futuro, pero solo será así si esto lo sembramos ahora, en este presente.

No queremos que nuestra gente joven se tenga que ir y además ahora es mucho más difícil, porque tampoco hay muchos lugares a donde irse, salvo que se vayan a Australia, y esperemos que allí tampoco el virus se haga muy fuerte. Tenemos jóvenes con mucho talento en todos los ámbitos, también en el estudiantil. Jóvenes con inquietudes, con ganas de aprender y desarrollar sus capacidades, como así ha quedado demostrado en las recientes jornadas que se hicieron, el 11 de junio, de ¡Cuánto Talento! Más de mil personas, más de mil chavalitos jóvenes se inscribieron en estas jornadas, más los miles que a través de las redes, Facebook, Instagram, han estado participando. Un proyecto divulgativo muy interesante con un objetivo muy claro: apoyar a las y los más jóvenes en la elección de un futuro profesional, despertar su interés por la ciencia, la filosofía, la tecnología y fomentar vocaciones científicas, aplicando nuevas perspectivas, la de género entre otras, visibilizando referentes científicos femeninos para el alumnado, motivando y ayudando a descubrir posibles vocaciones. Esto lo tenemos que hacer en Canarias. Necesitamos más I, más D, más i: más investigación, más científicos y más científicas. Necesitamos potenciar y apoyar a nuestra juventud también en ese sentido.

Necesitamos políticas de fomento del empleo joven en condiciones dignas y estables, impulso a la formación y a las prácticas retribuidas, convenios con Juventud y Educación, también con las empresas públicas, generar convenios de formación y prácticas con compromiso de contratación posterior, fomento de la emancipación, con ayudas al alquiler y nuevo modelo de vivienda social, como las viviendas compartidas, que son proyectos muy interesantes con los cuales hay que trabajar también, construir una red de educación no formal que tenga en cuenta la participación y la Agenda 2030. Insistimos en ella, Objetivos de Desarrollo Sostenible, ejes básicos de actuación para no olvidar, que no tenemos que olvidar, incluyendo de forma transversal las políticas, insisto, de empleo, educación y vivienda, superimportantes para la juventud.

Y ya no me da tiempo de hablar más.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, señora Del Río.

Turno ahora para el Grupo Socialista, por tiempo también de siete minutos.

El señor GODOY SUÁREZ: Gracias, presidenta.

Bueno, doña Jana, parece que hoy no ha entendido la dinámica del Parlamento. Es usted quien tiene que hacer oposición al Gobierno y no a su propio grupo, porque habla de que durante estos once meses no se ha hecho nada en política juvenil, ¿y ustedes en veintiséis años qué hicieron? ¡Nada! Porque seguidamente reconoce que la situación de los jóvenes es una situación enquistada y que viene de largo tiempo. Pues ya me dirá usted qué han hecho ustedes durante veintiséis años para evitar esta situación de los jóvenes, porque ustedes lo único que hacen es alardear de los buenos datos y rankings que tiene Canarias, principalmente el turismo y alguno económico, pero se nos olvida que Canarias es líder en pobreza juvenil, que Canarias es líder en cuanto a que los jóvenes no se emancipan, más tiempo tardan en emanciparse, y los jóvenes que más pobreza tenemos y sufrimos. Por lo tanto, hágase oposición a usted como está haciendo hoy que al resto nos viene bien.

Igual que el señor Nuez, decía literalmente: "quien mira a los jóvenes de lejos no ve la ceguera que le afecta". Y también se lo podemos aplicar a usted, le voy a leer un artículo del 22 de abril de 2013: Rajoy aplica un nuevo recorte sin avisar, suprime la renta básica de emancipación aprobada por Zapatero. Esto es lo que hace el Partido Popular (mientras muestra un documento a la Cámara), mirar desde lejos y acribillar a los jóvenes de esta tierra y de España. Así que lecciones a nosotros, cero, y menos del Partido Popular.

Señora consejera, la situación, evidentemente, ya lo hemos debatido entre todos, que la situación de los jóvenes es muy complicada y también, como ya han mencionado algunos portavoces, es más complicada la de los jóvenes y las jóvenes de islas no capitalinas. Yo que soy de una isla capitalina, pero dentro de esa isla capitalina vivo en un lugar prácticamente no capitalino, puedo saber lo que sufren todos esos jóvenes a la hora de visitar a sus familiares cuando están estudiando o por no poder hacerlo, o por no poder salir de sus islas para poder recibir la formación necesaria para poder desarrollar su vida. Por lo tanto, hay que poner aún más el foco en esos jóvenes, porque al final no todos somos iguales y tenemos que cambiar las políticas que van específicamente para los jóvenes y las jóvenes de las islas no capitalinas.

También se quejaba el Partido Popular de la falta de políticas juveniles dentro del pacto de reconstrucción social y económica de Canarias y mencionaba una acción que hicieron sus jóvenes del Partido Popular por la falta de políticas. Yo le reto, señor Nuez, a que -bueno, señor Suárez-, a que saque el documento de aportaciones del Partido Popular y veamos cuántas aportaciones hizo el Partido Popular en materia joven, cuántas. Haga la misma acción, que a lo mejor nos sorprendemos nosotros y los jóvenes de su partido. Porque cuando hablamos de que la materia juvenil, las políticas juveniles son transversales, lo decimos realmente porque no es algo específico, una cuestión sanitaria o educacional, abarca muchos más sectores: el empleo, la educación, el acceso a la sanidad, a vivienda... Por lo tanto, cuando hablamos de jóvenes, hablamos de abarcar todo el espectro político.

Y este pacto de reconstrucción también se acuerda de los jóvenes, porque cuando hablamos de un plan de digitalización de Canarias (abandona su lugar en la Mesa la señora vicepresidenta primera, González González. Pasa a ocupar la Presidencia la señora vicepresidenta segunda, Dávila Mamely), los principales beneficiarios son los jóvenes, que se han visto afectados durante el COVID por no poder acceder a sus clases virtuales o no poder desarrollar su trabajo desde casa por la falta de internet o la falta de medios electrónicos. Por lo tanto, el pacto se acuerda. Cuando hablamos de políticas de empleo joven, también estaban recogidas dentro del pacto con las políticas activas de empleo que se recogen; cuando hablamos del acceso a vivienda de los jóvenes, también hablamos dentro del pacto del acceso a la vivienda de todos los ciudadanos canarios. Por lo tanto, este Gobierno también hace política en materia juvenil.

Y, señora consejera, si considero que debe haber tres pilares básicos para hablar de jóvenes en Canarias, es... Me alegro mucho de que haya hablado del Observatorio de la Juventud, un observatorio que estaba totalmente aparcado y solo, sin que se le diese ningún tipo de actividad. Me alegro de que se vuelva a tener actividad dentro del observatorio; que sea, junto al Consejo de la Juventud de Canarias, un pilar imprescindible para toda la juventud organizada de nuestra tierra y también, como lo hemos hablado y como mi compañera Ana presentó también en la anterior legislatura, una oficina de retorno joven que pueda hacer que todos esos jóvenes que se han visto exiliados y que han tenido que emigrar a consecuencia de la crisis económica puedan volver a su tierra, hoy que incluso fuera de nuestras fronteras también han podido perder su trabajo por la situación del COVID y que se encuentran también en situación de desempleo fuera de nuestro país, que puedan volver a casa con todas las garantías. Por lo tanto, es imprescindible esa oficina de retorno joven, que también sirva para desarrollar planes que eviten que los jóvenes se sigan marchando de nuestra tierra, que sigan teniendo oportunidades en Canarias.

Y también, cómo no, felicitar tanto a usted como a la consejera de Empleo por esa dotación de un millón de euros para el programa de empleo juvenil, para poder hacer que los jóvenes tengan acceso a un empleo, al menos, no precario, como otros nos quieren condenar única y exclusivamente a sufrir los jóvenes de Canarias.

Y también cuando se habla de que qué ha hecho o este Gobierno o los partidos que conformamos este Gobierno para evitar el desempleo y los despidos de los jóvenes durante esta crisis, fueron estos mismos partidos que gobiernan en Canarias en el Estado quienes prohibieron el despido a causa del COVID y otros partidos votaron en contra o se abstuvieron. Por lo tanto, deben plantearse qué están haciendo esos partidos para evitar el desempleo y los despidos de los jóvenes en nuestra tierra.

Y por finalizar ya, señorías, evidentemente, todas estas acciones que vayamos a desarrollar, junto también a Educación cuando esté la nueva consejera, aunque el anterior consejero también se comprometió a hacerlo: la rebaja de las tasas universitarias, el acceso a becas, que primen única y exclusivamente las condiciones económicas y no académicas, poder congelar las tasas para la repetición de asignaturas...Y este Gobierno está también comprometido y se ha comprometido a hacer todas esas acciones en la flexibilización de los criterios de las becas.

Por lo tanto, este es el camino que está siguiendo el Gobierno, estos son los pasos que está haciendo en pro de los jóvenes, y también, algo muy importante, escuchando a todas y cada una de las asociaciones o de los colectivos juveniles, como me consta también con el tema de los representantes estudiantiles de las universidades o del resto de sectores de la educación.

Por lo tanto, felicitarles porque a lo mejor es cierto que nos hubiese gustado, tanto a mí como a usted y como a la directora general -estoy totalmente seguro-, hacer más por los jóvenes durante estos once meses. Han sido once meses muy difíciles y en once meses es imposible arreglar lo que se ha dejado de hacer durante veintiséis años.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señor Godoy.

Turno para el Gobierno, señora Santana. Adelante, señora Santana.

La señora CONSEJERA DE DERECHOS SOCIALES, IGUALDAD, DIVERSIDAD Y JUVENTUD (Santana Perera): Bueno, voy a intentar dar contestación a todas las portavoces que han intervenido durante esta comparecencia, especialmente haciendo hincapié, como no puede ser de otra manera, a los solicitantes de la misma, a María y a David.

Sí quisiera comenzar haciendo una reflexión: yo creo que se equivoca en demasía y yerra el tiro quien cree que las políticas de juventud pueden ser tratadas como un compartimento estanco, como si los jóvenes vivieran en su propia burbuja, aparte del resto de la sociedad, y no les importara lo que está ocurriendo con nuestra sanidad, con nuestra educación, con el difícil acceso que hay al mercado laboral, las dificultades a la hora de poder emanciparse y poder acceder a una vivienda, ya sea en propiedad o en alquiler. Sinceramente, creo que quien haga un diagnóstico en el cual se diga que las políticas de juventud tan solo se deben hacer por parte de la Consejería de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud creo que se equivoca pero muchísimo. Porque si no eso nos lleva a plantear las políticas de juventud como se hacían antaño, y eso ya huele a naftalina, ¿no?, eso de que las políticas de juventud tan solo iban dirigidas a hacer conciertos, ocio nocturno y rallies de vez en cuando, como ya vimos que se hizo durante veintiséis años en esta autonomía. Pero, sinceramente, no es lo que nosotras tenemos en la cabeza y no es la hoja de ruta que nos hemos marcado, más bien muy diferente a los objetivos que se ha marcado este Gobierno y esta consejería. De hecho, no solo este Gobierno sino todos aquellos agentes sociales que también participaron en el pacto de reconstrucción... Que, por cierto, cuando se hacen afirmaciones, yo creo que debemos ser rigurosos y aquí se ha dicho, por ejemplo, que en el pacto de reconstrucción no se nombra la palabra "juventud". Es mentira, en el pacto de reconstrucción se nombra explícitamente la palabra "juventud".

Pero es más, lo que también exponía el portavoz del Grupo Socialista, es que las políticas de juventud son transversales al resto de áreas. Por lo tanto, no solo es que se hable de juventud, que además se hace -para que se quede usted contento, señor Suárez-, sino es que además, cuando hablamos de vivienda estamos hablando de juventud, cuando hablamos de empleo estamos hablando de juventud, cuando hablamos de sanidad estamos hablando de juventud.

No obstante, sí quisiera, con las dificultades que hemos tenido, como ya se han señalado, durante un periodo donde la ciudadanía estaba en confinamiento y por supuesto los jóvenes...; se han seguido realizando actividades por parte de la Dirección General de Juventud, faltaría más, y quiero nombrar algunas de ellas, como el programa Gener-Acción, programa formativo de talleres online destinado a juventud durante el estado de alarma; el taller de arte urbano; el taller de preparación de la EBAU, que no solo es desearles suerte a los chicos y chicas que ahora se tienen que enfrentar al examen de la EBAU, sino hacer un acompañamiento, apoyarlos, como se ha hecho con el taller de la EBAU. Está muy bien desearles toda la suerte del mundo, que por supuesto también lo hacemos, pero es que además hacemos política para que esos jóvenes se puedan enfrentar a ese reto que tienen por delante con todas las garantías y además viendo que su Gobierno les acompaña en esos retos que tienen por delante. También el programa ¡Cuánto Talento!, que se ha señalado, y que va específicamente al ámbito del área de estudios científicos, en el cual han participado más de mil jóvenes. No solo eso, en el programa, que a lo mejor a algunos les suena gracioso, pero yo creo que a veces tenemos que adaptarnos también al lenguaje que se habla en la calle y dejarnos de los remilgos de la Cámara, ¿eh?, y hablamos del programa y los talleres De Palique, en el cual han participado más de tres mil jóvenes. Por lo tanto, yo creo que sí que estamos llegando. incluso más que antes, más que exponencialmente, a los jóvenes de nuestro archipiélago.

También otro ejemplo en el cual estamos intentando que la ciudadanía más joven participe es en esta semana del Orgullo, también con charlas, con formación, para evitar que se extienda la transfobia y la LGTBIfobia, que a algunos odiadores y quienes los apoyan y gobiernan con ellos, parece que les gusta que siga viviendo la gente encerrada en sus armarios, parece que por eso es por lo que apuestan algunos.

Nosotros, sin embargo, preferimos una sociedad tolerante, una sociedad diversa y llegar a las jóvenes en esta apuesta por la construcción de esa sociedad.

También hablábamos de la cooperación interinstitucional, entre instituciones. Pues, se está haciendo: el pasado 12 de mayo la directora general de Juventud se reunió con los cabildos insulares para hablar de formación, para hablar de empleo. También algunos han apuntado aquí que hay que hacer especial hincapié en las islas no capitalinas. Pues lo estamos haciendo, lo estamos haciendo: más recursos que nunca para la isla de El Hierro, para la isla de La Palma y la semana que viene tenemos una reunión también con el Cabildo Insular de La Gomera para trabajar en la perspectiva de futuro, para ver los fondos que necesitan, para ver las acciones que debemos realizar conjuntamente. Y no solo nos limitamos a los cabildos, que también, sino también a los municipios, más de veinte proyectos con ayuntamientos de aquí a final de año tiene la Dirección General de Juventud.

Por otro lado, quiero hablar de la ley de juventud. Por supuesto que estuvo completamente olvidada por el anterior Gobierno. Este Gobierno se puso como reto sacar adelante la ley de juventud y por eso, y por eso, la hemos puesto como prioridad de la agenda. Tan solo tuvo que venir una pandemia mundial para parar momentáneamente, momentáneamente, esa ley canaria de juventud. Que ya tenemos muy avanzada, que en el mes de julio tenemos unas jornadas técnicas sobre la ley canaria de juventud, que en el mes de agosto vamos a entregar un informe para la Fecam y la Fecai sobre la ley canaria de juventud y, si se nos permite, en el mes de septiembre, por parte de la pandemia y las restricciones sociales que tenemos, se va a presentar a partir del inicio de curso en todos los institutos del archipiélago de Canarias esa ley canaria de juventud.

Y, es más, y ahora les voy a hacer un anuncio, que yo creo que es una de las medidas más potentes que se han tomado con referencia a la juventud desde la renta básica de emancipación de Zapatero -una pena que el Partido Popular la echara abajo-: nos estamos planteando y estamos estudiando cómo implementar en la renta de ciudadanía canaria una renta de emancipación para nuestros jóvenes, que no solo les ayude a tener un acceso a una vivienda digna, a poder complementar su renta del trabajo -ese trabajo precario que muchos generaron y que estamos intentando volcar esa situación-, sino es que además va a ser una renta que sirva para que durante sus estudios esos jóvenes y esas jóvenes no se deban preocupar por si sus padres y sus madres o sus familias se pueden hacer cargo o no de pagar esas tasas -que, por cierto, tasas que han disminuido gracias al Gobierno de España de Unidas Podemos y el Partido Socialista-, sino que además se les va a dar una renta complementaria para que lo puedan hacer con todas las garantías. Que en esta sociedad canaria nadie se quede sin estudiar por haber nacido donde haya nacido o porque su familia tenga más o menos recursos. (Se reincorpora a la Mesa y ocupa la Presidencia la señora vicepresidenta primera, González González).

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, consejera.

Terminada esta comparecencia... (El señor Suárez Nuez solicita la palabra).

Perdón, señor Poli Suárez.

El señor SUÁREZ NUEZ (desde su escaño): ...presidenta el diputado del Partido Socialista, señor Godoy.

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Bien, ya se ha dicho en varias ocasiones que alusiones en una comparecencia o en una pregunta se hacen. De todas maneras le voy a dar el minuto, señor Suárez.

El señor SUÁREZ NUEZ (desde su escaño): Gracias, señora presidenta, por su amabilidad.

Yo simplemente decirle al señor diputado que a este que le habla le gusta recibir lecciones, no dar lecciones, porque de esas lecciones que se reciben se aprende mucho.

Y me gustaría que usted conociera lo que ha hecho el Partido Popular en un municipio que fue referente y que sigue siendo referente de los consejeros o consejeras, por ejemplo, del Cabildo de Gran Canaria o del propio Gobierno. Mire, en el Ayuntamiento de Moya, mientras yo goberné, con mayoría absoluta, pusimos la tasa EBAU y el asesoramiento para encaminar el futuro de los jóvenes; conseguimos treinta y seis nuevas viviendas, que su compañera de escaño conoce; pusimos en marcha la formación online, más de sesenta cursos para los jóvenes del municipio; conseguimos que la Formación Profesional volviera al municipio de Moya; creamos la primera escuela municipal de idiomas, primera en todo el archipiélago; pusimos la implantación de becas para el estudio, porque mientras gobernaba Coalición...

La señora VICEPRESIDENTA PRIMERA (González González): Gracias, señor Suárez.

Señor Godoy.

El señor GODOY SUÁREZ (desde su escaño): Muchas gracias, presidenta.

Señor Suárez Nuez, no sabía que estábamos en un mitin dirigido a la ciudadanía de Moya, porque estamos hablando en el Parlamento de Canarias para hablar de todos los canarios y las canarias y también para hablar de los españoles y las españolas.

Le felicito por lo que ha hecho en el Ayuntamiento de Moya, se lo felicito, igual que han hecho otros muchos ayuntamientos gobernados por el Partido Socialista, también con mayoría absoluta durante muchos años. Pero la realidad de lo que ha hecho un Gobierno del Partido Popular está en el BOE, y en el BOE está derogar la reforma laboral del Partido Socialista, que hacía que los despidos fuesen más necesarios por parte de ustedes para los jóvenes; en el BOE se recoge el recorte de la renta de emancipación que aprobó Zapatero.

Es más, le voy a leer otro artículo que tenía pero no lo saqué del 24 de octubre de 2016, cuando gobernaba el Partido Popular: Bruselas alerta del fracaso del plan de Garantía Juvenil en España, porque son incapaces de gestionar por y para los jóvenes, son incapaces de que los fondos que llegan de Europa para que los jóvenes podamos tener empleos dignos y que podamos sobrevivir son incapaces de aplicarlos en política juvenil.

Por lo tanto, los ejemplos que usted me dé desde el Ayuntamiento de Moya me parecen perfectos, le felicito, pero estamos hablando de todos los canarios y todas las canarias.

Muchas gracias.

Más información
Otros formatos
  • Formato PDF Formato PDF
Iniciativas tratadas
  • 10L/C/P-0386 Sobre De la Sra. consejera de Derechos Sociales, Igualdad, Diversidad y Juventud, sobre la pobreza juvenil en Canarias a la vista de la crisis generada por el COVID-19.