Diario de Sesiones 125/2022, de fecha 25/5/2022
Punto 7

10L/PNLP-0469 PROPOSICIÓN NO DE LEY, DEL GRUPO PARLAMENTARIO NACIONALISTA CANARIO (CC-PNC-AHI), SOBRE RECONOCIMIENTO A CANARIAS DEL ESTATUS DE PLENA AUTONOMÍA INTERNA (PAI) PARA LA DELIMITACIÓN DE LOS ESPACIOS MARÍTIMOS.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señorías, volveríamos, por lo tanto, al orden del día y ya, ahora sí, pasaríamos a la proposición no de ley 469, de reconocimiento a Canarias del estatus de plena autonomía interna para la delimitación de los espacios marítimos, a cargo del grupo proponente... Grupo Nacionalista Canario.

Tiene la palabra, señor Narvay Quintero, nos acompañan también en la tribuna de este Parlamento los representantes de la plataforma... miembros, alguno de los miembros representantes de la Plataforma del Mar Canario, a los que damos la bienvenida. Muchísimas gracias por acompañarnos en el día de hoy.

Pasaríamos por tanto al debate, señor Quintero.

Adelante.

El señor QUINTERO CASTAÑEDA: Muchas gracias, señora presidenta.

Muy buenos días a todas y a todos, agradecer a los grupos haber retrasado el orden del día de esta PNL por algunos motivos personales, en este caso, y en primer lugar también saludar a Antonio Rodríguez, que se encuentra con nosotros, el presidente de la Plataforma por el Mar Canario, y a miembros de la plataforma que se encuentran escuchando esta iniciativa. Agradecerles a ellos el ponerse en contacto con este que les habla y con este Grupo Nacionalista, porque hace veinte años también fueron a El Hierro y con el entonces presidente de AHI, Tomás Padrón, que fue el primer político que públicamente manifestó su apoyo a esta plataforma y al final el Grupo Nacionalista, que la traemos hoy aquí, también la ha manifestado, igual que otros grupos.

Quiero también agradecer a la plataforma y a Antonio y a todos los miembros, incluso dos de ellos que ya han fallecido, que durante veinte años han ido por Canarias con la sociedad civil para intentar recabar apoyos, apoyos que quiero decir hoy que son de los 87 ayuntamientos de Canarias, de la Fecam, de 6 cabildos de Canarias, el último, el Cabildo de Tenerife, hace quince días que aprobó esta misma iniciativa, y de la ciudadanía, más de 120 asociaciones vecinales, sindicatos, etcétera, con lo cual tiene un amplio apoyo ciudadano esta reivindicación de esta plataforma.

Y también me gustaría hoy, cómo no, acordarme de una persona que ya no está con nosotros, que se llama Victoriano Ríos, creo que todos lo conocemos (palmoteos desde los escaños), que fue uno de los grandes defensores del mar canario, con más de 40 iniciativas en las Cortes Generales y fue un poco el padre de la ley canaria y fue el que presentó la primera proposición de ley hablando de este tema en las Cortes en 2003.

Dicho esto, señorías, no cabe duda que el Estatuto de Autonomía del 2018 tuvo un avance importante... (ininteligible) pero también todos reconocemos que no con las aspiraciones que todos creíamos. Es verdad que reconoce las aguas que forman parte de nuestro ámbito en especial, permitiendo trazar incluso entre los vértices de cada isla y hacer un poco de las puntas salientes de islotes y en las islas un conjunto perimetral del archipiélago con las aguas, pero es verdad que también no altera, y así lo dice, no altera la delimitación de los espacios marinos de las islas Canarias en el ordenamiento jurídico español, con lo cual casi que tenemos un tratamiento de islas. Y eso es una realidad.

Firmado en Montego Bay, en la convención del mar de Naciones Unidas, en Jamaica, el 10 de diciembre de 1982, esta tercera convención de Naciones Unidas se acordó de equiparar las islas a los territorios continentales, con la única excepción de aquellas que no estuvieran habitadas, para simplificar un poco el documento. Y el documento final es verdad que diferenciaba entre Estados archipielágicos, constituidos por un archipiélago o más o islas, y archipiélagos o archipiélagos de Estado. Y si bien, y esto quiero dejarlo claro, y si bien los límites de las aguas de los Estados archipiélago quedaron nítidamente marcados y claros no sucedió lo mismo con los límites de los archipiélagos o archipiélagos de Estado, que cayeron incluso en un vacío legislativo.

Quiero recordar que Portugal, por ejemplo, con Madeira y Azores lo hizo antes de la convención, y su constitución la modificó, adaptándola, y hoy en día tienen esa condición, hoy en día tienen esa condición, está reconocida. Desgraciadamente, España no se atrevió a hacerlo y lo consiguió.

Pero digo esto porque también en las islas de Nueva Zelanda, es verdad que es un Estado libre asociado, también la tiene. Ya existen archipiélagos que lo han conseguido.

Con lo cual aunque es verdad que hay un vacío, hay un vacío, quien no lo prohíbe, con lo cual puede estar permitido, pero ya hay dos archipiélagos que lo tienen. Y eso es una realidad. Con lo cual es más voluntad política que argumentos en jurídicos.

En la parte cuarta de la convención del mar, en los artículo 46 y sucesivos, también delimitan lo que son Estados archipielágicos, y Canarias tiene esa condición de un Estado archipielágico.

Después de veinte años de la Plataforma del Mar Canario, de esta reivindicación, y como dije, de apoyo de todos los ayuntamientos, de los diferentes colores políticos que hoy estamos aquí representados y de los cabildos, con diferentes colores políticos, hoy también me dirijo a este Parlamento, y así lo quiero hacer, porque es verdad que coge otra vez una notoriedad esto que se reivindica para Canarias.

Evidentemente, las dos resoluciones, los dos decretos del 2020 de Marruecos hacen que ahora mismo Canarias esté casi sin aguas, en un limbo. Nos encontramos en un limbo jurídico porque España, como país soberano evidentemente, no ha presentado contradicción a la delimitación que Marruecos plantea para nuestras aguas, con lo cual podremos decir, si somos islas, casi casi que si esto se consolida que estaremos dentro de las aguas de Marruecos, es decir, que las aguas de Marruecos rodearán a las islas Canarias.

Y qué quieren que les diga, aunque se diga lo contrario yo no me fio de Marruecos. La historia avala a que no nos podemos fiar.

Y hoy, señorías, le planteo que aprobemos esta PNL, aprobemos esta PNL porque se... (ininteligible) dar respuesta a una realidad, una realidad como archipiélago, no como islas que somos. Y reconozco, y evidentemente reconozco, que tanto la labor política que tiene que hacer el Gobierno de España, el Estado, como la labor jurídica no son fáciles, no es un camino llano que tengamos ganado, pero lo que les pido a las señorías es que, sabiendo eso, que lo intentemos, que empecemos. Y claro que la plena autonomía interna no significa independencia del Estado español, sería otro debate, sería otro debate, no significa eso, queda claro, seguiríamos, evidentemente, con la soberanía del Estado español, lo que significaría sería más autogobierno, y evidentemente creo que Canarias sí aspira a tener más autogobierno.

Lo que hoy vamos a votar, o lo que hoy queremos votar en este Parlamento, que es político y se habla de política, es que si queremos que las aguas que nos rodean a Canarias, y esa zona específica, económica y las 200 millas sean de Canarias o sean de Marruecos. Y eso es lo que estamos votando.

Y digo que el Estado español tendría que apostar por esta medida porque evidentemente se beneficiaría a la hora de poner esa mediana entre España y Marruecos, estaríamos hablando no tanto de equidistancia sino de equidad, y se favorecería el Reino de España, es decir, favorece. Con lo cual no se entienda esta PNL como que se va en contra del... (corte del sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Continúe.

Adelante.

El señor QUINTERO CASTAÑEDA: Sí, gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Un momento.

El señor QUINTERO CASTAÑEDA: No se entienda como esto.

Y vuelvo a reiterar, y soy consciente porque sí he hablado con diferentes portavoces y que los argumentos pueden ser muchos pero los jurídicos hay jurisprudencia por un lado y por la otra, hay territorios como Azores y Madeira que lo tienen y han modificado la constitución, y la Constitución española, en su artículo 95, así lo dice, la celebración de un tratado internacional que contenga estipulaciones contrarias a la Constitución exigirá la previa revisión constitucional. Punto uno.

Y en el punto dos que el Gobierno o cualquier cámara puede requerir al Tribunal Constitucional para que declare si existe o no contradicción, que lo haga el Gobierno, que lo haga el Gobierno, que el Gobierno de España, artículo 95.2 de la Constitución lo haga.

Yo lo que les pido es, señorías, quieren que las aguas de Canarias y las que nos rodean... (Corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo).

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señor Quintero.

Hay una enmienda conjunta presentada por los grupos que apoyan al Gobierno, no sé si tienen un orden preestablecido...

Adelante, señor Ramos Chinea.

El señor RAMOS CHINEA: Gracias, señora presidenta. Por supuesto, dar la bienvenida a los presentes.

Y yo quiero agradecer al Grupo Nacionalista que haya traído esta iniciativa porque yo creo que es un tema que tenemos que traer a debate y máxime cuando es de máxima actualidad debido a que aún tenemos que resolver esas delimitaciones de las aguas de nuestro archipiélago con respecto a nuestros países vecinos, Portugal, Marruecos y el Sáhara Occidental, algo que podría resolverse sin impulsamos la delimitación efectiva de las aguas interiores de Canarias y conseguimos un reconocimiento internacional de la pertenencia de las mismas a nuestro archipiélago.

Este debate sobre el régimen jurídico de las aguas canarias y su delimitación, ya sean como aguas interiores de un Estado archipielágico o las aguas de un archipiélago de Estado es un debate que nos lleva a una antigua reivindicación de las islas que siempre se ha pedido el poder incluir todas las aguas interiores de Canarias como propias a la hora de poder gestionarlas y de tener una competencia exclusiva en las mismas, es algo que también ha sido desde siempre una vieja aspiración de nuestras islas y que aún sigue en manos del Estado, pero que nos puede transferir o delegar. Y es que si bien es cierto que en el año 2018 se venció la tradicional negativa del Estado a delimitar las aguas interiores de Canarias como las de un Estado archipielágico y se aprobó también esta delimitación dentro del ámbito normativo nacional a través de nuestro Estatuto de Autonomía, este acto unilateral de España no modifica el estatus de las zonas de las aguas interiores que se consideraban aguas internacionales y que lo siguen siendo para el Derecho Internacional por los contratos suscritos por nuestro país. Con el nuevo Estatuto de Autonomía dimos un paso en la buena dirección, pero aún nos queda camino y la solución solo puede pasar porque iniciemos los trámites oportunos en el seno de las Naciones Unidas y modifiquemos la Convención sobre el Derecho del Mar de forma que todos los archipiélagos del mundo tengan el mismo criterio a la hora de delimitar sus aguas interiores, algo que sabemos que desde nuestro grupo no va a ser tarea fácil, ya que nuestro archipiélago no es el único en el mundo que tiene problemas de delimitación de las aguas de su zona económica exclusiva con sus vecinos y debemos obrar así porque si no cambiamos esta Convención sobre el Derecho del Mar solo tendríamos un reconocimiento interno, como ya tenemos ahora gracias a nuestro Estatuto, pero no el reconocimiento de nuestros países vecinos que verían la declaración de nuestra plena autonomía interna como una lesión a sus intereses y se opondrían, al igual que hacemos nosotros cuanto unilateralmente quieren delimitar su zona exclusiva económica. Ambos caminos creemos que son tortuosos, sobre todo el creciente interés de los Estados del mundo a la hora de investigar y estudiar las posibilidades de la minería submarina y del aprovechamiento de los recursos de los lechos oceánicos.

Nosotros, desde nuestro grupo, pensábamos, creemos que hubiese sido acertado aceptar esta enmienda porque creemos que va en busca de una solución lo más efectiva posible y creemos que es la única vía que hay, pero también entendemos que es una reivindicación del pueblo canario. Yo creo que ya simplemente con estar respaldada por la Fecai y por la Fecam deja a las claras el sentir de nuestra sociedad y este grupo no va a ser quien se oponga a esa declaración de nuestra gente. Y, por tanto, vamos a votar a favor de su iniciativa.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señor Ramos Chinea.

Señorías, turno para Sí Podemos Canarias.

El señor MARRERO MORALES (telemáticamente, desde fuera de la sede): Señorías. Buenos días, señora presidenta. Buenos días a los asistentes miembros de la plataforma.

Esta PNL la consideramos oportuna y, además, anunciaremos que votaremos a favor de la misma.

Estamos viviendo momentos de incertidumbre en las relaciones con Marruecos, con quien aspiramos a tener unas relaciones de buena vecindad, de respeto mutuo y de no ceder a chantaje alguno. No aceptamos sus reiteradas amenazas de inmigración, drogas, yihadismo ni tampoco sus afanes expansionistas hacia el archipiélago y las aguas que compartimos. Tampoco aceptamos las actuaciones de expolio sobre los recursos naturales que continúa realizando sobre el Sáhara Occidental, como tampoco estamos de acuerdo con la posición del presidente Sánchez respecto a la tesis autonomista marroquíes.

Dicho esto y teniendo en cuenta que se están abriendo negociaciones entre ambos Estados, el español y el marroquí, sobre aspectos que van a afectar a nuestras islas valoramos de forma positiva que este Parlamento, a través de esta PNL, haga saber al Gobierno del Estado la posición del Parlamento de Canarias respecto a nuestras aguas. Y le trasladamos la exigencia de que defienda este derecho en la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, la Convemar. Y aquí tenemos que ejercer de forma responsable, nuestro derecho a exigir modificaciones dentro de lo que recoge dicha convención, sin generar falsas expectativas. Por eso presentamos esa enmienda, pero, no obstante, aunque no la acepte vamos a votar a favor.

Hay dudas, hay debates controvertidos, hay posiciones con informes contradictorios, y en este caso nos explicamos: Canarias en la actualidad es un archipiélago geográficamente africano y administrativamente formando parte del Estado español, por tanto y de momento no es un Estado archipielágico ni tampoco un territorio en proceso de descolonización, independientemente de los pensamientos, las aspiraciones y las opiniones que tengamos cada cual. Por eso nos parecía más razonable y ajustada a la realidad la enmienda, sin embargo y de manera especial cuando hay informes contradictorios.

Por consiguiente, vamos a apoyar el intento -que lo definí así- que plantea la PNL, aspiramos a ser un territorio con plena autonomía interna y a ser considerado en la Convemar, en esa posible modificación del artículo 305 e) como un Estado archipielágico sin serlo, lo que podría permitir que Canarias participara de pleno derecho en la delimitación de sus espacios, entre los que se incluirían las aguas archipielágicas.

Esto nos permitiría regular nuestro espacio oceánico y su utilización en todos sus aspectos: navegación, sobrevuelo, exploración y explotación de recursos, también en estos momentos, conservación y contaminación, pesca, tráfico marítimo, así como determinar las cuestiones del mar territorial, no isla a isla sino del... (corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo. La Presidencia le concede un tiempo adicional) también la zona económica exclusiva, pues actuar sobre la contaminación marina y la explotación de los fondos marinos... Todo ello está en permanente debate con nuestro vecino, con Marruecos el Estado español, el Gobierno del Estado español y esperemos que con la presencia de Canarias, tendremos que acordar la mediana, que está aún pendiente, acordar no claudicar ante sus pretensiones y chantajes absolutamente inadmisibles.

Por tanto la posición de Sí Podemos Canarias es que vamos a apoyar esta PNL porque sería un paso más, un intento más, en esa soberanía para el archipiélago canario.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señor Marrero.

Turno para el Grupo de Nueva Canarias.

Adelante, señor Campos.

El señor CAMPOS JIMÉNEZ: Muchas gracias, señora presidenta. Buenos días, señorías.

Darle la bienvenida, buenos días, a los representantes de la Plataforma del Mar Canario, una plataforma que surge en el II congreso vecinal de Canarias, celebrado el 30 de marzo de 2003. Yo estuve allí. Participé en aquel momento como presidente de la federación de asociaciones de vecinos Ventolera del Sur, del municipio de Santa Lucía.

Dos años más tarde, en el 2005, estuve también en otro espacio, el Ayuntamiento de Santa Lucía, ya como concejal, donde ratificábamos y aprobábamos también esta... una moción. Cierto es que no es idéntica en estos términos pero sí el fondo que se plantea. Es verdad que desde aquel momento hasta el día de hoy han sucedido cosas, yo creo que muy importantes, notables. La consideración al final de las aguas archipielágicas, de nuestras aguas interiores, como parte del territorio de Canarias y establecido ya en el Estatuto de Autonomía, creo que fue un paso importantísimo.

Yo quiero reconocer también al final a organizaciones como la que aquí está hoy en ese proceso, a mucha gente, algunos de los que se han nombrado en el día de hoy, que en su labor incansable -Victoriano Ríos ha sido un clarísimo ejemplo-, pero otros muchos que durante muchísimo tiempo han creído que cuanto más capacidad de autogobierno, cuanto más capacidad de decidir en esta tierra sobre lo que sucede en esta tierra y en estos mares, evidentemente siempre le fue mejor a Canarias y estamos convencidos de que siempre va a ser mejor.

Hemos firmado esta enmienda por una razón fundamental, porque desde ese momento hasta el día de hoy seguimos en la misma situación. Es cierto, como digo, que hemos avanzado desde el punto de vista de nuestro Estatuto de Autonomía, es cierto también que el alcance jurídico que tiene esa pertenencia de las aguas al territorio canario es bastante limitado, pero también porque hay interpretaciones y algunas de ellas obviamente plantean, en los términos que está planteada la proposición no de ley, que podría realmente ser un callejón sin salida.

Establece la proposición no de ley que en el artículo 305 e) que establece -de la Convemar-, que establece que no siendo Estado archipielágico hay territorios que podrán acceder a esa consideración. Uno de ellos sería que hubiera un cambio constitucional y se diera la plena autonomía interna, se habla del ejemplo de Azores y Madeira, cierto es que es parcial esa plena autonomía interna a los efectos de lo que hoy estamos hablando aquí; y luego hace una referencia a la resolución 1545 de la ONU, cuando te vas a la resolución 1545 es verdad que habla de Estados libres asociados o territorios en proceso de descolonización, y, más allá de lo que a mí me gustaría, evidentemente esa no es la situación.

Por eso planteábamos una enmienda que claramente estableciera al Gobierno de España trabajar para modificar, en el marco de la convención del mar, que aquellos territorios, no siendo Estados archipielágicos, es decir archipiélagos de Estado, pudieran acceder de manera, digamos, clara, sin matices, a esa plena autonomía interna si se llegan a acuerdos con los distintos Estados. Por tanto, creíamos que nos daba mucha más certidumbre.

Dicho esto, como ha planteado que no va a aceptar la enmienda, nosotros obviamente sí vamos a apoyar la iniciativa. Creo que lo otro nos daba más certidumbre, creo que lo otro además conseguía algo importantísimo, que hubiera sido buscar el consenso del conjunto de los 70 diputados y diputadas de esta Cámara y, por tanto, de todas las fuerzas políticas y, por tanto, la expresión también lanzada al Gobierno de España de la unanimidad de este Parlamento de entender y de asumir la importancia y que queremos la plena autonomía interna para nuestras aguas, desde Canarias tener, digamos, la capacidad de decisión y a partir de ahí por supuesto los beneficios de la extensión hacia la zona económica exclusiva, en definitiva también desde el punto de vista económico.

No obstante, vuelvo y reitero, vamos a apoyar esta iniciativa, creemos en la capacidad de autogobierno, creemos en que Canarias debe tener más capacidad de decisión en nuestra tierra sobre nuestra tierra... (corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo. La Presidencia le concede un tiempo adicional) nuestra tierra sobre nuestras aguas. Y evidentemente en esa lucha si existe un mínimo de posibilidad vamos a seguir explorándola, vamos a apoyar la iniciativa.

Me hubiera gustado, vuelvo y reitero, que al menos se hubiera aprobado la segunda enmienda, o sea esta enmienda, aunque fuera compatible, pero en todo caso, como digo, nuestra determinación clara, aquello que en el 2003 me pareció una idea acertada, participando en aquel congreso vecinal, que en el 2005, no Santa Lucía, la mayoría de las instituciones canarias, de todos los colores políticos, hemos ido aprobando. Cierto es que han cambiado ciertas cosas, a mejor, en nuestro Estatuto de Autonomía. Que también pudiera ser, obviamente, esa nueva consideración de las aguas canarias como parte de nuestro territorio, una posible vía, tal y como está hoy en día la Convemar, para intentar al menos conseguir ese objetivo. Desde Nueva Canarias lo defendemos, la Plataforma del Mar Canario, pero creo que es un objetivo del conjunto, de la gran mayoría, de la sociedad canaria y sus instituciones.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señor Campos.

Turno para el Grupo Socialista Canario.

Adelante, señora Fierro.

La señora FIERRO DÍAZ: Gracias, presidenta.

Ha dicho usted, señor Quintero, que si esto hoy no se aprueba, las aguas serán de Canarias o de Marruecos. Estupefacta, yo me quedo hoy estupefacta. Le considero un diputado serio, riguroso, quizás de, me atrevo a decir, de los mejores de este Parlamento, pero siento decirle que usted hoy ha patinado. Ha patinado.

Hemos hablado en los últimos meses mucho de derecho internacional en este Parlamento. Ese derecho que nos ampara, nos protege y que debemos defender. Que es lo mismo que usted apela cuando se sube aquí a hablar de Marruecos, que, por cierto, ha dicho disparates de Marruecos en el día de hoy. Haré esta intervención desde el máximo rigor jurídico y también político, cuestiones que creo que le faltan a esta PNL, asombroso viniendo de un partido que se dice de gobierno. Y esto me lleva a dos cuestiones. Primero, o ustedes intentan engañar a la gente, o, dos, y más grave, muestran un desconocimiento absoluto del ordenamiento jurídico. Por eso presentamos la enmienda que ustedes han rechazado, precisamente para darle rigor, para hacer las cosas bien, como hay que hacerlas. Piden ustedes al Gobierno de España que implemente medidas legislativas y diplomáticas para que se reconozca a Canarias el estatus de plena autonomía interna, al amparo del artículo 305 de la convención del mar. Bien, pues ese artículo al que citan hace referencia a países archipiélagos en proceso de descolonización. Y ni Canarias es un Estado, ni está en proceso de descolonización. Sería interesante saber si Coalición Canaria se ha pasado al independentismo o simplemente se ha pasado a intentar saltarse la ley. Eso no lo ha hecho ni quien, legítimamente y respetuosamente, históricamente su formación política ha defendido el independentismo. Es asombroso, es asombroso.

Y, señoría, la responsabilidad que tenemos nosotros los socialistas, no solo con Canarias sino con el respeto a las instituciones y al marco internacional, es guardar y hacer guardar el cumplimiento de la legislación y cambiar las cosas allí donde se pueda y con las reglas de juego vigentes. Ni engañando a la ciudadanía, que tiene aspiraciones legítimas, ni confundiendo. Por eso presentamos la enmienda, para que el Gobierno de España inicie los trámites pertinentes para cambiar la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, para equiparar a los Estados archipielágicos con las comunidades autónomas, como es nuestro caso, y así poder delimitar nuestras aguas.

Hemos intentado hacer las cosas bien. Ustedes no han querido. Es muy fácil subirse a un barco, firmar un manifiesto, traer un colectivo al Parlamento, quedar bien, sacarse la foto y saltarse la ley. Lo difícil es entender que eso lo haga un partido con 20 diputados.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señora Fierro.

Señor Quintero, para posición sobre la enmienda presentada.

El señor QUINTERO CASTAÑEDA (desde su escaño): Gracias, señora presidenta.

No vamos a aceptar la enmienda. Porque ponía sustitución.

Aun así quiero agradecer a ASG, a Nueva Canarias y a Podemos, que apoyen esta iniciativa.

Aunque no aceptemos la enmienda, que, fíjense... (ininteligible) me hubiera gustado que fuera a lo mejor de adición o hubiéramos llegado a acuerdo. Y no es que esté en contra, que se puede presentar y aprobarla, pero es un compromiso con una plataforma de votarla así.

De verdad me da pena, me da pena... me da pena que el desconocimiento a lo mejor no es solo mío sino de todos. Con lo cual...

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Señor Quintero... señor Quintero, no cabe el debate...

El señor QUINTERO CASTAÑEDA (desde su escaño): Vale.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): ... Entiendo que no acepta...

El señor QUINTERO CASTAÑEDA (desde su escaño): No aceptamos la enmienda.

Muchas gracias.

La señora VICEPRESIDENTA SEGUNDA (Dávila Mamely): Gracias, señor Quintero.

Turno para los grupos no proponentes, Grupo Mixto.

Gracias, señorías.

Señorías, vamos a escuchar al diputado Fdez. de la Puente.

Adelante, señor diputado.

El señor FDEZ. DE LA PUENTE ARMAS: Gracias, señora presidenta.

Recordarán sus señorías cómo debatimos, no hace demasiado tiempo, en este mismo Parlamento la denuncia que los pescadores canarios hacían en referencia a que sus ordenadores registraban en la zona de pesca propiamente canaria como aguas de Marruecos.

Me manifestaba entonces, y así quiero hacerlo hoy nuevamente, en que las aguas canarias como tal no existen, porque nuestro Estatuto de Autonomía solo nos da competencia sobre las aguas interiores de cada isla, que son los puertos y desembocaduras de los barrancos y las ensenadas entre la costa y las líneas de base recta insulares que unen los puntos salientes, más salientes, de cada isla.

Pero no es menos cierto por ello que, erróneamente, las denominadas aguas del archipiélago canario son jurídicamente y a todos los efectos aguas españolas, medidas desde la línea base de cada isla el mar territorial y las 12 millas náuticas y la zona económica exclusiva y plataforma continental de 188 millas más, con posibilidad de ampliar esta última otras 150 millas. Así es como deben de considerarse legalmente.

En lo que respecta a las aguas solapadas con Marruecos, Portugal y el Sáhara Occidental, existía hasta ahora un acuerdo tácito de mediana equidistante, con discrepancias con Portugal en torno a la mediana en las islas Salvajes. (El señor presidente se reincorpora a su lugar en la Mesa).

En conclusión, podemos afirmar, por tanto, que ningún país puede delimitar las aguas archipielágicas dentro del perímetro que une los puntos exteriores de nuestro archipiélago, ya que la Convención de Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar, adoptada en 1982, establece un exhaustivo régimen de ley y orden en los océanos y mares del mundo, emanando reglas que rigen todos los usos posibles de los océanos y de sus recursos.

En lo que a Canarias puede afectar dicho régimen con el mar deja clara la competencia del Gobierno de España al respecto, ya que reserva explícitamente dicho privilegio a los Estados archipielágicos o aquellos que gocen de plena autonomía interna reconocida por la ONU.

La interpretación de los usos de los océanos y de los conceptos jurídicos y regímenes que los regulen da pie, recurrentemente, a polémicas interesadas acerca de una cuestión sobre la que solo hay acuerdos provisionales, ambiguos y, en ocasiones, precarios.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, don Ricardo.

Turno para el Grupo Parlamentario Popular, señora Reverón.

Adelante.

La señora REVERÓN GONZÁLEZ: Gracias, presidente.

Señorías, y sobre todo al proponente de esta proposición no de ley. Usted hablaba de que esto es política, pero no, esto es una cuestión jurídica. ¿Y sabe por qué? Porque usted ha hecho un relato jurídico que descansa sobre lo que es el Estado archipielágico, pero intenta tratarnos como si fuéramos un Estado.

Mire, empiezo diciendo esto porque no debemos olvidar que la figura del territorio dotado de plena autonomía interna, a la que usted hace referencia en su proposición no de ley, se encuentra prevista, efectivamente, en las resoluciones de las Naciones Unidas, concretamente en la 742 y en la 1514, solamente usted hace referencia a la 1514. Y, además, debemos de recordar que son resoluciones que se adoptaron en unas circunstancias radicalmente distintas a la actual, ¿y saben por qué? Porque se adoptaron después de la II Guerra Mundial.

Pero usted no hizo referencia, como he dicho, a la resolución 742, ¿y sabe por qué? Porque esta resolución dice cuáles son los factores que deben de ser tenidos en cuenta para decidir si un territorio es o no un territorio cuyo pueblo, o cuya ciudadanía, no ha alcanzado todavía la plenitud del gobierno propio. Y entre esos factores se encuentran los siguientes:

Primero, formas de gobierno. Es decir, completa libertad del pueblo de ese territorio para elegir la forma de gobierno que desee. Evidentemente, esto iría en contra de nuestra Constitución española.

Dos, gobierno territorial. Es decir, ausencia de todo control e injerencia del Gobierno central sobre el Gobierno interno. Poder ejecutivo, poder legislativo y poder judicial, por tanto, en contra de la Constitución.

Y tres, jurisdicción en lo económico, en lo social y en lo cultural, completamente, tener una autonomía independiente en esas jurisdicciones, por tanto, se incumple con la Constitución.

Miren, en esta proposición no de ley también se hace referencia a la zona económica exclusiva, es decir, al área de los mares y los océanos que se ubica dentro de las primeras 200 millas náuticas desde la costa. Y hay que decir que esta está sometida a un régimen jurídico específico que permite al Estado ribereño explotarlas económicamente y también la obligación de conservarlas.

Por su parte, como ya le digo que esto va de temas jurídicos y no de temas políticos, el artículo 132.2 de la Constitución dice que son bienes de dominio público estatal, estatal, los que determine la ley, en todo caso la zona marítimo-terrestre, las playas, el mar territorial y los recursos naturales de la zona económica y la plataforma continental.

Pues bien, la Convención Internacional del Mar da pleno reconocimiento a los Estados que tengan problemas para delimitar esa zona económica exclusiva en el caso de que no existan esas 200 millas entre un Estado y otro, pero en ningún caso se lo da a las autonomías y mucho menos a los estatutos de autonomía. Por tanto, el competente es el Estado español.

Pero, además, señorías tenemos que tener en cuenta la disposición adicional única de Ley 44/2010, de 30 de diciembre, de aguas canarias, relativa, escúcheme bien, al respeto al derecho internacional y dispone lo siguiente: "El trazado del contorno perimetral no alterará la delimitación de los espacios marítimos en las islas Canarias, tal y como están establecidos por el ordenamiento jurídico español en virtud del derecho internacional vigente".

Y asimismo la Convención de Naciones Unidas sobre el derecho del mar reconoce la soberanía de los Estados, y dice lo siguiente: la soberanía de un Estado se extiende fuera de sus territorios y sus aguas interiores a una zona de mar adyacente a sus costas designada con el nombre de mar territorial.

En definitiva, señorías, el Estado es el competente para defender los intereses de todos los españoles, incluidos los canarios, y por tanto esa zona. Por tanto, esta proposición no de ley no se sostiene jurídicamente hablando.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señoría.

Hemos finalizado los turnos de intervención. Ruego a sus señorías ocupen sus escaños. (La Presidencia acciona el timbre de llamada a votación. Pausa).

Muchas gracias, señorías.

Señorías, votamos. (Pausa).

Señorías, gracias. (Pausa).

63 votos emitidos, señorías, ninguna abstención, 27 votos a favor, 36 votos en contra.

Queda rechazada.

Más información
Otros formatos
  • Borrador del diario de sesiones en PDF Borrador del diario de sesiones en PDF
Iniciativas tratadas
  • 10L/PNLP-0469 Sobre reconocimiento a Canarias del estatus de Plena Autonomía Interna (PAI) para la delimitación de los espacios marítimos.