Diario de Sesiones 127/2022, de fecha 8/6/2022
Punto 9

10L/PL-0015 DICTAMEN DE COMISIÓN. DE LA COMISIÓN DE ECONOMÍA, CONOCIMIENTO Y EMPLEO, SOBRE EL PROYECTO DE LEY DE ECONOMÍA SOCIAL DE CANARIAS.

El señor PRESIDENTE: Continuamos con el orden del día, con el punto número 7, consistente en el debate de comisión, en este caso del proyecto de ley, del proyecto de ley de economía social de Canarias.

Empezamos, señorías, con los turnos de los grupos que mantienen enmiendas en el pleno, empezamos, señorías, si les parece, con el orden correspondiente, vamos en primer lugar con el Grupo Nacionalista Canario.

Señora Beato, tiene la palabra.

La señora BEATO CASTELLANO: Gracias, señor presidente, señorías, señores del Gobierno.

Representación de las entidades que nos acompañan hoy en la tribuna, tengo constancia de la representación de la Asociación Canaria de Centros Especiales de Empleo, también de la entidad Adeican y, en todo caso, si se me queda alguna de las que estén presentes, bienvenidas todas estas entidades que hoy nos acompañan para ver la luz en esta aprobación de la primera ley canaria economía social.

Partíamos de esta... de la importancia de la economía social, que prima a las personas la aplicación de la responsabilidad en la actividad económica a un fin social, la promoción de principios esenciales, como la solidaridad, la igualdad, la cohesión social, la inserción de personas en riesgo de exclusión social, la generación de empleo, pero empleo estable y de calidad, y la sostenibilidad. Estos son principios fundamentales que promueve esta economía.

Una economía de la que forman parte entidades de muy diversa índole, como son las cooperativas, las sociedades laborales, las mutualidades, los centros especiales de empleo e iniciativa social, las empresas de inserción, las cofradías de pescadores, las asociaciones vinculadas al movimiento de la discapacidad y de la inserción de personas en exclusión y las fundaciones.

Por tanto, las virtudes de la economía social, de su aportación a la sociedad y a la sociedad canaria en particular son indiscutibles.

Partíamos, señorías, de un proyecto de ley que vimos en el mes de enero, se tomó en consideración, que venía con unos antecedentes muy criticados por un dictamen muy duro, implacable en sus conclusiones, del Consejo Económico y Social, y también con un dictamen del Consejo Consultivo que advertía de inconstitucionalidad de varios preceptos por invadir competencias estatales.

El Gobierno lo corrigió, corrigió y lo adaptó a ambos dictámenes, y se quedó un proyecto de ley que en el texto final quedó un tanto descafeinado, necesitaba un impulso. Podía ser más ambicioso e innovador, e incluso mayor adaptación a las especificidades de Canarias.

Y en eso pusimos el Grupo Nacionalista nuestra cabeza, nuestra tarea, para tratar de mejorar el proyecto de ley con nuestras aportaciones en el trámite de enmiendas al articulado. Y para ello tenemos que dar las gracias a todas las aportaciones que nos trasladaron las entidades, la Asociación Canaria de Centros Especiales de Empleo y entidades como Anagos, Adeican, EAPN Canarias, que nos han permitido tener una mejor visión de la realidad de la economía social y nos ha permitido orientarnos para articular nuestras enmiendas.

Unas enmiendas que, como digo, trasladaban todas estas propuestas, alguna propuesta también de algún profesor de universidad que nos ha ayudado muchísimo en la tarea de las enmiendas. Nuestro grupo presentó inicialmente una decena de enmiendas, y luego posteriormente en el trámite de ponencia aportamos unas cinco enmiendas más in voce.

Con todo esto, en el trámite de ponencia tenemos que decir que todos los grupos de esta Cámara hemos coincidido y hemos transado la mayoría de las enmiendas, nos hemos puesto de acuerdo en el objeto de la ley, en su ámbito de aplicación, en los principios orientadores, en el fomento y la ordenación y la difusión de este sector. Por tanto, ha sido un trabajo de mucho consenso en la ponencia.

Y yo quisiera destacar algunas de nuestras incorporaciones, que nos satisface haber incorporado, haber aportado y dar un mayor valor añadido a la mejora de la ley. En concreto, en el artículo 9, dentro de la tarea del fomento, el impulso del Gobierno a la economía social, fomentar entre las entidades del sector público, todas las entidades del sector público de Canarias, la adopción y cumplimiento de acuerdos de Gobierno sobre el porcentaje obligatorio de reserva de contratos para empresas de inserción y centros especiales de empleo de iniciativa social. Esto sería de acuerdo con la ley de contratos del sector público, una legislación estatal básica, que establece que promueve la reserva en los contratos públicos para entidades de economía social.

Y la ley estatal deja un amplio margen a las comunidades autónomas y lo que hemos tratado en esta ley es de establecer un porcentaje, plasmar en la ley canaria un compromiso de un porcentaje mínimo de reserva, inicialmente es del 0,5 % del volumen de licitación del año anterior para cada uno de los tipos de reserva... (ininteligible) es un paso que se da, que se da en la ley canaria, y que pone una pica para seguir avanzando en apoyar a través de la contratación pública a las entidades de la economía social.

Además, transamos que en el... una de las funciones del consejo de economía social sea garantizar el control y seguimiento de que esta cláusula, que este artículo se cumpla y garantizar el cumplimiento de esas reservas.

Una incorporación también que queremos destacar es una nueva disposición adicional en la ley que mandata al Gobierno a elaborar una estrategia de economía social, que sea de carácter plurianual y que además esa estrategia se remita como comunicación al Parlamento para que podamos, desde esta Cámara, aportar, los grupos parlamentarios, y pronunciarnos desde este Parlamento sobre esa estrategia. Creemos que es un compromiso que se asume en esta ley de establecer una estrategia que dé respuesta, que impulse y que tenga un compromiso de una ficha financiera para apoyar esta economía social.

Quedan vivas algunas enmiendas, una enmienda al artículo 12 y varias enmiendas al artículo 16, por parte de este Grupo Nacionalista y que quisiera explicarles.

En el artículo 12, relativo al impulso de la responsabilidad social y empresarial y la igualdad y la conciliación en las entidades de economía social, nosotros aportábamos este artículo, les comento, que trata del impulso y el fomento de la implantación de planes que refuercen la responsabilidad social y empresarial. Y pone el foco en la responsabilidad social empresarial dentro de las entidades de economía social que por su naturaleza esos principios son los que les rigen.

Nosotros, en nuestra enmienda, aportamos un nuevo párrafo para reflejar la promoción de las entidades de economía social como socios de la responsabilidad social de las empresas tradicionales, de cualquier empresa, como un paso más para evitar que la responsabilidad social corporativa sea una simple responsabilidad social caritativa y puntual donde las entidades de economía social solo tienen una colaboración puntual, pero no continuada.

Quedan vivas, además, enmiendas al artículo 16 en la composición de la comisión de economía social de Canarias. De por sí, este artículo establece una amplia composición de esta comisión. Nosotros, o nuestra enmienda, haciéndonos eco de las aportaciones fundamentalmente de la Asociación Canaria de Centros Especiales de Empleo, planteábamos una redacción que diera una mayor pluralidad, que diera una cabida a todas las sensibilidades, a todos los colectivos. Y creemos que a pesar del esfuerzo que se hace en este artículo entendemos que con nuestra enmienda se abría más a una mayor participación, a una mayor apertura y a una mayor pluralidad que enriquecería el trabajo de la comisión de economía social.

Y, finalmente, quiero concluir agradeciendo la colaboración de los servicios de la Cámara, agradeciendo a todos los ponentes el esfuerzo del consenso para llegar a los acuerdos que nos han permitido transar, como digo, la mayoría de las enmiendas. Y, por supuesto, reiterar el apoyo y la colaboración de las asociaciones y entidades que nos han trasladado propuestas para nosotros articular las enmiendas. De modo que hoy vamos a poder aprobar una ley de economía social que contribuya al fomento y a la promoción de esta economía en las islas y que, sin duda, va a ser sin duda una mejor ley que va a favorecer el impulso de esta economía en las islas.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora Beato.

Turno para el Grupo Parlamentario Popular, don Carlos Ester tiene la palabra.

El señor ESTER SÁNCHEZ: Gracias, señor presidente. Señorías.

En primer lugar, también, como la portavoz de Grupo Nacionalista Canario, sumarme a saludar a los miembros de las distintas plataformas que hoy aquí están y también a don Tomás Martín, miembro de la CEOE de Tenerife y también de Episcan. Por lo tanto, bienvenidos, todos bienvenidos a su casa y gracias por estar aquí.

En primer lugar, también, como no puede ser de otra manera, agradecer a todos los miembros de la ponencia, bueno, pues, el trabajo, el tesón y, bueno, y la forma de trabajar que ha sido realmente muy productiva y sin ningún tipo, además, de inconvenientes.

Al señor letrado, señor Ruano, también gracias por las aportaciones y por el trabajo realizado en esta ponencia.

Como bien hemos dicho, este proyecto de ley que debatimos en Canarias sale de ese desarrollo, de esa Ley 5/2011, de 29 de marzo, esa ley de Economía Social, al cual nosotros también a nivel nacional mostramos, el Partido Popular mostró su apoyo y lo que hoy intentamos hacer en Canarias, lo que se intentó hacer en esta ponencia, por parte también del Partido Popular, era hacerlo con esas especificidades para Canarias y teniendo en cuenta esas condiciones y esa región de ultraperificidad en la que nos encontramos y también en los momentos de dificultades añadidas debido a la COVID-19.

Esta ley debía y debe regular ese nuevo marco jurídico importantísimo para las empresas de economía social en Canarias, para las cooperativas, para las mutualidades, para las fundaciones, para las asociaciones que llevan a cabo la actividad económica, para todas esas sociedades laborales, para los centros especiales de empleo, para todas las empresas de inserción, para las cofradías de pescadores, para las sociedades agrarias y de transformación que realmente son las protagonistas, todas ellas, de otra forma de emprender, de una forma de emprender totalmente diferente, la hoy llamada economía social, que contribuye a tener esa nueva relación en el mercado de trabajo. Ellas son las protagonistas para poder rectificar en el desempleo o la inestabilidad del trabajo, la exclusión al desempleado.

La economía social por lo tanto, señorías, cumple un papel de gran importancia en la creación de empleo y creo que con esta ley hoy, que hemos trabajado entre todos, pues así lo cumple.

Indiscutidamente, la economía social hoy también tiene mucha importancia en todas esas relaciones del mercado económico, pero también en el mercado social, en relaciones sociales, por tanto, señorías, la economía social desde el punto de vista económico también constituye un motor de creación importantísimo de empleo que está aún en auge, y que está muy lejos de haber agotado todo el potencial.

Por eso es importante que destaquemos en este pleno que con respecto a este proyecto de ley la economía social, como valor económico pero también como valor social, porque genera nuevas oportunidades para la sociedad, porque corrige desequilibrios sociales y económicos, porque complementa y llega donde no llegan ni el sector público ni el mercado, porque propicia participación ciudadana y porque contribuye de manera clara al desarrollo social, económico y más equilibrado, equitativo y solidario.

En definitiva, la economía social, señorías, y esta ley constituye la cohesión social, el desarrollo local, territorial y la innovación.

Con este proyecto de ley que hemos trabajado lo hemos tenido en cuenta poniendo sobre la mesa los grandes retos y los grandes desafíos de nuestra economía, de la economía canaria, y lo hemos, entiendo, bajo nuestro punto de vista, que lo hemos mejorado.

Desde el Grupo Parlamentario Popular ponemos de manifiesto que hemos intentado hacer la mejor normativa posible, la mejor normativa legislativa que beneficiase no solo a las empresas sino a toda la sociedad en general, por eso presentamos a los 18 artículos que tiene esta ley 14 enmiendas, de las cuales 10 fueron de manera ordinaria y 4 in voce. Entre transadas y aceptadas, de esas 14, 13 no fueron aprobadas y por lo tanto insertadas en este texto normativo, quedando viva solamente una sola enmienda de las cuales era una enmienda in voce.

Nuestras enmiendas han versado para mejorar, para aclarar el texto, potenciar la participación de los colectivos, también para fortalecer la democracia institucional y económica.

Como bien ha dicho la señora Beato, entre muchas otras cosas o muchas otras enmiendas, la reserva de puestos de trabajo o de contratos para las empresas de inserción o la reserva de adjudicaciones en licitaciones públicas, etcétera, que creemos que era bastante conveniente.

También muchas de ellas fueron trabajadas, en su gran mayoría por colectivos, a los cuales también me quiero sumar al agradecimiento de haber trabajado con ellos, la única que queda viva nos fue aportada por Isonorte, en la isla de La Palma, y la hemos decido mantener porque entendemos que aunque no desvirtúa lo que es fondo de la ley sí enriquecería más aún esa ley y esa participación, y por lo tanto la mantenemos porque son los colectivos quienes mejor saben qué se necesita para desarrollar una ley.

En cuestión a la enmienda del artículo... Eso en la enmienda del artículo 16.

Con respecto a las enmiendas de Coalición Canaria nosotros vamos a votar, ya que las enmiendas del Partido Popular a los mismos artículos fueron transadas y fueron aprobadas, por lo tanto iríamos en contra de nuestras propias propuestas. Son dos formas pero que al final al aceptar las nuestras pues evidentemente, señora Beato, tendríamos que votar en contra de las suyas para no desvirtuar las nuestras.

Y también vamos a votar, para concluir señorías, vamos a votar a favor de esta ley, pero vamos a hacerlo de manera en su conjunto porque, aunque tiene y para nuestra vista un preámbulo bastante extenso y un preámbulo que al final es mucho más largo que la propia ley y redunda mucho sobre legislaciones nacionales, y así lo dijo también en su momento el Consejo Consultivo en determinadas situaciones, creemos que, bueno, que al final evidentemente entre todos hemos hecho la mejor ley posible y hemos trabajado en aras a hacer la mejor ley para la sociedad canaria.

Por lo tanto, señorías, el Partido Popular ha intentado desde el minuto uno que esta sea la mejor ley posible para Canarias. Hemos trabajado en ello, hemos trabajado en conjunto, y votaremos a favor de esta ley porque entendemos que al igual que trabajaremos la sociedad... (ininteligible) dentro de unos meses pues intentaremos trabajarlo de la mejor manera posible para que sea lo mejor para Canarias y para todos los colectivos.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Gracias.

Continuamos con los turnos de los grupos parlamentarios.

Grupo Mixto.

El señor FDEZ. DE LA PUENTE ARMAS: Gracias, señor presidente, señora consejera, invitados.

Después de unos meses de trabajo en ponencia finaliza hoy la tramitación de esta ley de economía social.

Definimos la economía social como el conjunto de actividades económicas y empresariales que en el ámbito privado llevan a cabo aquellas entidades que de conformidad con una serie de principios persiguen el interés general, económico o social, o ambos, primacía de las personas y del fin social sobre el capital, aplicación de los resultados obtenidos a la actividad económica principalmente en función del trabajo aportado y servicio o actividad realizada, promoción de la solidaridad interna y con la sociedad que favorezca el compromiso con el desarrollo local, la igualdad de oportunidades entre hombres y mujeres, la cohesión social, la inserción de personas en riesgo de exclusión social, entre otras.

Tienen diferente formas jurídicas como son las cooperativas, las sociedades laborales, las mutualidades, los centros especiales de empleo, algunas empresas de inserción, pero también, como ha dicho alguno de los intervinientes anteriores, las cofradías de pescadores. Todos ellos forman parte de esa economía social, son actores fundamentales en una sociedad como la nuestra que no siempre ponen los intereses de las personas por delante y que busca una sociedad más justa y que todas puedan tener oportunidades para mejorar su situación.

La ley que votaremos aquí viene precedida de un amplio debate en comisión, donde tengo que decir que se ha mejorado el texto inicial, tanto por las aportaciones de los partidos que apoyan al Gobierno, como también por parte de la oposición.

Creo que ese debate en ponencia, ese debate en ponencia ha sido muy constructivo y productivo.

Hay que recordar que este ya venía precedido por una primera fase de información pública en que todos los agentes sociales más representativos hicieron sus aportaciones y, que también tengo que decir, han seguido estando presentes en el trabajo de ponencia.

Creo que esta ley ha conseguido un amplio consenso y creo que todos esperamos que dé respuesta y amparo a todos los agentes que participan de esta importante actividad para con la sociedad.

Quiero, por último, agradecer la siempre inestimable colaboración de los letrados, en este caso del señor Ruano, al que, como siempre, es una cosa que siempre se dice, pero tengo que decir que todos aquellos que participamos o hemos participado en ponencias de textos legales sabemos de su ayuda y asesoramiento para poder dar forma a las propuestas que desde los partidos políticos hacemos a los diferentes textos legales.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Gracias, señoría.

Tiene la palabra el Grupo Parlamentario de la Agrupación Socialista Gomera.

El señor RAMOS CHINEA: Señor presidente.

Dar la bienvenida también a los asistentes y agradecerles que estén hoy aquí para ver el trámite final de esta ley, después de haber llegado a varias ponencias.

Y yo quiero, precisamente empezar a agradeciendo, sobre todo, a este Gobierno de Canarias y, especialmente, a la Consejería de Economía, Conocimiento y Empleo por la presentación e impulso de esa ley.

También quiero agradecer, en nombre de mi grupo, a los diferentes colectivos que se han reunido con nuestro grupo parlamentario para sus aportaciones, especialmente a los centros especiales de empleo, a los que creemos haber dado una respuesta y solucionado sus dudas razonablemente con las enmiendas que hemos presentado en conjunto con el pacto de gobierno.

Tampoco queremos olvidarnos de agradecer al resto de grupos parlamentarios, además de la labor del letrado, del señor Ruano, y de los servicios jurídicos para que se haya podido desarrollar una ponencia que creo que ha sido muy constructiva y muy fluida. Una ponencia en la hemos tratado de buscar consensos en la búsqueda de la aprobación de enmiendas que han presentado los diferentes grupos y así tener un mejor texto legal y yo creo que lo hemos conseguido.

Hemos modificado el objeto, el concepto y los principios orientadores clarificando la representación y participación de todos los agentes más representativos de la economía social a la vez que se han incluido la obligatoriedad de establecer planes de igualdad y de conciliación en estas entidades y hemos fijado un año de obligatoriedad de que se apruebe por el Gobierno de Canarias la estrategia canaria de economía social.

Ahora solo nos queda este debate y la aprobación final de una ley que permitirá que en el archipiélago haya un apoyo pleno y se permita la participación de las entidades de la economía social en las políticas que ponga en marcha este Gobierno de Canarias.

Hablamos de agentes en que su esfuerzo económico y emprendimiento aportan una justicia social y un modelo económico más comprometido con la solidaridad, la acción empresarial responsable en beneficio de las personas y que ayudan con su propio esfuerzo a la implantación de los objetivos de desarrollo sostenible en su entorno más cercano, lo que implica un desarrollo socioeconómico más sostenible y dinámico ayudando a impulsar el emprendimiento y la creación de empleo estable y de calidad.

Queda, por tanto, ahora que estemos pendientes, señorías, y que le pidamos al Gobierno de Canarias que trabaje y active en los próximos meses la estrategia canaria de economía social, de forma que esta ley despliegue sus efectos de forma plena.

Estamos seguros de que será así en el futuro y de que esta ley será útil para los canarios y las canarias.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señoría.

Turno para el Grupo Parlamentario de Sí Podemos Canarias.

El señor MARRERO MORALES: Buenas tardes, señorías. Buenas tardes, señora consejera de Economía, Conocimiento y Empleo. Buenas tardes a los representantes de las entidades aquí presentes.

En primer lugar, agradecer a los ponentes de los grupos de la oposición y de los grupos que apoyamos al Gobierno la sintonía, el buen diálogo que hemos tenido para llegar al consenso y para acordar aprobar una ley de economía social, tal como dispone el artículo 118.3 del Estatuto de Autonomía de Canarias.

Agradecer también al letrado, al señor Ruano, su apoyo y su profesionalidad.

Y, de alguna manera, repetir algo que con frecuencia solemos repetir que es que una vez más ha primado el interés general sobre los intereses partidistas y nos hemos puesto de acuerdo para ser útiles desde la política para resolver los problemas de la ciudadanía.

Ahora Canarias, en cumplimiento del Estatuto de Autonomía, va a disponer, ya, de una norma legal adaptada a nuestras peculiaridades y singularidades. Y quisiera destacar que es una ley importante porque impulsa y defiende otro modelo de producción.

El propio Parlamento Europeo ha considerado la economía social como uno de los pilares del modelo social europeo, a través del cual se conjugan rentabilidad y solidaridad, creando empleos de calidad y, fundamentalmente, para sectores sociales que tienen más dificultades para el empleo, reforzando la cohesión social y el que toda la ciudadanía pueda sentirse útil a nivel personal y social, fomentando la cohesión económica y social, generando capital social, de manera especial en unas islas donde este sector está escasamente profesionalizado, como ya veíamos en comisión, y promoviendo una ciudadanía activa, la solidaridad y una economía fundamentada en los valores democráticos, situando a las personas en primer plano, erradicando formas de explotación y contribuyendo al desarrollo sostenible, así como a la innovación social, medioambiental y tecnológica, como afirmó el Parlamento Europeo en 2009 y, en definitiva, propiciando una actividad empresarial responsable en beneficio del interés general de las personas.

Creo que son valores suficientes a destacar de esta ley de economía social que, si no, pasaría inadvertida dentro del debate, porque no genera ese encontronazo, que es lo que suele ocurrir con otras leyes.

Las empresas de economía social tienen otras pautas diferentes, tanto en la propia configuración de las plantillas y en las condiciones de trabajo de sus empleadas y empleados como en su especialización productiva y su localización geográfica. En las empresas de economía social se incorpora a personas con un empleo inclusivo y que, de no ser así, tendrían dificultades de acceso a la economía mercantil. Se reduce la precariedad con empleos estables y de calidad y los niveles salariales son mucho más igualitarios, con mayores niveles de igualdad, con incorporación de la mujer y con menor brecha salarial. Tiene una mayor oferta de servicios en sectores como servicios sociales o la educación. Crean empleo en ciudades intermedias, en zonas rurales, promocionando productos locales y artesanales y favoreciendo el mantenimiento de la población en los municipios que tienden a despoblarse, como ocurre en algunas zonas de Canarias.

Este sector está infradesarrollado en Canarias, con una escasa presencia del 1,2 % en el ámbito de las cooperativas estatales y del 2,6 % en el caso de las sociedades laborales. Por tanto, pensamos que esta ley podrá servir también para impulsar a ese sector, animar a que más gente forme parte de él y se promocione.

En la economía social la eficacia económica está al servicio del objetivo social, generando interdependencia entre lo económico y lo social y no subordinando lo social a lo económico, aspecto también fundamental cuando hablamos de un nuevo modelo productivo que no es el mayoritario mercantilizado.

La economía social, en momentos de crisis, juega un papel fundamental, primando a las personas sobre la maximización de los beneficios. Esta ley pretende ser útil para impulsar y reforzar los valores de la economía social, favoreciendo la creación de empleo inclusivo, estable y de calidad y favoreciendo la cohesión social y territorial de Canarias.

Esta ley no pretende, como ya dije en comisión, dar un pez a quien lo necesita, como un acto de caridad, sino entregarle a cada cual una caña y los aparejos de pesca para ser útil para sí mismo y para la sociedad.

Y finalmente, si me permite un momento más, señor presidente, estamos seguros de que también contribuirá a la reducción de las desigualdades entre hombres y mujeres... (corte de sonido producido por el sistema automático de cómputo del tiempo. La Presidencia le concede un tiempo adicional), la perspectiva de género como principio transversal.

Esta ley ha cumplido con todo el proceso de requisitos de financiación, participación, seguridad jurídica y, por tanto, la vamos a apoyar sin ninguna excusa y pensamos que mejorará el sector en Canarias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señor Marrero.

Turno para el Grupo Parlamentario de Nueva Canarias, señora Hernández Jorge.

La señora HERNÁNDEZ JORGE: Gracias, señor presidente.

Nuestro grupo también, Nueva Canarias también, quiere dar la bienvenida y saludar a los miembros de las diferentes entidades que hoy han podido acompañarnos, a los que están aquí presentes y a los que seguramente nos escuchan a través de las redes sociales.

Sin duda hoy es un día importante para Canarias, damos hoy... aprobamos hoy la primera ley canaria de economía social y, además, damos respuesta a un mandato del Estatuto de Autonomía, que recoge nuestra competencia exclusiva en fomentar y en ordenar el sector de la economía social. Una ley que, como digo, pretende ordenar y fomentar la economía social pero, además, con la participación activa de todos los agentes sociales, de las administraciones públicas y de todas las entidades de economía social, de los sindicatos, de ayuntamientos, cabildos, de diferentes consejerías como Empleo, por supuesto Pesca, Agricultura, Transición Ecológica, Industria, Turismo, Igualdad... todos formarán parte de esta... de la comisión de economía social y, por lo tanto, serán responsables de su implementación y de su desarrollo.

Las entidades de economía social son por naturaleza un activo de gran valor para el desarrollo local de cualquier territorio, y esta ley reconoce este papel, aportando un marco legislativo moderno y eficaz para su impulso en las islas. Porque esto tiene que ser, tiene que ser el objetivo final de esta ley, impulsar el peso de la economía social en Canarias, en nuestras ciudades, en nuestros pueblos, en nuestros municipios, en todas las islas, necesitamos más y más sólidas cooperativas, cofradías, sociedades laborales, empresas de inserción y centros especiales de empleo, fundaciones y otras formas asociativas de tipo social que promuevan actividades empresariales y económicas. Las administraciones deben, debemos, promover y estimular su creación y también apoyar la estabilidad y el desarrollo de las ya existentes.

Tenemos el convencimiento desde nuestro grupo de que un tejido productivo en el que las entidades de la economía social participan activamente y con un protagonismo suficiente es un tejido productivo con mayor capacidad de redistribución de la riqueza, más equitativo desde el punto de vista sociolaboral, y por tanto más justo, más democrático e igualitario. Porque prioriza frente al capital al valor de las personas, a sus capacidades, sus méritos, su iniciativa, su creatividad.

Una alta participación de la economía social se traduce en una oportunidad para la generación de empleo estable y de calidad, la mejora de las condiciones de trabajo, la conciliación y la inserción de personas en riesgo de exclusión social. También es un tejido productivo más comprometido con la neutralidad climática y con los objetivos de desarrollo sostenible de la Agenda 2030.

Pero, que nadie se engañe, lo que menos necesitan este tipo de entidades es una atención paternalista, fundada en criterios afortunadamente superados que veían en este tipo de iniciativas una especie de instrumentos asistenciales o de solidaridad de bajo coste. Estamos ante auténticos agentes económicos que contribuyen significativamente a la economía y que así deben ser consideradas. Las entidades de la economía social son también economía, enriquecen nuestro capital social y nuestra cohesión como sociedad, pero también nuestro capital empresarial.

Por supuesto, necesitan medidas específicas, y es lo que pretende esta ley y lo que justifica su fomento y que se habiliten instrumentos para impulsarla.

Por supuesto, me sumo a ese reconocimiento, agradecimiento de todos los grupos que desde el consenso hemos tenido unas ponencias que nos han permitido traer una ley muy consensuada.

Pero antes de acabar permítanme dirigirme a nuestros jóvenes, a las y los jóvenes canarios, para que contemplen la economía social como una alternativa, no la única, por supuesto, pero sí una que merece una alta consideración. Estoy segura de que podrían encontrar en estas entidades una opción vital y laboral acorde a su formación, a sus valores solidarios y a su compromiso con el medio ambiente, con el planeta, con su propio futuro, incorporándose a este tipo de organizaciones o incluso participando en la creación de nuevas iniciativas podrán encontrar un futuro laboral que satisfaga sus expectativas personales a la vez que contribuyan al bienestar de todos y todas.

Gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora diputada.

Turno para el Grupo Parlamentario Socialista.

Adelante.

El señor VIERA ESPINOSA: Gracias, señor presidente. Buenas tardes, señorías.

Dar la bienvenida también a las personas y a los representantes de las entidades del sector de la economía social que nos acompañan en este salón de plenos.

En primer lugar, el Grupo Parlamentario Socialista se suma también, como han hecho el resto de los diputados y diputadas que me han precedido en el uso de la palabra, en agradecer el trabajo realizado por los ponentes de los grupos parlamentarios para llegar a un gran acuerdo, y también, por supuesto a los servicios de la Cámara.

Señorías, hablar hoy de economía en atención al cuerpo doctrinal exige con rigor señalar su precedente en el cooperativismo de consumo, que tiene sus raíces en el asociacionismo con el que se pretendió dar respuesta a las aspiraciones de los sectores de trabajadores y de la formulación ideológica y práctica que los socialistas asociacionistas llevaron a cabo tras la aparición del capitalismo industrial en los siglos XVIII y XIX.

Es imprescindible mencionar la experiencia de determinados grupos en Gran Bretaña y los sistemas cooperativos de crédito de Raiffeisen y Schulze-Delitzsch, en Alemania, entre los 28 socios fundadores de estos grupos figuraba en el mismo grado de igualdad una mujer, nada habitual en la sociedad de la época, con lo que el cooperativismo la establecía la especial sensibilidad a la igualdad de género, adelantada a los tiempos.

Con estos mimbres ideológicos llegamos hoy en día a que la economía social se ha convertido en género y el cooperativismo en la especie, así, junto a otras fórmulas que tienen, que quedan integradas en la norma que se vota hoy, permite mantener sin complejos que nuestra comunidad autónoma queda dotada de un medio efectivo que sitúa a los trabajadores y a las trabajadoras en el centro de la actividad económica por encima del capital.

La igualdad, la integración, la solidaridad, el desarrollo sostenible, la responsabilidad social, se muestran conceptos clave para lograr el bienestar y la calidad de vida.

Los datos hablan por sí solos. La economía social es más inclusiva que la economía convencional.

Señorías, el Gobierno de Canarias presentó ante el Parlamento autonómico un proyecto de ley para su debate y aprobación, de acuerdo a la atribución que tenía conferida respecto al Estatuto de Autonomía sobre el fomento y la ordenación del sector de la economía social. Mediante la aprobación de esta ley, Canarias se convertirá en la segunda comunidad autónoma en disponer de esta norma, después de la comunidad autónoma de Galicia. La ley que se aprueba hoy en Canarias es un reconocimiento a la fortaleza de las entidades de economía social, que han dado muestras siempre en épocas de crisis económica de un alto grado de resiliencia, de generación de empleo y de contribución al desarrollo económico de Canarias. Y todo ello con un alto valor social.

Señorías, esta ley que se ha traído hoy aquí ha sido enriquecida con las enmiendas que mi grupo ha presentado referidas al objeto, al ámbito de aplicación, a los principios orientadores, destacando las dos disposiciones adicionales, una relativa a la estrategia canaria de economía social y, la otra, relativa a la responsabilidad social, empresarial y sostenibilidad.

También hay que destacar el alto grado de consenso alcanzado por todas las fuerzas políticas, salvo en lo referido al artículo 16, es decir, en cuanto a la composición y al artículo 12, relativo al impulso de la responsabilidad social, empresarial y sostenibilidad.

En cuanto a la primera, el Grupo Parlamentario Socialista entiende que la representación está bien dimensionada, no olvidemos que estamos hablando de economía social y no de economía social y solidaria, porque podemos preguntarnos cuáles son las entidades sociales y solidarias, si son representativas o no. Desde el punto de vista jurídico este concepto no existe.

Y en cuanto al artículo 12 entendemos que para que exista un crecimiento sostenible e integrador la contratación pública desempeña un papel clave en la estrategia europea de 2020.

La pretensión de esta ley es establecer, entre otras cuestiones, políticas públicas que fomenten la economía social e impulsen la creación de empresas competitivas, responsables y sostenibles en la que primen las personas y el objeto social sobre el capital.

Señorías, esta ley pone el acento en la integración de los colectivos más vulnerables, en visibilizar el rol de las mujeres como agentes necesarios para el cambio, en imponer las mismas condiciones laborales y sociales, tanto para mujeres como para hombres, en el compromiso de crear empleo de calidad y en la participación real y efectiva de la ciudadanía.

Desde el Grupo Parlamentario Socialista tenemos especial sensibilidad con la economía social por el peso que tiene dentro nuestra economía del enorme potencial en cuanto a emprendimiento, especialmente entre nuestros jóvenes, y de su capacidad de innovación.

En definitiva, señorías, esta ley nace con el objetivo de afianzar una economía sostenible e inclusiva, una sociedad más cohesionada que dé oportunidades a los colectivos que tengan una mayor dificultad para encontrar empleo, que promueve el emprendimiento, que cree empleos de calidad y que respeten al mayor activo del que disponemos en estos momentos que es nuestro medio ambiente.

Antes de concluir me gustaría agradecer al personal experto investigador que junto a los grupos políticos presentes en esta Cámara y a la partición de todas las entidades representativas de la economía social han hecho posible esta realidad.

Hoy el Parlamento de Canarias con la aprobación de esta ley se convierte en un testigo del compromiso histórico adquirido con todas las entidades de economía social en Canarias.

Muchas gracias.

El señor PRESIDENTE: Muchísimas gracias, señoría.

Hemos finalizado los turnos de intervención de los grupos parlamentarios. Así que, señorías, procedo a llamar a votación.

Ruego vayan ocupando sus escaños.

(El señor presidente hace sonar el timbre de llamada a la votación). (Pausa).

Muchas gracias, señorías.

Vamos a proceder a la votación. Vamos, en primer lugar, a votar la enmienda número 23, del Grupo Parlamentario Nacionalista Canario.

Señorías, votamos. (Pausa).

Señorías, 26 votos a favor, 33 votos en contra, ninguna abstención.

Queda rechazada.

Votamos, señorías, ahora el artículo 12. (Pausa).

Señorías, 43 votos a favor, ningún voto en contra, 16 abstenciones.

Queda aprobado el artículo 12.

Votamos, señorías, ahora la enmienda número 24, 25, 26 y 27 del Grupo Parlamentario Nacionalista Canario.

Votamos, señorías. (Pausa).

18 votos a favor, 42 votos en contra, ninguna abstención.

Queda rechazada.

Votamos ahora la enmienda in voce del Grupo Parlamentario Nacionalista Canario y Grupo Popular. (Pausa).

27 votos a favor, 33 votos en contra, ninguna abstención.

Queda rechazada.

Votamos ahora, señorías, el artículo 16. (Pausa).

Muchas gracias, señorías. 42 votos a favor, ningún voto en contra, 17 abstenciones.

Queda aprobado el artículo 16.

Votamos ahora, señorías, el resto del articulado, incluyendo la autorización al servicio jurídico de la Cámara para realizar las mejoras y correcciones técnicas que sean precisas. Votamos, señorías. (Pausa).

Gracias, señorías. Ningún voto en contra, ninguna abstención, 60 votos emitidos favorables.

Por tanto, queda aprobado por unanimidad.

Muchísimas gracias, señorías.

(Aplausos).

Gracias, señorías.

Como saben, lo repito siempre, no está permitido hacer acciones, digamos, de afirmación o en contra de las intervenciones. En este caso, hacemos una excepción por la naturaleza de la iniciativa.

Muchas gracias.

La señora consejera tiene la palabra.

La señora CONSEJERA DE ECONOMÍA, CONOCIMIENTO Y EMPLEO (Máñez Rodríguez) (desde su escaño): Gracias, presidente.

Brevemente.

Simplemente quería dirigirme a todos los presentes para dar las gracias, para felicitarnos por este amplio consenso, por esta unanimidad, porque hablar de economía social es hablar de solidaridad, es hablar de justicia, es hablar de inclusión, es hablar de sostenibilidad, por lo tanto valores que contribuyen a hacernos a todos una mejor sociedad.

Y para poder dar las gracias, brevemente, me gustaría empezar por las catedráticas María del Pino Domínguez e Inmaculada Galván, que fueron las que con su texto iniciaron el trabajo que nos ha permitido llegar hasta aquí; a todas las entidades que, tanto en el trámite de audiencia como a lo largo de todo el proceso han hecho aportaciones, muchas están aquí, tanto Asescan, la Asociación Canarias de Centros Especiales de Empleo; Adican, la Federación Canaria de Cofradías de Pescadores; a UGT; Comisiones Obreras; a la CEOE, la Confederación Canaria de Empresarios, que con todas sus aportaciones a lo largo de todo el proceso han contribuido a que tengamos este consenso y la mejor ley en estos momentos para Canarias; y, por supuesto, a las ponencias, a las ponentes y ponentes de los distintos grupos parlamentarios por todo el trabajo que se ha hecho en aras de conseguir esa ley en la que nos sintamos todas y todos representados. Y ahora lo que toca es trabajar, que tengamos esa comisión, que tengamos es estrategia y que lo sigamos haciendo con el mismo trabajo de unidad, de consenso, como el que se ha transado en la aprobación de esta ley.

Así que, gracias a todas las ponencias de los grupos y gracias a todas las personas que con sus aportaciones y trabajo han hecho posible que tengamos la mejor ley posible para Canarias.

Muchísimas gracias. Gracias, presidente.

El señor PRESIDENTE: Muchas gracias, señora consejera.