Diario de Sesiones 51/2020, de fecha 28/10/2020
Punto 6

10L/PNLP-0195 PROPOSICIÓN NO DE LEY, DEL GRUPO PARLAMENTARIO SÍ PODEMOS CANARIAS, SOBRE RECONOCIMIENTO DE LA CULTURA COMO UN BIEN DE PRIMERA NECESIDAD Y DE LAS ACTIVIDADES CULTURALES Y CREATIVAS COMO ESENCIALES PARA AVANZAR HACIA UN MODELO PRODUCTIVO MENOS DEPENDIENTE, MÁS SOSTENIBLE Y EQUITATIVO.

El señor PRESIDENTE: Continuamos, señorías, con el orden del día: proposición no de ley que presenta el Grupo Parlamentario Sí Podemos Canarias, sobre reconocimiento de la cultura como un bien de primera necesidad y de las actividades culturales y creativas como esenciales para avanzar hacia un modelo productivo menos dependiente, más sostenible y equitativo.

Tiene la palabra el grupo proponente, el señor Déniz.

(Rumores en la sala).

Silencio, señorías.

Señor Déniz, tiene la palabra.

El señor DÉNIZ RAMÍREZ: Gracias, señor presidente. Señores diputados.

Agradezco también aquí la presencia del equipo de la Viceconsejería de Cultura, el señor Juan Márquez y el señor Rubén, para presentar una propuesta que nosotros creemos que es principal y que debería haber sido siempre principal, sobre todo también en contextos de crisis, porque siempre no fue lo suficiente valorado el ámbito de la cultura y la creatividad.

Nosotros para elaborar esta proposición no de ley -que esperemos que cuente con todo el apoyo de la Cámara- partimos de diferentes ámbitos normativos, como el Estatuto de Autonomía y también la Constitución, aunque también otro tipo de normativas europeas y mundiales. Nosotros creemos que toda la ciudadanía, como dice el propio Estatuto de Autonomía, tiene el derecho de acceder -y además lo garantiza así el Estatuto de Autonomía, de acceder en condiciones de igualdad al desarrollo de todas sus capacidades y sus potencialidades culturales, condiciones, ya digo, de igualdad; también a respetar y preservar nuestro patrimonio cultural. Desgraciadamente, esto no siempre es así, debería haber muchísimo más control sobre estas situaciones. Y evidentemente porque entendemos también -el Estatuto así lo contempla- que las instituciones tienen que garantizar la práctica y el acceso a las actividades culturales. Por lo tanto, deben promover y tutelar la cultura, eso también lo reconoce la propia Constitución.

Yo creo que estamos hablando desde el ámbito de la satisfacción de una necesidad vital. La cultura es vital. Sin cultura simplemente no hay humanidad y la satisfacción y el disfrute que muchas personas sienten con el disfrute de la cultura en sus diferentes versiones es algo que hay que respetar y que hay que fomentar. Y en esa línea estamos trabajando desde la Viceconsejería de Cultura.

Yo creo que además no solamente es del ámbito de la simple satisfacción cultural o popular o comunitaria, sino que además tiene una serie de repercusiones desde el punto de vista económico, del desarrollo económico. Hay un vínculo, como la Unión Europea ha manifestado recientemente, entre economía y cultura. De hecho, se concibe también a la industria cultural y creativa como un elemento para reforzar las economías locales en declive y máxime en esta situación de crisis es fundamental también apostar aún más si cabe por el desarrollo cultural. Creemos que tiene una importancia económica. Además muchos organismos internacionales también lo han hecho valer así.

Nosotros queremos pasar también del dicho al hecho, porque, efectivamente, como dije al principio, no siempre ha tenido una traducción presupuestaria o una importancia política en la práctica real y cotidiana, más allá de los discursos grandilocuentes sobre la cultura. Y, por lo tanto, queremos hacer constar aquí una serie de datos con los que cuenta la Viceconsejería de Cultura para nosotros entender mejor lo que supone el ámbito de la cultura en nuestra tierra.

Supone el 2,3 % del PIB, que es muy superior a otros ámbitos, a otros ámbitos como el sector primario, incluso muchos ámbitos del sector industrial; emplea a 31 600 personas el año pasado, que se dedican al ámbito de la cultura y la creatividad; y además supone un 3,5 % del empleo total en las islas. Además tiene una característica que aquí se ha discutido a veces sobre el empleo juvenil, es que además emplea a una gran parte de ese sector de la población juvenil que siempre se ha caracterizado por tener un paro estructural.

Por lo tanto, es importante para nosotros tenerlo en cuenta desde el punto de vista, ya digo, de la política presupuestaria y de la política práctica a la que se dedican y se deben dedicar las instituciones. La propia Unión Europea dice que si incrementamos un 1 % las personas ocupadas en el sector cultural, incrementamos en 1600 euros la renta per cápita de las personas. Con lo cual, estamos hablando además también de un elemento de productividad. Yo quiero insistir en ese aspecto aquí, entenderlo en cuanto a que el capital cultural tiene una dimensión económica relevante en las sociedades. Y por eso nosotros no podemos hacer como se ha hecho en otras crisis, que quien paga los platos, quien es el patito feo de esas políticas siempre ha sido la cultura, por donde primero empieza a recortarse y demás.

Luego, partiendo de nuestra voluntad política además, no solamente los ámbitos legislativos, y convencidos de que hay que dignificar la cultura de un pueblo, nuestro patrimonio cultural, diversificado además, entendiendo la cultura en sentido amplio, nosotros creemos que es fundamental para humanizar a esta sociedad y para garantizar el bienestar de la población.

Los objetivos que defendemos nosotros están en la RIS3, son objetivos de la OCDE, son objetivos de la Unión Europea.

Por lo tanto, nosotros entendemos que es importante aprobar esta proposición no de ley y apoyar también el trabajo que se está haciendo, no solamente desde los ámbitos de las instituciones de la cultura, sino también desde el propio sector, que es un sector que ha estado bastante preocupado en el pasado y que ahora parece que, en fin, empieza a tener salida toda su propuesta, toda su creatividad.

La Unión Europea recomienda que en el dinero, el presupuesto que se destina a la reactivación económica por lo menos el 2 % tiene que dedicarse al sector cultural, que emplea además en toda la Unión Europea a 7,8 millones de personas; es decir, que la Unión Europea está interesada fundamentalmente y forma parte de sus directrices políticas generales, y nosotros, digamos que en consonancia, porque además estamos de acuerdo y lo compartimos, creemos que es necesario aumentar la consideración de la cultura. Nosotros creemos que es necesario reconocer la cultura como un bien de primera necesidad, al calor de lo que he dicho y al calor de las manifestaciones de muchos grupos políticos, que siempre plantean que la cultura es un elemento fundamental -simple y llanamente nosotros no podemos prescindir de la cultura, porque si no no somos absolutamente nada ni nadie, así de claro-, y que además que se plantee este sector como una posibilidad de avanzar hacia un modelo productivo más diverso, más diversificado. Ahí tenemos nosotros, ya lo dije antes, por ejemplo en el caso del empleo juvenil, un nicho de empleo considerable.

Entendemos que tiene que garantizarse como servicio público, como condición para la defensa y la realización efectiva de los derechos culturales de la ciudadanía, porque, además, creemos que es voluntad de este Gobierno -y así me parece que se está concretando- una mayor inversión en los próximos presupuestos de cultura. Nosotros, en definitiva, creemos que la inversión en política cultural... (se produce el corte del sonido por el sistema automático de cómputo del tiempo y la presidencia le concede un tiempo adicional) en economía, es invertir en bienestar social y que no puede suceder lo que sucedió en la anterior crisis. Ahí tenemos todas estas características y más probablemente, que seguramente los diferente portavoces enriquecerán este planteamiento.

Nosotros admitimos la enmienda del Grupo Mixto, sobre darle un impulso, instar al Gobierno español a que se le dé un impulso al estatuto del artista. Me parece que, efectivamente, hay leyes y decretos que están ahí aprobados que es necesario, efectivamente, activarlos e impulsarlos. Por lo tanto, vamos a admitir esa propuesta del Grupo Mixto.

En definitiva, señorías, creo que estamos ante una oportunidad de impulsar y darle dignidad a montón de gente, ya digo, más de treinta y seis mil personas que en las islas se dedican a este sector. Eso se tiene que concretar en unos presupuestos y se tiene que concretar, efectivamente, en una prioridad en la agenda política de todas las instituciones de Canarias, si realmente lo que queremos es ser un Gobierno de cambio y mejorar esta sociedad.

Muchas gracias, señorías.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Déniz.

Creo que, si no falla la información, que la enmienda presentada no es del Grupo Mixto. ¿Sí? ¿Hay otra de la Agrupación...? Bien, de acuerdo. Tiene la palabra, por tanto... Un momento. (Pausa).

Sí, perdón, turno para los grupos enmendantes. En primer lugar, para el Grupo Parlamentario Nacionalista.

El señor GARCÍA RAMOS: Estaría bueno que nosotros no apoyáramos, y lo digo además en primera persona, una PNL para mejorar la inversión pública. Lo que me extraña es que en el texto expositivo de esta PNL no se hable de un trabajo que se ha hecho en esta Cámara. Durante ocho meses 28 comparecientes y un dictamen el 7 de marzo de 2018. 2019... 2017, perdón, corrijo, 2017. ¿Cómo se ignora, cuando se habla de esto, que hemos estado aquí trabajando durante todos esos meses en los fundamentos expositivos de esta PNL?

Está claro, que ahí además estuvimos muy de acuerdo en que se genera, se genera un alto porcentaje del PIB, el 2,6 % se dice, y un 3,5 % de empleo, o los 31 000 empleos que dice que puede generar la cultura. Estupendo. Eso lo estudiamos: ¿quién va a estar en desacuerdo con eso? Pero, amigo, cuando hablamos de invertir en cultura, también debiéramos hablar de que las cosas que se aprueban aquí, leyes y PNL, se cumplan. Lo han hecho en los reglamentos de dos leyes fundamentales, la Ley de la Lectura y de las Bibliotecas y la Ley de Patrimonio Cultural: ¿dónde están los reglamentos esos? ¿Han usado el dinero que está en las disposiciones adicionales de la Ley de la Lectura y de las Bibliotecas, que se comprometía poner un millón -que además fue a propuesta de don Luis Campos-, un millón a los seis meses de la puesta en vigor de esa ley? ¿Han tenido en cuenta que el 10 % del departamento donde esté cultura tiene que ir destinado a cuestiones bibliotecarias? Yo creo que está muy bien traer aquí y recordar aquí que hay que mejorar la inversión pública en cultura, pero lo que no podemos olvidarnos es de los trabajos que hacemos en esta casa.

Y en cuanto a la Ley de Patrimonio Cultural, lo mismo. Es decir, no tenerla reglamentada, no tenerla aplicada ha producido lo que sucedió en Pinos Gachos, con los grabados rupestres de Pinos Gachos, porque las escalas de gestión, que es algo que desarrolla muy bien la Ley de Patrimonio Cultural, aprobada por unanimidad en esta casa, las escalas de gestión no se han puesto en funcionamiento, no se han puesto en funcionamiento.

Por lo tanto, muy bien, generemos mayores recursos para la cultura, pero cumplamos nuestras tareas aquí también.

¿Qué ha pasado con el Ateneo de La Laguna?, ¿saben ustedes algo? ¿Qué ha pasado con el museo dedicado a Pedro González?, ¿saben ustedes algo? Ayer leí un artículo de Alfonso González Jerez sobre alguno de los programas culturales que están saliendo en la Televisión Canaria, ridiculizándolos además. Uno de ellos, Canarias es cultura.

Yo creo que lo que tenemos que hacer es pedir más inversión pública, pero cuando aquí legislemos, tanto leyes como PNL, como otro tipo de iniciativas, eso hay que cumplirlo, y esto no se ha cumplido. Yo sé que además de por medio está la pandemia, que todo lo atraviesa, pero aquí ha hecho falta trabajo. Desarrollen esas leyes. Estábamos esperando hace muchísimos años por esas leyes, la Ley de la Lectura y de las Bibliotecas de Canarias, estábamos esperando, hace muchos años también, a renovar lo que era la Ley de Patrimonio Cultural, y esas leyes están muertas, esas leyes no están aplicadas. Ustedes, que son tan críticos con los gobiernos... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

El señor PRESIDENTE: Sí, concluya, señor García.

El señor GARCÍA RAMOS: Tengan en cuenta también que nosotros debemos pedir responsabilidades cuando aquí se legisla y luego no se aplica.

Así que vamos a aprobar la proposición no de ley porque nosotros estamos a favor de la inversión pública, del aumento de la inversión pública en cultura, por supuesto, pero también estamos a favor del cumplimiento de las leyes y veo que no nos han aprobado esta enmienda.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor García Ramos.

Hay otra enmienda, para aclarar, hay una enmienda -perdón (dirigiéndose a la señora Espino Ramírez, que se dirige en ese momento a la tribuna de oradores)-, nos consta una enmienda presentada, si no me han informado incorrectamente, por la Agrupación Socialista Gomera. Por lo tanto, interviene en esta ocasión, como enmendante, la señora Mendoza. Y luego se nos informa de una enmienda in voce. Así que vamos a seguir el orden correspondiente.

La señora MENDOZA RODRÍGUEZ: Gracias, presidente.

Desde el Grupo Parlamentario Agrupación Socialista Gomera, señor Déniz, hemos presentado una enmienda de adición al final del tercer punto, en el sentido de que también se dé cumplimiento al Informe sobre la situación de la cultura en Canarias y su contribución al desarrollo económico y social de las islas, que aprobamos todos los grupos parlamentarios de esta Cámara el 7 de marzo de 2017. Este informe, que está dividido en distintas áreas, recoge unas conclusiones y recomendaciones que entendemos que son sumamente importantes para lograr impulsar el sector cultural, máxime ahora en esta situación de crisis social y económica en la que nos encontramos. Desde nuestro grupo parlamentario, entendemos que en la medida de lo posible sería conveniente desarrollar esas propuestas que recoge ese informe a medio y largo plazo, pues la realidad es que en estos momentos resulta necesario fortalecer institucionalmente la importancia de la cultura.

Es indudable -nadie puede negar- que la cultura está siendo uno de los sectores más castigados por esta pandemia, por la COVID-19: el cierre de teatros, aplazamiento de conciertos, cancelaciones de todo tipo de actividades culturales, especialmente sobre todos aquellos multitudinarios. No saben hasta cuándo se va a prolongar esta situación y como poco provoca en el sector incertidumbre y frustración.

Hay que reconocer también y darle las gracias a que durante el estado de alarma se buscaron fórmulas para resurgir y que muchos de ellos nos animaron en los días más difíciles a través del espacio digital, pero que en ningún caso esa vía puede sustituir a la actividad cultural presencial de que disfrutábamos, anterior a esta pandemia.

Señorías, el sector cultural aporta a la economía canaria un total de 26 500 empleos directos e indirectos, es decir, casi el tres por ciento total de los empleos en Canarias, y genera más de cinco mil empresas culturales. Además, hay que tener en cuenta que en mayor medida el tejido empresarial cultural de las islas está formado por pymes y autónomos. De ahí que podamos hacernos una idea del impacto económico que esta crisis está provocando en este sector.

Fundamental, por tanto, para paliar las consecuencias económicas del sector cultural la coordinación entre el Gobierno, los cabildos y los ayuntamientos para poder analizar las consecuencias de esta situación y buscar la manera de impulsar acciones y medidas que ayuden al sector cultural de las islas.

Por tanto, todo nuestro apoyo a todas aquellas iniciativas que tengan como objeto impulsar el sector cultural del archipiélago. De ahí también la importancia de que en la medida de lo posible se logre mejorar también la inversión pública cultural como medida de protección, pues es evidente el papel esencial de estas actividades culturales en el día a día, en nuestro día a día, en la sociedad en general. Una sociedad sin cultura está abocada al fracaso.

Entonces, concluyo, la cultura debería ser el centro del poder del cambio de la sociedad canaria. Estamos convencidos de que invertir en cultura produce inclusión social, desarrolla la creatividad, la innovación y, por supuesto, aumenta el nivel de vida.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Gracias, señora Mendoza.

Han finalizado los turnos de los grupos originalmente enmendantes. A la Mesa se ha hecho llegar, una cosa que es un poco rara, una enmienda in voce por escrito, que presenta el Grupo Parlamentario Mixto. Entiendo que está aceptado su debate, su admisión por el resto de todos los grupos. ¿De acuerdo? Para que conste en el acta.

Sí, señora Espino, si quiere aclarar la enmienda in voce. Le voy a dar el mismo tiempo que a un enmendante normal, ya que tiene la autorización del resto de los grupos y vamos bien de tiempo. Así que adelante.

La señora ESPINO RAMÍREZ: Gracias, presidente.

Desde Ciudadanos somos los primeros en reconocer el valor estratégico que tiene la cultura, no solo por su gran importancia en la economía, como se ha resaltado, sino también como se recoge expresamente en la resolución del Parlamento Europeo del pasado septiembre, 17 de septiembre de 2020, sobre la recuperación de Europa, porque contribuye a la consolidación de sociedades democráticas, sostenibles, libres e inclusivas.

Por ello lo que nos parece más importante en esta tremenda crisis que estamos atravesando para lograr preservar la cultura e impulsarla es el apoyo también a los profesionales del sector. En ese sentido, hemos propuesto una enmienda de adición, la hemos presentado in voce, y quiero agradecer a todos los grupos parlamentarios la cortesía que han tenido para que lo pudiésemos hacer, y lo que pretendemos es que el Parlamento inste al Gobierno de Canarias para que, a su vez, inste al Gobierno de España a impulsar la adopción y aprobación de las medidas contenidas en el informe aprobado por la Subcomisión de Cultura del Congreso de los Diputados para la elaboración de un estatuto del artista y que a la mayor brevedad posible se proceda a su desarrollo normativo.

La necesidad de aprobar este estatuto del artista fue respaldada en el Congreso de los Diputados en la legislatura anterior, no en la corta, en la más larga, por todos los grupos parlamentarios. Y ese estatuto del artista aborda cuestiones tan importantes para los profesionales de este sector como la fiscalidad, la protección laboral, la Seguridad Social y la compatibilidad de prestaciones públicas, como puede ser una pensión no contributiva, con los derechos de autor, que hasta ahora no estaba siendo posible.

Consideramos importante el desarrollo de este estatuto del artista lo antes posible, esa enmienda de adición que hemos presentado.

También habíamos propuesto una enmienda de modificación del primer punto de la PNL inicial, que nos ha dicho que no va a ser aceptada, era una cuestión de matiz, pero, en todo caso, nosotros vamos a apoyar también este punto 1 de la proposición presentada por el Grupo Podemos y con el respaldo del resto de grupos que apoyan al Gobierno. También nos parece relevante el punto 2, que la cultura sea tenida en cuenta como un derecho, que así lo recoge nuestro Estatuto de Autonomía, y el punto 3, por supuesto, que hace un llamamiento al Gobierno para hacer un esfuerzo presupuestario en esta materia, invertir en cultura. Por supuesto también lo vamos a apoyar.

Es cierto que presentamos una enmienda in voce, que habíamos facilitado también por escrito a los letrados de la Cámara el texto en aras de contribuir, de contribuir a desarrollar mejor su labor y que lo tuviesen más fácil, pero si ese no es el procedimiento tomo nota, señor presidente, y en adelante no volveremos a presentar los textos por escrito.

Gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora Espino.

Señor Déniz, para posicionarse sobre las enmiendas.

El señor DÉNIZ RAMÍREZ (desde su escaño): Admitimos la enmienda del Grupo Agrupación Socialista Gomera, nos parece pertinente. Como he indicado también, aceptamos el punto referido a impulsar el estatuto del artista que plantea el Grupo Mixto. Y nosotros, que además nos ha sorprendido el tono del grupo de la enmienda, de Coalición Canaria, tengo que decir que nosotros estamos cumpliendo la ley de bibliotecas; sin ir más lejos, nosotros hemos repartido esta semana pasada 12 000 libros de Benito Pérez Galdós.

Sobre el tema de Pinos Gachos, que usted planteaba, esa misma noche, esa misma noche además nosotros intervinimos, intervinimos desde la Viceconsejería de Patrimonio. Le recuerdo que además usted fue ponente conmigo en la Ley de Patrimonio y eso es competencia de los cabildos, no del Gobierno de Canarias. Además, nosotros estamos cumpliendo la ley de bibliotecas.

En definitiva, no voy aceptar, no voy aceptar esta... (corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo), entre otras cosas porque lo que dice se está cumpliendo. Esas leyes a las que se refiere fueron aprobadas el año 2019, el año pasado, tenemos prácticamente seis meses de gestión...

El señor PRESIDENTE: Sí, señor Déniz...

El señor DÉNIZ RAMÍREZ (desde su escaño): ... de hecho y me parece que todo se está haciendo.

Por lo tanto, no acepto la enmienda. Ni el tono tampoco.

El señor PRESIDENTE: Gracias, señor Déniz.

Muy bien. Quería aclarar una cuestión porque creo que conviene aclararla: el Reglamento no prevé la presentación de enmiendas in voce, ya lo saben sus señorías; las enmiendas in voce son una costumbre parlamentaria que, con el paso del tiempo, se ha ido, digamos, perfilando en los usos parlamentarios, pero no está regulada en el Reglamento. Por tanto, formalmente no se pueden aceptar enmiendas que estén presentadas fuera del plazo establecido al respecto y que conocen bien los portavoces por las reuniones que se celebran de la Junta de Portavoces y porque además se les remiten los plazos correspondientes. Cualquier enmienda presentada fuera del plazo no debe ser admitida por la Mesa para su debate en las sesiones plenarias. Conocen el plazo, no se lo voy a reiterar, porque entiendo que esto es conocido por todos los diputados y por todos los grupos. A partir de ahí las enmiendas in voce, como ya saben, son una excepcionalidad no regulada en donde hemos acordado, consuetudinariamente, que si hay una aceptación, primero para que sea debatida, unánime, por parte de todos los grupos parlamentarios, se considera que se puede debatir, independientemente del posicionamiento posterior de los diferentes grupos parlamentarios respecto a la enmienda, al fondo. Pero para su admisión debe, digamos, haber unanimidad por parte de los grupos parlamentarios. Y, por tanto, no se ha cambiado ningún procedimiento ni plazo ni nada que se le parezca en relación con la admisión a trámite de enmiendas, ni por escrito ni las in voce, no reguladas, por cierto, en el Reglamento. Lo quiero aclarar por si había alguna confusión en relación con los procedimientos.

(El señor García Ramos solicita la palabra).

Sí, señor García Ramos. Adelante. Dígame.

El señor GARCÍA RAMOS (desde su escaño): En tiempo y forma presenté mi enmienda...

El señor PRESIDENTE: Sí, sí, sí. Es correcta, es correcta.

El señor GARCÍA RAMOS (desde su escaño): Tenía que fijar posición sobre la enmienda, pero lo que ha hecho es un alegato contra las enmiendas...

El señor PRESIDENTE: No, no, no, señor...

El señor GARCÍA RAMOS (desde su escaño): Hay un turno de palabra...

El señor PRESIDENTE: No tiene la palabra, señor García Ramos.

El señor GARCÍA RAMOS (desde su escaño): ... en lugar de fijar...

El señor PRESIDENTE: Señor García Ramos, no tiene la palabra. Señor García Ramos, no tiene la palabra. Perdone un momento. Un momento, un momento. Señor Díaz-Estébanez, un segundo.

Señor García Ramos, ¿usted me quiere pedir la palabra porque considera que el señor Déniz se ha extralimitado en la defensa de su enmienda, quiere decir algo al respecto?

Tiene un minuto.

Perdone por apagarle...

El señor GARCÍA RAMOS (desde su escaño): Sinceramente pensé que iba a argumentar mejor mi enmienda porque está presentada con anticipación en su turno de palabra, pero a la hora de fijar posiciones no tiene que tener una intervención y criticar mi enmienda.

Yo lo que le digo, señor Déniz, desde la confianza que tenemos y el respeto mutuo, que cuando yo me subo a esa tribuna y digo que no ha sido desarrollada la Ley de la Lectura y de las Bibliotecas y no ha sido desarrollada reglamentariamente la Ley de Patrimonio Cultural, estoy diciendo una verdad que no puede nadie negar.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor García Ramos.

Vamos a ver... (Rumores en la sala). No, no hay más palabras. El turno para el posicionamiento sobre las enmiendas es estrictamente para que el ponente nos manifieste y quede claro a la Mesa si acepta o no las enmiendas. Esta Presidencia considera que es bueno para el discurrir de la vida parlamentaria que el proponente, a la hora de aceptar o de negar las enmiendas, nos manifieste alguna razón. Me parece que es de respeto hacia el resto de los diputados y diputadas que han presentado las enmiendas. Por eso esta Presidencia da algo de juego en ese turno, pero ya les he reiterado en varias ocasiones que no utilicen ese turno para reabrir el debate o aprovechar para debatir.

El señor Déniz ha hecho una serie de consideraciones cuando, digamos, se le ha concedido el turno para manifestarse sobre las enmiendas y yo, señor García Ramos, teniendo en cuenta que efectivamente ha habido quizás alguna valoración de más, más allá de la estricta aceptación o no de la enmienda, le he concedido un turno para que pudiera responderlas.

Yo les pido a sus señorías que no hagan un uso indebido de ese turno. Si no, tendré que volver a la estricta norma de preguntar si sí o si no, lo cual me parece a mí que empobrece algo el debate parlamentario.

Continuamos con los grupos no enmendantes. En este caso el Grupo de Nueva Canarias, señor Campos.

Adelante.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Gracias, señor presidente.

Por supuesto, Nueva Canarias va a apoyar esta iniciativa, parece interesante, en el marco de la cultura. Y es cierto, en este Parlamento hemos tenido debates amplios, hemos tenido una comisión de estudio específica, que además estaba muy entroncada con lo que podía aportar desde el punto de vista económico para la sociedad canaria.

La cultura es expresividad, son derechos, es práctica social, es poder y es actividad económica. Estos dos últimos elementos son esenciales, son fundamentales.

Cuando hablamos de que la cultura es poder, la clave está en que es poder para quién, ¿para las élites? O si somos capaces de desarrollar una auténtica política cultural es empoderamiento de la sociedad, del conjunto de la ciudadanía. Y en ese sentido creo esas son las líneas, los vectores fundamentales sobre los que debe girar una política pública en materia de cultura.

Y por supuesto es actividad económica, un elemento esencial en esta PNL.

Cuando se habla de un bien de primera necesidad, nosotros lo defendemos, porque la cultura no solo es un recurso para el desarrollo social, la cultura es la condición necesaria para el desarrollo social. Por tanto, hablamos de un bien de primera necesidad.

Argumentos muy concretos para defender la importancia desde el punto de vista económico: la cultura es un factor de demanda creciente, es intensiva en trabajo, el trabajo en los sectores culturales genera mayores niveles de satisfacción laboral que en el conjunto de la economía y el sector cultural además no es depredador del medio ambiente y es difícilmente deslocalizable. Por tanto, cada uno de estos por separado y todos en su conjunto refuerzan la necesidad de seguir viendo en la cultura un elemento dinamizador de nuestro modelo económico.

Es el sector que ha tenido más capacidad de adaptarse, como ya ocurrió en la anterior crisis. Donde menos empresas se destruyeron fue precisamente en el ámbito de la cultura y en este instante también.

Cuando hablamos de diversificación de nuestra economía, tendemos a pensar siempre en aquello que no tenemos, sin darnos cuenta de que la diversificación puede estar en actividades y sectores muy cercanos y ya vigentes en nuestro propio territorio.

La creatividad y a partir de ella la innovación son algunas de las principales características del sector cultural. Por tanto, creatividad, innovación, diversificación, todo ese discurso que hemos tenido siempre lo refleja claramente el ámbito de la cultura.

Nos queda para avanzar al 4 % del producto interior bruto que tiene en este instante la Unión Europea. Canarias está... (Corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

El señor PRESIDENTE: Sí, continúe.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Canarias está en torno al 2,3 %. No hemos crecido mucho desde el año 2012, donde estábamos en aquel instante en el 2,2, pero aspiramos, es el momento de seguir avanzando, y por ello los presupuestos también son fundamentales... Se creció casi un cincuenta por ciento en los presupuestos actuales del 2020 y me consta que para el 2021 va a haber un crecimiento importante también en este ámbito.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Campos.

Turno para el Grupo Parlamentario Popular.

La señora HERNÁNDEZ LABRADOR: Gracias, presidente. Buenas tardes ya, señorías. Bienvenido, director general de Cultura y al viceconsejero. Es un placer hoy tenerlos aquí.

La cultura tiene un papel protagonista en los procesos de desarrollo. Creo que ya eso hoy es innegable. Canarias se encuentra inmersa en una situación de crisis social, económica y en la búsqueda de la tan ansiada diversificación económica. Una comunidad que abandera, como hemos sabido estos días, la tasa de pobreza, de paro, donde más del cincuenta por ciento de los menores de 25 años están en situación de desempleo, más del veinte por ciento de los mayores de 25, debe priorizar las políticas de empleo juvenil y aquí la cultura puede jugar, y debe jugar, un papel fundamental en la creación de empleo y de riqueza. Así lo revelaron los datos de 2019: más de treinta y dos mil puestos de trabajo y el 3,5 del empleo total de las islas y el 2,3 del PIB.

Canarias tiene diversos instrumentos para fomentar y favorecer el desarrollo de proyectos culturales. También el patrimonio cultural e histórico debe ocupar un papel en la agenda canaria, velando por su protección y defendiendo su identidad.

La cultura ha jugado un papel yo creo que histórico durante el confinamiento: desde las pantallas, las azoteas o los balcones, cientos, miles de artistas nos han acompañado durante estos meses tan complicados. Pero es innegable el varapalo que ha sufrido el sector y ha tenido que reinventarse y sobre todo adaptarse, también los nuevos espacios culturales, a la nueva situación.

Creo que a la cultura no se le ha dedicado ni mucho tiempo ni mucho dinero ni mucho cariño durante los últimos años: ni a su consolidación ni a la formación del sector cultural ni a su desarrollo, ni siquiera a la conservación de nuestro patrimonio. Por ello entiendo que Sí Podemos quiera hoy buscar el apoyo de este Parlamento para el papel que la cultura va a jugar en la política canaria y en los presupuestos del 2021 y decirle que cuenta con el apoyo del Partido Popular.

Queremos una economía menos dependiente, más sostenible, más equitativa y la cultura debe jugar, las actividades culturales este papel principal. Debemos reinventarnos y la cultura digital no puede ser la sustituta de la cultura tradicional.

El Partido Popular también está preocupado por las fiestas tradicionales de tantos pueblos, de tantos barrios de Canarias, que desgraciadamente no solamente suponen un varapalo para la economía... (Corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo). La Presidencia le concede un tiempo adicional).

El señor PRESIDENTE: Adelante.

La señora HERNÁNDEZ LABRADOR: ... la pérdida de tantas tradiciones que durante años hemos tenido y que quizás podemos perder.

Hace unas semanas me decía el director general de Cultura, en La Palma, que la mayor política cultural se hace a través de los municipios, que son ellos los impulsores de esa gran política cultural. Pues desde aquí le agradezco el apoyo que ha tenido la viceconsejería en esa divulgación y apoyo a la cultura municipal, que lo sigan haciendo y sobre todo que tengamos una cultura de calidad.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora diputada.

Turno para el Grupo Parlamentario Socialista. Señora González.

La señora GONZÁLEZ VEGA: Gracias de nuevo, presidente. Buenos días, buenas tardes ya, señorías.

Señorías, las consecuencias económicas de esta pandemia están siendo dramáticas para todos los sectores, pero está teniendo una incidencia especial en el sector cultural y poniendo en peligro la supervivencia de 5065 empresas culturales que sostienen unos veintisiete mil empleos en Canarias.

Desde el Grupo Socialista consideramos imprescindible el apoyo de las administraciones públicas para preservar la continuidad de la actividad cultural, por lo que animamos al Gobierno a seguir impulsando acciones para garantizar el acceso y el derecho a la cultura de la ciudadanía canaria y para proteger a las y los grandes profesionales de nuestra industria cultural, que están sufriendo con mucha dureza las consecuencias de esta grave crisis. Desde el comienzo de esta crisis, el Gobierno de Canarias ha publicado doce convocatorias de ayudas al sector cultural, con una inversión de más de seis millones de euros, para mitigar los efectos de la pandemia y fomentar la actividad en el nuevo contexto tras el estado de alarma.

Por otro lado, también han puesto en marcha un paquete de medidas para recuperar la actividad cultural de forma segura, con la reapertura de los espacios, cumpliendo los protocolos establecidos por Salud Pública, lo que ha permitido que en nuestros teatros se vuelvan a levantar los telones y que en nuestras plazas y nuestros parques vuelva a sonar la música.

Señorías, ¿alguien se imagina un mundo sin cultura? ¿Cómo serían nuestras vidas sin música, sin teatro, sin cines, sin danza, sin bailes, sin libros? Creo que nuestras vidas estarían muy vacías y muy tristes. Por tanto, señorías, tenemos una deuda pendiente con la cultura, porque a pesar de todo lo bueno que nos aporta siempre ha sido la gran olvidada y la más castigada en los momentos de crisis. Por eso, ya va siendo hora de que le devolvamos lo mucho que le debemos y la saquemos del vagón de cola en el que ha estado durante tantos años y le otorguemos el lugar prioritario que le corresponde y que se merece.

Por eso, desde el Grupo Socialista vamos a apoyar esta PNL, porque reconocemos a la cultura como un bien de primera necesidad y queremos garantizar los derechos culturales de los canarios y las canarias... (Corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

El señor PRESIDENTE: Concluya.

La señora GONZÁLEZ VEGA: Como decía, desde el Grupo Socialista vamos a apoyar esta PNL, porque reconocemos el derecho a la cultura de los canarios y las canarias y porque no queremos ni imaginamos un mundo sin cultura.

Muchas gracias y quiero también aprovechar para felicitar la gran labor que está haciéndose desde la viceconsejería y todo su equipo por preservar, por mantener y por fomentar nuestra cultura en Canarias. Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Gracias, señora González.

Señorías, hemos terminado el debate y las intervenciones de los diferentes grupos parlamentarios. Pido a sus señorías que acudan a sus respectivos escaños. (La Presidencia hace sonar el timbre de llamada a la votación. Pausa).

Mientras las señorías van ocupando sus escaños, llegan a sus escaños, señorías, recordarles que votamos la propuesta con la enmienda aceptada por parte del grupo parlamentario proponente, la enmienda de la Agrupación Socialista Gomera, con la aportación de la enmienda in voce presentada por el Grupo Mixto. ¿De acuerdo? Bien. (Comentarios desde los escaños). Sí, sí, corresponde solo al apartado segundo.

Señorías, votamos. (Pausa).

Gracias, señorías.

58 votos emitidos: ningún voto en contra, ninguna abstención y 58 votos favorables.

Queda aprobada por unanimidad.

Gracias, señorías.

(Aplausos).

Más información
Otros formatos
  • Formato PDF Formato PDF
Iniciativas tratadas
  • 10L/PNLP-0195 Sobre reconocimiento de la cultura como un bien de primera necesidad y de las actividades culturales y creativas como esenciales para avanzar hacia un modelo productivo menos dependiente, más sostenible y equitativo.